Tema 10: Domicilio y ausencia (2012)

Apunte Español
Universidad ESADE (URL)
Grado Administración y Dirección de Empresas (BBA) + Derecho - 1º curso
Asignatura Derecho civil I
Año del apunte 2012
Páginas 5
Fecha de subida 10/10/2014
Descargas 6

Vista previa del texto

Marcos  Sauquet  Trías   Derecho  Civil  I  –  Tema  10   Tema  10:  Domicilio  y  ausencia   Domicilio   El   domicilio   constituye   la   sede   jurídica   de   la   persona.   La   determinación,   con   criterio   objetivo,   de   cuál   sea   la   sede   jurídica   de   cada   persona   es   necesaria   parar   establecer  la  competencia  territorial  del  juez  a  quien  pueda  recurrir  aquellos  que   quieren  ejercitar  los  derechos  que  ostentan  frente  a  la  persona  así  como  para  otras   acciones  jurídicas.   El   domicilio   tiene   una   garantía   constitucional,   pues   la   misma   Constitución   Española   garantiza   la   facultad   de   la   persona   para   poseer   en   exclusiva   un   ámbito   inviolable  de  intimidad  personal  y  familiar.       Encontramos  dos  tipos  de  domicilios;  el  real  y  el  legal.     El  domicilio  real  hace  referencia  al  lugar  determinado  por  la  residencia  habitual  de   la  persona.  El  lugar  puede  ser  la  casa,  apartamento  o  habitación  que  sirve  de  cobijo   y  de  vivienda  o  de  establecimiento  y  centro  de  sus  actividades  a  la  persona.     El  hecho  de  que  sea  residencia  habitual  significa  aquélla  en  que  mora  el  sujeto,  con   vocación   de   permanencia   manifestada   por   las   circunstancias   objetivas   de   su   establecimiento  y  modo  de  vida  allí.  No  se  requiere  declaración  de  voluntad  alguna   ni   llevar   un   tiempo   de   habitación   en   el   lugar   para   que   pueda   ser   considerado   su   domicilio.     El  domicilio  legal  hace  referencia  principalmente  al  domicilio  de  los  diplomáticos.   El   domicilio   de   éstos   será   el   último   que   hubieren   tenido   en   territorio   español   siempre  y  cuando  estén  en  el  extranjero  por  razón  de  su  cargo.     El  domicilio  conyugal  será  aquél  que  los  cónyuges  fijen  de  común  acuerdo.       Los  menores  sujetos  a  la  potestad  del  padre  y  de  la  madre  tienen  el  domicilio  de   éstos,  o  el  de  aquel  de  ellos  que  ejerza  la  potestad  familiar.   Los  incapacitados  sujetos  a  tutela  tendrán  el  domicilio  de  su  tutor.   A  pesar  de  que  ni  unos  ni  otros  pueden  tener  domicilio  propio  esto  no  quita  que   puedan   tener   una   residencia   distinta   de   la   del   domicilio   o   residencia   de   sus   guardadores.   Los   incapacitados   sujetos   a   curatela   tendrán   domicilio   propio,   así   como   los   pródigos.     Un   sujeto   puede   no   tener   residencia   habitual,   por   lo   que   los   efectos   que   la   ley   atribuye   al   domicilio   serán   atribuidos   a   la   residencia   actual   o   a   la   última   residencia.   Asimismo,   un   sujeto   puede   tener   más   de   un   lugar   de   residencia   habitual,   para   solventar  este  conflicto  el  Cc  permite  la  pluralidad  de  domicilios  reales.       1   Marcos  Sauquet  Trías   Derecho  Civil  I  –  Tema  10   Ausencia   Aquellas   normas   jurídicas   que   regulan   los   efectos   jurídicos   derivados   de   la   desaparición   de   una   persona,   bien   porque   no   se   puede   comunicar   con   ella,   bien   porque   no   se   puede   saber   si   esta   persona   existe   o   no   (si   sigue   con   vida)   o   bien   porque   ha   transcurrido   un   determinado   tiempo   de   desaparición   que   permite   presumir   que   esta   persona   a   fallecido.   Para   que   haya   ausencia   debe   haber   no   presencia.     Encontramos   tres   fases   legales   de   la   ausencia   (son   independientes   y   autónomas,   no  tienen  por  que  tener  lugar  de  manera  consecutiva):     • Defensor  del  desaparecido   • Ausencia  declarada  (o  ausencia  en  sentido  estricto)   • Declaración  de  fallecimiento     Tienen   como   función   la   protección   de   personas   distintas   al   que   está   ausente   acreedores,  herederos  y  a  los  derechos  del  ausente.     Regulación:  art.  181  y  siguientes  Cc.  +  art.  2.031  y  siguientes  LEC  1881     Defensor  del  desaparecido   Defensor  del  desaparecido:  se  hace  necesario  cuando,  desaparecido  un  individuo,   no   se   pueden   recibir   instrucciones   de   la   persona   pero   existen   negocios   o   actuaciones  urgentes  que  no  pueden  tener  demora  sin  prejuicio  grave.       Requisitos  del  nombramiento  del  defensor  del  desaparecido:   • Desaparición   de   una   persona   de   su   domicilio   o   lugar   de   residencia,   sin   haberse   tenido   de   ella   más   noticias.   Imposibilidad   de   comunicación   aunque   se  sepa  de  la  vida  del  ausente.   • Necesidad   de   defensa   de   los   intereses   del   desaparecido,   en   juicio   o   en   los   negocios   que   no   admitan   demora   sin   perjuicio   grave.   El   representante   no   tendrá  carácter  general,  sino  que  únicamente  podrá  realizar  aquellos  actos   que  requieran  extrema  urgencia.         Legitimados  para  instar  el  nombramiento  del  desaparecido:   • Personas   en   que   pueda   recaer   el   nombramiento   de   defensor   del   desparecido   • Quienes  puedan  ostentar  algún  interés  legítimo  respecto  al  desaparecido   • Ministerio  fiscal       Representantes   del   desaparecido   (Se   aplicarán   siguiendo   este   orden,   siempre   en   defecto  del  anterior):   1. Cónyuge  mayor  de  edad  no  separado  legalmente  o  de  hecho   2. Pariente   más   próximo   hasta   el   cuarto   grado,   en   este   orden:   hijos   (el   de   mayor  edad),  nietos  y  demás  descendientes  (el  de  mayor  edad),  ascendiente   (el  de  menor  edad),  hermanos  (el  de  mayor  edad).      El  único  requisito  común  para  todos  es  ser  mayor  de  edad.     2   Marcos  Sauquet  Trías   Derecho  Civil  I  –  Tema  10   3. Persona  solvente  y  de  buenos  antecedentes,  previa  audiencia  del  MF.     La   función   del   defensor   del   desaparecido   es   representar   al   ausente   con   una   función   meramente   conservativa   atendiendo   aquellas   funciones   que   no   admiten   demora  sin  perjuicio  grave,  por  lo  que  los  actos  típicos  de  su  cometido  institucional   serán  los  de  administración  y  gestión  eficiente  de  los  asuntos  que  le  competan  o  se   le  confíen.     Obligaciones  del  defensor:   • Deberá  formar  inventario  de  los  bienes  muebles  y  hacer  descripción  de  los   inmuebles.  No  se  impone  la  obligación  de  prestar  fianza.   • El   hermano,   pariente   o   amigo   necesitará,   para   toda   actuación,   la   autorización  previa  del  juzgado.     En  el  caso  de  que  el  defensor  sea  el  cónyuge,  hijos  o  ascendientes,  éstos  no   tendrán   restricciones   de   especiales   de   origen   legal   en   su   actuación   ,   pero   el   juez  puede  imponérselas.     El  Cc  ni  prohíbe  ni  asigna  una  remuneración  al  defensor  del  desaparecido,  por  lo   que  se  entiende  que  el  juez  podrá  establecerla  si  la  considera  necesaria.     Terminación  de  la  situación  y  medidas:   • Aparición  del  desaparecido   • Declaración  de  ausencia  del  desaparecido   • Declaración   de   fallecimiento   (la   diferencia   con   la   muerte   es   que   no   hay   pruebas  en  el  caso  de  la  declaración  de  fallecimiento)     Ausencia  declarada   Aquí   no   solo   se   tutelan   los   intereses   del   desaparecido,   sino   también   los   de   otras   personas.      Requisitos  de  la  ausencia  declarada:   A. Desaparición  de  una  persona  de  su  domicilio  o  de  su  última  residencia  sin   haberse  tenido  de  ella  más  noticias.   B. Transcurso  de  los  siguientes  plazos:   a. Un   año   desde   las   últimas   noticias   o,   a   falta   de   éstas,   desde   su   desaparición,   si   no   hubiese   dejado   apoderado   con   facultades   de   administración  de  todos  sus  bienes.   b. Tres   años   si   hubiese   dejado   encomendada   por   apoderamiento   la   administración  de  todos  sus  bienes     C. Declaración  judicial  de  la  ausencia,  con  un  doble  objeto:  constatación  de  la   concurrencia   de   los   requisitos   y   nombramiento   del   representante   del   ausente.     Tendrán  obligación  de  instar  la  declaración:   • El  cónyuge  del  ausente  no  separado  legalmente  o  de  hecho   • Los  parientes  consanguíneos  hasta  cuarto  grado   • El  Ministerio  Fiscal  de  oficio  o  a  virtud  de  denuncia         3   Marcos  Sauquet  Trías   Derecho  Civil  I  –  Tema  10   Además,   podrán   pedir   la   declaración   de   ausencia   (sin   ninguna   obligación   a   hacerlo)   cualquier  persona  que  racionalmente  estime  tener  sobre  los  bienes  del  desaparecido   algún  derecho  ejercitable  en  vida  del  mismo  o  dependiente  de  su  muerte.     Tres  tipos  de  representantes  (se  sigue  el  siguiente  orden  de  prelación):   • Legítimos:   o Privilegiados:   1. Cónyuge  no  separado  legalmente  o  de  hecho   2. Hijos,  preferiblemente  aquél  que  conviviere  con  el  ausente  y   el  de  mayor  edad.   3. Ascendientes,  siempre  preferible  el  de  menor  de  edad   o No  privilegiados   4. Hermanos  que  hayan  convivido  familiarmente  con  el  ausente,   siendo  preferible  el  de  mayor  edad.   • Dativo:  Aquella  persona  solvente  y  de  buenos  antecedentes  que  el  juez   considere     Contenido  del  cargo:   • Buscar  al  ausente   • Actuar  como  representante  legal   • Proteger  y    administrar  los  bienes  así  como  cumplir  sus  obligaciones     Obligaciones  del  representante,  en  general:   • Hacer  inventario  de  los  bienes  muebles  y  describir  los  inmuebles   • Conservar  y  defender  el  patrimonio  del  ausente  y  obtener  de  sus  bienes  los   rendimientos  normales  de  que  fueren  susceptibles.   • Obligación  de  solicitar  autorización  judicial  para  enajenar  o  gravar  bienes   (186)       El  dativo  y  los  no  privilegiados  además  tienen  las  siguientes  obligaciones:   • Prestar  fianza,  garantía  que  el  juez  prudencialmente  fije.   • Rendir  cuentas  ante  el  juez  semestralmente   • Autorización  judicial  para  todos  aquellos  actos  para  los  que  el  juez  no  haya   exceptuado  la  autorización.     Los   representantes   legítimos   disfrutarán   de   la   posesión   temporal   del   patrimonio   del  ausente,  haciendo  suyos  los  frutos  de  éste.   Los   representantes   legítimos   privilegiados   harán   suyos   los   productos   líquidos   en   la   cuantía   que   el   juez   señale.   Asimismo,   los   representantes   legítimos   no   privilegiados   también   harán   suyos   los   frutos,   rentas   y   aprovechamientos   en   la   cuantía   que   el   juez   señale,   que   en   ningún   caso   será   superior   a   dos   tercios   de   los   productos  líquidos.     Efectos  de  la  declaración  de  ausencia:   • El  cónyuge  tiene  derecho  a  solicitar  la  disolución  de  gananciales     Terminación  de  la  declaración  de  ausencia:   • Prueba  de  la  existencia  del  ausente     4   Marcos  Sauquet  Trías   Derecho  Civil  I  –  Tema  10   • • Prueba  de  la  muerte  o  fallecimiento  del  ausente   Declaración  de  fallecimiento  del  ausente     Efectos  de  la  terminación  de  la  declaración  de  ausencia:   • Cese  de  la  representación  del  ausente   • Restitución  del  patrimonio  del  ausente   • Rendición  de  cuentas  de  su  gestión.  No  deberán  hacerlo  los  representantes   legítimos  privilegiados.     Declaración  de  fallecimiento   Aquella  situación  jurídica  creada  por  medio  de  una  resolución  judicial,  por  virtud   de  la  cual  se  califica  a  una  persona  desaparecida  como  fallecida,  se  expresa  la  fecha   a  partir  de  la  cual  se  considera  ocurrida  la  muerte  de  la  persona  y  se  abre  la   sucesión  de  la  misma.     Para   que   pueda   ser   declarado   fallecido   por   regla   general,   deberán   pasar   10   años   sin  noticia  alguna.  Bastarán  5  años  si  al  pasar  este  tiempo  la  persona  ya  tendría  75   años.    Existen  más  supuestos  para  los  que  el  plazo  es  mucho  más  corto  (193.3).     Efectos  de  la  declaración  de  fallecimiento:   • Apertura  de  la  sucesión   • Extinción  de  las  relaciones  jurídicas  personalísimas   • Hasta  transcurridos  cinco  años  no  se  adquieren  los  legados  ni  se  pueden   disponer  gratuitamente  de  los  bienes.     Terminación  de  declaración  de  fallecimiento:   • Reaparición   • Muerte     Si  después  de  la  declaración  de  fallecimiento  se  presentase  el  ausente  o  se  probase   su   existencia,   recobrará   sus   bienes   en   el   estado   en   que   se   encuentren   y   tendrá   derecho  al  precio  de  los  que  se  hubieren  vendido,  o  a  los  bienes  que  con  este  precio   se   hayan   adquirido,   pero   no   podrán   reclamar   de   sus   sucesores   rentas,   frutos   ni   productos   obtenidos   con   los   bienes   de   su   sucesión,   sino   desde   el   día   de   su   presentación  o  de  la  declaración  de  no  haber  muerto.d       5   ...