TEMA 4 - El pensamiento pedagógico en la Edad Moderna: Humanismo, Realismo e ilustración (2013)

Apunte Español
Universidad Universidad Nacional de Educación a Distancia (UNED)
Grado Pedagogía - 1º curso
Asignatura historia de la educación
Año del apunte 2013
Páginas 13
Fecha de subida 16/02/2015
Descargas 2
Subido por

Vista previa del texto

Historia  de  la  Educación.     TEMA  4.  El  pensamiento  pedagógico   en  la  Edad  Moderna:  Humanismo,   Realismo  e  ilustración.   1. El  Humanismo  pedagógico.   1.1. Contexto  histórico.   1.1.1. Origen  y  evolución  del  Humanismo  pedagógico.   El  Humanismo  histórico  es  el  movimiento  cultural  que  marca  la  transición  entre  la  Edad  Media   y  la  Edad  Moderna.  Alcanza  su  plenitud  en  los  s.  XV  y  XVI  y  comienza  a  declinar  en  el  s.  XVII.   Esta  corriente  es  una  síntesis  de  la  sabiduría  cristiana  y  de  la  cultura  grecorromana.  Esta  nueva   sensibilidad  se  fragua  en  Italia,  concretamente  en  la  figura  de  Petrarca.  Algunas  de  las  claves   de  este  movimiento  son  la  admiración  por  los  clásicos,  la  importancia  que  se  le  concede  al   estudio  del  latín  y  el  griego,  su  interés  por  la  filosofía  y  el  espíritu  cristiano.   Los  humanistas  buscan  una  reforma  de  vida  y  de  las  costumbres.  El  Humanismo  comenzara  a   extenderse  por  toda  Europa  desde  Italia  en  la  primera  mitad  del  s.XV.  Aparecen  también  las   primeras  escuelas  de  carácter  humanístico.  En  estos  centros,  los  maestros  y  discípulos   comparten  un  proyecto  pedagógico  trazado  en  torno  a  la  instrucción  literaria  y  a  la  formación   religiosa  y  moral.   El  máximo  represente  del  Humanismo  en  España  es  Elio  Antonio  de  Nebrija,  con  su  obra  De   liberis  educandis  libellus,  que  se  trata  de  un  breve  compendio  de  ideas  pedagógicas  de  autores   clásicos.  En  el  Humanismo  lo  que  cambia  es  la  valoración  que  se  hace  de  los  textos  antiguos  y   se  trata  de  profundizar  en  los  valores  que  se  podían  asimilar  a  la  educación  moderna.   A  partir  del  s.XVI  comienza  a  extinguirse  la  influencia  italiana,  y  el  mundo  intelectual  pasara  a   estar  dominado  por  la  figura  de  Erasmo  de  Rotterdam.  En  esta  etapa,  Europa  vive  la  gran   escisión  de  la  cristiandad  y  azote  de  las  guerras  de  religión.   A  partir  del  s.XVII  el  Humanismo  comienza  a  manifestar  síntomas  de  decadencia.  Los   programas  escolares  se  demuestran  incapaces  de  dar  respuesta  a  las  necesidades  educativas   para  un  mundo  cada  vez  más  complejo.  Nuevas  corrientes  filosóficas  y  científicas  estaban   abriendo  un  nuevo  periodo  en  la  vida  intelectual.   1.1.2. La  integración  de  los  clásicos  en  la  educación  cristiana.   Si  algo  caracteriza  al  Humanismo  es  que  se  trata  de  un  movimiento  de  retorno  a  los  textos   antiguos.  Se  trata  de  la  continuidad  de  un  largo  debate,  en  el  que  se  plantea  si  es  conveniente   o  no  unir  las  letras  profanas  y  las  letras  sagradas,  la  revelación  divina  con  la  cultura  humana.   Armonizar  la  antigüedad  con  el  cristianismo  es  el  problema  que  hereda  el  Humanismo   renacentista.  Los  humanistas  cristianos  son  conscientes  de  que  la  filosofía  cristiana  es  el  más   alto  grado  de  conocimiento,  pero  no  por  ello  están  dispuestos  a  renunciar  a  los  tesoros  de   sabiduría  creados  por  la  razón  humana,  aunque  provengan  de  paganos.         1   Humanismo,  Realismo  e  Ilustración.     El  pensamiento  pedagógico  del  Humanismo  sigue  el  siguiente  esquema:   1)  Los  clásicos  son  la  base   de  la  formación  (aunque   algunos  no  son  seguros   para  la  fe  o  la  moral).   2)  En  caso  de  tener  que   elegir,  hay  que  optar  por   los  mejores,  aunque  ello   suponga  sacrificar  la   elegancia  formal   3)  La  elegancia  formal   puede  encontrarse   también  en  los  clásicos   crisUanos.     1.2. Concepción  antropológica.   1.2.1. El  discurso  retorico  sobre  la  dignidad  humana.   El  Humanismo  preconiza  una  ruptura  con  la  Edad  Media  y  con  la  Escolástica,  aunque  no  hay   una  diferencia  radical  respecto  a  la  concepción  cristiana  del  hombre  y  del  mundo.  Lo  que   cambia  es  el  enfoque  que  se  da  al  pensamiento  antropológico.   El  hombre  se  trata  de  un  ser  privilegiado,  ya  que  es  capaz  de  comprender  la  sabiduría  divina.  El   primer  don  que  dios  ha  otorgado  al  hombre  es  la  razón,  pero  ésta  es  inseparable  de  la  palabra.   Este  ser  admirable,  dotado  por  dios  con  la  inteligencia  y  la  palabra,  es  también  un  ser   indeterminado  a  causa  de  su  libertad.  Es  esto  reside  su  dignidad,  pero  también  su   complejidad.  Lo  novedoso,  es  que  el  Humanismo  da  una  crucial  importancia  a  la   responsabilidad    de  cada  uno  sobre  su  propio  destino.   1.2.2. La  naturaleza  caída  y  redimida.   Esta  visión  del  hombre  es  un  arma  de  doble  filo.  La  misma  razón  que  sirve  a  la  dignidad   humana,  deja  también  al  descubierto  su  miseria.  El  hombre,  en  vez  de  guiarse  por  la  razón,   puede  dejarse  llevar  por  los  instintos  que  nacen  del  cuerpo.  En  el  Humanismo,  el  cuerpo  sigue   considerándose  la  cárcel  del  alma  y  la  causa  del  pecado  original.   1.3. El  concepto  de  educación.   1.3.1. Factores  del  perfeccionamiento  humano.   El  Humanismo  concibe  la  educación  como  formación,  en  el  sentido  de  moldear  al  hombre  con   todas  las  perfecciones  que  hay  implícitas  en  su  naturaleza.  Este  es  un  proceso  lento  guiado  por   la  razón.  Así  pues,  educarse,  es  formarse  de  acuerdo  con  la  cultura    que  ha  producido  la  razón   humana.  El  hombre,  por  tanto,  puede  educarse  porque  posee  la  razón,  pero  también  porque   es  un  ser  social  capaz  de  comunicarse  con  otros  hombres  y  compartir  sus  conocimientos.   En  el  Humanismo,  la  educación  es,  en  definitiva,  un  proceso  de  perfeccionamiento.           2   Historia  de  la  Educación.     1.3.2. Las  diferencias  individuales.   La  naturaleza  varía  de  un  individuo  a  otro.  Hay  diferencias  intelectuales  y  sensoriales  que  el   interés  y  la  preocupación  educativa  de  esta  época  comienzan  a  tratar.   La  educación  debe  adaptarse  a  las  capacidades  y  tendencias  individuales.  La  obra  más   significativa  a  este  respecto  es  el  Examen  de  ingenios  para  las  ciencias  (1575)  del  doctor   navarro  Juan  Huarte  de  San  Juan,  considerada  como  el  primer  tratado  de  orientación   profesional.  Según  su  teoría,  a  cada  persona  corresponde  un  temperamento,  a  cada   temperamento  una  capacidad,  etc.   1.3.3. Las  etapas  del  proceso  formativo.   Ø La  eugenesia  y  los  cuidados  perinatales.   Antes  del  nacimiento  los  padres  ya  deben  tomar  las  precauciones  necesarias  para  que  la   generación  del  hijo  se  realice  en  las  mejores  condiciones  posibles.  Los  consejos  eugenésicos   que  encabezan  muchas  de  las  obras  educativas  de  esta  época  tienen  como  base  la  evidencia   de  que  una  buena  constitución  física  va  a  ayudar  al  mejor  desarrollo  de  la  persona.  Estos   consejos  se  resumen  en  la  elección  de  esposa  y  una  serie  de  cuidados  perinatales,  la  lactancia   es  uno  de  los  que  más  interés  despierta.   Ø La  educación  o  crianza.   La  verdadera  educación  comienza  en  la  infancia,  que  se  considera  la  etapa  más  decisiva.  Se   trata  de  la  formación  que  recibe  el  niño  en  el  ámbito  domestico  de  la  mano  de  sus  padres   (también  pedagogos  o  ayos)  y  que  se  concibe  como  alimentar  al  hijo  física  y  espiritualmente.   Con  el  Humanismo,  se  revaloriza  la  infancia  en  todos  los  aspectos,  ya  que  se  piensa  que  en  el   niño  se  encuentran  todos  los  principios  activos  de  su  formación.   1.3.4. Los  agentes  de  la  educación.  Los  padres  y  los  pedagogos.   Los  agentes  de  la  educación  son  en  primer  lugar  los  padres.  El  Humanismo  pedagógico  subraya   la  importancia  de  combinar  severidad  con  la  dulzura,  la  disciplina  con  el  cariño,  evitando  tanto   las  amenazas  como  la  excesiva  indulgencia.  Los  castigos  físicos  fueron  criticados  duramente,  a   la  vez  que  se  insistía  en  la  importancia  de  gratificar  los  aciertos.   En  esta  primera  educación,  sobre  la  madre  recae  la  responsabilidad  del  cuidado  físico  y  sobre   el  padre,  iniciar  al  hijo  en  su  formación  intelectual.  En  el  Humanismo  comienza  a  perfilarse  un   ideal  femenino  típico  de  la  burguesía,  en  el  que  la  mujer  empieza  a  ocupar  también  un   importante  papel  como  primera  maestra.   Los  otros  educadores  de  esta  primera  etapa  son  las  nodrizas  y  los  pedagogos,  aunque  los   padres  no  deben  delegar  nunca  de  sus  obligaciones  educativas.             3   Humanismo,  Realismo  e  Ilustración.     1.3.5. Los  estudios.   Los  estudios  no  pueden  ser  privativos  de  una  determinada  clase  social,  sino  que  se  deben   extender  a  todos  los  ciudadanos.  Formar  buenos  gobernantes,  desarrollar  la  cultura  y  llevar  la   educación  a  todos  los  rincones  eran  objetivos  del  programa  educativo  del  Humanismo.     Los  humanistas  abordaron  también  la  educación  intelectual  femenina,  aunque  de  manera  muy   limitada.  Los  tratados  renacentistas  defienden  que  el  matrimonio  es  el  estado  más   conveniente  para  la  mujer  y  la  relegan  al  ámbito  domestico.  Su  formación  será,  por  tanto,  la   adecuada  a  los  conocimientos  propios  de  esposa  y  madre.   Por  otra  parte,  sobre  la  mujer  recae  todo  el  peso  de  la  teoría  galénica1,  según  la  cual,  su   constitución  física,  dominada  por  humores  incompatibles  con  una  buena  configuración  del   cerebro,  le  impide  el  desarrollo  del  entendimiento.  La  mujer  puede  ser  letrada,  pero  nunca   sabia.   1.3.6. La  figura  del  maestro.   El  maestro  se  considera  un  seguidor  de  la  tarea  docente  de  Jesucristo  y  su  misión  es  actuar   como  un  padre  espiritual  a  ayudar  a  al  alumno  a  adquirir  un  segunda  naturaleza,  según  la   tradición  cristiana.   1.4.
El  fin  de  la  educación.   Para  el  Humanismo,  el  fin  de  la  educación  es  alcanzar  la  virtud.  La  educación  es  la  que  salva  al   hombre  de  la  mediocridad  y  le  permite  formarse  un  espíritu  noble  y  libre  para  actuar  con   responsabilidad  en  la  vida  social.  Por  eso,  el  Humanismo  no  acepta  el  saber  que  se  encierra  en   sí  mismo  o  la  simple  especulación  filosófica.   El  fin  de  la  educación  consiste  en  un  estado  de  virtud  que  se  alcanza  mediante  la  sabiduría   práctica.     1.5. Los  contenidos  de  la  educación.   1.5.1. Las  buenas  letras  y  los  estudios  de  humanidad.   La  educación  intelectual  que  propone  el  Humanismo  se  basa  en  las  buenas  letras,  expresión   que  designa  lo  mejor  de  una  tradición  escrita.     Las  buenas  letras  son  el  alimento  del  alma  y  a  que  desarrollan  el  gusto  literario  y  proporcionan   las  razones  para  una  vida  recta.  En  las  letras  de  encuentran  la  sabiduría,  la  belleza,  la  ciencia  y  la     elocuencia  que  requiere  una  buena  formación.     1.5.2. Las  artes  liberales.                                                                                                                           1  esta  teoría  mantiene  que  el  cuerpo  humano  está  lleno  de  cuatro  sustancias  básicas,  llamadas  humores   (líquidos),  cuyo  equilibrio  indica  el  estado  de  salud  de  la  persona.  Así,  todas  las  enfermedades  y   discapacidades  resultarían  de  un  exceso  o  un  déficit  de  alguno  de  estos  cuatro  humores.  Estos  fueron   identificados  como  bilis  negra,  bilis,  flema  y  sangre.  Tanto  griegos  y  romanos  como  el  resto  de   posteriores  sociedades  de  Europa  que  adoptaron  y  adaptaron  la  filosofía  médica  clásica,  consideraban   que  cada  uno  de  los  cuatro  humores  aumentaba  o  disminuía  en  función  de  la  dieta  y  la  actividad  de  cada   individuo.  Cuando  un  paciente  sufría  de  superávit  o  desequilibrio  de  líquidos,  entonces  su  personalidad         4   Historia  de  la  Educación.     Se  denominan  artes  liberales  a  aquellas  artes  que  hacen  libres  a  los  hombres  porque  su  fin  no   es  la  utilidad,  sino  la  virtud.   1.5.3. El  plan  de  estudios  humanístico.   En  la  educación  básica,  se  comienza  por  una  enseñanza  elemental  en  la  que  se  aprenden  los   rudimentos  de  la  lectura  y  la  escritura,  junto  con  la  doctrina  cristiana.  Posteriormente  se   estudian  las  artes  liberales,  primero  las  instrumentales  o  Trivium  y  después  las  artes  del   Quadrivium.  Con  toda  esta  formación,  se  da  por  finalizado  el  bloque  de  la  educación  básica.  Si   el  alumno  tienen  ingenio  suficiente,  continuara  su  formación  con  los  estudios  secundarios,   cuya  base  fundamental  será  el  estudio  de  la  Filosofía  Moral  y  de  la  Historia,  tanto  civil,  como   sagrada  y  eclesiástica.  Esta  es  la  formación  que  dará  acceso  a  los  estudios  superiores.   1.5.4. Los  cursos  gramaticales.   La  gramática  latina  comienza  con  el  aprendizaje  de  la  pronunciación  de  las  palabras,  las   declinaciones  y  la  conjugación  de  los  verbos.  Seguidamente  se  impartirá  la  gramática  metódica   en  la  que  se  fijan  las  reglas  que  conciernen  a  todas  las  partes  del  discurso.  Con  cierto  dominio   de  la  lengua,  se  procede  al  estudio  de  la  gramática  histórica  que  introduce  al  alumno  en  la   lectura  de  los  clásicos.   1.5.5. El  recurso  de  la  retorica.   Al  estudio  de  la  gramática,  seguirá  el  del  arte  de  la  oratoria,  que  en  el  Humanismo  se  basa  en   dos  disciplinas,  la  Dialéctica  y  la  retorica.  La  Dialéctica  había  sido  el  método  por  antonomasia   de  la  filosofía  medieval,  pero  también  era  la  disciplina  que  más  se  había  corrompido.  Con  el   Humanismo  surge  una  nueva  concepción  de  la  Dialéctica,  que  ahora  pasa  a  formar  parte  de  la   razón  y  del  arte  del  discurso.   Los  estudios  gramaticales  acababan  con  la  retorica.  La  retorica  comienza  con  el  estudio  de  los   grandes  modelos  de  la  oratoria,  en  especial  de  cicerón.  La  retorica  consiste  en  un  conjunto  de   reglas  y  ejercicios  encaminados  a  que  el  alumno  sea  capaz  de  comunicar  la  verdad  con  toda  la   belleza  que  le  es  debida  y  persuadir  al  bien.  La  oratoria  no  es  propia  de  la  juventud,  ya  que   requiere  la  experiencia  y  prudencias  propias  de  la  madurez.   1.5.6. Las  artes  del  Quadrivium.   Se  considera  que  las  artes  que  conforman  el  Quadrivium  son  los  conocimientos  esenciales  que   necesita  una  persona  para  estar  bien  formada.  El  alumno  que  tenga  capacidad  y  posibilidades   de  seguir  estudiando,  continuara  con  la  Filosofía  Moral.   Estas  son  las  artes  que  integran  el  Quadrivium:             5   Humanismo,  Realismo  e  Ilustración.      re MatemáU cas   Música   AritméUca   Quadrivium   Astronomía   Geometría   Cosmograd a   Geograda   1.5.7. La  Filosofía  Moral  y  la  Historia.     No  se  trata  de  una  asignatura  más,  sino  del  complemento  intelectual  de  toda  formación  moral   y  religiosa  precedente.   La  obra  fundamental  es  La  Ética  de  Aristóteles,  un  autor  bastante  polémico.  Si  bien  para  unos   es  el  maestro  indiscutible,  para  otros  es  un  teórico  un  tanto  árido  y  menos  seguro  para  la  ética   cristiana  que  Platón.    Con  esta  ciencia  culmina  un  periodo  de  la  formación  y  se  abre  una  nueva   perspectiva  que  es  el  de  la  verdadera  sabiduría.   2. Barroco,  disciplinarismo  y  realismo  pedagógico.   2.1. Contexto  social,  cultural  y  pedagógico.   Los  ideales  educativos  del  Humanismo  entraron  en  crisis  a  medida  que  avanzaba  el  s.XVI.  Esta   crisis  se  inicio  con  los  conflictos  religiosos,  derivados  del  nacimiento  y  la  expansión  del   luteranismo2  y  más  tarde  del  calvinismo3  y  anglicanismo.  Todos  estos  movimientos  supusieron                                                                                                                           2  El  luteranismo  es  un  movimiento  religioso  cristiano  protestante  fundado  institucionalmente  por  el   monje  alemán  Martín  Lutero  (1483-­‐1546).  El  pensamiento  de  Lutero  se  basa  en  el  concepto  de  la   justificación  por  la  fe,  que  negaba  cualquier  teoría  romana/ortodoxa  respecto  a  los  méritos  personales   aplicables  a  la  salvación,  la  mediación  de  los  santos  y  la  veneración  de  las  imágenes.  Denunció  la  venta   de  indulgencias  y  la  obtención  de  los  perdones  a  cambio  de  bienes,  así  como  la  venta  de  cargos   eclesiásticos.     3  El  calvinismo  es  un  sistema  teológico  protestante  y  un  enfoque  de  la  vida  cristiana  que  pone  el  énfasis   1 en  la  autoridad  de  Dios  sobre  todas  las  cosas.  Esta  vertiente  del  Cristianismo  Protestante  fue   desarrollada  por  el  reformador  religioso  francés  del  siglo  XVI  Juan  Calvino.       6   Historia  de  la  Educación.     un  duro  golpe  para  el  optimismo  renacentista.  El  ambiente  de  incertidumbre  creado  por  los   conflictos  religiosos  y  la  creciente  presión  social  y  política,  dieron  origen  en  la  segunda  mitad   del  s.XVI  a  una  nueva  sensibilidad,  denominada  barroca.  Se  trataba  de  una  visión  pesimista  del   mundo,  ya  que  era  una  época  marcada  por  las  guerras  y  las  epidemias.   La  enseñanza  y  la  educación  se  vieron  marcadas  por  dos  grandes  corrientes  pedagógicas:     -­‐ -­‐ El  disciplinarismo:  se  concibe  la  educación  como  una  disciplina,  es  decir,  como  un   proceso  de  transformación  interior  en  el  que  la  influencia  externa  tienen  un  papel   fundamental.  Mientras  que  el  Humanismo  destacaba  el  dinamismo  de  las  capacidades   del  alumno  y  su  libertad,  este  nuevo  modo  de  concebir  la  formación  pone  el  acento  en   el  orden  externo  y  el  método  que  llevan  al  alumno  a  alcanzar  la  virtud.   El  realismo:  numerosos  pedagogos  criticaron  el  carácter  “formal”  de  la  educación   humanística  y  buscaron  alternativas  más  cercanas  al  mundo  real  en  el  que  vivían  los   alumnos.  Este  acercamiento  a  la  realidad  tuvo  diversas  manifestaciones:  defensa  de  la   introducción  de  la  lengua  vernácula,  deseo  de  centrar  el  aprendizaje  en  los   conocimientos  y  no  tanto  en  el  lenguaje;  cultivo  y  enseñanza  de  las  ciencias   experimentales,  en  definitiva,  se  buscaba  que  los  saberes  tuviesen  algún  tipo  de   aplicación  práctica.     2.2.
Concepto  y  fines  de  la  educación.   El  Humanismo  renacentista  dio  especial  importancia  a  los  saberes  filológicos,  que  eran  la   columna  vertebral  de  la  enseñanza  media.  La  validez  de  este  modelo  de  educación  de   inspiración  humanística  fue  discutida  por  los  pedagogos  “realistas”.  Los  dos  principales   representantes  de  esta  corriente  crítica  fueron  Comenio  y  Locke.  Ambos  abogaron  por  un   nuevo  modelo  de  enseñanza  que  concediese  un  puesto  de  privilegio  a  la  lengua  vernácula  y  se   apoyase  en  saberes  útiles.   Un  aspecto  de  la  formación  humana  que  paso  a  primer  plano  fue  la  educación  de  los  sentidos.   El  punto  crucial  de  la  formación  es  orientar  la  voluntad.  A  raíz  del  pecado  original  hay  en  el  ser   humano  tendencias  innatas  contrarias  a  la  virtud,  por  eso,  la  tarea  fundamental  será  encauzar   las  pasiones  del  alma.     Estrechamente  vinculada  a  la  formación  moral  se  hallaba  el  cultivo  de  la  sensibilidad  estética.   El  objetivo  fundamental  era  dotar  a  los  alumnos  de  un  “gusto  depurado”.   2.3.
Los  contenidos  de  la  educación.   Durante  la  segunda  mitad  del  s.  XVI  y  las  primeras  décadas  del  s.  XVII  tuvo  lugar  en  toda   Europa  una  profunda  reestructuración  del  currículo  en  las  diversas  instituciones  docentes.   Dicha  transformación  se  tradujo,  en  primer  lugar,  en  el  abandono  del  estudio  del  latín.  La   lectura  no  fue  la  única  disciplina  de  la  enseñanza  básica,  a  partir  de  ahora,  estas  5  disciplinar   formaran  parte  de  la  educación  básica:       7   Humanismo,  Realismo  e  Ilustración.     Lectura   Urbanidad   Doctrina   crisUana   Escritura   Cálculo     En  cuanto  a  la  enseñanza  media  no  se  diferencio  mucho  de  la  que  existía  en  la  Edad  Media  o   durante  el  Humanismo  y  siguió  dominada  por  el  estudio  de  las  lenguas  clásicas.  El  fin  último   era  que  el  alumno  aprendiese  a  hablar  y  escribir  con  elegancia.  Una  vez  que  los  discípulos   comprendían  con  soltura  a  los  autores  y  escribían  con  fluidez,  se  pasaba  a  instruirlos  con  más   detalle  en  las  normas  del  estilo  literario.   En  la  segunda  etapa  del  estudio  literario,  la  disciplina  reina  era  la  Retórica.  Tras  ésta,  venía  a   sumarse  la  Poética,  aunque  se  consideraba  una  práctica  menos  útil  en  la  vida  cotidiana;  y  por   último,  hay  que  hacer  especial  mención  a  la  importancia  que  se  dio  en  esta  época  a  la  Historia.   Las  nuevas  disciplinas  de  carácter  científico  (matemáticas,  física,  astronomía)  nunca  llegaron  a   formar  parte  de  la  educación  secundaria.  Esta  situación  comenzó  a  cambiar  en  algunos  países   a  medida  que  se  desarrollaba  la  nueva  ciencia  y  entraba  en  crisis  la  enseñanza  de  base   literaria.   En  cuanto  a  las  disciplinas  de  la  enseñanza  superior,  se  mantuvo  la  estructura  típica  de   universidad  medieval:  tres  Facultades  mayores  (teología,  derecho  y  medicina)  junto  a  la   Facultad  de  Artes.   3. Ilustración  y  modernidad:  bases  para  la  secularización  de  la  cultura.   3.1. El  contexto  histórico  de  la  modernidad  ilustrada.   En  el  proceso  de  constitución  de  lo  que  llamamos  Modernidad  intervinieron  diversos  factores:   1) La  amplia  difusión  de  la  cultura.   Impulsada  por  el  Humanismo.  El  saber  se  extendió  a  la  aristocracia,  a  la  burguesía  y  al  pueblo,   abriéndose  camino  el  ideal  de  una  difusión  universal  de  la  educación  como  derecho   insoslayable  del  hombre.   2) la  ruptura  de  la  unidad  política:   También  en  el  ámbito  religioso  se  produjo  esta  ruptura  y  comenzaron  a  consolidarse  las   monarquías  absolutas.  Estos  hechos  produjeron  una  enorme  inestabilidad.  En  el  plano  político,   hubo  muchos  y  variados  conflictos.  La  Guerra  de  los  Treinta  Años  (1618-­‐1648)  terminó  por   hacer  oficial  la  división  entre  la  religión  católica  y  protestante.         8   Historia  de  la  Educación.     3) La  evolución  de  las  ciencias.   La  ciencia  adquirió  su  fisionomía  definitiva,  abandonando  los  cánones  de  la  física  aristotélica   para  constituirse  como  saber  experimental  y  físico-­‐matemático.  Este  nuevo  desarrollo   científico  se  inicia  simbólicamente  en  el  campo  de  la  astronomía  con  los  descubrimientos   iniciales  de  Kepler  y  Galileo.  Con  ellos  nació  la  idea  moderna  de  infinitud.  La  culminación  de   este  proceso  llego  con  la  llegada  de  importantes  descubrimientos  médicos:  circulación  de  la   sangre  (G.  Harvey,  1616),  La  ley  de  la  gravitación  universal  (Newton,  1642-­‐1727).   La  aparición  de  estas  nuevas  ideas  trascendieron  en  el  plano  de  la  cultura  y  la  religión,  y   aparecieron  dos  importantes  movimientos:       EL  RACIONALISMO  DE  DESCARTES  Y  SPINOZA       Solo  se  puede  aceptar  como  verdadero  aquello  que  se   presenta  a  la  mente  con  absoluta  nitidez  y  evidencia.  Con  ellos   se  abre  una  etapa  de  fuerte  criticismo  religioso.             EL  EMPIRISMO  DE  HOBBES,  LOCKE,  BOYLEK,  ETC.     Con  el  empirismo  se  puso  en  discusión  la  fe  cristiana,  al   aceptar  como  única  fuente  de  la  verdad  solo  aquello  que   la  experiencia  humana  pudiera  experimentar  y   comprobar  mediante  leyes  demostrables  y  objetivas.           4) La  trascendencia  de  los  descubrimientos  geográficos.   Con  la  consiguiente  colonización  y  contacto  con  otras  culturas  (descubrimiento  de  América  en   1492).  Fruto  de  estos  descubrimientos  se  suscito  la  profusión  literaria  de  utopías  o  novelas  que   reflejaban  estados  o  países  imaginarios,  organizados  bajo  el  mito  de  la  confianza  inusitada  en   el  hombre,  la  razón  y  el  progreso,  como  La  Utopía  de  Tomás  Moro.   5) El  nacimiento  del  capitalismo  moderno  y  la  burguesía.   Esta  moderna  burguesía  estaba  caracterizada  por  un  carácter  emprendedor,  enérgico,   inteligente  y  funcional,  que  reclamo  la  libertad  individual  frente  a  corporaciones  y  señoríos  e   incluso  frente  a  concepciones  morales  y  religiosas.  Era  partidaria  de  la  libre  contratación  de   mano  de  obra  y  preconizó  la  libertad  cualitativa  entre  todos  los  ciudadanos,  para  establecer   como  criterio  de  diferenciación  la  “capacidad  productiva”.  La  burguesía  es  un  centro   referencial  de  progreso.         9   Humanismo,  Realismo  e  Ilustración.     3.2.
Concepto  de  Ilustración.   La  palabra  Ilustración  es  un  término  que  proviene  del  latín,  ilustrare  que  a  su  vez  procede  del   término  lustrare,  que  significa  búsqueda  de  la  nitidez,  limpieza,  luz,  etc.  Dentro  de  este  espacio   cronológico,  cabe  distinguir  tres  fases  de  desarrollo:   Humanismo   RenacenUsta  (ss.  XV-­‐ XVI)   El  reformismo   cultural  y  religioso   del  Barroco  (s.  XVII)   La  Ilustración  (que  es   consecuencia  de  los   dos  movimientos   anteriores)     3.3.
Singularidad  geográfica.   Suele  considerarse  a  Inglaterra  como  el  país  donde  tuvo  lugar  el  nacimiento  de  la  Ilustración.   Encontramos  4  características  que  marcaron  el  devenir  posterior  de  la  cultura  ilustrada   europea:   1) Reformismo  religioso  antropocéntrico:  se  trata  de  crear  un  dios  y  una  religión  a   imagen  del  hombre.  El  contenido  de  la  Revelación  puede  ser  comprendido  y   demostrado  por  la  razón  humana.   2) La  tradición  científica:  sus  máximos  representantes  fueron  Locke,  Newton,  Bacon.  El   conocimiento  no  solo  arranca  de  la  experiencia  sensible,  sino  que  además  se  fundó   gnoseológicamente  en  ella.   3) Sublimación  de  una  moral  sensista:  se  considera  que  el  hombre  es  bueno  por   naturaleza;  no  tiene  más  que  dejar  desarrolla  su  intimidad  o  razón  moral.   4) Reformismo  político:  puso  en  tela  de  juicio  la  soberanía  regia  a  favor  de  una  mayor   tolerancia  y  parlamentarismo  político.   Estas  ideas,  pasaron  de  Inglaterra  a  diferentes  países  europeos.  Vamos  a  describir  como  se   desarrollo  la  Ilustración  en  otros  estados.         FRANCIA.   Las  ideas  de  la  Ilustración  inglesa  tomaron  en  Francia  e  direcciones  coadyuvantes:1   -­‐ -­‐ -­‐         Nuevo  modo  de  entender  el  mundo  natural  (los  naturalistas  y  la  Enciclopedia).   Nuevo  modo  de  entender  el  hombre  y  el  conocimiento  (Condillac  y  la  Ideología).   Nueva  manera  de  interpretar  la  teoría  política  y  la  sociedad  (Montesquieu,   Voltaire,  Rousseau).  Se  caracterizo  por  la  radicalidad  de  las  ideas  y  el  negativismo   histórico.         10   Historia  de  la  Educación.                           ALEMANIA   En  Alemania,  el  carácter  racionalista  y  experimental  del  espíritu  ilustrado  encontró   una  fuerte  fundamentación  lógica  y  metafísica  (herencia  de  Leibniz  y  Wolff).  Esta   simultaneidad  teórico-­‐practica  propias  de  la  Ilustración,  revistió  a  la  cultura  almena  de   una  de  sus  notas  más  características:  su  carácter  reflexivo  y  teórico  junto  a  una   orientación  realista  y  científica  de  la  cultura.  Aspirar  a  aumentar  los  bienes  materiales   era  uno  de  los  objetivos  de  este  movimiento  en  Alemania.     ESPAÑA   En  España,  el  movimiento  ilustrado  no  tuvo  la  fuerza  y  proyección  de  los  modelos   anteriores.  No  obstante,  en  la  ilustración  española  hay  que  hacer  referencia  a  dos   etapas:   -­‐     -­‐       1ª  etapa  (hasta  1770)  centrada  en  la  discusión  sobre  temas  relacionados   con  la  filosofía  de  la  naturaleza.  La  figura  más  representativa  fue  Fray  Benito   Jerónimo  Feijoo,  que  realizo  una  gran  labor  critica  de  la  cultura  española  y   encarna  el  mejor  espíritu  de  la  ilustración  española.   2ª  etapa  (hasta  comienzo  del  s.  XIX):  se  caracteriza  por  la  recepción   generalizada  y  dominante  de  las  doctrinas  francesas  e  inglesas.               HISPANOAMERICA   El  proceso  ilustrado  en  Hispanoamérica  se  desarrollo  por  cauces  muy  parecidos  al   caso  español,  aunque  con  algunos  años  de  retraso  (se  extendió  hasta  mediados  del   s.XIX).  Hay  que  distinguir  dos  etapas:   -­‐   -­‐       1ª  etapa:  marcada  por  los  temas  de  la  filosofía  natural  y  del  empirismo   científico.   2ª  etapa:  caracterizada  por  el  influjo  de  las  teorías  enciclopedistas  sobre   los  nuevos  modelos  políticos.             11   Humanismo,  Realismo  e  Ilustración.     3.4. Características.   3.4.1. El  Racionalismo.   “La  ilustración  consiste  en  el  hecho  por  el  cual  el  hombre  sale  de  la  minoría  de  edad.  La   minoría  de  edad  estriba  en  la  incapacidad  de  servirse  del  propio  entendimiento,  sin  la   dirección  del  otro.  Ten  valor  de  servirte  de  tu  propia  inteligencia,  ese  es  el  lema  de  la   ilustración.”  Kant  en  Tratado  de  Pedagogía.   El  Racionalismo  es  un  método  que  encierra  y  proyecta  un  eminente  antropocentrismo  al  situar   la  razón  individual  y  personal  como  principio  y  fuente  de  verdad.  El  hombre  de  la  Ilustración  es   aquel  que  aspira  a  pensar  por  sí  mismo.     El  Racionalismo  tiene  tres  referentes  filosóficos  principalmente:   -­‐ -­‐ -­‐ El  Racionalismo  socrático-­‐platónico.   Las  doctrinas  gnoseológicas  del  Racionalismo  deductivo  de  Descartes  y  Leibniz,  para   quienes  la  naturaleza  humana  es  una  entidad  pensante,  con  ideas  innatas,  que  nacen   en  el  propio  sujeto.   Influencia  del  Racionalismo  empírico  de  Bacon,  Hobbes,  Locke  y  Newton,  para  quienes   el  único  modo  posible  de  conocimiento  sigue  siendo  la  idea  humana,  aunque  con  una   importante  diferencia.  Para  los  empiristas,  el  punto  de  partida  es  la  conciencia  vacía   que  reflexiona  a  partir  de  los  efectos  producidos  en  la  mente  por  la  sensación  y   experimentación  individual  sobre  la  realidad  (el  empirismo  dio  lugar,  posteriormente,   al  conductismo).       3.4.2. El  naturalismo.   La  idea  principal  es  considerar  la  naturaleza  como  principio  único  y  absoluto  de  lo  real.  Esta   tesis  tiene  sus  precedentes  en  el  epicureísmo4  y  estoicismo5  de  la  Grecia  clásica  y  sus   precedentes  inmediatos  en  el  Humanismo  naturalista  de  Leonardo,  Bernardino  Telesio,  etc.  El   naturalismo  tiene  cuatro  características  principales:   1) La  naturaleza  es  concebida  como  la  totalidad  de  la  realidad  física  con  exclusión  de   cualquier  otro  tipo  de  realidades.   2) Negación  de  la  dualidad  naturaleza-­‐espíritu.   3) La  naturaleza  es  un  ámbito  regido  por  un  conjunto  de  leyes  o  procesos,  masa,  inercia,   energía,  densidad,  etc.   4) Con  el  nuevo  orden,  naturaleza  y  razón  se  presentan  ligadas  por  una  relación   constante.                                                                                                                           4  El  epicureísmo  es  un  sistema  filosófico  que  defiende  la  búsqueda  de  una  vida  buena  y  feliz  mediante  la   administración  inteligente  de  placeres  y  dolores,  la  ataraxia  ("ausencia  de  turbación")  y  los  vínculos  de   amistad  entre  sus  correligionarios.   5  Los  estoicos  proclamaron  que  se  puede  alcanzar  la  libertad  y  la  tranquilidad  tan  sólo  siendo  ajeno  a  las   comodidades  materiales,  la  fortuna  externa,  y  dedicándose  a  una  vida  guiada  por  los  principios  de  la   razón  y  la  virtud  (tal  es  la  idea  de  la  imperturbabilidad  o  ataraxia).  Asumiendo  una  concepción   materialista  de  la  naturaleza,  siguieron  a  Heráclito  en  la  creencia  de  que  la  sustancia  primera  se  halla  en   el  fuego  y  en  la  veneración  del  logos,  que  identificaban  con  la  energía,  la  ley,  la  razón  y  la  providencia   encontradas  en  la  naturaleza.       12   Historia  de  la  Educación.     En  definitiva,  el  naturalismo  rompe  con  la  tradición  cultural  cristiana  y  abre  cauces  a  una  nueva   concepción  cultural  que  influirá  en  la  contemporaneidad.   3.4.3. La  felicidad  y  el  mito  del  progreso.   La  tradición  cristiana  tiene  un  concepto  de  felicidad  trascendente  y  futuro.  Se  trata  de  un   estado  que  se  alcanzara  al  final  de  esta  vida.  Para  el  ilustrado  la  felicidad  es  distinta;  se  trata  de   una  aspiración  secular,  algo  que  ha  de  lograrse  y  disfrutarse  en  el  mas  acá.  El  mas  allá,  apenas   será  objeto  de  consideración.   3.4.4. La  religión  natural.   Se  trataba  de  sustituir  la  religión  revelada  y  sus  dogmas  por  una  religión  acomodada  a  las  leyes   de  la  razón  y  generadora  de  un  credo  común  y  universal.  Los  ilustrados  rara  vez  negaron  la   existencia  de  dios,  ya  que  les  resultaba  imposible  explicar  el  mundo  sin  recurrir  a  una  causa   primera.  Así  pues,  los  ilustrados  aceptaron  la  naturaleza  como  creación  de  dios.  Pero,  a  partir   de  ahí,  la  responsabilidad  divina  terminaba.     En  esto  consistía,  en  definitiva,  la  religión  natural,  una  simple  relación  entre  las  leyes  de  la   naturaleza  y  el  hombre.   3.4.5. La  secularización  de  la  cultura.   En  la  modernidad,  la  secularización  adquirió  una  connotación  socio-­‐política.  Su  punto  de   partida  puede  datarse  con  El  Tratado  de  Westfalia  (1648)  que  puso  fin  a  la  Guerra  de  los   Treinta  Años.  En  Westfalia  se  enfrentaron  simbólicamente  dos  puntos  de  vista  acerca  de  la   realidad  muy  diferentes:  la  tradicional  católica,  que  propugnaba  una  concepción  cristiana  del   mundo  y  la  racionalista,  que  propiciaba  el  reconocimiento  oficial  de  la  diversidad  religiosa  e   ideológica  de  Europa.   Fue  esta  ultima  concepción  la  que  triunfo  en  Westfalia  y  la  que  marcaria  la  cultura  secular  de   la  ilustración.   3.4.6. La  educación.   Estos  son  los  puntos  más  importantes  que  caracterizan  a  la  educación:   1) Educación  para  todos:  la  educación  era  uno  de  los  derechos  fundamentales  de  la   condición  humana.  Se  considera  que  solo  se  llega  a  ser  hombre  por  la  educación.   2) Educación  como  vía  de  progreso  individual:  los  ilustrados  supieron  hacer  de  la   educación,  la  base  del  progreso,  el  bienestar  y  la  prosperidad.   3) Educación  y  dimensión  funcional:  las  nuevas  sociedades  económicas  demandan  un   saber  práctico  y  utilitario.   4) Criticismo:  los  ilustrados  se  consideraban  a  sí  mismos  la  quintaesencia  de  la  revolución   perfecta,  por  ello,  era  frecuente  que  criticasen  duramente  los  tiempos  pasados.   5) La  universalidad  de  la  educación:  la  educación  ilustrada  se  caracterizo  por  su  carácter   obligatorio,  universal,  uniforme  y  cívico.  La  mayor  parte  de  los  ilustrados  sostuvo  que   la  educación,  además  de  un  derecho,  debía  ser  pública,  gratuita,  uniforme  y  cívica.       13   ...