CAPÍTULO I. EL DERECHO COMO FENÓMENO SOCIAL (2014)

Apunte Español
Universidad Universidad de Girona (UdG)
Grado Criminología - 1º curso
Asignatura Teoria del dret
Año del apunte 2014
Páginas 4
Fecha de subida 22/08/2014
Descargas 12
Subido por

Vista previa del texto

CAPÍTULO I. EL DERECHO COMO FENÓMENO SOCIAL 1. DE SISTEMAS NORMATIVOS Las normas cobran sentido al regular la conducta de los seres humanos en sociedad.
Calificamos sociedad a un conjunto de seres humanos, o al decir que estos viven en sociedad. Las distintas sociedades humanas están reguladas por normas de tipos distintos.
1.1 El Derecho como sistema normativo institucionalizado Las conductas de los seres humanos en sociedad se hallan reguladas por distintos ordenamientos normativos. Estos ordenamientos tienen como finalidad motivar comportamientos, a través del establecimiento de normas que prohíben, permiten u obligan la realización de conductas. Estas normas suelen tener sanciones.
- Norma social: cuando la sanción por incurrir en una conducta prohibida se impone a través de la presión social - Norma moral: cuando la aplicación de la sanción es de carácter interno (remordimiento de conciencia) - Norma jurídica: cuando la sanción es regulada y aplicada por las instituciones Tenemos normas de distinto tipo regulando los comportamientos humanos. La diferencia entre ellas debe buscarse en el distinto modo de imponer las respectivas sanciones. El Derecho se caracteriza por establecer sanciones institucionalizadas, en dos sentidos: las normas que establecen han sido creadas por instituciones, y su aplicación es llevada a cabo por instituciones. No hay instituciones que apliquen el reproche social ni el remordimiento de conciencia.
1.2 El Derecho como instrumento Todos los sistemas normativos son técnicas de motivación de conductas, en el caso del Derecho prevalece la motivación indirecta.
La autoridad jurídica procede estableciendo para la conducta no deseada una sanción o para la conducta deseada un premio. Podemos definir que el Derecho es un instrumento del que se dotan los seres humanos para perseguir ciertas finalidades o cumplir determinados objetivos, utilizando la técnica de motivación indirecta de conductas.
2. ¿ES EL DERECHO UN INSTRUMENTO NECESARIO? Difícilmente podemos realizar acciones que no tengan algún significado jurídico y que no estén reguladas por normas jurídicas.
El Derecho cumple una serie de funciones que toda sociedad bien ordenada requiere. El papel que se reserve al Derecho en una sociedad bien ordenada dependerá de la concepción que se tenga de cómo debe ser una sociedad, de una cuestión valorativa. Pero según los marxistas y anarquistas consideran que la sociedad ideal sería aquella en la que no existiera el Derecho.
Varias versiones de la naturaleza humana: - los que ven en el ser humano la encarnación del mal o al menos la presencia de un conflicto constante entre buenos y malos instintos ven imprescindible la existencia del Derecho para minimizar los impactos - para otros el ser humano es bueno por naturaleza, con lo cual todo lo malo tiene procedencia externa el Derecho es el responsable de reprimir esa bondad natural, impidiendo desarrollar su propio potencial.
3. NECESARIO ¿PARA QUÉ? 3.1 El papel social de la supervivencia Un objetivo básico de los seres humanos es el de al supervivencia. Según HART: la supervivencia como algo que las personas necesariamente desean porque es su propio fin, el fin natural de los seres humanos seria seguir subsistiendo. El hecho de que las personas desean vivir es un hecho contingente. HART dice que la supervivencia posee un estatus especial en relación con la conducta humana y con la forma en la que pensamos sobre ella.
HART sostiene que lo que se trata es de que esta circunstancia tiene su reflejo en estructuras enteras del pensamiento y del lenguaje que los seres humanos emplean para describir el mundo y para relacionarse con los demás.
No existen funciones naturales sino que todas son asignadas teniendo en cuenta nuestros intereses o valores.
Se plantean cuestiones relativas a cómo regular la convivencia dentro de una sociedad, hay que presuponer que sus componentes tienen términos generales en el propósito de vivir.
3.2 El mínimo común normativo Junto al propósito común por la supervivencia se establecen unas afirmaciones relativas a la condición humana y al mundo en que vivimos. Mientras estas afirmaciones sean ciertas, cualquier sociedad debe contener ciertas normas para ser viable. Estas normas se llaman “mínimo común normativo”, y sirven para mostrar que, mientras los seres humanos sigan siendo como son, la sociedad compartirá un mínimo común normativo, si es que entre sus propósitos sigue ocupando un lugar central la supervivencia. Según HART existe una conexión causal, pero en verdad se trata de una racional. HART habla de cinco verdades obvias y de la manera que justifican la racionalidad de que una sociedad posee determinadas normas: a) Los seres humanos son vulnerables a los ataques físicos: recíproca vulnerabilidad cualquier puede dañar a otro y a su vez ser dañado. Normas que tienen un carácter básico (restringen el uso de violencia en una determinada sociedad, prohibiendo matar y causar daños).
b) Los seres humanos son aproximadamente iguales: son relativamente similares en cuanto a fuerza y destreza ningún individuo es tan poderoso que pueda dominar al resto.
c) Los seres humanos tienen altruismo limitado: Según Hart las personas no son demonios dominados por el deseo de exterminarse entre sí, ni ángeles dispuestos a ayudar siempre en todas las circunstancias.
las normas que prescriben abstenciones son no sólo posibles sino también necesarias.
d) Los seres humanos tienen recursos limitados: cuantas más sean las necesidades humanas y cuantos menos recursos existan, mayor será la escasez relativa, aunque hay necesidades básicas para seguir subsistiendo. Salvo las sociedades muy pequeñas, esta distribución de recursos escasos para cubrir las necesidades sociales vendrá acompañada de una cierta división del trabajo, lo cual es necesario un tipo de normas dinámicas, que hacen que los individuos puedan crear derechos y obligaciones nuevas. También existen unas normas que aseguran el reconocimiento de las promesas como fuentes de obligaciones.
e) Los seres humanos tienen comprensión y fuerza de voluntad limitadas: los humanos tienen una capacidad limitada para obtener información y para procesarla. Por eso, no todos los seres humanos entienden por igual sus intereses.
Por esto, el Derecho se erige aquí como garante de la cooperación contra los free riders; quienes se aprovechan de los bienes generados a partir de la cooperación de los demás, sin aportar su parte: no es viable una sociedad en la que todos sus miembros sean free riders.
3.3 Críticas a las explicaciones funcionales Las explicaciones funcionales no suelen no suelen ofrecer condiciones suficientes para la existencia de las instituciones que se proponen explicar. No proporcionan condiciones necesarias para la existencia de las instituciones.
Además, la supervivencia no es la única finalidad de los seres humanos, aunque si que juega un papel básico.
La teoría de HART es aceptable pero incompleta.
f) Los seres humanos tienen valores y propósitos que pueden ser realizados sólo a través de acción común: no se percibe con claridad la necesidad de la mutua cooperación, por esto se originan problemas de interacción.
el Derecho tiene que ver con la resolución de estos problemas 3.4 El Derecho y los problemas de interacción Los sistemas jurídicos regulan el uso de violencia en la sociedad, monopolizan el uso de la fuerza física y suelen ser opresivos al imponer los valores de los grupos dominantes. La prohibiciones para ser eficaces deben ir acompañadas de sanciones que en el caso del Derecho están institucionalizadas.
La combinación de la escasez de recursos y el altruismo limitado da como consecuencia situaciones que se corresponden con el dilema del prisionero.
Teoría de los juegos agente aislado que tiene que tomar una decisión bajo condiciones de riesgo o de incertidumbre; tiene como objeto los problemas de deliberación en situaciones de interacción social. La mejor elección por parte de un participante depende de las acciones de los demás y de las acciones que uno espera que los otros realizarán, y que se sabe que dependen a su vez de las expectativas que éstos tengan respecto a la acción de uno.
3.4.1El dilema del prisionero (p.35) El free rider o gorrón es aquel que se beneficia de que muchos otros no lo hagan. Es un problema que tiende a surgir con los determinados bienes públicos. Estos bienes son indivisibles y no es posible excluir a nadie de su disfrute.
3.4.2 Problemas de coordinación (p.37) - Interdependencia de decisiones y de expectativas, cuyo rasgo distintivo es que los intereses de las partes coinciden.
- Hay varias alternativas de cooperación, sin saber cuál es la que va a adoptar el otro 3.4.3 Algunas conclusiones Las normas en general y las jurídicas sirven para ayudar a solventar problemas de interacción. Pero no cualquier norma cumplirá este cometido. Las normas: contribuyen a modificar las preferencias de los individuos y ayudan a asegurar sus expectativas. Si hay una sanción, la norma se cumple más, por el miedo a esa sanción.
3.5 Instituciones y contrato social El Estado y el Derecho surgirán a partir de un contrato social entre los miembros componentes d ela sociedad. Este contrato hay que interpretarlo de un modo racional.
La idea del contrato social puede ser interpretada de dos formas distintas: - como una salida a un problema de coordinación. No se presenta ningún conflicto de intereses y los individuos no tienen nada que perder y mucho que ganar con normas que todos estén dispuestos a seguir. Esta visión estaría muy cercana a una posición anarquista y a las teorías que parten de la naturaleza buena de las personas.
- coloca en un lugar privilegiado el dilema del prisionero y los casos de free rider. Sin la autoridad estatal estaríamos en un estado de naturaleza permanente donde jabría guerra entre todos. Por eso es racional que exista una autoridad a través de la ficción del contrato social. La sociedad con el Estado y el Derecho permiten a los individuos racionales salir del dilema del prisionero en que se verían atrapados si siguieran en el estado de naturaleza.
...