Cursus honorum municipal (2012)

Apunte Español
Universidad Universidad de Barcelona (UB)
Grado Historia - 2º curso
Asignatura Epigrafía y numismática
Año del apunte 2012
Páginas 13
Fecha de subida 09/10/2014
Descargas 4
Subido por

Vista previa del texto

El cursus honorum municipal.
- Las ciudades peregrinas conservaban su forma de gobierno tradicional.
- Las ciudades con estatus privilegiado (colonia,-ae y municipium,-a) se organizaban administrativamente de forma muy parecida a la de Roma capital: • los miembros más destacados de la población se integraban en un senado (curia) que tomaba las decisiones más importantes relacionadas con la ciudad.
• los miembros de la curia (decuriones) presentaban su candidatura para convertirse en los magistrados encargados de ejecutar esas decisiones.
- La vía más habitual para entrar en estos senados era: • haber ejercido una magistratura.
• también era posible entrar a través de una cooptatio, mediante la cual los propios decuriones elegían a nuevos miembros • aprovechando la actualización quinquenal del album decurionum: cada 5 años los iiviri quinquenales podían seleccionar de entre los ciudadanos más prominentes (honestiores) a los que cumplieran los requisitos para entrar en la curia.
- Para poder ser miembro (decurión) de un senado local era necesario: • poseer la ciudadanía de la localidad.
• ser de nacimiento ingenuo (libre).
• tener más de 25 años.
• acreditar que el domicilio se encontraba dentro de los límites del territorio de la ciudad (lo que permitía ser embargado por la ciudad).
• poseer una excelente situación económica: al ingresar en el senado local pagaban una summa honoraria, además de desembolsos constantes para sufragar atenciones a los ciudadanos más desfavorecidos, obras públicas y espectáculos.
• cada ciudad marcaba sus propias rentas mínimas para ingresar en la curia, número de decuriones o el número de magistrados necesarios: En la Bética Irni tenía 63 decuriones y Urso 100, pero se conocen casos en los que la curia podía llegar a tener 300 decuriones y éstos necesitar para entrar una renta mínima de 100.000 sestercios.
- El ejercicio de las magistraturas municipales era un honos para los decuriones (igual que para los senadores de Roma), lo que implicaba: • no percibir un sueldo por el trabajo realizado.
• desembolsar grandes cantidades de dinero propio en el ejercicio de la actividad.
- La pertenencia al ordo decurional (o splendidissimus ordo menciona a menudo la epigrafía) conllevaba una serie de privilegios, entre ellos: • lugares reservados en los espectáculos públicos de la ciudad.
• exención de algunos impuestos.
Cursus honorum municipal: magistraturas.
- Todos los cargos se regían por los mismos principios que las romanas: • anualidad.
• colegialidad.
• derecho de veto entre los magistrados de mismo rango o del inferior.
• debía pasar un cierto tiempo entre ocupar una magistratura y la siguiente.
- Los magistrados no eran elegidos por la curia sino por una asamblea ciudadana cuya composición podía variar de una ciudad a otra: • Algunas localidades encomendaban la elección a los comitia tributa, en la que la ciudad se organizaba en tribus y donde sólo participaban los ciudadanos.
• Otras prefería depositar esa responsabilidad en comitia curiata (organizados por curias). Este segundo tipo no sólo incorporaba a los ciudadanos sino también a los residentes con derechos (incolae), que se agrupaban en una de las curias.
- El mismo día de las elecciones, antes de proceder a la votación, los candidatos debían presentar garantías, garantes o avales que respondieran de la situación de los fondos públicos durante el año que durara su gestión.
- Normalmente las ciudades contaban con (de menor a mayor importancia): 2 Cuestores (quaestores Q, QUAEST).
El escalón más bajo del cursus honorum municipal en las ciudades más importantes.
Era frecuente que muchos municipios no contaran con estos magistrados.
Se encargaban de todas las operaciones relacionadas con los fondos públicos de la ciudad, desde el cobro hasta el pago de las cuentas municipales, pasando por el control de los fondos y su custodia.
No eran magistrados autónomos, sino que debían obrar siempre según las instrucciones de los duunviros.
2 Ediles (aediles AED).
- Se documentan en la mayoría de municipios y colonias.
- Sus funciones eran similares a los ediles de Roma: • Gestionar las condiciones de vida de la localidad: abastecimiento, mercados, mantenimiento del orden público, lucha contra incendios y limpieza de calles.
• Administraban las contribuciones para el suministro, mantenimiento de templos y lugares sagrados, calles, cloacas, baños, mercados, sistemas de pesos y medidas.
Podían poner multas y sanciones.
• En algunas localidades debían sufragar parte de la organización de juegos, una obligación a la que también tenían que hacer frente los IIviros.
2 Duunviros (iiviri, IIVIR; a veces llamados iiviri iure dicundo IIVIR I D = “duoviro para dictar leyes = administrar justicia”).
- Eran los máximos magistrados de la ciudad; equivalentes a los cónsules en Roma.
- Eran la máxima autoridad judicial en la ciudad.
- En algunas ciudades el grupo formado por los iiviri y los aediles se denominaba iiiiviri.
Se hacían cargo de los aspectos más importantes de la gestión urbana (de acuerdo con los decuriones de la ciudad): • fijaban el calendario y la fecha de las asambleas para elegir magistrados y dirigían el transcurso de las elecciones.
• convocaban y presidían las reuniones de la curia/senado local.
• distribuían los presupuestos de la ciudad.
• proponían la realización de obras públicas.
• proponían el nombramiento del personal subalterno.
• ofrecían juegos públicos (llegando a pagar parte con su propio patrimonio económico).
Tenían vedado vender o arrendar bienes públicos y, tras dejar el cargo, podían incluso ser sometidos a inspecciones en busca de incrementos irregulares de su patrimonio.
Privilegios: • presidían los rituales más importantes, • disfrutaban de asientos preferentes en los espectáculos públicos • eran magistrados epónimos de sus ciudades. Así, documentos, leyes municipales o inscripciones pueden estar datados por los nombres de los magistrados locales.
Cada 5 años: iiviri quinquennales (IIVIR QUINQ) Como en Roma, cada 5 años se realizaba el censo de ciudadanos y se actualizaba el album de la curia local. Para ello se solía encargar la tarea a los iiviri de ese año, que entonces se llamaban iiviri quinquenales.
Los sacerdocios municipales Podían existir tres colegios religiosos en cada ciudad, compuestos por varios miembros que eran elegidos por la asamblea popular y luego cooptados por el resto de integrantes del colegio.
Pontifices (pontifex, -ificis): Similares a los de Roma.
- Eran miembros destacados de su localidad y muchos habían sido antes iiviri.
- A diferencia de Roma el cargo solía ser temporal.
- Como jerarquía religiosa más importante de la ciudad debían: • presidir los cultos oficiales.
• ocuparse del mantenimiento de los lugares sagrados.
• decidir sobre diversos aspectos de la religión local.
Augures (augur, -uris): Similares a los de Roma.
- Se dedicaban a dirigir la toma de auspicios para determinar la conformidad de los dioses con la tarea que se iba a emprender o la elección de un magistrado.
- También el cargo de augur solía ser temporal.
Flamines (flamen, -inis).
- Se encargaba del culto imperial en la localidad.
- Eran designados por el ordo decurionum entre los miembros más destacados de la aristocracia municipal - También el cargo solía ser temporal.
AE 1893, 00050 = AE 1990, 00229.
Italia (región IV: Samnium. Lugar: Iuvanum.
M AUFATIO M F ARN FIRMO NOVIO PROBO AEDILI IIIIVIRO I D QUAESTORI QUINQ II PRAEFECTUS FABRUM M AUFIDIUS P F ARN VINDEX NOVIUS PROBUS PRAEFECTUS EQUITUM FRATIS FILIUS FECIT AE 1893, 00050 = AE 1990, 00229. Italia (región IV: Samnium. Lugar: Iuvanum.
M(arco) Aufatio M(arci) f(ilio) / Arn(ensi tribu) Firmo / Novio Probo / aedili IIIIviro i(ure) d(icundo) / quaestori (IIviro) quinq(uennali) II / praefecto fabrum / M(arcus) Aufatius P(ubli) f(ilius) Arn(ensi) / Vindex Novius Probus / praefectus equitum / fratris filius fecit A Marco Aufatio Firmo Novio Probo, hijo de Marco, de la tribu Arnensi Edil, IIIIviro administrador de justicia, cuestor, (IIviro) quinquenal por dos veces prefecto de los ingenieros [antesala de la carrera ecuestre] Marco Aufatio Vindex Novio Probo, hijo de Publio, de la tribu Arnensi prefecto de caballería [militia tertia del cursus honorum ecuestre] hijo de su hermano lo hizo Elecciones en Pompeya: Los carteles electorales presentan casi siempre una estructura con fórmula la mayor parte de las veces fija.
- En primer lugar se coloca el nombre del candidato y el cargo para el que se postula (ambos términos en acusativo).
- Después suele aparecer el nombre de quien propone al candidato pidiendo el voto (en nominativo) y la fórmula ROG(at), “propone”.
- Finalmente es muy habitual la fórmula O(ro) V(os) F(aciatis): “os pido que lo hagáis”.
Equivale a “votad por”.
- A veces puede aparecer también la expresión D(ignum) R(ei) P(ublicae) “Digno para la cosa pública”.
Los carteles más abundantes en Pompeya son los que proponen a un solo candidato.
Pero a veces son grupos (“lobbies”) los que proponen al candidato: Agricolae rogant (los agricultores lo proponen) Pomari rogant (los vendedores de manzanas lo proponen) Aurifices universi rogant (todos los orfebres lo proponen) N(umerium) Popidium Rufum IIvir(um) o(ro) v(os) f(aciatis) Minatius rog(at) A(ulum) Trebium Valentem AED(ilem) V(irum) B(onum) D(ignum) R(ei) P(ublicae) O(ro) V(os) F(aciatis) GRANIUS ROG(at) Lollium d(ignum) v(iis) a(edibus) s(acris) p(ublicis) o(ro) [v(os) f(aciatis)] viis aedibus sacris publicis procurandis encargado del cuidado (procurandis) de las calles y edificios públicos y religiosos.
...