Apuntes Semestre 1 (2016)

Apunte Español
Universidad Universidad de Barcelona (UB)
Grado Maestro en Educación Infantil - 3º curso
Asignatura Didáctica de la Educación Física
Año del apunte 2016
Páginas 41
Fecha de subida 17/04/2016
Descargas 10
Subido por

Vista previa del texto

DIDÁCTICA DE LA EDUCACIÓN FÍSICA Universitat de Barcelona Grau d’Educació Infantil Curs 2015-2016 José Manuel Aja Aina Ribera Tomàs Nora Rodríguez Caballero Marina Via Coll-Vinent Curs 2015-2016 ÍNDICE 1. Introducción 1.1. Educación motriz, educación psicomotriz y educación física 1.2. La didáctica 1.3. Corrientes filosóficas 1.3.1. Dualismo 1.3.2. Holismo 1.4. Corrientes psicológicas 1.4.1. Modelo tradicional 1.4.2. Modelo conductista 1.4.3. Modelo constructivista 1.5. Metodologías pedagógicas de educación física o psicomotriz 2. Facultades físicas 2.1. Fuerza 2.2. Velocidad 2.3. Flexibilidad 2.4. Resistencia 3. Facultades perceptivomotrices 3.1. Esquema corporal 3.2. Imagen corporal 3.3. Equilibrio 3.4. Coordinación 3.5. Respiración 3.6. Relajación 3.7. Lateralidad 3.8. Relaciones espacio temporales 3.8.1. Estructuración espacial 3.8.2. Estructuración temporal 3.8.3. La organización perceptiva 3.9. Diversificación de los sentidos en el ámbito psicomotor 3.9.1. Diversificación visual 3.9.2. Diversificación auditiva 3.9.3. Diversificación táctil Bibliografía i webgrafía 1. INTRODUCCIÓN 1.1. EDUCACIÓN MOTRIZ, EDUCACIÓN PSICOMOTRIZ Y EDUCACIÓN FÍSICA La educación motriz, que forma parte de la Educación Física en Primaria, pretende mejorar la coordinación motriz, ya se trate de motricidad global mediante actividades estabilizadoras y locomotrices o de motricidad fina mediante actividades manipulativas. A pesar de que la mayoría de los comportamientos motores se adquieren de forma natural en el transcurso de los primeros años de vida, las actividades propuestas en los programas de educación motriz o de educación física irán afinando la calidad del control motor, mejorando así el desempeño motor de los niños. Su objetivo es desarrollar al máximo la coordinación motriz o la adquisición de aprendizajes básicos en el ámbito motor.
La educación psicomotriz, por su parte, pretende que se adquieran conceptos a través de las actividades de manipulación y de las acciones motrices; por esta razón interviene como condición previa o como apoyo a los primeros aprendizajes. Su importancia, elevada en los primeros años, se va difuminando a medida que mejoran las funciones cognitivas. Las acciones motrices y sus resultados, son fuentes de información perceptivas a partir de las cuales el niño conceptualiza nociones más o menos complejas y abstractas.
Es necesario entender antes de aprender, pues el niño va de lo concreto a lo abstracto.
Los conceptos se adquieren y se ilustran a través del tratamiento de la información, y de las comparaciones, asociaciones y transformaciones de las percepciones que se derivan.
En psicología genética subrayan el importante papel que desempeña la actividad motriz del recién nacido y del niño en el desarrollo de las funciones cognitivas (Bruner, Piaget, Wallon), somos el resultado de nuestras interacciones con el entorno.
La acción motriz que solicita la participación activa de todos los componentes de la personalidad en un contexto determinado es la base de las modificaciones cognitivas.
El objetivo de la educación motriz es que emerjan los conceptos o, si es preciso, favorecer la reeducación de niños que presentan trastornos del aprendizaje. No es el nivel de habilidad motriz alcanzado lo que explica un mejor rendimiento en los aprendizajes escolares, sino más bien el hecho de que el niño haya podido actuar y experimentar por sí mismo para resolver el problema que comportaba la situación.
La repetición de las mismas experiencias le brinda al niño la ocasión de poner a prueba con asiduidad sus diferentes sensaciones y percepciones, lo que le permite formarse conceptos del mundo físico, conceptos que podrá aplicar después a las situaciones nuevas. Por medio de la integración multisensorial, adquiere así una imagen global de su entorno; aprende a través de la acción motriz, el tacto, la visión y el oído, ayudándose de la comparación de las sensaciones.
De la coordinación de estos tres aspectos, madurez del sistema nervioso, experiencia e intercambio social, surge indudablemente el desarrollo más armonioso del niño. Solo en la medida en que una actividad motriz comporte una parte importante de habilidades cognitivas se puede esperar una mejora de éstas.
La actividad física y las acciones motrices intervienen en la mayoría de los aspectos de la vida diaria y se utilizan de forma metódica para diferentes componentes de la personalidad con fines educativos, reeducativos, terapéuticos, deportivos, generales y profesionales, de ocio o de expresión.
Las sesiones de actividades motrices suscitan mucho interés en el alumno, las encuentra agradables, sobre todo, porque le transmiten un feedback inmediato sobre el éxito o no de la ejecución de una instrucción que le han dado. Esta particularidad favorece mucho a los niños que aprenden a un ritmo más lento, así como a los que tienen dificultades de aprendizaje.
La educación psicomotriz no sustituye a la acción educativa de las otras enseñanzas escolares sino que la complementa.
La educación física es la disciplina que abarca todo aquello relacionado con el uso del cuerpo. Ayuda a la formación integral del ser humano. Su objetivo es que el alumno, además de sus capacidades intelectuales, pueda desarrollar a la par, las corporales y motoras, también imprescindibles para su efectivo desarrollo como persona. Mejora la calidad de participación e integración en un grupo ya sea familiar, social, etc. Es una parte importante del currículo escolar. Está diseñado para ayudar a los niños y jóvenes a desarrollar los conocimientos, habilidades y actitudes necesarias para ser activo y saludable de la vida. La educación física es importante porque promueve el desarrollo corporal y el bienestar de las personas. Se trabaja normalmente en las escuelas desde la infancia hasta el nivel de educación media y en algunos países es una parte importante del currículo.
La educación física favorece la mejora de las características biomotrices, cardiorrespiratorias sobre todo, y de las conductas motrices, especialmente la coordinación motriz. Sus objetivos son adquirir, desarrollar y mantener una buena salud física y desarrollar la habilidad motriz. Lo deseable es que estos hábitos adquiridos en la edad escolar animen a todos a continuar con la práctica de la actividad física toda la vida. Esta disciplina logra competencias transversales como la adquisición de conocimientos y de técnicas, de normas de seguridad, la integración socioafectiva y la implantación de hábitos de vida saludables para conservar la salud.
1.2. LA DIDÁCTICA ¿Qué es la didáctica? Según Dolch (1952) la didáctica es la "Ciencia del aprendizaje y de la enseñanza en general". Fernández Huerta (1985, 27) apunta que la "Didáctica tiene por objeto las decisiones normativas que llevan al aprendizaje gracias a la ayuda de los métodos de enseñanza". Escudero (1980, 117) insiste en el proceso de enseñanza-aprendizaje: "Ciencia que tiene por objeto la organización y orientación de situaciones de enseñanza-aprendizaje de carácter instructivo, tendentes a la formación del individuo en estrecha dependencia de su educación integral".
En términos más técnicos la didáctica es la rama de la Pedagogía que se encarga de buscar métodos y técnicas para mejorar la enseñanza, definiendo las pautas para conseguir que los conocimientos lleguen de una forma más eficaz a los educados.
Según Cecilia A. Morgado Pérez, la didáctica es parte de la pedagogía que describe, explica y fundamenta los métodos más adecuados y eficaces para conducir al educando a la progresiva adquisición de hábitos, técnicas y una formación integral.
Este proceso implica la utilización de una serie de recursos técnicos para dirigir y facilitar el aprendizaje. La didáctica ayuda al docente a saber cómo desarrollar su práctica pedagógica de forma efectiva. Le posibilita planear de manera estructurada y desarrollar el proceso de enseñanza-aprendizaje respondiendo a qué, quiénes, dónde, cómo y porqué orientar con arte el proceso de aprendizaje de los niños en la realidad cotidiana del aula.
Por lo tanto, dadas esas definiciones, se puede concluir que la didáctica es la ciencia de la educación que estudia e interviene en el proceso de enseñanza-aprendizaje con el fin de conseguir la formación intelectual del aprendiz.
1.3. CORRIENTES FILOSÓFICAS 1.3.1. Dualismo Se llama dualismo a la doctrina que afirma la existencia de dos principios explicativos, sea cual sea el ámbito de conocimiento. Aplicada al ser humano, la concepción dualista entiende que estamos compuestos de una parte material (cuerpo) y otra inmaterial (alma, mente).
En el presente trabajo nos limitamos a investigar exclusivamente en esta concepción, haciendo referencia a Descartes. Descartes se basa en el pensamiento de Platón que distingue entre cuerpo y alma. Además, Descartes compara el cuerpo humano con una máquina. Argumenta que la única diferencia entre las máquinas y los animales es la complejidad de los mecanismos. En cambio, afirma que entre el hombre y los animales la diferencia está en la posesión de un alma, una entidad a la que Descartes liga no solo la inteligencia sino también las emociones y la memoria. En segundo lugar, como el comportamiento de un animal es fundamentalmente mecánico, puede ser entendido igual que entendemos cómo funciona un autómata y las causas y procesos de estos comportamientos deben ser racionales y sujetas a leyes naturales.
Para Descartes, los animales son máquinas de estímulo-respuesta donde todos los procesos son involuntarios. Si aplicamos el dualismo a la educación, puede traducirse como que hay asignaturas importantes y otras que no lo son, ya que lo más importante según esta corriente filosófica es la mente. Siguiendo a Descartes, la educación física, es decir la educación del cuerpo y del movimiento no es esencial para el desarrollo integral del niño.
1.3.2. Holismo El holismo es una corriente filosófica posterior al dualismo y que la contradice. Este entiende el cuerpo humano como un todo integrado y global. Analiza los eventos desde el punto de vista de las múltiples interacciones que los caracterizan, suponiendo que todas las propiedades de un sistema no pueden ser determinadas o explicadas como la suma de sus componentes, sino que deben verse como un todo. Aristóteles afirma que "el todo es más importante que la suma de sus partes". En otras palabras, el cuerpo y la mente no son entes separados, sino que son un todo integrado y global, ya que uno no puede funcionar sin e otro y, a la vez, ninguno es de mayor importancia.
El holismo defiende el sinergismo y la interacción entre las partes y no la individualidad de cada una. El holismo aplicado a la educación, muestra cómo el desarrollo físico y mental están muy relacionados, y que no puede dar lugar el uno sin el otro.
1.4. CORRIENTES PSICOLÓGICAS Las metodologías didácticas suponen una manera concreta de enseñar, caminos y estrategias para transmitir unos determinados contenidos con el fin de que lleguen a los alumnos y que éstos los entiendan.
Las corrientes psicológicas cumplen con una función específica y es la de guiar el proceso educativo para la formación integral del individuo.
1.4.1. Modelo tradicional Concibe la educación como un proceso en el que el maestro tiene todo el conocimiento y tiene que transmitir ese saber enciclopédico al alumno es una tabula rasa (página en blanco) que recibe el conocimiento de forma pasiva, por lo tanto el aprendizaje se adquiere a través de la memoria y la repetición. Es un sistema bastante rígido y poco dinámico.
1.4.2. Modelo conductista El modelo de conductista, según Astolfi, (1997), está basado en los estudios de B.F.Skinner e Ivan Pavlov sobre aprendizaje. Es un proceso de aprendizaje basado en el proceso estímulo-respuesta, premio-castigo o acción reacción. El aprendizaje es comprendido como un proceso mecánico, asociativo, basado exclusivamente en motivaciones extrínsecas, por lo tanto el papel del profesor es crear unos estímulos y unas condiciones favorables al aprendizaje. La evaluación se centra en los productos del resultado, sin considerar los procesos.
1.4.3. Modelo constructivista Para este modelo la enseñanza no es una simple transmisión de conocimientos, es la organización de métodos de apoyo que permitan a los alumnos construir su propio saber, pues no aprendemos sólo registrando en nuestro cerebro, aprendemos construyendo nuestra propia estructura cognitiva. Aprendizaje como resultado de un proceso de construcción de nuevos conocimientos a partir de los ya conocidos, en cooperación con los compañeros y el maestro. Este aprendizaje tiene que ser significativo, es decir, tienen que tener sentido para él y tiene que ser funcional, lo ha de poder utilizar en otros contextos. El autor más conocido de esta teoría es Vigotsky.
Hemos encontrado interesante los 10 pasos básicos que debe realizar un docente para que el aprendizaje sea relevante que propone Gagné (1976): 1. Estimular la atención y motivar 2. Dar a conocer a los alumnos los objetivos de aprendizaje 3. Activar los conocimientos y habilidades previas de los estudiantes. relevantes para los nuevos aprendizajes a realizar (organizadores previos) 4. Presentar información sobre los contenidos a aprender u proponer actividades de aprendizaje (preparar el contexto, organizarlo) 5. Orientar las actividades de aprendizaje de los estudiantes 6. Incentivar la interacción de los estudiantes con las actividades de aprendizaje, con los materiales, con los compañeros... y provocar sus respuestas 7. Proporcionar feedback a sus respuestas 8. Facilitar actividades para la transferencia y generalización de los aprendizajes 9. Facilitar el recuerdo 10.Evaluar los aprendizajes realizados 1.5. METODOLOGIAS PEDAGÓGICAS DE EDUCACIÓN FÍSICA O PSICOMOTRIZ El francés Jean Le Boulch fue formado como profesor de Educación Física, y es conocido por sus aportaciones al método de la psicokinética. El pensamiento de Jean Le Boulch se puede dividir en dos etapas: la primera, en la que planteaba un método racional y experimental para la educación física a través de sus trabajos publicados entre 1952 y 1961; y la segunda, entre los años 1966 y 1987, donde empieza a establecer el susodicho método de la psicokinética, basado en la educación a través del movimiento aplicándolo al desarrollo de la persona.
El primer momento del pensamiento de Jean Le Boulch está relacionado con la propuesta de una Educación Física científica. El primer objetivo se relacionaba con el método médico, con la gimnasia correctiva (para corregir imperfecciones) y era el desarrollo normal del niño y la búsqueda de actitudes correctas; el segundo objetivo correspondía al método natural en relación con el gesto natural; y el tercer objetivo era la iniciación deportiva.
En la segunda etapa, Le Boulch defendía la psicokinética o educación por el movimiento, un método que pretendía ayudar tanto en educación física como en psicomotricidad y fisioterapia. Partió de la base de que el movimiento tiene una importancia fundamental en el desarrollo de la persona; por lo tanto, ésta es una ciencia aplicada, es decir, que debe tener aplicación a todo lo que relacionado con el movimiento y la enseñanza de la persona. A esto, el autor, lo denomina ‘Ciencia del movimiento aplicada al desarrollo de la persona’.
2. FACULTADES FÍSICAS 2.1. FUERZA F = m · a Se define como la capacidad de generar tensión intramuscular frente a una resistencia, independientemente de que se genere o no movimiento.
Desde que nacemos estamos obligados a vencer una fuerza, la de la gravedad, para poder movernos, la fuerza es absolutamente imprescindible para el ser humano, pues además de ayudarnos a mantener la postura corporal nos permite realizar multitud de acciones cotidianas: levantar objetos, apretar, estirar, empujar, retorcer… Así pues, la fuerza es un trabajo continuado muy importante en el tono muscular del cuerpo humano. Cabe destacar que es imprescindible regular la tensión que hay en el cuerpo, para eso debemos presentar actividades adaptadas para la tonificación muscular.
Para mejorar la fuerza muscular hay que someter a los músculos a un trabajo que movilice cargas mayores de las que soporta habitualmente. Se denomina cargas al peso de una masa. La fuerza se puede trabajar con dos clases de cargas diferentes:  Carga natural: se refiere al peso del propio cuerpo.
 Sobrecarga: puede ser el peso de otra persona, el peso de materiales ligeros, pesas, máquinas, etc.
Hay que trabajar el tono muscular (semicontracciones de los músculos) del cuerpo humano, y si se quiere mejora hay que realizar un trabajo continuado. También hay que buscar el equilibrio en la fuerza y trabajar los dos lados. Gracias a este trabajo se aprende a regular la tensión.
Potencia= fuerza en 1 segundo.
Factores de los que depende la fuerza muscular: Dos son los tipos de factores que determinan la fuerza de los músculos y el grado de tensión muscular que es capaz de realizar una persona:  Factores intrínsecos: Son los factores de origen interno.
 Factores extrínsecos: La fuerza también depende de diversos factores de tipo externo, entre los más importantes se encuentran la temperatura, la alimentación, el entrenamiento, el clima, la edad y el sexo.
Clases de fuerza: Para diferenciar las distintas clases de fuerza hay que tener en cuenta las formas de manifestarse de la misma. Desde el punto de vista del entrenamiento, se pueden distinguir tres tipos:  Fuerza máxima. Es la capacidad del músculo de desarrollar la máxima tensión posible, para ello, se movilizan grandes cargas sin importar la aceleración, como, por ejemplo, en la halterofilia. La velocidad del movimiento es mínima y las repeticiones que se realizan son pocas.
 Fuerza velocidad. También llamada fuerza explosiva, es la capacidad que tienen los músculos de dar a una carga la máxima aceleración posible. La velocidad del movimiento tiende a ser máxima. Este tipo de fuerza determina el rendimiento en actividades que requieren una velocidad explosiva en sus movimientos: voleibol al saltar y rematar, balonmano al lanzar a portería, atletismo al esprintar, fútbol al golpear un balón…  Fuerza-resistencia. Es la capacidad muscular para soportar la fatiga provocada por un esfuerzo prolongado en el que se realizan muchas contracciones musculares repetidas. En este caso, como ni la carga ni la aceleración son máximas, la velocidad de ejecución no es muy grande y se puede hacer un alto número de repeticiones. Es el tipo de fuerza necesaria para actividades que requieran un largo y continuado esfuerzo: carreras largas, remo, natación, esquí de fondo… Sistemas de entrenamiento de la fuerza: Hay muchos métodos para desarrollar la fuerza muscular. Cuál se debe utilizar depende ante todo de la clase de fuerza que se quiere trabajar y los objetivos que desarrollar.
La utilización de sistemas de entrenamiento de la fuerza produce unos efectos en el organismo y tiene una influencia directa en el desarrollo muscular del sujeto:  Hipertrofia muscular: se desarrolla la masa muscular y aumenta el volumen del músculo.
 Mejora del metabolismo muscular: se produce un aumento de las reservas energéticas del músculo, lo que facilita la capacidad de trabajo del mismo.
 Mejora de la coordinación neuromuscular: la excitabilidad y la velocidad de la conducción nerviosa aumentan, lo que permite trabajar con un menor esfuerzo.
 Aumento de peso: al hipertrofiarse el músculo, su peso se incrementa y el hueso se hace más denso, lo que supone un aumento de la densidad y del peso del sujeto.
2.2 VELOCIDAD Es la capacidad física que nos permite llevar a cabo acciones motrices en el menor tiempo posible. La rapidez con la que se realiza dicho desplazamiento depende de:  La velocidad de contracción de los músculos implicados en el movimiento.
 La celeridad en la transmisión del impulso nervioso.
 Diversos factores físicos: amplitud de zancada, estatura… La mayoría de estos aspectos dependen, en gran medida, de la herencia genética y son escasamente modificables mediante el entrenamiento. Pese a ello, la velocidad se puede mejorar, aunque dentro de unos márgenes estrechos.
La velocidad se puede manifestar de varias formas: como la reacción ante un estímulo (velocidad de reacción), como la distancia recorrida en un tiempo determinado (velocidad de desplazamiento), o como la realización de un gesto (velocidad gestual).
Velocidad de reacción: Es la capacidad de responder a un determinado estímulo en el menor tiempo posible, como, por ejemplo, en la parada de un portero o en el disparo de salida de una carrera de 100 metros.
También se denomina tiempo de reacción, ya que equivale al tiempo que la persona tarda en reaccionar a un determinado estímulo, es decir, al intervalo que transcurre desde que recibe el estímulo hasta que aparece la respuesta. Es un lapso muy breve que suele durar entre 0´10 y 0´15 segundos.
Este tipo de velocidad está caracterizada por aspectos marcadamente hereditarios y es poco influenciable por el entrenamiento.
La velocidad de reacción depende de diversos factores entre los que cabe destacar los siguientes:  El tipo de estímulo: visual, auditivo, táctil…  La cantidad de órganos y receptores sensoriales estimulados.
 La intensidad y duración del estímulo.
 La velocidad de transmisión del impulso nervioso.
 La edad y el sexo.
 El nivel de concentración.
 El grado de entrenamiento.
Por último, cabe señalar que se distinguen dos tipo de velocidad de reacción:  Velocidad de reacción simple: a un estímulo preestablecido sólo le sucede una respuesta, como, por ejemplo, la salida de tacos en una carrera de velocidad.
 Velocidad de reacción compleja: el estímulo y la respuesta son inciertos, hay que dar una respuesta rápida a un estímulo imprevisto, como, por ejemplo, en la reacción de un saque de tenis.
Velocidad de desplazamiento: Es la capacidad de recorrer una distancia en el menor tiempo posible, como, por ejemplo, la prueba de 100 metros braza en natación. Puede denominarse de otras maneras, como velocidad de traslación, velocidad frecuencial, velocidad cíclica… En este tipo de velocidad, hay un desplazamiento de todo el cuerpo mediante la repetición continua de las acciones motrices que intervienen en los gestos técnicos (braceo y pateo de nadador).
Está determinada por varios factores, principalmente físicos:  La amplitud de la zancada.
 La frecuencia de los movimientos segmentarios.
 La resistencia a la velocidad.
 La relajación y la coordinación neuromuscular.
Normalmente, la velocidad de desplazamiento es la que durante más tiempo prolonga la acción, de ahí que otro factor importante a tener en cuenta sea el suministro energético.
Velocidad gestual: Es la capacidad de realizar un movimiento con una parte del cuerpo en el menor tiempo posible, como, por ejemplo, en un lanzamiento a portería en balonmano o en un golpe de revés en tenis. También se le denomina velocidad segmentaria, velocidad de ejecución, velocidad de acción… Se caracteriza por ser un gesto aislado que sólo se repite una vez. Los factores que influyen en la velocidad gestual son de origen tanto fisiológicos como físicos:  La capacidad de coordinación muscular para efectuar el movimiento.
 El brazo de palanca.
 El nivel de aprendizaje del gesto.
 La localización y la orientación espacial.
 El miembro utilizado: superior o inferior, dominante o no dominante.
 El tiempo empleado en la toma de decisión.
Aunque los diferentes tipos de velocidad anteriormente señalados raramente se dan por separados, a la hora de entrenar la velocidad se trabaja según las tres clases antes citadas: velocidad de reacción, de desplazamiento y gestual.
La velocidad, para su desarrollo, depende de varios factores, como son los musculares, los nerviosos, los genéticos, así como la temperatura del músculo.
2.3 FLEXIBILIDAD Capacidad de movimiento en las articulaciones con mayor amplitud posible sin brusquedad y sin provocar ningún daño. La flexibilidad depende de la elasticidad (capacidad del músculo de estirarse y contraerse) de los músculos y los huesos. Los niños no flexibles es porque tienen, normalmente, problemas emocionales y están en tensión física (y mental) constante. Importancia del tono muscular. Las niñas más flexibles por la sociedad y el uso cuotidiano; la niña cree que no es tan fuerte y usa la inteligencia. Hemos de tener en cuenta que la flexibilidad no genera movimiento, sino que lo posibilita. El concepto de flexibilidad debe diferenciarse de otros dos términos que suelen emplearse como sinónimos de ella, como son movilidad articular y elasticidad muscular:  Movilidad articular: es la capacidad para desplazar una parte del cuerpo dentro de un recorrido lo más amplio posible, manteniendo la integridad de las estructuras anatómicas implicadas. Esta propiedad se atribuye a las articulaciones.
 Elasticidad muscular: es la capacidad de un músculo para alongarse sin sufrir daños estructurales y luego contraerse hasta recuperar su forma y posición originales. Esta propiedad también se atribuye en menor medida a los ligamentos y tendones.
Los movimientos están limitados por las características estructurales de la articulación y por el estiramiento de los músculos, de los ligamentos, etc. La flexibilidad es la capacidad resultante de la suma de estos dos componentes:  FLEXIBILIDAD = MOVILIDAD ARTICULAR + ELASTICIDAD MUSCULAR Todos realizamos de forma cotidiana movimientos tales como agacharse, girar, estirarse… que requieren que nuestras articulaciones, ligamentos, tendones y músculos sean flexibles para poder moverse con desenvoltura. La flexibilidad es una de las actividades físicas que más beneficios aporta a la salud, pudiendo considerarse básica para mantener una condición física adecuada y para conseguir una vida más activa y saludable.
Factores que condicionan la flexibilidad: La flexibilidad está influenciada por dos tipos de factores, los anatómicos o intrínsecos y los externos.
Factores intrínsecos. Son los factores que afectan a la flexibilidad:  El tipo de articulación: cada tipo (de bisagra, pivotantes, esféricas) tiene una resistencia interna diferente y específica, y varía enormemente de una articulación a otra.
 La estructura ósea: los topes óseos de los distintos huesos que forman parte de una articulación limitan de forma notable el movimiento de la misma.
 La elasticidad del tejido muscular: la resistencia a la elongación del tejido conectivo de los músculos que forman parte de una articulación influye directamente en la flexibilidad de la misma. Por otra parte, si el músculo está fatigado o el tejido muscular tiene cicatrices de una lesión anterior su elasticidad disminuye.
 La elasticidad de los ligamentos y tendones: no estiran mucho porque tienen un tejido poco elástico y, en consecuencia, restringen la flexibilidad de una articulación.
 La masa muscular: si un músculo está muy desarrollado puede interferir con la capacidad de una articulación para lograr la máxima amplitud de movimiento (por ejemplo, un bíceps femoral demasiado grande puede limitar la capacidad de doblar las rodillas por completo).
 El tejido graso: un exceso de tejido graso puede ser un factor limitante para la amplitud de algunos movimientos.
 La capacidad de relajación y contracción del músculo: permite al músculo alcanzar su máximo rango de movimiento.
 La temperatura de la articulación: la temperatura interior de la articulación y de sus estructuras asociadas también influye en su flexibilidad.
Factores extrínsecos. Entre los factores externos limitantes de la flexibilidad se encuentra:  Herencia: hay una determinación hereditaria importante sobre el grado de flexibilidad que un sujeto tiene.
 Sexo: es un factor que condiciona el grado de flexibilidad, las mujeres son, generalmente, más flexibles que los hombres.
 Edad: la flexibilidad tiene una evolución natural decreciente, durante la infancia un niño puede ser muy flexible, pero esa capacidad disminuye de forma progresiva hasta la vejez.
 Sedentarismo: la falta de actividad física de forma habitual, ya sea por costumbre o por motivos laborales, resta movilidad a las articulaciones.
 La hora del día: la mayoría de los individuos son más flexibles por la tarde que por la mañana. La flexibilidad es menor a primera hora de la mañana y al anochecer.
 La temperatura ambiental: una temperatura cálida facilita la amplitud de movimientos, pues el calor permite que las reacciones químicas que se producen a nivel muscular se realicen con mayor celeridad.
 La hidratación: algunos autores sugieren que beber bastante agua contribuye a incrementar la flexibilidad del cuerpo.
Sistemas de entrenamiento de la flexibilidad Para el trabajo de la flexibilidad, se recomienda realizar ejercicios genéricos para pasar posteriormente a los específicos de la actividad física. La flexibilidad trabajada de manera correcta disminuye el riesgo de lesiones, aumenta la amplitudes de recorrido articular, alivia los dolores musculares y el estrés diario. Además, actúa de forma óptima sobre el trabajo de la velocidad y de la fuerza, nos ayuda a recuperar más rápido tras el esfuerzo, promueve la relajación y equilibra el tono muscular de las distintas zonas del cuerpo para evitar desequilibrios físicos, como los causantes de la escoliosis, la lordosis, los dolores cervicales, etc. El entrenamiento habitual de esta capacidad permite mantener un nivel adecuado de flexibilidad, facilita la realización correcta de los movimientos habituales, mejora la actuación motora de los gestos técnicos (por ejemplo, salto de altura o la patada de kárate), favorece la adquisición de nuevas destrezas de movimiento y, además, ayuda a prevenir lesiones.
2.4 RESISTENCIA Capacidad de vencer una fuerza. La capacidad de mantener un esfuerzo de forma eficaz durante el mayor tiempo posible. Se considera que una persona tiene resistencia cuando es capaz de realizar un esfuerzo de una determinada intensidad durante un tiempo relativamente largo sin acusar los síntomas de la fatiga, y además está capacitada para continuar con el esfuerzo en buenas condiciones una vez hayan aparecido dichos síntomas. La resistencia no es más que un sistema de adaptación del organismo para combatir la fatiga que trata de que la misma no aparezca o lo haga lo más tarde posible, lo que puede lograrse mediante un entrenamiento adecuado.
Existen dos tipos de resistencia: 1. Resistencia aeróbica: También llamada orgánica, se define como la capacidad de realizar esfuerzos de larga duración y de poca intensidad, manteniendo el equilibrio entre el gasto y el aporte de oxígeno. Se trabaja sin carencia de oxígeno (equilibrio entre trabajo y descanso).
Las actividades que desarrollan la resistencia aeróbica son siempre de una intensidad media o baja y, en ellas el esfuerzo puede prolongarse durante bastante tiempo. Se requiere una constancia, donde se haga ejercicio mínimo 3 días por semana y con un ritmo ascendente y descendente.
2. Resistencia anaeróbica: Trabajos o actividades con carencia de oxígeno. La capacidad de soportar esfuerzos de gran intensidad y corta duración, retrasando el mayor tiempo posible la aparición de la fatiga, pese a la progresiva disminución de las reservas orgánicas.
Es importante tener en cuenta que sólo resulta aconsejable a partir de edades en las que el desarrollo del individuo sea grande. Aunque es normal que en determinados momentos de la práctica deportiva de niños y de jóvenes se produzcan fases de trabajo anaeróbico, no por ello debe favorecerse, ya que la resistencia a mejorar en esas edades ha de ser la aeróbica.
La resistencia es una capacidad compleja que tiene una gran importancia en la mejora del acondicionamiento físico. En comparación con otras capacidades, la resistencia puede mejorarse mucho con el entrenamiento.
Sistemas de entrenamiento de la resistencia: El desarrollo de la resistencia permite oponerse al cansancio, es decir, trata de impedir la aparición de la fatiga, posponer su aparición o mantenerla lo más baja posible.
Para mejorar la resistencia tenemos diferentes sistemas que permiten, según el caso, adaptar el organismo al esfuerzo y mejorar el nivel de la persona. Es importante tener en cuenta que en primer lugar debe mejorarse la resistencia general, y sólo posteriormente se podrá realizar un trabajo más específico. Además, hay que saber que esta capacidad va decreciendo con la edad.
Los métodos de entrenamiento para el desarrollo de la resistencia son muy versátiles, tanto por las diferentes posibilidades de uso que presentan como por su aplicabilidad a las distintas actividades físicas. En general, se puede hablar de dos grupos de sistemas básicos, los continuos y los fraccionados.
1. Sistemas continuos: El entrenamiento continuo consiste en recorrer una distancia relativamente larga mediante un esfuerzo físico continuado (más de 30 minutos), sin interrupciones ni pausas, como, por ejemplo, correr, andar en bicicleta, remar… Se utiliza para el desarrollo de la resistencia aeróbica y se puede realizar de dos formas: a velocidad constante, se trabaja siempre con la misma intensidad y se mantiene la frecuencia cardiaca al 50-70% del máximo durante todo el recorrido, y a velocidad variable, en donde el esfuerzo se realiza variando la intensidad y provocando continuos cambios en el ritmo de las pulsaciones.
2. Sistemas fraccionados: Se caracterizan por la interrupción del trabajo, al contrario que en los sistemas continuos. Dividen el esfuerzo en varias partes de intensidad submáxima que se alternan con intervalos de tiempo llamados pausas de recuperación, que ayudan a la adaptación del organismo. Por ejemplo, se plantea correr tres series de diez minutos con un descanso de 5 minutos entre ellas. La duración del descanso es variable y durante el mismo se camina, se estira, etc.
3. FACULTADES PERCEPTIVOMOTRICES 3.1. ESQUEMA CORPORAL El esquema corporal es la imagen mental que tenemos de nuestro cuerpo, estática y en movimiento, en relación con sus diferentes partes, con el espacio y con los objetos que nos rodean. Es decir, es el conocimiento que tenemos del cuerpo y la capacidad de responder eficazmente a múltiples y variadas actividades motrices. (Jean Le Blouch) Según Wallor, en cambio, es el resultado y la condición de las relaciones precisas entre el individuo y su medio.
Objetivos La educación del esquema corporal es un proceso continuo y positivo porque aporta a los niños seguridad, control, eficacia y autonomía en sus conductas. Su único objetivo es proporcionar la mayor funcionalidad posible a las aptitudes que el niño posee, sin el propósito de aumentar la inteligencia, es decir, a las máximas posibilidades de nuestro cuerpo.
Este conocimiento debe ser de tres tipos:  morfológicamente -¿Cómo es? Estatura, dimensiones-, en relación con otras personas u objetos;  funcionalmente -¿Qué es capaz de hacer?;  socialmente –nivel de conocimiento de los sentimientos y experiencia en relación a otros-.
Por otro lado, también encontramos distintos objetivos específicos como saber nombrar y localizar diferentes partes del cuerpo, conocer y descubrir acciones que se pueden realizar con diferentes partes del cuerpo, o el conocimiento del cuerpo mediante la representación gráfica.
Etapas Le Boulch, influenciado por Piaget, distingue tres etapas en la evolución del esquema corporal. En primer lugar, la etapa del cuerpo vivido –de los 0 a los 3 años-, edad del descubrimiento del propio cuerpo. En esta etapa el niño delimita su cuerpo con relación a las personas y los objetos.
La segunda etapa es la de la discriminación perceptiva –de los 3 a los 7 años- donde se desarrollan las percepciones y el control del cuerpo a través de la educación sensorial; tomando conciencia e interiorizando las experiencias sensoriales. Durante esta etapa se afirma la lateralidad y se desarrolla la capacidad segmentaria y global. Además, el esquema corporal sufre un importante desarrollo progresivo.
Por último, la etapa del cuerpo representado en movimiento, es decir, la elaboración definitiva del esquema corporal –de los 7 a los 11 años-. En esta etapa toma un papel importante el “Esquema de acción”, aspecto dinámico del esquema corporal por medio del cual hace más consciente su motricidad.
Por otro lado, encontramos las etapas evolutivas establecidas por Vayer; etapas con características comunes pero flexibles.
En primer lugar, el periodo maternal –de los 0 a los 2 años-, cuando aparecen los primeros reflejos, la marcha y las primeras coordinaciones motrices.
En segundo lugar, de los 2 a los 5 años, encontramos el periodo global de aprendizaje y el uso de si, donde aparecen la precisión y una locomoción más coordinada y precisa.
De los 5 a los 7 años se establece el periodo de transición, donde se pasa de la acción corporal a la representación. También tienen importancia el control postural y respiratorio, la lateralidad y la independencia segmentaria.
Por último, la elaboración “definitiva” –de los 7 a los 12 años-, donde se toma consciencia corporal con vistas a la acción a la transposición del conocimiento de sí al conocimiento de lo demás.
Para acabar, hablaremos de las consecuencias positivas y negativas de la integración y/o utilización del esquema corporal.
Por un lado, en cuanto consecuencias positivas, la buena utilización del esquema corporal implica una percepción y control del propio cuerpo, un equilibrio corporal económico, la lateralidad bien definida, la posibilidad de relajarse global y segmentariamente, la independencia funcional de los segmentos y partes del cuerpo, y la transposición del conocimiento del sí al conocimiento de los demás.
Por otro lado, el esquema corporal mal definido provoca un déficit de la relación sujeto- mundo exterior y de la estructuración espacio-temporal, torpeza, incoordinación, malas actitudes, mala relación con uno mismo, autoimagen negativa, e inseguridad en la relación con otros.
3.2. IMAGEN CORPORAL. Contraposición al esquema corporal La imagen corporal es la visión que yo tengo de mí mismo, la forma en que nos vemos, la imagen que nos formamos de nosotros mismos. La imagen corporal tiene relación con el propio yo, el autoestima, el concepto que uno tiene de su aspecto físico. Esto depende de dos relaciones: Yo conmigo mismo y Yo con los demás.
La imagen corporal tiene un componente educativo cultural y mantiene relación con la personalidad, pero no lo es. La imagen corporal tiene relación con las emociones, ya que las acciones son inseparables de la Educación Infantil. Los sentimientos individuales proporcionan información acerca del concepto que se posee sobre su cuerpo. Así pues, la imagen corporal es resultado de la experiencia vivida en la comunicación con el entorno.
Es importante no someter al niño a situación de fracaso para que este no se haga una mala imagen de él, sino se odiará. Una manera de evitar eso en un aula es que cada uno haga algo diferente y respetar la respuesta individual del niño.
Evolución - El individuo organiza muy temprano las percepciones de su cuerpo. Comienza a sobrevalorar algunas pares y minimizar otras.
- La ansiedad frente al cuerpo en los primeros años parece ser la causa de ciertos comportamientos posteriores.
- Hacia los 4-5 años, mediante actividad motriz, dibuja una primera imagen sintetizadora del cuerpo.
- Imagen reproductora o esquema postural hace referencia a la estabilidad y el equilibrio.
- Imagen anticipadora o dinámica, corresponde a esquema de acción.
3.3. EQUILIBRIO Desde la Educación Corporal, podemos definirlo como la capacidad o habilidad de mantener el cuerpo erguido gracias a los movimientos compensatorios de la motricidad fina o gruesa, ya sea parado o desplazándose.
- Motricidad fina: movimiento motriz de un pequeño segmento muscular.
- Motricidad gruesa: movimiento motriz generado por grandes segmentos musculares.
También podemos definir el equilibrio como el mantenimiento estable del centro de gravedad del cuerpo en situaciones estáticas o desplazándose en el espacio.
Este equilibrio puede ser: *Estático: capacidad de mantener una posición estática del cuerpo en un movimiento o gesto.
*Dinámico: desplazar el cuerpo de forma estable en el espacio El objetivo del control del equilibrio es ayudar a los niños a desarrollar su esquema corporal y la correcta orientación espacio-temporal. La falta de equilibrio va acompañada de inseguridad –afectiva, mental- y de cansancio.
También podemos diferenciar los diferentes componentes del equilibrio:  Base de sustentación: superficie delimitada por los puntos de un cuerpo que están en contacto con el suelo. Así en el ser humano, en posición erguida y con los pies en paralelo, la base de sustentación es el espacio que hay entre ambos pies; es decir, hace referencia a la parte del cuerpo que se apoya, cuanta más base, más equilibrio.
 Base de apoyo: superficie que recibe el peso del cuerpo y lo soporta para que se mantenga en equilibrio. Soporte que recibe el peso o fuerza.
 Centro de gravedad: Según Smith (1993), la masa del sujeto está repartida por la totalidad de su cuerpo, pero por razones de comodidad a menudo se esquematiza bajo la forma de un sólo punto del cuerpo. En posición erecta y con los brazos caídos, este punto se localiza a la altura de las caderas, trescuatro centímetros por debajo del ombligo. Contra más cerca del cuello, más gravedad.
 Eje corporal: líneas imaginarias que atraviesan el cuerpo en las tres dimensiones del espacio, de cabeza a pies (cefalocaudal), de delante hacia atrás (anteroposterior) y de derecha a izquierda (transversal). Los tres son perpendiculares entre sí.
 Sistema laberíntico: en el oído interno hay unos cilios que forman un determinado ángulo con un líquido. Al realizar movimientos los cilios se mueven, pero el líquido permanece siempre igual, paralelo al suelo, apareciendo un reflejo que alinea la cabeza con el tronco, ayudando al equilibrio corporal.
Si queremos trabajarlo, debemos tener en cuenta:  Cuerpo en relación cuerpo y 3 niveles espaciales (superior, medio, interior)  Cuerpo respecto al objeto  Objeto respecto al cuerpo  Manipulación de objetos con otros objetos.
 Planos inclinados y posiciones invertidas (se modifica el eje corporal para compensar la fuerza).
Algunos factores influyentes en el buen equilibrio son:  Buena conciencia o esquema corporal.
 Buena asimilación del eje corporal.
 Correcto funcionamiento del sistema laberíntico.
 Buen sistema plantar.
 Buen nivel de coordinación.
 Estado emocional correcto.
 Buena velocidad de reacción en reequilibrarse.
 Considerar el papel de la vista  Perturbación del equilibrio estático y/o dinámico lleva a una perturbación del equilibrio general del cuerpo.
Es importante destacar una reflexión de Picq y Vayer, los cuales comentan que una perturbación tiene una verdadera significación psicológica, ya que al estar muy unido a la vida emocional parece ser una de las causas de los estados de ansiedad y angustia.
3.4. COORDINACIÓN La coordinación la podríamos definir como la interacción armoniosa y, en lo posible económica, de músculos, nervios y sentidos con el fin de producir acciones motrices precisas y equilibradas y reacciones rápidas y adaptadas a las situaciones.
Para trabajarla es importante presentar actividades donde intervienen dos o más facultades perceptivas o motoras. Este aspecto está estrechamente relacionado con facultades ojo-mano y ojo-pie.
Encontramos dos clases distintas:  General: el movimiento es global e intervienen múltiples segmentos y acciones (caminar).
 Específica: relación que se establece entre el sentido de la vista y algunas partes del cuerpo (ojo-mano, ojo-pie y ojo-cabeza).
Una coordinación óptima tiene que satisfacer las condiciones: 1.
Adecuada medida de fuerza que determina la amplitud y velocidad del movimiento.
2.
Adecuada elección de los músculos que influyen en coordinación y orientación del movimiento.
3.
Capacidad de alternar rápidamente entre tensión y relajación muscular, premisas de adaptación motriz.
Según Lora Rico, existen 3 tipos de coordinación con sus respectivos subapartados:  Coordinación sensoriomotriz: referente a la relación establecida entre el movimiento y cada uno de los diferentes campos sensoriales: vista, oído, tacto y propioceptividad.
o Visomotriz: referida a la coordinación ojo-mano, ojo-pie.
o Audiomotriz: referida al reconocimiento de la señal sonora con objeto de ajustarla a la respuesta motora o Sensoriomotriz general: referida a aquellos movimientos que ponen en juego la función sensorial de cualquier parte del cuerpo con intervención o no de la vista o la mano (comparar tamaños, formas, etc.) o Cinestésicomotriz y tiempo de reacción: referida a la relación del cuerpo móvil o inmóvil, en el que interviene el sentido propioceptivo o cinestésico o el tiempo en el que se reacciona ante cualquier estímulo.
 Coordinación global o general: referente a la participación dinámica o estática de todos los segmentos del cuerpo al ajustarse a un objetivo propuesto. Tiene su base en la fuerza, velocidad, resistencia y flexibilidad.
 o Locomotora: caminar, correr, saltar o Manipulativa: lanzamientos, recepciones o Equilibrio y reequilibrio Coordinación perceptivomotriz: referente a la organización de los datos sensoriales por los cuales conocemos la presencia de un objeto exterior en función de las experiencias recibidas, nuestros deseos, nuestras necesidades, etc.
o Toma de conciencia del cuerpo: referida al esquema corporal, control y ajuste postural, lateralidad, respiración y relajación o Toma de conciencia del espacio: referida a la organización, orientación y estructuración del espacio.
o Toma de conciencia del tiempo: referida a la percepción de la duración, de la velocidad, del silencio, de las estructuras rítmicas, del reconocimiento de ritmos, etc.
3.5. RESPIRACIÓN La respiración es un intercambio de gases, entra oxigeno y sale dióxido de carbono. La respiración sería un acto motor voluntario que deja de serlo cuando al incrementarse la concentración de CO2 en la sangre, se pone en marcha los mecanismos involuntarios de la respiración.
La influencia de la respiración sobre los procesos psicológicos de atención y emoción, nos demuestra la importancia de aprender a respirar correctamente –aprendizaje respiratorio.
En relación con el esquema corporal, el control de los movimientos respiratorios permite a los niños tomar conciencia de los elementos corporales implicados en ellos y del ritmo propio y espontáneo. Los ejercicios más apropiados para el logro de este control son la inspiración y espiración bucal y nasal, la retención de inspiraciones y espiraciones, y la respiración torácica y abdominal. La respiración científica o completa es aquella en la que se utiliza el 100% de la capacidad pulmonar.
Existen tres tipos de respiración: la respiración nasal, la respiración bucal i la respiración cutánea.
En nuestro día a día es mejor respirar por la nariz ya que por la nariz encontramos primero vellosidades y luego mucosidad que ayudan a que menos partículas lleguen a los pulmones, y porque en ese recorrido el aire se calienta. Aún así, en los depende del deporte respirarás de una forma u otra.
Tipos de respiración: 1. Respiración superior, clavicular o pectoral.
2. Respiración media, diafragmática o costal.
3. Respiración inferior, abdominal o ventral.
Fases de respiración: 1. Inspirar: El diafragma baja, aumenta la caja torácica y el aire entra en los pulmones.
2. Espirar: El diafragma sube, se reduce la medida de la caja torácica y el aire de los pulmones sale hacia el exterior.
3. Apnea (capacidad de retener el aire en los pulmones). La apnea se puede entrenar y aumentar la capacidad pulmonar, pero no hay que forzar ya que es peligroso.
1.6. RELAJACIÓN La relajación podría definirse como el no movimiento de forma consciente, es decir, la capacidad de controlar nuestro cuerpo a través de la mente y mandarle la orden de que no se mueva o se mueva muy poco.
Clases de relajación:  Global: Entran en acción múltiples partes del cuerpo.
 Segmentación: Entra en acción solo una parte del cuerpo.
La mejor postura para la relajación es tumbada en el suelo, ya que no hay gravedad.
La relajación con los niños la empezamos trabajando de forma segmentaria.
A veces el niño aprende la relajación gracias a la contracción, después de tensar siente lo que es relajar.
Qué consigo con la relajación: 1. Clima. No puede hacer frío ni mucho calor.
2. Tenemos que eliminar distracciones del entorno: sonidos, luces, etcétera.
3. Hay que hacer relajaciones de poca durada con los niños.
4. Ojos cerrados.
Muy importante que el retorno a la actividad sea progresivo. Cabe tener en cuenta de que hay niños que se quedan dormidos.
3.7. LATERALIDAD La lateralidad es la inclinación sistematizada a utilizar más una de las dos partes simétricas del cuerpo y uno de los órganos pares, como las manos, los ojos o los pies, y está determinado por los hemisferios del cerebro. La lateralidad viene influenciada por una cuestión genética, es decir, no se puede modificar.
Existe la lateralidad visual, auditiva, manual, pédica, y la “olfativa”, aunque ésta última es más relativa, ya que no hay tanta diferencia entre un orificio nasal y el otro.
La lateralidad depende de un factor neurológico, el cual no puede ser modificado dada su vertiente genética, y de las influencias culturales y sociales, ya que antiguamente la izquierda estaba mal vista culturalmente. La lateralidad es importante para el desarrollo de la lectura y de la escritura, ya que ésta última tiene un componente de lateralidad y de relaciones espacio-temporales (escribir de derecha a izquierda es un ejemplo de lateralidad).
Clases de lateralidad:  Homogénea: 4 lateralidades al mismo lado (izquierda o derecha)  Cruzado: uno o dos al otro lado (zurdo pie- diestro mano)  Ambidiestro: maneja de forma natural izquierda o derecha de manera correcta.
Puede ser solo de una lateralidad, no tienen por qué ser de todas. Se puede ser ambidiestro por aprendizaje, se debe trabajar cuando el niño tiene bien asumida la lateralidad (8 años aproximadamente).
 Contrariedad: contrario de lo natural. Le fuerzan a cambiar físicamente, que era lo que sucedía antiguamente.
 No-lateralidad fijada: indecisión, no sabe izquierda o derecha, indefinida.
 Bilateralidad: utiliza ambas partes del cuerpo a la vez.
Pasos a seguir para trabajar la lateralidad 1. Observar 2. Hacer pruebas para “fijar” la lateralidad, la tendencia.
3. Potenciar el lado bueno, fijarla utilizando una parte/lado.
a. Pruebas visuales: i. Dibujo en papel y se lo acerca cada vez más.
ii. Taparse un ojo como si fuera un pirata.
iii. Escuchar el tic-tac.
3.8. RELAICONES ESPACIO TEMPORALES Una vez expuestas las definiciones y estructuraciones de tiempo y espacio, podemos decir que son el eje de las actividades cotidianas y la comprensión del entorno. Para que el niño pueda orientarse en el espacio y el tiempo debe primero estar orientado en su propio cuerpo. Así pues, destacaremos los siguientes conceptos.
 Orientación: Capacidad de orientarse en el espacio. Son muy importantes las referencias, que pueden ser fijas o móviles..
 Organización: Capacidad de organizarse u organizarlos.
 Situación: Capacidad de situarse en el espacio. Relación directa con el estado emocional (bienestar) del niño.
 Ritmo: Resultado de relacionar el espacio con el tiempo. Ritmo cardíaco, de andar, de hablar, de respirar, etc.
3.8.1. Estructuración espacial La noción de espacio se configura por lo que rodea al sujeto externamente y por la información interna o propioceptiva que este experimenta cuando se mueve y relaciona con el exterior. Ambas informaciones contribuyen a la formación d las estructuras cognitivas espaciales y posibilitan el desarrollo de las aptitudes de orientación espacial.
El primer paso para adquirir la noción espacial es la diferenciación del yo corporal en relación con el mundo físico exterior.
El desarrollo del tiempo es gradual y se configura a partir de la orientación espacial y de la organización espacial. La primera es una habilidad ligada al espacio perceptivo y a las relaciones topológicas. Permite establecer un sistema de referencia interno a partir del lugar que ocupa el propio cuerpo y en el que se desarrollarán todos los movimientos. Por otro lado, la organización espacial es una habilidad ligada al espacio representativo y las relaciones proyectivas, permitiendo establecer formas de relación exterior. La evolución del desarrollo espacial es paralela al desarrollo del esquema corporal, la lateralidad y la temporalidad.
3.8.2. Estructuración temporal La noción del tiempo es una elaboración psicológica del hombre que nos permite adaptarnos a los cambios de nuestro medio. Existe un tiempo objetivo –mesurable y socializado- y un tiempo subjetivo –que varía en función de los individuos y los intereses personales-. El tiempo no puede percibirse por ninguno de los canales sensoriales de que dispone el individuo, sino únicamente a través de acontecimientos, acciones o movimientos que se producen en el espacio, que se suceden en una duración y velocidad que provocan un cambio con respecto a una situación inicial.
Dentro de esta estructuración y organización temporal encontramos un importante componente representado por el ritmo, es decir, la estructuración temporal de varias secuencias de movimientos. Su composición introduce al niño en el concepto de intervalo, como un tiempo vacío entre dos sonidos o entre dos acciones, y cuya representación se vincula a un tiempo, espacio y a todos los aspectos del desarrollo psicomotor. Podemos diferenciar entre dos tipos de ritmo: -El ritmo fisiológico: actividades motoras de carácter rítmico que configuran el ritmo vital de una persona –respiración, pulsaciones, movimientos corporales-.
-El ritmo psicológico: percepción de estructuras rítmicas y de su repetición, y cuya evolución discurre desde la realización de actividades rítmicas espontáneas hasta el desarrollo de ejercicios rítmicos.
Debemos destacar que el desarrollo normal de la percepción temporal es importante dada la influencia que tiene en el aprendizaje de la lectoescritura, ya que ésta se fundamenta en una actividad perceptivo-motriz que si es alterada da lugar a trastornos de aprendizaje.
Las dificultades académicas derivadas de problemas en el desarrollo de la percepción temporal se encuentran estrechamente relacionadas con alteraciones en el desarrollo espacial, por lo que a veces es difícil diferenciar si las dificultades lectoescritoras se asocian a problemas de espacio o de tiempo.
En el caso del cálculo, las dificultades se aprecian con más frecuencia y se relacionan con la estructuración temporal.
3.8.3. La organización perceptiva La percepción es una capacidad cognitiva temprana que permite al niño entrar en contacto con el mundo que le rodea a través de los sentidos. Las percepciones, pues, son un conjunto de actividades orientadas a la consecución de una correcta educación perceptual, que se logra a través de la acción corporal del niño sobre los objetos, y gracias a la cual aprende a asociar sensaciones transmitidas por los objetos (visuales, táctiles, etc). Este contacto se establece a partir del juego corporal, los desplazamientos y las manipulaciones, entre otros. A partir de una asociación entre las sensaciones de un mismo objeto, se llega a la percepción globalizada del mismo, su identificación y reconocimiento.
El desarrollo psicomotor El desarrollo perceptivo-motor de Kephart se basa en el aprendizaje de un proceso que pasa por tres etapas distintas.
1.
La etapa práctica: el objetivo es producir movimientos con el cuerpo, coordinar movimientos e interactuar físicamente con los objetos.
2.
La etapa perceptivo-motriz o subjetiva: el conocimiento está basado en el propio yo. Toda acción motora orientada a la manipulación y exploración de la forma de los objetos, siguiendo patrones de movimientos (coger, tirar, soltar).
También es importante la exploración del espacio, haciendo uso de patrones de movimientos en los que interviene el desplazamiento corporal.
3.
La etapa objetiva: su objetivo es el desarrollo de la capacidad para percibir la configuración total de un objeto. En esta etapa el niño ya puede proyectarse fuera del alcance del campo visual y temporal, aprendiendo conceptualmente y perceptivamente.
Para el desarrollo perceptivo-motor podemos utilizar diversas actividades. Un ejemplo son los ejercicios visiomotores, donde se empieza con garabatos y se continúa con ejercicios de direccionalidad y orientación espacial. También encontramos el entrenamiento sensomotor, donde se trabaja el equilibrio y el esquema corporal con el desarrollo de la unilateralidad y bilateralidad. Otro tipo de entrenamiento es el ocular, donde se trabaja la coordinación de los patrones generales de carácter motor y cenestésico. Por último, encontramos el entrenamiento de percepción de formas, el cual desarrolla tareas de igualación a un modelo.
3.9. DIVERSIFICACIÓN DE LOS SENTIDOS EN EL ÁMBITO PSICOMOTOR 3.9.1. Diversificación visual - Agudeza visual: Capacidad que tenemos para diferenciar una cosa/persona de una otra a través de la vista.
- Memoria visual: Recordar algo que ha visto pero que ya no está, que ya no ve.
- Rastreo visual: Capacidad de seguir com la vista un objeto/persona en desplazamiento, o la huella que dejó.
3.9.2. Diversificación auditiva - Agudeza auditiva: Capacidad de diferenciar diferentes sonidos.
-Memoria auditiva: Recordar un sonido que se ha escuchado y ya no está.
-Rastreo auditivo: Capacidad de seguir el desplazamiento de un sonido y de saber su procedencia.
3.9.3. Diversificación táctil - Agudeza táctil: Capacidad de diferenciar una textura, cuerpo, etcétera, de otra mediante el tacto.
- Memoria táctil: Recordar una textura, un tacto que ya no estamos toando.
- Rastreo táctil: Desplazarse por el espacio siguiendo un estimulo táctil.
“Todo lo que yo enseño a un niño es una posibilidad que yo le quito de aprender”.
Johan Chosing BIBLIOGRAFÍA LE BOULCH, Jean; La educación psicomotriz en la escuela primaria. Buenos Aires: Ediciones Paidos Iberica, 1990.
MARTINEZ DOMINGUEZ, Delia; Psicomotricidad e intervención educativa. Madrid: Pirámide, 2008.
RIGAL, Robert; Educación motriz y educación psicomotriz en Preescolar y Primaria.
Barcelona: Editorial Inde Publicaciones, 2005.
SÁNCHEZ RUBIO, Lina; ZORI BUITRAGO, Carolina; La psicomotricidad en la escuela (de 0 a 16 años). Madrid: Inversiones Editoriales, 2008.
WEBGRAFIA https://educacionfisicaplus.wordpress.com/2012/11/08/la-flexibilidad/ https://educacionfisicaplus.wordpress.com/2012/10/24/la-fuerza/ https://educacionfisicaplus.wordpress.com/2012/11/09/la-resistencia/ https://educacionfisicaplus.wordpress.com/2013/01/21/la-velocidad/ https://gtisd.webs.ull.es/metodologias.pdf http://modelospedagogicos.webnode.com.co/modelo-constructivista/ https://sites.google.com/site/pedagogiaydidacticaesjim/Home/capitulo-iii-laformacion-docente-en-educacion-informatica/sesion-15-hacia-la-practica-docente http://www.slideshare.net/ROSALIAGONZALES/enfoque-conductista-11293079 http://www.slideshare.net/javierdanilo1/modelo-pedaggico-de-la-educacintradicional?next_slideshow=1 http://viref.udea.edu.co/contenido/publicaciones/memorias_expo/educacion_fisica/c uatro.pdf http://www.xtec.cat/~tperulle/act0696/notesUned/tema1.pdf ...