Práctica resuelta Tema 2: Saldos Presupostarios (2014)

Apunte Español
Universidad Universidad de Barcelona (UB)
Grado Administración y Dirección de Empresas - 3º curso
Asignatura Fundamentos de la Fiscalidad
Año del apunte 2014
Páginas 4
Fecha de subida 12/10/2014
Descargas 16

Vista previa del texto

Fonaments de la Fiscalitat 2014-2015 Práctica Tema 2: Saldos presupuestarios La agencia de rating Richs & Poors tiene que hacer una valoración de la situación financiera de los gobiernos municipales de Barcelona y Madrid para un año reciente (2011). En función de la información del presupuesto liquidado de ambas entidades y de su información macroeconómica que se presenta a continuación, analice la salud de las cuentas públicas de estas dos grandes ciudades.
Año 2011 (en millones de euros) Capítulos de ingresos 1 . Impuestos Directos 2 . Impuestos Indirectos 3 . Tasas, Precios Públicos y Otros Ingresos 4 . Transferencias Corrientes 5 . Ingresos Patrimoniales Operaciones Corrientes 6 . Enajenación de Inversiones Reales 7 . Transferencias de Capital Operaciones de Capital Operaciones no financieras 8 . Activos Financieros 9 . Pasivos Financieros Operaciones financieras Total Ingresos Capítulos de gastos 1 . Gastos de Personal 2 . Gastos Corrientes en Bienes y Servicios 3 . Gastos Financieros 4 . Transferencias Corrientes Operaciones Corrientes 6 . Inversiones Reales 7 . Transferencias de Capital Operaciones de Capital Operaciones no financieras 8 . Activos Financieros 9 . Pasivos Financieros Operaciones financieras Total Gastos Deuda, 2011 PIB pm , 2006 Población (2010) miles PIB per cápita Barcelona Madrid 830 60 370 946 54 2.260 8 182 190 2.450 0 550 550 3.000 1.660 140 920 1.190 90 4.000 100 410 510 4.510 190 0 190 4.700 438 626 21 705 1.790 343 390 733 2.523 9 101 110 2.633 1.330 2.090 136 331 3.887 926 54 980 4.867 0 257 257 5.124 1.090 57.237 1.619 35.346 6.348 103.500 3.273 31.622 1 Solución Saldos presupuestarios Ahorro bruto Ahorro bruto/Ingresos corrientes BCN 470 20,8% Madrid 113 2,8% Ahorro neto Ahorro neto/Ingresos corrientes 369 16,3% -144 -3,6% Autofinanciación Autofinanciaicón/Gastos capital 559 76,3% 366 37,3% Capacidad/Necesidad de financiación Capacidad/Necesidad de financiación / PIB -73 -0,13% -357 -0,34% Endeudamiento neto Endeutamento neto / PIB 82 0,14% 167 0,16% Endeudamiento bruto Endeudamiento bruto / PIB 183 0,32% 424 0,41% Superávit/Déficit primario Superávit/Déficit primario respecto al PIB -52 -0,09% -221 -0,21% Superávit/Déficit de ejecución Superávit/Déficit de ejecución respecto al PIB 367 0,64% -424 -0,41% Superávit/Deficit no financiero Superávit/Deficit no financiero respecto al PIB -73 -0,13% -357 -0,34% 1,9% 673 6,1% 1939 Indicadores de déficit/deuda pública Deuda pública / PIB Deuda pública por habitante Comentario de la solución Como principales indicadores básicos, en primer lugar, consideramos el ahorro bruto y el ahorro neto para así cuantificar como primera información cuál es el saldo de dichas grandes ciudades en relación a su sus ingresos y gastos corrientes. El ahorro neto y el ahorro bruto nos dan una idea de los recursos que quedan disponibles a la administración para su actividad inversora después de cubrir sus gastos básicos de funcionamiento con sus fuentes principales de ingresos. Un resultado negativo del ahorro bruto pone de manifiesto la necesidad de un plan de saneamiento que incremente los ingresos corrientes (cap 1, 2, 3 y 5 ya que el cap 4 no depende de las decisiones del municipio) y/o reduzca los gastos corrientes. Por el contrario, un resultado positivo del ahorro bruto nos indica que, en principio, el municipio tiene capacidad para empezar proyectos de inversión.
Si el ahorro bruto fuese positivo y el ahorro neto negativo nos indicaría un problema que proviene de la amortización de la deuda. Así, la posibilidad de obtener recursos para la actividad inversora una vez cubierta la actividad corriente se ve alterada por la obligatoriedad de las administraciones a devolver deuda contraída en periodos anteriores (cap 9 de gasto).
Los datos indican que el ahorro bruto y neto de Barcelona son positivos lo que indica un buen posicionamiento financiero del ayuntamiento para poder llevar a cabo actividad inversora que se financie con 2 recursos propios sin necesidad de recurrir a fuentes externas de financiación (evidentemente dependerá de la magnitud del ahorro conseguido y/o de la envergadura de la actividad inversora).Madrid muestra un ahorro bruto positivo (aunque pequeño respecto a sus ingresos corrientes) y un ahorro neto negativo debido a su elevado nivel de deuda. El pago de la amortización de la deuda de periodos anteriores compromete las posibilidades de financiar las inversiones con recursos propios.
Este resultado se refuerza en el caso de Barcelona si calculamos la autofinanciación, (hasta qué punto la administración puede hacer frente a las inversiones previstas con recursos propios, ahorros generados de la actividad corriente, de ingresos específicos para esas inversiones o venta de patrimonio). Barcelona puede cubrir un 76.3% de los gastos de capital previsto, lo que es una buena señal. Madrid, en cambio, pasa a tener una autofinanciación positiva gracias a los ingresos por transferencias de capital, o lo que es lo mismo, recursos que otras administraciones le dan para que lleve a cabo su actividad inversora.
Así pues, ambos ayuntamientos tienen un posicionamiento diferenciado para llevar a cabo su actividad inversora una vez tenida en cuenta su actividad corriente. Barcelona puede afrontar parte de la inversión con ahorros corrientes mientras que Madrid puede hacerlo gracias a las transferencias que recibe de otras administraciones. En ambos casos será el volumen que se quiera de inversión el que determinará la necesidad que agentes externos les presten dinero. En este sentido el indicador de la capacidad/necesidad de financiación (o superávit/déficit no financiero) permite cuantificar si existe un desequilibrio presupuestario en relación a la actividad no financiera de las entidades públicas. Si dicho saldo es negativo implica un déficit no financiero que habrá que cubrir con ingresos financieros. El saldo no financiero para Barcelona indica que tiene un déficit pero claramente inferior al de Madrid (relación 1 a 2.7).
Si descontamos el impacto del pago de intereses (cap 3 de gasto) el cual es un gasto obligatorio para la administración obtenemos el superávit/déficit primario que permite cuantificar cuál es la orientación del actual presupuesto ya que se elimina la influencia de la carga financiera de ejercicios anteriores. Es un indicador que refleja el nivel de disciplina presupuestaria mantenida por un gobierno. En el caso de Barcelona y Madrid si descontamos el impacto del pago de intereses se mantiene la diferencia pero se observa que dicho impacto es muy superior en el caso de Madrid.
Además de su actividad inversora, la administración puede comprar/vender activos financieros. En caso que el saldo de dicha actividad sea negativo (gastos superiores a ingresos) eso agravará la necesidad de pedir dinero prestado para hacer frente a la actividad corriente (si fuera el caso), la inversora y la financiera.
Así, una vez analizada la actividad corriente, la actividad de capital (inversora) y la actividad financiera obtenemos que ambos ayuntamientos deben recurrir a fuentes externas de financiación para abordar su actividad, para cuantificarlo calculamos el endeudamiento neto [gastos de cap 1 a 8 menos ingresos de cap 1 a 8] que nos indica el volumen de recursos que deben pedirse a otros agentes económicos, y sin tener en cuenta aún el volumen de deuda que hemos de devolver ese periodo (amortización de la deuda).
En este sentido destaca la diferente política financiera seguida por cada ayuntamiento. Barcelona no tiene ingresos por activos financieros y sí presenta gasto por dicho concepto, mientras que Madrid presenta la situación contraria. Esto acaba igualando (en términos relativos) el peso del endeudamiento neto respecto el PIB para ambas ciudades (0,14% vs 0,16%).
3 Si ahora tenemos en cuento la amortización de la deuda pública (cap 9 de gasto) obtenemos el endeudamiento bruto [gastos de cap 1 a 9 menos ingresos de cap 1 a 8] que nos indica la cantidad de endeudamiento necesaria para cubrir la totalidad de gastos. Cabe señalar que en el presupuesto inicial, el endeudamiento bruto coincide con el capítulo 9 de ingresos, ya que el presupuesto tiene que estar equilibrado.
Finalmente, el superávit/déficit de ejecución pone de manifiesto el saldo resultante como consecuencia de todo el conjunto de la actividad de una entidad pública, tanto su vertiente no financiera como la financiera.
Aquí Madrid y Barcelona también muestran un comportamiento diferenciado. Mientras Madrid tiene un saldo negativo, Barcelona lo tiene positivo.
4 ...