Literatura Tema 6 (2016)

Apunte Español
Universidad Universidad Carlos III de Madrid (UC3M)
Grado Comunicación Audiovisual (Bilingüe) - 2º curso
Asignatura Tendencias de la Literatura en la cultura Contemporánea
Año del apunte 2016
Páginas 3
Fecha de subida 28/04/2016
Descargas 18
Subido por

Vista previa del texto

Más en www.Unybook.com gperez1793 19/04/2016 Tema 6: La literatura y los Dilemas morales contemporáneos.
Elisabeth Costello: Desde el punto de vista teórico, hay que prestar atención a la importancia que tiene a lo largo de la historia del arte y que nos llama la atención cada vez más el uso de un discurso en primera persona, un 'yo' que se construye y exhibe. Que normalmente reconocemos como primera persona del singular. Al mismo tiempo que esta tendencia ha ido acentuando, también nos damos cuenta de que este 'yo' lo extienden a distintos conceptos. El 'yo' no es algo unitario, coherente, cerrado y fácil de explicar, es una realidad cambiante y contradictoria, y muy incómoda a la hora de ser sistematizada. Aquí podemos hablar de las teoría de Freud, con nuestro mundo mental complejo, que ofrece unos perfiles difíciles de comprender, y desde el punto de vista artístico, a su misma vez, difícil de expresar y representar, de hacerlo comprender y entender a otros.
Esto va a suponer un reto conceptual, la cuestión del 'yo' y cómo resolverlo, cómo escribirlo, cómo construirlo con palabras y tratar de dar cuenta de esa realidad problemática intentando hacerlo sin prejuicios simples. La conciencia de crisis del s. XIX se traslada también a la crisis propia del sujeto.
Entonces, ¿qué estrategias hay para esto? Aprender a relatar significa darle al lector/público una serie de imágenes para que traten de descodificar ese discurso. Hay una dificultad para dar cuenta de uno mismo de manera coherente, y debemos entender que no somos algo sólido, sino más bien plástico y cambiante, y al mismo tiempo reivindicar una serie de derechos que nos identifican como entes autónomos: hemos decidido tomar la responsabilidad sobre una serie de acciones, y esto genera también una serie de problemas que debemos resolver. Además, debemos asumir las limitaciones del sujeto.
Los sujetos se han dado cuenta de que no pueden hablar por parte de otros, sino únicamente en su nombre, por lo que a lo largo de la historia siempre encontramos autorretratos, autobiografías, relatos...
cada uno reforzando esta idea. Los sujetos expresamos nuestra visión del mundo, puesto que cada uno tenemos una visión distinta, hay distintas representaciones.
Desde el punto de vista narrativo (desde el momento en el que el 'yo' se convierte en un elemento recurrente), vamos a distinguir dos líneas: -En primer lugar, ese discurso en primera persona en la que la voz del autor se confunde con la voz del narrador, y opta por una primera persona sobre la que es muy posible establecer una identificación muy posible incluso en el caso del personaje.
-En segundo lugar, una construcción de la alteridad, es decir, el 'yo' finge ser un otro (Fernando PessoaFilessos cuando construye sus 'Heterónimos').
En Elizabeth Costello, el autor ha incorporado el personaje, y a la vez la ficción, por lo que ha entrado en una figuración de sí mismo (con las conferencias reales del autor). Tenemos además otras formas de primera persona, dónde produce una mezcla híbrida entre autor, narrador, y personaje.
Narratario: para quien se supone que está construido el texto, carácter apelativo (por ejemplo en el Lazarillo de Tormes: Sepa vuestra merced...).
Las biografías responden a pruebas de verdad, las leemos aceptando que se tratan de un discurso real que alguien hace sobre su propia vida, a diferencia de unas memorias, en las que un personaje narra su interacciones con otras personas. En tanto, la biografía establece un pacto con el lector, un pacto de verdad Más en www.Unybook.com gperez1793 (la realidad equipara a la ficción). Aunque para otros autores, todas las biografías son ficciones, y todo lo dicho está sujeto a sospecha, transformación...
   La auto-ficción plantea la presencia de un 'yo' que se construye abierta y deliberadamente como 'yo', de manera que maneja materiales reales y ficticios, pero el punto de inflexión estaría en que hay una enorme identificación entre el yo personaje y el yo persona (coincidencia de nombre, descripción física, experiencias...).
La auto-figuración, aquí también tenemos una presencia de la primera persona muy recurrente, con una mezcla entre material biográfico y material ficcional, pero generalmente no encontramos tanta proximidad entre el personaje y la persona/autor, hay fórmulas de enmascaramiento. El autor se construye como un otro con el que no coincide el nombre (como la cinta de moebius, con una sola cara y un solo borde).
Nouveau roman: esta y la Nouvelle vague se conocen como la escuela de la mirada. Las características técnicas cinematográficas que encontramos en la Nouvelle vague las podemos encontrar en lo que en narrativa se conocería como esta nueva novela. Se llaman escuela de la mirada porque es un tipo de literatura/cine que viene marcada por la experiencias de las guerras mundiales y la visión del existencialismo. Esto está relacionado con una idea trágica del sujeto sobre la propia existencia, sobre que la vida no tiene sentido. Una idea muy marcada del absurdo (teatro del absurdo). Esto ocupa una posición muy importante en esta literatura. Se da una pérdida de interés por la construcción del personaje psicológico, preferencia por un tipo de personaje opaco (Esperando a Godot).
El personaje va a dejar de tener el peso psicológico que ha venido teniendo, y se convierte en un ente con simplemente presencia actancial, con un nombre y poco más. Tiene más peso la figura del narrador, cada vez interesa menos el argumento y el propio hecho de narrar.
Todo esto a su vez, es coincidente con todo el discurso que se viene dando en la postmodernidad.
26/04/2016 En toda la primera parte de la novela (Elizabeth Costello), se debate sobre el tema del Realismo. El autor da unas pautas sobre qué es el realismo y cómo se trascienden sus límites. Al final aceptamos que la ficción es una proyección sobre posibilidades que no se han cumplido. No simplemente se reflexiona sobre el realismo como movimiento literario, sino como debate entre la ficción y la realidad, sobre cuánto sabemos, cómo sabemos, y cómo podemos saber. La realidad es una construcción (Simulacro - Baudrillard). La realidad no deja de ser una proyección, que acomodamos a la manera que tenemos de ver, de vivir, de concentrarnos, por lo que es muy variable. Lo real es la muerte, la vida, el tiempo... El resultado puede ser la desconfianza en las imágenes.
En el realismo hay una caracterización muy ligera: no se trata de un retrato exhaustivo, sino que se trazan unos perfiles para construir una imagen sobre el personaje de Elizabeth Costello.
La ficción lo que hace es ofrecer una serie de pistas, más o menos exhaustivas. Un personaje no necesita ocultar rasgos de su carácter, pues demasiado complicado es ya para el lector llegar a conocerlo completamente. Lo que se muestra para el conocimiento del otro, es una construcción en sí misma. Un personaje no es más que una serie de palabras, una construcción verbal. La menor cantidad de palabras nos facilita a nosotros el poder fantasear e imaginar.
Más en www.Unybook.com gperez1793 Realidad vs. ficción. ¿Sabemos realmente lo que creemos saber sobre la gente a nuestro alrededor? ¿Dónde tenemos realmente una base empírica? La desconfianza para conocer al otro no es un problema de la ficción, sino también de la realidad. Se trata de una construcción virtual que nos ofrece unos mecanismos de conducta sobre los que podemos organizar nuestra propia experiencia. No se trata de una biografía, se trata de una reivindicación sobre la ficción.
Con los relatos se suscita el escepticismo, no nos creemos nada. El mundo es muy complejo y no somos capaces de dar respuestas cerradas y complejas sobre ese mundo, sólo contar experiencias personales (esto es lo que hace Coetze en la novela).
La idea de la temporalidad la trata saltándose cosas: 'esto me lo salto, esto es sólo escena'... Esta es la diferencia entre historia y trama, la historia experimenta una manipulación formal a partir de los lenguajes.
Por mucho que nos queramos aproximar a la realidad, la temporalidad no la podemos resolver. El narrador organiza todo el discurso, decide cuando pone cortes, se saltan, a quién presta atención.
Habla como es la realidad de Elizabeth Costello, que incluso para su hijo sus pensamientos y realidad es desconocida (su totalidad), por lo tanto para nosotros como lectores también. Aparentemente la novela descansa sobre un narrador reflexivo, pero también funciona como contrapunto las reflexiones del propio hijo sobre quién es su madre. Por lo tanto, la imagen de la protagonista es descrita desde dos puntos de vista. Este segundo punto de vista, emerge de la ficción, mientras que el ángulo del narrador parece que emerge de la realidad (podría ser el autor).
El material del que parte la novela es un material que se sustenta en conferencias y situaciones más o menos reales que forman parte de la experiencia del autor. A partir de eso no hay una finalidad, no se concluye nada. Se trata de un libro fragmentario, cuya única unidad tiene que ver con el personaje principal (heterónimo del autor), y que es un personaje muy contradictorio, con un pensar y reflexionar muy árido, áspero y desagradable. No se trata de estar de acuerdo con ella, sino entender que hay que poner en marcha una máquina de dialogar y debatir, y que elige normalmente puntos de vista más impopulares e incómodos. Incluso la nuera, llamada Norma, Elizabeth está constantemente discutiendo con la 'Norma'.
Plantea así que existe una razón hipertrofiada (respecto al pienso luego existo), y al mismo tiempo que esa razón se ha ido convirtiendo cada vez en algo más instrumental (el experimento de los monos y los plátanos). Al mismo tiempo, no plantea una tensión dialéctica entre poesía y ciencia, pero sí reclama una manera poética de estar en el mundo. El dominio de la razón instrumental ha terminado por hacer que toda la intervención humana se justifique en términos de razón.
...