4.6. Diplomacia y noción de equilibrio de potencias (2014)

Apunte Español
Universidad Universidad de Barcelona (UB)
Grado Historia - 3º curso
Asignatura Historia de la Cultura y de las Instituciones Europeas
Año del apunte 2014
Páginas 5
Fecha de subida 31/05/2014
Descargas 19
Subido por

Vista previa del texto

TEMAS  5/  6.  LA  DIPOLMACIA  Y  LA  NOCIÓN  DE  EQUILIBRIO  DE  POTENCIAS.   PENSAR  LA  PAZ  EN  LA  EDAD  MODERNA         LA  PAZ  DE  WESTFALIA  (1648)     Los  tratados  de  Paz     Interesa  la  modalidad  en  que  se  quiere  conseguir  equilibrio  estable,  de  cómo  se  quiere  poner   la  paz:   • • • • • • • Paz  cristiana  y  universal:  todos  (no  separa  católicos  de  protestantes).  Interesa  a  todas   las   monarquías   europeas,   a   Rusia…   a   todos   menos   al   Imperio   Otomano,   que   queda   fuera  de  la  protección  de  tal  tratado.     El  esfuerzo  mutuo  de  mantener  la  paz  se  repite  por  todos  los  firmantes.  Se  obligan  a   mantenerla,  se  quiere  comenzar  haciendo  tabula  rasa,  pues  en  30  años  ha  pasado  de   lo  peor  en  la  guerra.   La   paz   no   ha   de   dar   posibilidad   a   la   venganza.   Quiere   borrar   la   guerra,   reportarlo   todo   a   un   equilibrio   antes   de   la   guerra   solo   reconociendo   que   han   cambiado   cosas   que   había  que  hacer  aceptar.  Este  era  el  diálogo.     paz   universal   y   eterna,   pero   dice   que   hay   una   guerra   en   curso.   Se   imponen   unas   líneas   pero   no   era   una   paz   en   toda   Europa,   pues   esta   paz   sólo   es   clara   cuando   Paz   de   los   Pirineos  para  contexto  Francia-­‐España  (1659).   Y  tal  paz  comienza  igual  que  la  de  Westfalia.  Paz  mutua,  esfuerzo  por  los  dos  bandos   en  mantenerla.     Y  otra  paz  también  en  el  norte,  entre  Suecia  y  el  Imperio:  Paz  del  Norte.  También  se   encaminaba   a   la   paz   como   la   de   los   Pirineos.   Ello   queda   como   un   conflicto   cerrado.   Sólo  se  podrán  mantener  entre  bandos  implicados,  sin  alianzas  progresivas  que  lleven   a  conflicto  abierto  como  la  guerra  de  los  30  años.  Era  una  cláusula  clave.     Con   Westfalia   se   retorna   todo   a   antes   de   la   guerra   incluso   también   en   política   religiosa.  Y  se  habla  de  libertad  en  concepto  de  religión:  se  afirma  mayor  libertad  en  el   ámbito   de   la   religión,   comienzan   a   aparecer   elementos   de   tolerancia   en   tierras   del   Imperio.     Y   se   intenta   resolver   el   tema   con   Suiza:   allí   también   se   creó   fuerte   desequilibrio   y   ahora  se  decide  olvidar  y  recuperar  la  situación  anterior,  como  autónoma  al  Imperio.     Todos  electores,  príncipes  y  estados  del  imperio  recuperan  sus  antiguos  derechos  ante   los   tentativos   de   Fernando   II   en   los   años   anteriores.   Y   los   príncipes   del   imperio   tendrían  libertad  política-­‐exterior.  El  imperio  que  sale  de  Westfalia  ya  es  meramente   formal.  Los  príncipes  tienen  completa  libertad  de  hacer  alianzas  y  acuerdos.   • • Y  en  economía  y  comercio,  hablan  de  libertad  también.  La  guerra  de  los  30  años  tiene   las  orillas  del  rin  como  sus  escenarios  y  ahora  este  Rin  es  tierra  libre  de  comercio.  Se   declara   como   espacio   libre   para   el   intercambio   comercial.   Todo   el   debate   de   control   entre  monarquías  por  salidas  y  entradas  de  bienes  acaba  en  contexto  del  rin  con  esta   paz.   Concluye   el   debate   sobre   ello   iniciado   con   las   provincias   unidas   y   después   por   Inglaterra   al   dejar   las   compañías   comerciales,   que   ponen   a   debate   los   monopolios   comerciales   de   la   monarquía   hispánica,   porque   piensan   que   por   el   mar   navegación   debe   ser   abierta   a   todos.   Hugo   Grocio,   padre   pensamiento   político   derecho   internacional,   vive   durante   guerra   80   años.   Y   le   debemos   un   escrito   dedicado   al   mercado  libero,  libertad  de  la  navegación  y  el  comercio  imperial:  base  pretensiones  de   las   nuevas   compañías   comerciales,   que   debatía   las   aduanas   y   tasas   portuarias,   que   ahora   en   el   Rin   se   eliminaban   con   Westfalia.   Westfalia   también   es   el   resultado   de   debate  político  empezado  en  el  XVII,  y  que  debe  por  Brosio  su  inicio.   Es  una  decisión  cogida  entre  embajadores  como  plenipotenciarios,  representantes  de   todas   sus   monarquías,   y   también   en   que   potencias   no   signatarias   ratificaron,   aceptaron.  Se  pedía  que  todos  lo  hicieran  en  este  contexto  para  garantizar  la  paz,  para   ser   garantes   de   la   paz.   Los   estados   habían   de   moverse   siempre   en   dirección   a   garantía   de  paz.     Algunos   conflictos   quedan   abiertos   y   quedan   algunos   temas   a   resolver   que   en   los   meses   siguientes  aún  da  batallas.  Pero  es  un  paso  adelante  en  derecho  internacional.  Ratificado  por   muchas   potencias,   se   reafirma   con   Pirineos   y   tratado   del   Norte,   viene   también   con   otros   simbolismos   como   la   unión   de   Luís   XIV   con   María   Teresa   de   Austria,   hija   de   Felipe   IV   de   España.  Así,  se  firma  una  paz  de  normas  nuevas  pero  aún  con  dinámicas  dinásticas,  que  ya  no   están   consideradas   por   todos   (algunos   embajadores   se   habrían   opuesto,   por   ser   prácticas   portadoras   de   guerras   nuevas),   y   de   hecho,   esta   llevó   a   la   guerra   de   sucesión.   Así,   reconocimiento  a  mantener.     Esplendor   de   la   monarquía   hispánica   ha   acabado   y   ha   de   pactar   con   Provincias   Unidas,   a   las   que  reconoce  en  Münster  la  independencia.       Diego  Saavedra  Fajardo     Felipe  IV  y  su  valido  reconocen  la  derrota,  salen  como  perjudicados  por  la  Paz  de  los  Pirineos  y   era  un  reconocimiento  claro  por  otros  pensadores  de  la  época,  como  Diego  Saavedra  Fajardo:   hable  un  diálogo  en  que  hay  que  apagar  la  guerra  para  tener  la  paz  a  toda  costa,  y  en  el  1637   ya   aconsejaba   de   llegar   a   pactos   para   mediar   la   paz,   donde   se   veía   el   reconocimiento   de   la   independencia   de   las   provincias   unidas   y   frenar   las   pretensiones   de   la   monarquía   hispánica.   El   es  el  ejemplo  del  diplomático  del  XVII.   Tiene   una   vida   paralela   a   Hugo   Brosio.   Autor   de   muchos   textos,   entre   ellos   nos   interesa:   “República  Literaria”.  Se  dedica  en  él  durante  la  guerra  y  en  el  que  no  publicara  (hasta  después   de  su  muerte):  comentarios  a  obras  producidas  por  los  intelectuales  de  su  tiempo.  Habla  de  un   mundo  gobernado  por  escritores   donde  solo  habla  de  republica  literaria.  Las  necesidades  de  la   política  no  entran  en  el  placer  de  la  conversación  entre  eruditos  de  la  Republica  Literaria,  que   sigue  viva  a  pesar  de  los  altibajos  de  la  política  europea.  El  mundo  pacífico  gobernado  por  los   Intelectuales.     Se  estrena  en  Roma  como  diplomático,  como  secretario  del  cardenal  Borja,  español.  Comienza   así  y  pasando  a  representar  a  otras  personalidades  luego.  También  de  Maximiliano  de  Baviera,   a  veces  será  presente  en  las  Dietas…  en  diversos  contextos  siempre  continua  hablando  de  la   necesidad  de  la  paz,  como  en  la  de  1641,  en  la  que  se  ponen  las  condiciones  preliminares  de   Westfalia.     Texto  importante:  “Locuras  de  Europa”.  La  locura  era  lo  que  había  llevado  a  la  guerra.  Quiere   presentarse   para   mostrar   la   verdad   ante   esta   locura   de   todos   los   representantes   europeos,   ciegos  en  el  contexto  de  la  guerra.  Y  después  hace  análisis  de  cada  potencia  en  su  juego  de  la   guerra.  Tratado  de  carácter  geopolítico  que  muestra  el  punto  de  vista  de  un  embajador  de  la   monarquía  hispánica.     1644,  primera  edición,  mientras  se  encontraba  siendo  miembro  de  la  conferencia  para  la  paz   de   Münster,   era   de   los   delegados   españoles,   pero   critica   el   hecho   de   haber   escogido   Münster,   casa  de  la  guerra  en  ese  momento.  Y  muchas  modalidades  del  tratado  las  critica.  Quiere  una   operación  abierta  al  diálogo  y  desde  un  punto  de  vista  favorable  a  la  monarquía  hispánica.  De   los  mayores  defensores  de  la  monarquía  hispánica  en  el  contexto  de  buscar  un  equilibrio  entre   potencias  que  aleje  la  guerra  y  permita  la  paz,  ideas  que  mostraban  muchos  otros  textos.   Diego   de   Saavedra   Fajardo   quería   evitar   las   pérdidas   de   la   monarquía   hispánica.   Obras:   República  Literaria  y  Locuras  de  Europa.     • •     Es  miembro  de  la  República  literaria  y  de  la  época  en  que  sus  discursos  escapan  a  la   guerra.  En  su  republica  literaria  habla  de  muchos  autores  de  la  época,  de  hombres  de   ciencias,  de  la  continuación  de  los  estudios  de  Galileo…  interesaba  ciencia  y  literatura.   Es   ojeada   personal   sobre   todos   los   avances   intelectuales   de   su   época.   Y   visto   desde   punto  de  vista  diplomático  de  alguien  en  el  contexto  de  su  época   Locuras  de  Europa:  critica  directamente  la  localización  Münster  y  el  estado  en  que  se   encuentra  Europa.  Critica  a  Francia,  que  alimenta  la  guerra  Europea.  Es  un  diálogo.  Y   reflexiona  sobre  la  guerra  justa:  límites  en  la  guerra  y  si  es  posible  que  haya  una  guerra   justa.   Grosio   justifica   las   guerras,   el   de   las   Prov.   Unidas   es   justo   porque   busca   garantizar   el   derecho   a   la   subsistencia   de   las   Prov.   Unidas   libres   y   con   su   derecho.   Fuera  de  este  matizo,  contexto  de  los  lenguajes  comunes  de  la  Europa  del  siglo  XVII  y   Moderna  en  general.   Hugo  Grocio     Grosio  también  mediaba  por  la  paz  mediante  buenas  relaciones  internacionales.  Habla  de  una   paz  también,  aunque  de  una  paz  diferente:  la  monarquía  hispánica,  el  Imperio,  ha  de  dar  pasos   atrás,   pero   no   se   ha   de   mover   ningún   punto   como   el   de   la   revuelta   catalana…   habla   de   paz   también  en  el  ámbito  protestante.  Y  dice  que  no  hay  causa  válida  para  la  guerra,  y  que  una  vez   se   han   cogido   las   armas,   el   derecho   desaparece:   cuando   comienza   la   guerra   se   vuelve   a   ser   bárbaro  y  bestia,  olvidando  cualquier  tipo  de  derecho,  donde  todo  crimen  es  admisible.  Habla   así   también   de   poner   el   derecho   también   en   la   guerra   (derecho   de   saqueo,   imponiéndole   limitaciones)…   se   han   de   respetar   unos   derechos   y   condiciones.   Así,   también   es   padre   del   derecho  universal  inderogable,  ni  si  quiere  a  olvidar  en  la  guerra.     Y   Grosio   en   su   obra   clave,   De   Iure   Belli   Ac   Pacis   (Derecho   en   Guerra   y   Paz),   1625     à   primer   tratado  sistemático  sobre  relaciones  internacionales.  No  es  posible  que  la  guerra  haga  cambiar   los   derechos   en   curso.   El   hombre   actúa   para   garantizar   su   propio   bien,   por   un   derecho   a   la   vida,  y  también  habla  de  un  hombre  que  es  un  “animal  político”,  el  animal  social  de  Aristóteles,   sólo  sabe  vivir  en  sociedad,  así  que  también  busca  lo  mejor  para  su  comunidad,  por  lo  que  la   ley   de   la   comunidad   es   también   natural   à   habla   de   derecho   de   una   comunidad,   con   unas   leyes   válidas   que   lo   han   de   ser   también   cuando   hay   conflicto   entre   ellas.   Y   el   derecho   también   debe  ser  pedido  por  los  derrotados,  ante  saqueos  que  superan  los  límites  del  derecho  natural   (es   defensa   contra   el   derecho   de   presa).   Grocio,   de   corriente   pacifista,   se   propone   entre   el   derecho  natural  que  las  Provincias  Unidas,  autosuficientes,  deben  serlo  también  en  esto,  ante   otros   poderes.   Hay   leyes   fundamentales   que   deben   aplicarse   en   todas   partes   y   también   incluyen   esta   clase   de   presas.   Y   también   entra   la   privatización   del   mar   que   quería   hacer   la   monarquía  hispánica.  No  se  ha  de  poner  límites  a  la  navegación,  no  hay  que  poner  monopolio   en  las  tratas  de  navegación,  sino  libre  circulación  de  barcos  y  mercaderías.  Entra  en  conflicto   con   la   monarquía   hispánica,   que   quería   conservar   los   privilegios   de   comercializar   con   las   colonias,   que   el   papa   había   concedido.   No   da   valor   a   Tordesillas   y   sus   consecuencias   de   monopolios  mundiales.  Sus  ideas  se  repetirán  en  el  siglo  XVIII.     RESUMEN  SOBRE  EL  APARTADO  ANTERIOR  SOBRE  LA  PAZ  DE  WESTFALIA  Y  EL  EQUILIBRIO  DE   POTENCIAS     El   gran   resultado   de   la   diplomacia   Europea   fueron   las   Paces   de   Westfalia.   Se   presentó   una   paz   como  proyecto  en  que  se  pidió  la  participación  de  todos  los  estados  cristianos  cuando  incluso   aún   Europa   no   estaba   pacificada   (entre   Suecia   e   Imperio   y   Francia   y   España),   pero   dos   conflictos  que  quedaban  cerrados,  sólo  entre  los  dos  estados  enfrentados,  los  firmantes  de  la   paz  no  podían  contribuir.  Voluntad  de  equilibrio,  de  paz  de  larga  duración.     Paz  de  los  Pirineos  de  1659  y  Paz  del  Norte  en  1660,  ya  se  anuncian  en  Westfalia  al  buscar  una   paz   universal   en   la   que   todos   participen,   sobre   todo   para   olvidar   todos   los   problemas   y   pérdidas   de   la   guerra.   Ambas   son   la  ratificación  de   un  proceso  de   paz   que   había   comenzado   antes,  en  el  48.   Pero   los   Pirineos   mantuvo   un   aspecto   antiguo:   el   matrimonio   dinástico   que   causa   la   guerra   de   sucesión   y   que   hace   fracasar   con   ello   el   objetivo   de   Westfalia.   Pero   luego   en   Utrecht   se   recuperan   tales   ideales   de   paz.   Hablar   como   paz   como   olvido   de   todos   los   problemas   de   la   guerra   y   que   quiere   recuperar   un   status   quo   previo   al   conflicto   pero   reconocimiento   los   cambios:     en  Westfalia,  estos  fueron:   • • la  libertad  de  los  príncipes  del  imperio  de  hacer  alianzas     y  libertad  confesional  (no  fue  en  todas  partes  así,  pues  por  ejemplo  Luís  XIV  refuerza   su  autoridad  comenzando  por  un  control  del  calvinismo,  aun  muy  vivo  en  Francia).   Pero   se   pide   controlar   tales   principios,   y   quien   debe   garantizar   el   equilibrio   es   ese   que   domina   Europa:  un  juego  de  fuerzas  en  el  que  manda  el  que  controla  el  juego.   El  equilibrio  se  siente  como  algo  nuevo,  auténtica  novedad  de  la  época,  pero  que  se  había  ya   anunciado   en   textos   anteriores   de   la   primera   mitad   del   XVII,   como   con   Alberico   Gentili.   A   él   le   debemos  muchos   textos  sobre  derecho  de  la  guerra  y  tres  libros  dedicados  a  la  diplomacia.  Es   de   los   primeros   autores   que   interrogar   a   comienzos   del   XVII,   es   representante   del   rey   inglés   Jacobo  I  Stuart  y  también  habla  de  reglas  de  derecho  en  la  guerra.       MÁS  SOBRE  LA  DIPLOMACIA     Otra  reflexión  más  sobre  la  diplomacia:   • •   Hemos   visto   el   papel   del   diplomático   como   mediador   cultural   en   línea   de   la   historia   diplomática,  que  está  de  moda    ahora.     Y  se  estudia  también  mucho  con  los  nuevos  estudios  el  papel  del  diplomático   ...

Tags: