Tema 25 (2017)

Apunte Español
Universidad Universidad Complutense de Madrid (UCM)
Grado Farmacia - 3º curso
Asignatura Nutrición
Año del apunte 2017
Páginas 5
Fecha de subida 20/06/2017
Descargas 2
Subido por

Vista previa del texto

    Tema  25:  Hipertensión  arterial     Factores  de  riesgo  de  la  enfermedad  cardiovascular   Es  uno  de  los  factores  de  riesgo  directos  de  la  enfermedad  cardiovascular.  Es  la  primera  causa  de  muerte  en   todo  el  mundo.  En  España,  en  las  mujeres  es  la  primera  causa.  En  los  varones  la  primera  es  el  cáncer,  pero   están  muy  próximos.  En  conjunto  es  la  que  más  muertes  causa  en  España.     Es  una  enfermedad  degenerativa  producida  por  determinadas  circunstancias:     §  Genéticas  (antecedentes  de  enfermedad  cardiovascular).   §  Edad:  a  población  más  envejecida,  más  probabilidad  de  ECV.   §  Sexo:  la  mujer,  mientras  está  en  edad  fértil,  está  protegida  por  los  estrógenos  en  cierta  medida.  A  partir  de   la  menopausia,  el  riesgo  es  similar  al  del  varón.     Hay  otros  factores  que  son  directos  y  modificables.  Si  no  se  corrigen,  producen  la  enfermedad.   §  Hipertensión:  tasa  de  presión  arterial  elevada  es  factores  que  termina  produciendo  la  enfermedad  si  no  se   trata.     §  Trastorno  en  los  lípidos  sanguíneos:  son  las  dislipemias.     §  Trastorno  de  la  actividad  insulínica:  es  la  diabetes,  de  cualquier  tipo.  Incrementa  el  riesgo  cardiovascular.     §  Tabaquismo:  es  menos  importante.  Es  por  la  nicotina  que  produce  elevación  de  la  tensión  y  por  el  CO  que   da  lesiones  en  el  endotelio  vascular  y  acelera  el  daño.     Factores  indirectos.  Ellos  no  producen  ECV,  pero  influyen  en  los  factores  directos:   §  Dieta.  Una  dieta  inadecuada  puede  dar  dislipemias,  hipertensión  o  trastornos  de  la  insulina.     §  Sedentarismo:  multiplica  por  3  el  riesgo  de  ECV.  Produce  incremento  de  peso,  hipertensión  y  dislipemia.     §  Alcohol   §  Factores  psicosociales   §  Otros  factores  de  riesgo.  Son  secundarios  a  otras  enfermedades.     Hipertensión   La  presión  arterial  es  la  fuerza  de  la  sangre  contra  la  superficie  de  la  red  vascular.  Depende  de  3  factores:   1.   Gasto  cardiaco:  fuerza  del  corazón.   2.   Resistencia  periférica  (resistencia  al  flujo  de  la  sangre  por  el  circuito  vascular)   3.   Volumen  de  sangre:  a  más  sangre,  más  presión  en  un  circuito  cerrado.  El  volumen  solo  se  regula  a  través   del  riñón.  Es  la  válvula  por  donde  escapa  el  fluido.     La  presión  se  mide  con  la  presión  arterial  sistólica  y  diastólica.   La  prehipertensión  se  da  cuando  los  valores  normales  se   incrementan  un  poco.  Entre  12-­‐14  y  8-­‐9.  Es  una  situación  peligrosa   porque  termina  evolucionando  hacia  hipertensión  establecida.  En  la   establecida  hay  3  niveles:  leve,  moderada  y  severa.     La  hipertensión  de  nivel  3  hay  que  corregirla  muy  rápidamente.     Hipertensión  esencial  o  primaria   La  hipertensión  secundaria  es  la  producida  por  otra  enfermedad,  como  la  extirpación  de  un  riñón  por  cáncer.     La  hipertensión  primaria  no  es  consecuencia  de  otra  enfermedad,  se  produce  de  forma  espontánea.     Un  TAS>160mm  o  TAD>95mm  triplican  el  riesgo  de  ECV  (Framingham).  Además  de  ser  un  factor  de  riesgo  de   ECV,  la  enfermedad  cardiaca  y  la  renal  hipertensiva  producen  directamente  el  2%  de  las  muertes  por  ECV.   Parece  que  hay  un  condicionante  genético,  hay  más  de  50  genes  relacionados  con  la  hipertensión.  Están   presentes  en  personas  con  hipertensión.  La  enfermedad  es  multigénica,  no  hay  un  solo  gen  responsable.     Aumenta  con  la  edad  porque  las  arterias  se  vuelven  más  rígidas  y  más  duras  por  el  aumento  de  las  fibras  de   colágeno.  Hacen  más  resistencia  al  paso  de  la  sangre,  debe  aumentar  el  gasto  cardiaco  y  aumenta  la  presión.     Es  una  enfermedad  muy  extendida  y  generalmente  mal  tratada.  No  se  manifiesta  con  daños  aparentes.  Las   personas  se  pueden  olvidar  del  tratamiento,  la  hipertensión  no  controlada  mata.   El  riesgo  de  HTA  aumenta  con  sedentarismo,  obesidad  y  síndrome  metabólico.     1       La  obesidad  termina  produciendo  el  síndrome  metabólico.  Hay  sobrepeso,  lípidos  alterados  (ligeramente   elevados),  cierta  intolerancia  a  la  glucosa  y  finalmente  hipertensión.  Se  puede  relacionar  con  el  sedentarismo   y  obesidad.   La  HTA  se  asocia  significativamente  al  consumo  de  Na,  aunque  no  en  todos  los  casos.  Hay  personas  que  no   reaccionan  a  la  eliminación  de  Na  (es  el  40%  de  los  tratados).     El  alcohol  aumenta  la  presión,  al  igual  que  el  tabaco.     Regulación  de  la  presión  arterial   Fallan  los  mecanismos  reguladores  de  la  presión  si  hay  hipertensión.     Son  mecanismos  rápidos  como:   §  Centro  vasomotor  bulbar  (CVB):  regula  el  tono  vasoconstrictor  simpático  y  la  FC.   §  Barorreceptores:  inhibición  del  CVB  y  estimula  el  centro  PS  vagal.  Reaccionan  a  pequeños  cambios,  como  al   ponernos  de  pie.   §  Quimiorreceptores:  excitan  el  CVB,  actúan  potentemente  solo  <80mmHg.  Reaccionan  a  pequeños  cambios,   como  al  ponernos  de  pie.     §  Reflejo  auricular:  se  produce  cuando  se  estira  demasiado  la  aurícula,  sobre  todo  la  derecha.  Se  produce  un   péptido  natriurético  que  inhibe  la  reabsorción  de  agua  a  nivel  renal.  Se  elimina  más  agua  a  través  de  la  orina   y  baja  el  volumen  de  líquido  por  reducción  de  la  vasopresina.   §  Respuesta  isquémica  del  SNC:  solo  en  casos  extremos.  Es  cuando  no  hay  suficiente  oxígeno  en  el  cerebro.  Es   cuando  la  presión  cae  muy  rápido  (<60mmHg),  como  una  hemorragia.   Los  mecanismos  rápidos  se  regulan  por  el  SN  vegetativo  que  controla  el  ritmo  cardiaco  y  el  calibre  de  las   arterias.  Se  pueden  corregir  pequeños  cambios  de  tensión.   En  la  hipertensión  siempre  hay  tensión  elevada,  estos  mecanismos  no  funcionan.     Mecanismos  lentos:   §  Sistema  vasoconstrictor  renina/angiotensina:  efectos  sobre  el  retorno  venoso  y  resistencia  periférica.  Este   sistema  hormonal  puede  ser  el  responsable  directo  de  estas  alteraciones,  junto  con  la  aldosterona  de  las   cápsulas  suprarrenales.     §  Vasopresina  o  hormona  antidiurética:  osmorreceptores  hipotalámicos.  Reabsorción  de  agua.     Mecanismos  a  largo  plazo:   §  Diuresis  por  presión.   §  Sistema  renina/angiotensina/aldosterona:  efectos  renales  de  la  angiotensina  y  retención  de  Na  y  agua  por   aldosterona.  Aumento  del  volumen  extracelular.   §  Intercambio  de  líquidos.     Sistema  renina-­‐angiotensina-­‐aldosterona   El  control  de  la  tensión  a  largo  plazo  se  controla  por   el  riñón.  Está  continuamente  midiendo  la  cantidad   de  sangre  que  le  llega  para  filtrar.  Lo  controla  por   las  células  a  la  entrada  de  la  arteria  aferente  del   riñón,  es  el  sistema  yuxtaglomerular.  Es  capaz  de   medir  el  nivel  de  oxígeno  que  hay  en  el  tejido.  Este   oxígeno  depende  de  la  perfusión  de  sangre  que   llega  al  tejido.  Cuando  baja  la  cantidad  de  sangre   que  le  llega,  baja  la  presión  parcial  de  oxígeno  en   las  células  del  sistema  yuxtaglomerular.  Se  produce   la  renina  (péptido)  como  respuesta    a  la  bajada  de   sangre.  La  renina  pasa  a  sangre  y  tiene  acción   enzimática  sobre  el  angiotensinógeno.  Es  una   proteína  del  hígado  que  está  en  el  plasma.  Cuando   la  renina  actúa  sobre  él,  el  angiotensinógeno  da   angiotensina  I  que  circula  por  la  sangre.  Pasa  por  el  pulmón  y  en  el  endotelio  pulmonar  hay  un  enzima   convertidor  de  la  angiotensina.  Da  angiotensina  II,  que  es  la  forma  activa  para  regular  la  presión  del   organismo.  Esta  angiotensina  II  tiene  efectos  a  diferentes  niveles:       2       -­‐  Promueve  la  actividad  simpática.  Aumenta  la  frecuencia  cardiaca  y  da  vasoconstricción.     -­‐  A  nivel  renal  aumenta  la  reabsorción  de  Na,  Cl,  K  y  agua.   -­‐  En  las  cápsulas  suprarrenales,  libera  aldosterona.  La  aldosterona  incrementa  la  reabsorción  de  Na  y  agua.   Ella  misma  da  vasoconstricción,  lo  que  aumenta  la  resistencia  al  flujo  de  sangre  y  la  presión.   -­‐  Sobre  el  lóbulo  posterior  de  la  hipófisis  libera  la  hormona  antidiurética  fabricada  en  el  hipotálamo.   Incrementa  la  reabsorción  de  agua.   Todo  esto  tiende  a  aumentar  el  volumen  y  comprimir  el  circuito,  lo  que  aumenta  la  presión.  Al  haber  más   presión,  llegará  más  sangre  al  riñón  y  habrá  un  filtrado  adecuado.  Se  eleva  la  presión  parcial  de  oxígeno  del   riñón  y  se  suprime  la  liberación  de  renina.  Hay  una  retroalimentación  que  depende  del  flujo  de  sangre  del   riñón  y  de  la  filtración  renal.       Efectos  perjudiciales  de  la  hipertensión   •  Sistema  circulatorio:   o  Daño  cardiaco:  hipertrofia  ventricular.  El  ventrículo  debe  hacer  más  fuerza  para  bombear  sangre.  Puede   dar  insuficiencia  cardiaca,  angina  de  pecho  y  fibrilación  auricular.  Es  por  el  estiramiento  del  corazón,  que   da  cambios  electroquímicos  y  da  fibrilaciones.  Puede  haber  hipertrofia  del  ventrículo  izquierdo  o  dilatación   extrema.  Ambos  tienen  consecuencias  importantes.   o  Aceleración  de  la  ateroesclerosis  (isquemia).     o  Engrosamiento  de  la  pared  muscular  de  la  arteria.  Disminuye  la  luz  de  la  arteria.  La  vasoconstricción  es   cada  vez  más  potente  y  la  arteria  se  vuelve  más  rígida.     •  Sistema  nervioso:   o  Retinopatía  hipertensiva:  microhemorragias  de  la  retina  que  producen  daño  en  las  células  de  la  retina.   Pueden  producir  una  peor  visión.   o  Accidente  cerebrovascular.   o  Infarto  cerebral:  estrechamiento  de  una  arteria  y  una  zona  de  la  corteza  queda  sin  riesgo.  Puede  haber   aneurismas.     •  Sistema  renal:   o  Microalbuminuria:  ha  comenzado  el  daño  renal.   o  Fibrosis.   o  Glomeruloesclerosis  focal  y  difusa  con  pérdida  de  nefronas.   o  Isquemia  renal  crónica  debida  a  ateroesclerosis.   Las  alteraciones  renales  terminan  produciendo  una  menor  cantidad  de  nefronas  activas.  Hay  degeneración   del  sistema  de  filtración  renal.  Se  reduce  la  tasa  de  filtrado  glomerular.  Necesitamos  más  presión  para  filtrar  la   cantidad  necesaria.  El  daño  renal  potencia  la  presión  y  entramos  en  un  círculo  vicioso.       Factores  de  pronóstico  en  el  paciente  hipertenso   1.   Factores  de  riesgo  mayores:  tabaquismo,  diabetes,  hipercolesterolemia  (>250mg/dl),  edad  (varones  >55   años  y  mujeres  posmenopáusicas  >65  años),  historia  familiar  de  enfermedad  cardiovascular  prematura.  La   hipertensión  aumenta  el  riesgo  de  diabetes.  La  historia  familiar  es  muy  importante.  A  partir  de  los  50  años   es  conveniente  tomarse  la  presión  si  hay  antecedentes  familiares.   2.   Manifestaciones  clínicas  asociadas:   a)   Cardiológicas:  angina,  IAM,  cirugía  coronaria,  insuficiencia  cardiaca.   b)   Patología  renal:  nefropatía,  insuficiencia  renal  (creatinina  sérica  >2mg/dl).   c)   Enfermedad  cerebrovascular:  accidente  vascular  cerebral  isquémico,  hemorragia  cerebral.   d)   Enfermedad  vascular  periférica:  aneurisma,  enfermedad  vascular  periférica  sintomática.   e)   Retinopatía  hipertensiva:  hemorragias,  exudados,  papiledema.   3.   Otros  factores  influyentes:  intolerancia  a  la  glucosa,  obesidad,  HDL  disminuida,  LDL  elevada,  fibrinógeno   elevado,  sedentarismo.  Se  incrementa  la  producción  de  insulina  para  poder  usar  adecuadamente  la   glucosa.  La  cantidad  de  insulina  aumenta  y  con  ella  el  factor  de  crecimiento  insulínico.  Potencia  el   crecimiento  del  endotelio  vascular.  Este  engrosamiento  vascular  con  la  hipertrofia  del  músculo  liso   vascular  es  un  factor  importante  de  la  hipertensión.  La  diabetes  produce  nefropatías  que  aumentan  la   presión.  La  obesidad  es  condicionante  del  síndrome  metabólico.  El  sedentarismo  aumenta  la  glucosa  y   obesidad.     Hay  otros  factores  como  los  socioeconómicos,  raza  y  geográficos.  Los  individuos  africanos  tienen  mayor   tendencia  a  la  hipertensión  que  los  blancos.  Los  factores  geográficos  tienen  que  ver  con  la  forma  de  vida     3       de  los  países.  Que  la  hipertensión  aumente  con  la  edad  sucede  en  determinados  ambientes,  como  los   desarrollados.  Los  que  viven  de  forma  tradicional  no  tienen  hipertensión  con  la  edad.  Tiene  que  ver  con  la   forma  de  vida  de  los  países  desarrollados.     Medidas  dietéticas  y  de  estilo  de  vida  para  la  HTA   §  Reducir  el  sobrepeso:  se  suele  producir  en  personas  de  más  de  50  y  60  años,  que  tienden  a  tener  sobrepeso.   Esto  aumenta  la  resistencia  a  la  insulina.  Lo  ideal  es  que  mantenga  el  IMC<25.  Una  personas  que  no  tienen   sobrepeso,  pero  si  pierden  5kg,  reducen  5mmHg  de  presión,  aunque  no  haya  sobrepeso.  Hay  que  realizar   una  dieta  adecuada  para  mantener  un  IMC  adecuado.   §  Ingesta  de  sal:  no  todos  los  hipertensos  reaccionan  a  la  disminución  de  sal,  solo  se  reduce  en  el  60%  de  la   hipertensos.  Para  que  sea  eficaz  debe  ser  muy  drástica.  Una  ligera  restricción  de  Na  no  tiene  efecto,  hay  que   eliminar  completamente  la  sal.  Debe  reducirse  a  5g/día.  Normalmente  ingerimos  15g/día.  Solo  hay  que   tomar  el  Na  que  lleven  los  alimentos.  El  Na  y  K  compiten  en  la  reabsorción  renal.  El  Na  aumenta  la  retención   de  líquidos  porque  aumenta  la  osmolaridad  de  la  sangre.  La  vasopresina  está  relacionada  con  el  nivel  de  Na   en  sangre.   §  Adecuado  perfil  calórico  y  lipídico:  un  inadecuado  perfil  lipídico  puede  aumentar  los  lípidos  en  sangre.  Altera   el  nivel  de  colesterol  y  triglicéridos.  Si  además  de  hipertensión  hay  hipertrigliceridemia,  el  riesgo   cardiovascular  se  multiplica  de  forma  exponencial.  Cuando  se  combinan  son  letales.     §  Consumir  leche  y  derivados,  frutas,  verduras,  legumbres  y  alimentos  con  alto  contenido  en  Ca,  K,  Mg  y  bajos   en  Na.  Se  relacionan  negativamente  con  la  hipertensión.  No  se  sabe  por  qué  la  leche  y  derivados  reducen  la   hipertensión.  La  leche  no  tiene  casi  Na,  pero  sí  Ca  (compite  con  el  Na  y  puede  competir  con  él  en  la   reabsorción).  Los  demás  alimentos  puede  ser  porque  no  tienen  Na  o  porque  llevan  K  (efecto  hipotensor   junto  con  el  Mg).  Son  preventivos  de  la  hipertensión.  El  conjunto  de  medidas  dietéticas  reduce  entre  8  y   14mmHg.  No  es  mucho,  pero  en  algunos  casos  se  puede  controlar  la  hipertensión  con  la  dieta.   §  No  ingerir  alcohol  en  exceso  (<30g/día).  Tiende  a  elevar  los  lípidos  sanguíneos  y  la  presión  si  está  en   cantidades  elevadas.  En  cantidades  moderadas,  puede  tener  un  ligero  efecto  positivo.   §  Cafeína:  solo  lo  aumenta  de  forma  instantánea,  mientras  está  en  la  sangre.   §  No  fumar.   §  Realizar  ejercicio  físico:  reduce  la  presión  arterial.  Además,  ayuda  a  controlar  la  obesidad  y  permite  tener   una  dieta  más  flexible.  Haciéndolo  regularmente  produce  endorfinas  y  relajación  que  produce  bajada  de   presión.  Debe  ser  aeróbico  si  hay  hipertensión.  Mientras  se  hace  ejercicio,  sufre  la  tensión  si  es  intenso,   pero  luego  baja.     §  Practicar  técnicas  de  relajación.  Puede  ser  meditación,  oración.  Se  está  relajado  durante  un  tiempo  todos  los   días.     Tratamiento  farmacológico   Se  recurre  a  ello  si  todo  lo  anterior  no  consigue  controlar  la  hipertensión.     1.   Diuréticos  tiazídicos.  Baja  el  volumen  de  sangre.     2.   Inhibidores  de  la  enzima  convertidora  de  angiotensina  I  en  angiotensina  II.  Si  la  inhibimos,  evitamos  que  se   forme  la  II  que  es  la  que  tiene  los  efectos.     3.   Antagonista  del  receptor  de  angiotensina.     4.   b-­‐bloqueantes.  Reducen  el  gasto  cardiaco  y  la  resistencia  periférica.   5.   Bloqueantes  de  los  canales  de  Ca.  Reducen  el  gasto  cardiaco  y  la  resistencia  periférica.     Hay  que  saber  cuándo  comenzar  el  tratamiento  farmacológico.     Si  hay  prehipertensión,  no  es   necesario  el  tratamiento   farmacológico,  basta  con  la  dieta,   excepto  cuando  haya  otro  factor  de   riesgo.  Por  ejemplo,  si  hay  diabetes   e  hipertensión  a  la  vez;  o   hipercolesterolemia  e  hipertensión.     Si  ya  ha  tenido  una  alteración  de   los  órganos  diana,  también.  Como   daño  de  riñón,  infarto,  ictus,  etc.       4       Si  no  hay  otros  factores  de  riesgo  o  daños,  se  empieza  el  tratamiento  a  partir  de  una  hipertensión  moderada.     Con  una  hipertensión  leve  por  debajo  de  14  de  sistólica  y  9  de  diastólica  no  es  necesario  el  tratamiento   farmacológico  y  basta  con  la  dieta  excepto  cuando  haya  otro  factor  de  riesgo  más  como  por  ejemplo  diabetes   o  hipercolesteremia.  O  alteraciones  en  los  órganos  diana  ,  antecedente  de  una  ECV  como  infarto  o  ictus.       Si  no  es  así  y  no  hay  factor  de  riesgo  ni  antecedente  solo  se  empieza  el  tratamiento  a  partir  de  una   hipertensión  moderada.               5   ...

Tags: