Tema 4. Cambios en la memoria de testigos (2015)

Apunte Español
Universidad Universidad Autónoma de Madrid (UAM)
Grado Psicología - 3º curso
Asignatura Psicologia del Testimonio
Año del apunte 2015
Páginas 6
Fecha de subida 22/07/2017
Descargas 0
Subido por

Vista previa del texto

TEMA 4. Cambios en la memoria de los testigos El testimonio como prueba La validez del testimonio como prueba depende del grado de correspondencia con la realidad; si es alguien que está medio loco, o un niño que apenas sabe hablar, no le voy a atribuir validez alguna su testimonio. Hay ciertos factores que amenazan la correspondencia del testimonio con la realidad:  El continuo de intención (Stern, 1902), según el cual la veracidad del testimonio viene determinada por la tarea y las consecuencias percibidas de dicho testimonio. En un extremo del continuo tendríamos la mentira y en otro los errores cometidos debidos a omisiones involuntarias.
o Consecuencias percibidas de la mentira deliberada  Detección de cambios emocionales: polígrafo, datos de conducta, etc. Se interpreta que el cambio emocional se debe a la mentira. El polígrafo no funciona para detectar las mentiras, pero sí para detectar los cambios emocionales. En EE.UU. el polígrafo se puede presentar como prueba de inocencia (por la defensa) pero no como prueba de culpabilidad (por la acusación).
 Escalas de sinceridad de los cuestionarios, asociación libre, tiempo de reacción, etc.
 Ninguna de las medidas nos sirve o Sugestión: el testigo sincero sufre cambios en la memoria o Olvido (real o fingido) Existe una creencia generalizada de que la memoria es una cámara fotográfica o de vídeo es muy difícil de cambiar.
Tipos de cambio en la memoria   Los cambios internos (cognitivos) o El efecto del paso del tiempo. La persona debe fiarse de los esquemas y guiones que tiene, es decir, de las estructuras de conocimiento general. Al reconstruir los esquemas, se producirán cambios predecibles del mismo, ya que añadiremos detalles que no percibimos que completen la historia. Se producirá a su vez una pérdida de detalles, así como una dominación de nuestro pensamiento por parte de los sesgos.
o Pensar sobre —y hablar de— el suceso. Determina que la gente, al pensar en ello y contárselo a los más cercanos, está más concentrado en lo que sintieron ellos que en los detalles del entorno. Por tanto, se produce un acento en los rasgos internos de las víctimas en el momento del suceso (sentimientos, imágenes). Por otro lado, hay que tener en cuenta las diferencias individuales, ya que la variabilidad en los cambios de memoria depende de ellos.
Los cambios externos (sociales, desde otras personas), como la información post-suceso, variable desde: o Activación de esquemas – la historia de Betty K (¿gay o heterosexual?). Las etiquetas activas modifican las historias adaptándolas a dichas etiquetas. Por tanto, se activan esquemas que guían la recuperación.
o Otros testigos (consenso), los medios de comunicación, la toma de declaración, etc.
El estudio de la sugestión Antecedentes (finales del siglo XIX y comienzos del siglo XX)  Alfred Binet estudia la sugestionabilidad de los niños. Registra que el recuerdo libre da siempre menos información pero más exacta; el reconocimiento, en cambio, a través de preguntas, da más información pero con más errores.
 Stern estudia los tipos de preguntas sugestivas, estableciendo una gradación de preguntas de la más sugestiva a la menos sugestiva). Pensaba que la memoria y la sugestión eran tan similares como cuando al médico le contamos la sintomatología y el médico nos puede sugerir la sintomatología.
 Se estudia la sugestionabilidad como característica individual vinculada a la hipnosis: la persona que es más fácilmente hipnotizable es más fácilmente sugestionable. En vez de basarse en los grupos edad o en las preguntas se basan en las diferencias individuales.
El estudio en la época moderna  El trabajo experimental de Loftus, quien busca las condiciones favorables a la sugestión (factores del contexto) y proporciona explicaciones teóricas para sus hallazgos.
 El examen de diferencias individuales que se pueden medir (Gudjonsson, Loftus): predisposición individual a aceptar la sugestión (cesión) y vulnerabilidad a la presión del interrogatorio (cambio). Se establece la relación de ambas variables con otras diferencias individuales: edad (más pequeños), CI, asertividad (menor asertividad), locus de control (externo), estrategias pasivas de afrontamiento, ansiedad (relacionada con el cambio), y percepción y memoria (tendencias disociativas) relacionadas con la cesión.
1 El efecto de información engañosa Los testigos de sucesos complejos a menudo recuerdan objetos inexistentes después de ser expuestos a información post-suceso engañosa. Schooler, Gerhard y Loftus (1986) llevaron a cabo una serie de experimentos que mostraron que existen diferencias sutiles entre memorias percibidas y sugeridas, que la gente tiene una habilidad mínima para detectar esas diferencias y que las instrucciones pueden mejorar esa habilidad.
Una de las formas más comunes de inducir experimentalmente distorsiones en la memoria es a través del uso de sugestiones post-suceso. En estos estudios, muchos sujetos presencian un suceso y luego algunos reciben información engañosa sobre el mismo. Posteriormente, los sujetos realizan una prueba para ver si recuerdan la información original o la engañosa. La escasa evidencia que se ha recogido en relación con las diferencias cualitativas entre memorias reales y sugeridas, generalmente ha llevado a los investigadores a concluir que los dos tipos de memorias no son muy diferentes uno de otro. Por ejemplo, una serie de estudios indicó que la estimación de confianza que los sujetos dan a las memorias sugeridas puede ser tan alta como la que dan a memorias basadas en las percepciones reales. Por el contrario, Johnson y Raye (1981) proporcionan una teoría para explicar los procesos que permiten a los individuos distinguir entre memorias percibidas (generadas externamente) y memorias imaginadas (generadas internamente). En teoría, las diferencias entre las representaciones de memoria generadas interna y externamente reflejan diferencias entre los procesos implicados en la formación de cada una. Por ejemplo, como las memorias externas proceden de la percepción, se aventura como hipótesis que su representación incluye más información contextual (espacial y temporal) al igual que más detalles sensoriales. Por otra parte, las memorias para sucesos generados internamente que son el producto de procesos de imaginación y de pensamiento, incluyen información idiosincrásica del sujeto. Por ejemplo, las declaraciones sobre esas memorias pueden contener información acerca de las operaciones cognitivas del individuo o acerca de sus procesos de metamemoria. No obstante, al hacer cualquier predicción se debería tener en cuenta que los sujetos que, en virtud de ser engañados, han aceptado la información post-suceso, no han tenido éxito en su control de realidad. Estos sujetos pueden no haber tenido éxito porque sus huellas de memoria contienen insuficientes indicios para indicarles la fuente de su memoria. También es posible que las memorias de sujetos engañados no carezcan de indicios de control de realidad, sino que más bien el grado en que consideran estos indicios es insuficiente.
 Experimento 1. ¿Se pueden utilizar los principios de control de realidad para distinguir entre las descripciones de memorias reales y sugeridas? Para contestar a esta pregunta, los sujetos participaron en un experimento en el que vieron una secuencia de diapositivas que describía un accidente de tráfico. En una condición, se mostraba a un coche en una intersección con una señal de ceda el paso. En una segunda condición, los sujetos vieron al mismo coche en la misma intersección pero no aparecía la señal de ceda el paso. Después de ver las diapositivas, los sujetos recibieron un cuestionario: para los sujetos que no vieron la señal, el cuestionario incluyó una sugerencia sobre la existencia de una señal de ceda el paso en la intersección. Por último, a los sujetos se les realizó una segunda prueba en la que se les preguntaba si habían visto una señal de ceda el peso, y si así era, la debían describir. Los resultados mostraron que las descripciones de memorias sugeridas se dieron con menor seguridad, contenían más palabras, tenían mayor probabilidad de estar matizadas por muletillas verbales y de mencionar la función del ítem crítico, y mencionaron más a menudo los procesos cognitivos a los que el sujeto se dedicó durante o después de ver el suceso inicial. Sin embargo, los dos conjuntos de descripciones no difirieron respecto al uso de información geográfica.
Atributo Sensorial Geográfico Procesos cognitivos Función de la señal Muletillas verbales  Descripción Real Sugerida 41 19 59 52 3 29 1 14 12 38 z 1.76* <1 2.88** 2.60** 2.71** Tabla 1. Atributos de las descripciones de memoria en el Experimento 1: porcentaje de descripciones que incluyen cada atributo De acuerdo con estos resultados, la teoría del control de realidad predice que los sujetos que describen las memorias reales recordarán las propiedades sensoriales asociadas con esas memorias y, en consecuencia, tenderán más a mencionarlas. Los análisis de las descripciones de las memorias sugeridas indican que los sujetos engañados pueden haber abordado de forma insuficiente los procesos de control de realidad. En concreto, pueden haber utilizado el control de realidad para evaluar la validez de sus memorias y, en consecuencia, pueden haber observado que sus memorias carecían de suficientes detalles sensoriales. Como reacción, los sujetos pueden haber utilizado más palabras, incluyendo la mención de sus operaciones cognitivas, para compensar el déficit de detalles sensoriales identificado por su proceso de control de realidad. En resumen, los sujetos se pueden haber sentido obligados a compensar en longitud lo que les faltaba de viveza.
Experimento 2. ¿La naturaleza de las diferencias entre las descripciones de memoriales reales y memorias sugeridas podría estar influida por la redacción de la sugestión post-suceso? Es interesante señalar que las descripciones reales y sugeridas diferían respecto a los atributos sensoriales de la señal, pero no respecto a los atributos sensoriales de la escena general. Es posible que la redacción de la pregunta post-suceso haya 2 afectado a qué aspectos de la señal se describían. Para tratar esta cuestión, el experimento 2 incluyó dos redacciones diferentes de la información post-suceso: una que se refería a la posición del objeto (atributo geográfico) y la otra a su color (atributo sensorial). Los resultados de este experimento encajan perfectamente con los del experimento 1. También se observó que la redacción de la sugestión post-suceso también puede tener implicaciones importantes respecto a la naturaleza de las diferencias entre memorias reales y sugeridas.
Un nuevo aspecto de este estudio es la observación de que se puede aumentar la probabilidad de que los sujetos de las condiciones de sugestión mencionen un atributo sensorial en particular refiriéndose simplemente a ese atributo cuando se sugiere un objeto inexistente.
 Experimento 3. ¿Las descripciones de memorias sugeridas contienen suficientes indicios de control de realidad como para permitir que jueces no entrenados diferencien entre los dos tipos de descripciones? Johnson y Raye (1981) observaron que los sujetos utilizan espontáneamente muchos de los principios de control de realidad cuando evalúan sus propias memorias. Por tanto, parecía razonable asumir que los sujetos jueces también podrían utilizar estos principios para determinar la fuente de las memorias de otras personas. Los resultados del experimento mostraron que aunque los jueces mostraron cierta habilidad para identificar y utilizar los indicios que pueden distinguir las memorias reales de las sugeridas, su rendimiento en la clasificación global no fue muy impresionante. Por ejemplo, la confianza aparente en la descripción fue una de las razones que más se citó para clasificar una descripción como real o como sugerida. Sin embargo, resulta de interés el que ningún juez mencionara explícitamente la longitud de la descripción como una razón para clasificarla como sugerida.
 Experimento 4. ¿Cuál es la naturaleza de la capacidad para evaluar la fuente de las descripciones de memorias al examinar a) si proporcionar información explícita sobre las cualidades que tienden a distinguir memorias sugeridas de memorias reales mejora la capacidad de los jueces para discriminarlas, y b) si los jueces poseen la capacidad de evaluar la exactitud de sus clasificaciones? Los resultados muestran que proporcionar a los jueces información respecto a las diferencias entre memorias sugeridas y reales puede mejorar significativamente su capacidad a la hora de clasificar memorias sugeridas, así como que los jueces tienden a mostrar más confianza en sus clasificaciones exactas.
 Experimento 5. ¿Los factores aislados en el experimento 1 podrían utilizarse para ayudar a los jueces a realizar con éxito discriminaciones en una muestra distinta de protocolos? Como se esperaba, las indicaciones mejoraron el rendimiento. En la condición de indicación, los jueces clasificaron con acierto significativamente más memorias reales que en la condición sin indicación. Aunque se necesita más investigación, estos hallazgos sugieren que puede ser posible desarrollar un conjunto de indicaciones genéricas que puedan ayudar a la gente a determinar con mayor exactitud la fuente de una memoria.
En conjunto, los resultados de esta investigación indican que aunque las memorias sugeridas pueden diferir de las memorias basadas en percepciones, estas diferencias no las aprecian completamente ni los testigos que las producen, ni los jueces a los que se pidió que las distinguieran. Además, manipulaciones como advertir a los sujetos sobre la existencia de información engañosa, atribuir la información engañosa a una fuente no fiable, utilizar tareas de reconocimiento que presenten los ítems de prueba en un orden que se corresponda con la secuencia en la que se observaron originalmente, y no incluir el ítem sugerido en la prueba de reconocimiento, se ha observado que todas disminuyen la probabilidad de que el recuerdo final refleje la información sugerida.
“Urging a witness to guess can reduce the reliability of a later eyewitness report and lead to the witness becoming more confident that he has actually seen the object. There are several explanations for why these effects may occur. One is that guessing causes a change in the witness’ memorial representation. A witness to a fast-moving event forms a skeletal representation of that event; gaps in that representation are filled by whatever means are available. Later on, when asked about the object they constructed, it appears more vivid each time it is recalled, which accounts for the witness’ greater confidence. Moreover, there are undoubtedly social pressures upon witness to be complete and accurate. It may be that once a witness has given his response, he has a need to indicate that he is confident of his response. It is likely that both memory and social effects are operative in these sort of eyewitness situations.” Memorias sugeridas y reales Explicaciones teóricas sobre el efecto de información engañosa:  Cambio en la representación (Loftus): no es solo que la gente te dice que vio el faro roto, sino que además de tan detalles; hay un extraordinario parecido entre las memorias reales y las sugeridas. Reescriben en la huella original la huella de memoria sugerida.
 Cambio en la accesibilidad (Bekerian): ambas huellas conviven, pero la huella sugerida, al ser más reciente, es más accesible. En sus experimentos hace en orden la prueba de reconocimiento a un grupo y luego lo compara con el grupo al que se le han hecho preguntas en orden aleatorio. Cuando se impone el orden secuencial, la gente acepta menos la sugestión. Si sólo cambio las condiciones de recuperación, y obtengo resultados distintos, es porque la clave está en la accesibilidad.
3  No hay cambio de la huella, solo influencia social (McCloskey & Zaragoza): no utilizan el material de Loftus. En lugar de formular las preguntas sugestivas, hace un resumen engañoso que los sujetos deben leer. En la prueba de reconocimiento les dan a elegir la imagen original y la imagen engañosa. Ellos no encontraron diferencias y dicen que los participantes de Loftus eran más susceptibles a la sugestionabilidad.
 Fallo de control/atribución de fuente (Johnson)  los sujetos se equivocan en el control o atribución de la fuente.
La gente recuerda la información falsa pero no recuerda la fuente de dicho error.
Diferencias entre lo sugerido y lo recordado:  Cuando pides que emitan su seguridad, las personas que dan como respuesta correcta la información sugerida se muestran muy seguras. Es decir, la persona que responde muestra la misma seguridad en su respuesta real y en la sugerida. Supuestamente cuando tienes una respuesta errónea (información engañosa), tardarás más en responder (tienes dos respuestas que crees que son correctas). Tampoco hay diferencias en el tiempo de reacción cuando dan una respuesta correcta o una incorrecta.
 ¿Hay diferencias cualitativas en la forma en que describimos las memorias sugeridas y las reales? Johnson & Raye (1981). Cuando imaginas algo (creas una representación), la gente describe esas representaciones con cierto detalle, pero las representaciones de memoria difieren de las representaciones de imágenes o sueños en: o Más detalles sensoriales y contextuales (era de tal color, era de tal tamaño o tal forma, estaba al lado de, detrás de, venía por la izquierda, etc.). Una representación que se debe a la memoria (real) tiene siempre más detalles.
o Si en la descripción aparecen referencias o alusiones a operaciones cognitivas, normalmente eso se corresponde a las memorias no reales o Hay más información semántica en memorias reales o Hay más explicaciones funcionales (la señal estaba ahí porque era necesario indicar quién tenía preferencia) en las memorias sugeridas. Cuando algo es real, parece que no es necesario justificar algo.
o La longitud, en general, no te permite discriminar entre las descripciones reales y las sugeridas.
o Mayor número de auto-referencias en las memorias sugeridas o Mayor número de muletillas en las memorias sugeridas Condiciones del e fecto de sugestión El efecto de sugestión se produce o no se produce en función de las siguientes variables:  Variables de personalidad como la susceptibilidad a la sugestión (tendencias disociativas) o Género. No hay diferencias significativas entre hombres y mujeres.
o Edad. Los niños más pequeños, entre los 3 y los 6 años, han dado muestras de mayor efecto de sugestión que los niños mayores y que los adultos. Se ha apuntado a otras variables propias de la situación como influyentes en el efecto de sugestión de los niños: que se les presione para que den más detalles o se les pregunte de forma intimidatoria; que les pregunte una figura de autoridad, que se les pregunte lo mismo una y otra vez (dentro de la misma sesión o a lo largo de muchas sesiones), que se les pregunte por un suceso cuando su memoria del mismo es poco segura, etc. Respecto al grupo de personas mayores cabe decir que existe una mayor variabilidad intra-grupo que inter-grupo.
o Percepción y memoria. Si por cualquier razón no percibo bien o no recuerdo bien el suceso original, será más fácil que acepte información falsa.
o Capacidad imaginativa. Es la capacidad que tenemos para visualizar imágenes retenerlas en la mente sin apenas esfuerzo. La gente más buena imaginando es más proclive a la sugestión.
Cuanto más difícil nos ponen la discriminación entre la información verdadera y falsa, más fácil es caer en la sugestión y viceversa, lo que se conoce como el principio de detección de discrepancias.
 Variables de la situación o Durante el periodo de retención  Sabemos que el paso del tiempo provoca la pérdida de detalles (omisión), la confusión de detalles (distorsión) e incluso la invención de detalles (curva de Ebbinghaus). El paso del tiempo difumina o borra los detalles de los sucesos, y en ese periodo de tiempo el testigo está exputo a información de distintas fuentes, información que puede contaminar el recuerdo de lo que se percibió originalmente.
 Una cuestión esencial para el éxito de la sugestión es que el engaño se refiera a un detalle periférico del suceso que han presenciado. En general, casi todos recordamos bien los aspectos centrales, que suelen ser los más importantes, y es posible que ese buen recuerdo impida que se llegue a considerar admisible la información engañosa que contradice directamente el recuerdo original.
4 El tipo de información sugerida también puede potenciar el efecto. Así, sugerir un impacto mayor en una colisión a través del verbo con el que se expresa la acción puede resultar más fácil que hacer creer en la existencia de un detalle concreto.
 El criterio de respuesta a la hora de contestar al cuestionario de información post-suceso puede ser un elemento clave para conseguir el efecto de información engañosa. Si se manipula el sesgo de respuesta de sus sujetos, animando a un grupo de ellos a contestar (adivinando si fuera preciso) y pidiendo al otro grupo que contestaran solo si recordaban el detalle por el que se preguntaba y que eligieran la respuesta no sé en caso contrario, los resultados mostraron que animar a los participantes a adivinar un detalle de un objeto inexistente hizo que éstos tendieran después a contestar que realmente sí lo habían visto. Pero, además, estaban cada vez más seguros de sus respuestas.
 La redacción de las preguntas, su formato lingüístico, es una de las vías visuales de sugestión. En principio, las preguntas son una fuente de inexactitudes, comparadas con el recuerdo libre, y pueden tener grados diversos de sugestionabilidad. Stern realizó una clasificación de los tipos de preguntas sugestivas ordenándolas de menor a mayor poder sugestivo:  Preguntas definitorias  introducida por medio de un pronombre o adverbio interrogativo (¿de qué color era el perro?  Pregunta disyuntiva perfecta  fuerza al sujeto a elegir entre dos alternativas especificadas (¿había un perro?)  Pregunta expectante  da lugar a una sugestión moderadamente fuerte de la respuesta (¿no había un perro?)  Pregunta implicativa  supone, o al menos implica, la presencia de un rasgo que no estaba presente o que, estando presente, el sujeto no ha recordado (¿de qué color era el gato?)  Pregunta consecutiva  se utiliza para aumentar una sugestión que ya se ha dado por las preguntas anteriores (¿al lado de quién estaba el gato?) Pero también la inclusión de presuposiciones falsas en frases complejas provoca la sugestión.
Por ejemplo, se ha manipulado el artículo definido (el) VS. el artículo indefinido (un) para preguntar por un objeto inexistente en el suceso original y se ha encontrado una mayor influencia de los artículos definidos.
 Credibilidad de la fuente (experimentador). La fuente deja de tener credibilidad, por ejemplo, cuando siendo testigo de la acusación te interroga la defensa o viceversa. La sugestionabilidad es mucho mayor cuando más creíble es la fuente. Por tanto, disminuir la credibilidad de la fuente de información engañosa disminuye el efecto de sugestión.
 Información descaradamente falsa y avisos  Cuando se intenta sugerir al sujeto un detalle manifiestamente falso, éste no solo no acepta la información falsa sobre ese detalle, sino que además se vuelve mucho más escéptico al considerar el resto de las preguntas.
 Los avisos a los participantes experimentales de que las preguntas pueden incluir información incorrecta disminuyen el efecto de información engañosa, siempre que se dé con claridad y antes de proporcionar la información sugestiva, pero deja de serlo si se da después de presentar esa información.
 Congruencia. Para que la información engañosa ejerza su efecto debe ser congruente con la información original y con el esquema que posee el sujeto sobre el suceso. De hecho, las reconstrucciones se realizan a partir de lo que se ha percibido y de lo que se conoce sobre el mundo. Los detalles falsos congruentes se aceptan con una mayor probabilidad que los detalles incongruentes.
 Hipnosis. Los datos empíricos indican que esta es una de las variables más potentes para obtener el efecto de información engañosa. La hipnosis acentúa muchísimo la aceptación de la información engañosa, con el agravante de que los sujetos se piensan que mediante la hipnosis están recordando mucho mejor. Los sujetos altamente hipnotizables recuperan más información correcta, pero también cometen el triple de errores.
Durante la recuperación Algunas formas de disminuir el efecto de sugestión son:  Recuerdo repetido. Cuando a los sujetos adultos les pides de forma repetida que recuerden lo que han visto, son menos susceptibles al efecto de información engañosa, pero con niños no funciona porque cambian su respuesta (creen que lo están haciendo mal).
 o 5 Recuerdo en orden cronológico. Cuando se les pide el recuerdo de los hechos en orden cronológico disminuye el efecto de información engañosa.
 Parámetros temporales. El efecto de sugestión es más potente cuando se muestra el cuestionario con la información engañosa hasta poco antes de la prueba final de memoria, y especialmente con intervalos de retención largos.
 Alternativas de respuesta. Si en el momento de la recuperación no se presentan alternativas (en la prueba de reconocimiento) con la información engañosa, entonces los sujetos no buscan la respuesta sugerida y disminuye el efecto de información engañosa. Pero en la vida real, el policía siempre va a repetir la respuesta sugerida y la utilizará como alternativa.
 Identificar la fuente / origen de los datos. Si tras presentar el suceso original y el engañoso, se les pide que recuerden si lo vieron en el suceso (original), en el cuestionario, en los dos o en ninguno, los sujetos tienen que precisar de dónde han sacado la información, por lo que disminuye el efecto de información engañosa.
Desde hace más de 100 años se ha establecido que lo más adecuado es pedirle al testigo un recuerdo libre de lo acontecido, con todo lujo de detalles y sin ninguna interrupción. El relato libre es más exacto pero menos completo, por lo que es necesario formular preguntas, y entonces corremos el riesgo de sugerir información. Hay toda una serie de formas de preguntar que han de evitarse:  Utilizar el artículo indeterminado (ej.: una pistola) en lugar del determinado (ej.: la pistola).
 Las preguntas sobre las características de una persona o de un objeto debieran incluir el nombre genérico de esa característica (ej.: ¿cuánto medía el asaltante?).
 No debieran formularse preguntas para que el testigo confirme o desconfirme algo, sino que se debiera utilizar una dimensión general (ej.: ¿de qué color era la barba?), por supuesto, siempre y cuando el testigo haya mencionado previamente que el autor tenía barba.
 No utilizar modificadores marcados (ej.: lento vs. rápido), ni adverbios marcados (ej.: frecuentemente vs. ocasionalmente).
 Hay que tener cuidado con los descriptores de la acción, especialmente cuando está implicadas acciones, ya que con un verbo como “estrellarse” las estimaciones de velocidad son más elevadas.
 Otros recuerdos falsos      Palabra fantasma (Deese – Roediger – McDermott). El conocimiento semántico común para todos los participantes provoca la activación de la palabra fantasma, junto con fallo de discriminación. Todos tenemos el mismo conocimiento semántico, y a cada palabra que se nos presenta se activa dicha palabra y las palabras relacionadas con ella (asociados semánticos). Se activa la palabra fantasma y se produce un fallo de discriminación: si esa palabra está tan activada es porque la he visto. Los sujetos proporcionan rasgos cualitativos de la palabra fantasma (la he oído después de tal palabra, si era voz de mujer u hombre) así como juicios fenomenológicos (recordar: memoria episódica | saber: conocimiento semántico). Los sujetos convierten la activación semántica en episódica.
Memorias de flash. Se da para el contexto en el que nos hemos enterado de un suceso importante e inesperado.
No es cuestión de acordarnos del suceso en sí, sino de cómo nos sentíamos cuando nos enteramos y qué estábamos haciendo. Todo el mundo, aunque le pregunten 20 o 30 años después, te dicen que recuerdan PERFECTAMENTE cómo se enteraron. La realidad es que después de 3 años del suceso, muchas personas recuerdan falsamente cómo se enteraron de dicha noticia. Para el sujeto las memorias de flash tienen una verdad indiscutible, pero no es cierto.
Memorias de la infancia. Probablemente sean muchos detalles los que se mantienen por repaso familiar y conocimiento semántico, pero nos lo creemos porque los sucesos tienen cierta congruencia con nuestro pasado. No obstante, somos nosotros los que le ponemos las imágenes a las memorias de la infancia.
Memorias reprimidas. La labor terapéutica es la de “redescubrir” memorias traumáticas. Los factores de la terapia son terriblemente parecidos a los factores que la experimentación ha demostrado que llevan a la sugestión. ¿Qué personas aceptan la terapia? Las personas que puntúan alto en “tendencias disociativas”.
Recuerdos implantados (Loftus). Es el mejor argumento en contra de las memorias reprimidas, ya que se basa en el control experimental de las técnicas de los terapeutas. Para cada uno de los participantes, el experimentador tiene 3 sucesos que le han sucedido al participante y uno inventado, que sabe que no le ha ocurrido. Se lleva a cabo una sesión cada semana, en la que le preguntas por cada suceso. Los participantes no siempre saben qué recuerdo es el falso (hay un 25-30% que pican). La plausibilidad es lo importante: en la medida que yo tengo conocimientos previos (semánticos) sobre un suceso, podemos dar todo tipo de detalles sobre él. Por ejemplo, a mí nunca me han puesto una escayola, pero podría recordar (fingiendo) que sí y dar todo lujo de detalles.
¿Hay un mecanismo común? El error de atribución de fuente sobre la 6 representación sugerida, ya que es muy parecida a una representación real.
...

Tags:
Comprar Previsualizar