TEMA 1 parte 1 (2012)

Apunte Español
Universidad Universidad de Burgos
Grado Derecho - 2º curso
Asignatura Internacional Público I
Año del apunte 2012
Páginas 6
Fecha de subida 20/06/2017
Descargas 0
Subido por

Vista previa del texto

Tema 1: sociedad internacional y derecho internacional público. Parte 1 El derecho internacional El derecho internacional determina las bases del ordenamiento jurídico y el derecho internacional público.
Surge por estados y para estados.
Su función: las relaciones entre estados, antiguamente era un único objetivo. Hoy no.
Por ejemplo: también está los derechos humanos.
Los estados lo tiene supremacía jerárquica. No hay entidad para imponer su voluntad por encima del estado.
El estado es lo superior en una sociedad, pero entre estados hay igualdad.
Introducción Una visión realista el fenómeno jurídico va íntimamente unida a la base social respecto a la que éste opera. En otras palabras, si consideramos al derecho en General como sistema o conjunto de normas reguladoras de determinadas relaciones entre los individuos o entre grupos de ellos, debemos inmediatamente referirnos a la sociedad en que éstos o aquellos están insertos.
Su estructura, sus caracteres principales, sus principales valores e intereses compartidos, tendrá necesariamente reflejó en el ordenamiento jurídico que de dicha sociedad surge y a la que se aplica.
Si esto es predicable de cualquier ordenamiento jurídico, en el caso del ordenamiento jurídico internacional, se hace más evidente.
De la sociedad internacional nos ocuparemos, por tanto, por ser la base sobre la que opera el derecho internacional, que ha nacido su propio seno y en él se ha perfeccionado, al correr de los tiempos, en los diferentes intentos de organizar dicha sociedad por medio de normas que se agrupan en el llamado derecho internacional público o derecho de gentes.
Orígenes históricos del derecho internacional El derecho internacional surge desde que se establecen relaciones de cierta estabilidad y permanencia entre grupos humanos con poder de autodeterminación.
Por vía de hecho, la formación a largo de la historia de distintos grupos humanos políticamente organizados e independientes entre sí dio origen algunos principios jurídicos reguladores de los contactos entre esos grupos, forzando se lentamente un núcleo normativo rudimentario cuya eficacia y amplitud fue muy versan relación de grado de desarrollo evolución tanto de dichos grupos como de la cultura en la que se insertaba.
El derecho internacional no fue una creación europea, asocie al sistema moderno de estados; con el sistema de estado surgió una de las formas históricas del derecho internacional, el llamado derecho internacional clásico, sin duda la más importante, pero sin dejar de ser por ello otra forma peculiar más en el proceso de desarrollo histórico de este ordenamiento.
En efecto, reglas comunes de la inviolabilidad de los embajadores o la del respeto de los tratados constituyen un patrimonio jurídico antiquísimo por muy precario y fragmentario que fuera, no atribuible al acervo de ninguna cultura en particular.
En este sentido, el derecho internacional se configura de históricamente de distinta manera en razón del contenido y el creado devolución particulares de cada cultura, significando se como un sistema propio de normas reguladoras de la relaciones entre los distintos grupos humanos organizados presentes en cada una de ellas y llegado el caso de la relaciones de coexistencia entre distintas culturas.
De cualquier forma, el requisito material para la existencia de un orden jurídico internacional fue simple y continua siendo, la coexistencia de entes políticos organizados sobre una base territorial, los subordinados a ninguna autoridad superior.
El desarrollo histórico de un cierto orden internacional siempre se ha fundamentado en la coexistencia de entes políticos por necesidades diversas, sobre todo de poder, cuyas relaciones han ido alcanzando por activamente una razonable estabilidad basada en el mutuo interés y Gerald principio de la reciprocidad de derechos obligaciones, tal como ya se aprecia en el conocido tratado de paz celebrado entre Egipto y el imperio Hitita en el siglo XIII a.c.
Rasgos principales del derecho internacional clásico Sí dejamos de lado el origen primitivo pluricultural del ordenamiento internacional, la forma histórica más importante de dicho ordenamiento, es la que denominamos derecho internacional clásico que tuvo sus raíces el Europa occidental en el siglo xvi y perduró, al menos, hasta 1945.
En efecto, la transformación de la sociedad medieval en una pluralidad de estados soberanos, que reclamaban omnipotencia en el interior de su territorio e independencia sus relaciones exteriores frente a las autoridades religiosas (el papado) o políticas (el imperio) que habían pretendido regir la cristiandad, se generalizó en Europa desde el siglo xvi y cristalizó jurídicamente en la llamada paz de Westfalia, ya en el siglo xvii (1647- 1648).
Los estados: son los sujetos de derecho básicos históricos, hay más pero todos ellos han surgido de los estados (organizaciones internacionales, Santa Sede, …) Para que exista un estado debe haber: - Territorio (delimitado por fronteras) Población Organización política y el organización jurídica.
Independencia o soberanía.
1. Estructura y caracteres de la sociedad internacional contemporánea Aparte de sus rasgos más representativos, que no es otro que su ámbito mundial o universal, P que exponer los elementos estructurales que definan los caracteres de la sociedad internacional.
La sociedad internacional contemporánea, es universal, compleja, heterogénea, fragmentada y poco integrada pero independiente, en la que cada vez hay más intereses colectivos.
a) Universal La sociedad internacional, es universal, ya que forman parte de la misma y están ligados por el ordenamiento internacional General todos los estados de la tierra.
Tras el acceso a la independencia de la abrumadora mayoría de los territorios sometidos a dominación colonial, la constitución como estado de las entidades surgidas de aquellos territorios y su integración en la comunidad internacional, puede afirmarse que, por primera vez en su historia, la comunidad internacional se ha universalizado.
Cada parcela de territorio está bajo la jurisdicción de un estado soberano o tiene un régimen admitido de administración más o menos asumido como válido por la comunidad internacional en su conjunto.
Los fenómenos su semidescolonizadores producidos con posterioridad, como la desintegración de la U.R.R.S y su desmembramiento en nuevos estados o la división de antiguos estados producto de los nacionalismos, han añadido unos números más al conjunto de estados, pero non aportado ya nada al carácter universal de la comunidad internacional.
b) Compleja La sociedad internacional es compleja por la impresionante lista de problemas muy diversos pendientes de resolver en su seno, desde el imparable aumento de la población y la pobreza extrema de muchos países en desarrollo hasta el deterioro y la contaminación del medio ambiente.
También por la importancia de intensidad de los cambios que se producen en su seno a veces vertiginosamente y a muy variados frentes.
En el frente político, oyes muy socorrida la cita de la rapidísima desintegración del antiguo bloque socialista, que ocurrió paralela a la desintegración de algunos estados de la región, empezando por la propia unión soviética.
Pero la complejidad no será sólo en el terreno político, sino en el económico, en el cultural orden social.
c) Heterogénea La sociedad internacional es heterogénea por la desmesurada desigualdad económica entre estados desarrollados y en desarrollo, que divide derecho a estos en dos mundos bien diferentes (el centro y la periferia, o el norte y el sur, según se prefiera), y que parece el resultado, primero, de la revolución industrial de occidente favorecida por el proceso de aparición y explotación colonial.
Consolidado, después, tras el acceso a la independencia de las antiguas colonias, gracias al establecimiento de mercados y sistemas de producción desiguales que crearon flujos de dependencia económica o neocolonialismo ; y puesto en evidencia, hoy, cuando el 10 por 100 de la población mundial que habita en los estados ricos detenta el 90 por 100 de la riqueza.
Mientras el 75 por 100 de la población mundial, repartida entre los estados en vías de desarrollo, tiene acceso sólo al 5 por 100 de la riqueza mundial.
También es heterogénea por la evidente desigualdad del poder político entre las grandes potencias el resto de estados, que es en buena medida complemento hoy consecuencia de la escisión anterior, de la que viene a ser una especie de reducción o simplificación ratione personae (todas las grandes potencias son estados desarrollados).
Esa misma heterogeneidad se extiende también, aunque no de la misma forma, al poder militar (tan destaca la gran superpotencia norteamericana, seguida de un conjunto de potencias medias y, finalmente, el resto de los estados).
d) Fragmentada Las socias internacional está muy fragmentada y consecuentemente poco integrada por que su grado de institucionalización sigue siendo relativo.
Ello no significa que no exista integración un institucionalización de la sociedad internacional: según la unión de asociaciones internacional en el año 2000 existía alrededor de 250 organizaciones internacionales de las que 180 son regionales.
Estas organizaciones internacionales de ámbito universal y regional actúan como cauce de instancias de la cooperación entre los estados en campos específicos, sobre todo en materia económica, social y técnica; pero predomina la fragmentación impuesta por las diferencias económicas, políticas y culturales entre los estados, de tal manera que “ el centro del sistema que ha visto favorecido respecto de la periferia gracias a la implantación de esas organizaciones regionales, que han ayudado al mantenimiento y el desarrollo de islas de paz y de bienestar en el centro de un mar tormentoso”.
En el caso caso de la unión europea o la O.T.A.N. En el ámbito europeo ha sido paradigmático.
e) interdependencia La sociedad internacional es también interdependiente porque los estados nunca fueron siquiera relativamente alto suficientes.
Todos ellos encuentran en situación de dependencia, incluso las grandes potencias, lo que obliga a que a una lógica complementariedad que compense suficientemente la muy heterogénea distribución de fuentes de energía, recursos de población entre todos los estados de sistema.
f) Riesgos globales Por último, es también una sociedad de riesgos globales como una causa directa del proceso de mundialización y la interdependencia.
Las barreras que han desaparecido con el proceso de mundialización no sólo han permitido una circulación más libre de los factores de producción, sino también de los criminales, de los grupos terroristas o de la contaminación.
Por muy perfeccionado que sea el sistema defensivo de un estado es muy difícil que puede evitar una acción criminal, un atentado terrorista a una catástrofe ecológica en el corazón de su territorio.
Fenómenos como los atentados del 11 de septiembre en estados unidos o el aumento del cáncer o de la temperatura de la tierra por el deterioro de la capa de ozono son ejemplos de esa situación.
En resumen, la asociación internacional contemporánea sigue siendo descentralizada de interestatal, sólo está parcialmente organizada y se distingue por dos grandes escisiones, la escisión económica entre centro y periferia o norte y sur, y la escisión política entre una superpotencia, un conjunto de potencias medias y al resto de estados.
En relación con esta última, como anteriormente señalamos, la configuración del actual orden mundial se encuentra en la encrucijada entre el viejo esquema de una gobernación global dictada por superpotencias, el hecho imparable de los procesos de integración regional, la aparición de instituciones internacionales de “nueva generación”,, la corte penal internacional o la autoridad de los fondos marinos y las tendencias del imperio global representadas por una superpotencia única.
La sociedad internacional contemporánea responde, en síntesis, a la interacción de variables muchas veces contradictorias que sitúan al estado en el centro de complejas tensiones en las que interpreta, a la vez, papeles protagonistas y de actor secundario.
Dependiendo del lugar que ocupa, desde un punto de vista estructural, podemos identificar tres estructuras presentes en el sistema internacional: - Una estructura relacional refleja en una sociedad internacional predominante interestatal, descentralizada, paritaria y fragmentada.
- Una estructura institucional refleja primordialmente en institucionalizada a través de las organizaciones internacionales.
- Una estructura comunitaria regida por el principio de la solidaridad que, bien es cierto, se encuentra todavía en proceso de formación.
la cooperación Estas tres estructuras coexisten el asociación internacional contemporánea.
Ninguna de ellas tiene vocación de sustituir a la otra, sino que se encuentran trabadas en la estructura única de la sociedad internacional contemporánea. Como veremos, estas estructuras se reflejan tanto las funciones que cumple el ordenamiento jurídico internacional, como en sus caracteres principales.
2. Interrelacion entre la configuración social y el derecho internacional.
a) b) c) d) Soberania del estado y derecho internacional.
La tendencia a la institucionalización de la sociedad internacional.
Evolucion social y subjetividad internacional.
Configuaracion social y estructural del ordenamiento ...