Preguntas y respuestas examen (2017)

Apunte Español
Universidad Universidad Autónoma de Barcelona (UAB)
Grado Periodismo - 4º curso
Asignatura Comunicación Intercultural
Año del apunte 2017
Páginas 18
Fecha de subida 13/06/2017
Descargas 12
Subido por

Vista previa del texto

Iria Salcedo Rodríguez 1.
Construimos relatos sobre los „otros‟ mediante arquetipos previos. ¿Qué es para usted un arquetipo? Los arquetipos son el modelo original conformado por una serie de elementos que, para un individuo, puede describir de forma inconsciente a un grupo de personas. Es decir, el primer pensamiento, opinión, crítica o descripción que aparece sobre algo o alguien. A partir de estos, se formarán los posteriores. Son patrones de imágenes y símbolos recurrentes que aparecen bajo diferentes formas en todas las culturas y que tienen una vertiente que se hereda de generación en generación. Esto implica que el contexto cultural nos influye en lo más íntimo, transmitiéndonos esquemas de pensamiento y de experimentación de la realidad que son heredados.
Los arquetipos que parecen estar en todas las culturas conocidas son una señal de que en todas las sociedades humanas se piensa y se actúa a partir de una base cognitiva y emocional que no depende le las experiencias propias de cada persona ni de sus diferencias individuales que le vienen de nacimiento. De este modo, la propia existencia de los arquetipos sería una evidencia de que existe un inconsciente colectivo que actúa sobre los individuos a la vez que lo hace la parte del inconsciente que es personal.
En filosofía, los arquetipos son pensamientos compartidos colectivamente y que resultan universales. Si nos centramos en el individuo, su pensamiento y sus acciones surgen en base a estos arquetipos, que pasan a ser patrones emocionales y de conducta que tallan nuestra manera de procesar sensaciones, imágenes y percepciones como un todo con sentido, que nos permite ordenar y clarificar el mundo. De alguna manera, los arquetipos se acumulan en el fondo de nuestro inconsciente colectivo para formar un molde que le da significado a lo que nos pasa.
1 Iria Salcedo Rodríguez 2. Las hormas de los arquetipos se pueden utilizar para multitud de reflexiones diferentes, lo importante es el „relato‟ que nos cuentan. Explíquelo mediante el relato de los vampiros.
John William Polidori y Mary Wolltonescraft crearán al vampiro. Algunos elementos de la tradición y otras novelas de vampiros acabarán inspirando al Conde Drácula bien definido.
Los vampiros tienen su origen en los muertos vivientes o personas que vuelven de la muerte. El día de los muertos es universal. Antes se iba a las tumbas y se ponían castañas para que los muertos comieran. Las personas daban de comer a los muertos, para calmar su hambre, por miedo a que les hicieran algo malo.
El relato de los vampiros se centra en el estereotipo de Drácula. Para responder a esta cuestión, debemos tener claro que es un estereotipo. Se trata de:  Hormas que aplicamos a la realidad  Ideas preestablecidas  Clichés, personajes o situaciones predecibles  Imagen mental muy simplificada sobre un grupo Drácula es considerado un vampiro y contiene los siguientes elementos en su descripción:  Transformación física  Poderes sobrenaturales  Ambigüedad y atractivo del mal  Lado oscuro de la humanidad  Comporta miedo y terror  Viven en las afueras (cementerios, castillos…)  Comen sangre  Aparecen en la noche y odian el sol  Palidez de su piel En un principio, este relato tuvo una apropiación anti nobiliaria y todo giraba en torno al odio de nobles a campesinos. Los vampiros son humanos que beben sangre y nobles chupan la sangre a los campesinos porque los explotan.
Los aristócratas continuaban con sus fiestas de noche cuando los campesinos se levantaban temprano para trabajar. Por el día, eran pálidos por la resaca y por el maquillaje blanco para 2 Iria Salcedo Rodríguez la cara. Los campesinos no entendían porque los nobles iban blancos, tenían los ojos enrojecidos y no soportaban la luz por las borracheras. Eran personas extrañas, muertos vivientes que odiaban la comida de ajo de los campesinos. Además, son irreligiosos y hacen bromas con las cruces. Además, a los nobles les encantaban las fiestas de los gitanos y los campesinos ven extraño que los gitanos siempre acaben en el castillo de los nobles.
El relato de los vampiros es aplicable a muchos otros ámbitos. Por ejemplo, tenemos una apropiación burguesa en la novela de Bram Stoker en su novela de Drácula. En la película Nosferatu, se dará una apropiación nazi, coincidiendo con un momento trágico en Alemania. Se trata de un Drácula que trae la peste a Alemania acompañado de gitanos.
Traerá el terror a la ciudad. En los años 80, se dará una apropiación gay con la aparición del sida. Las novelas de Anne Rice tendrán como fondo esta enfermedad, aunque hablen de vampiros.
3 Iria Salcedo Rodríguez 3. Deme un ejemplo de ficción de un occidental malvado, un no-occidental malvado y un ingenuo aborigen.
Tintín es muy importante porque hace elemental y significativa la relación de lo oriental con lo occidental. Siempre hay un esquema muy claro en sus capítulos, donde aparecen distintas culturas bien identificadas.
 Roberto Rastapopoulos (Tintín): millonario norteamericano cuya fortuna se ha originado en la industria cinematográfica, mafioso y gran enemigo de Tintín.
Desprovisto de escrúpulos, organiza los más enrevesados complots para conseguir sus fines. Suele rodearse de gente del mismo estilo, y varias veces está asociado en el crimen con Allan Thompson, otro personaje recurrente. Es un personaje sumido a los negocios oscuros y conspirativos, que vive aprovechando la parte malvada de la otredad y que practica con el tráfico de esclavos.
 Le Fakir (Tintín): uno de los principales miembros de la banda de traficantes con el que Tintín se enfrenta. Tiene poderes paranormales como el hipnotismo, la magia y lanza flechas. Además, tiene un veneno potente veneno que genera locura y comete secuestros.
 Tintín en el Congo es el álbum en el cual está más presente la ideología colonialista.
En él los indígenas africanos son mostrados como inocentes y estúpidos, y Tintín adopta hacia ellos una actitud paternalista.
4 Iria Salcedo Rodríguez 4. Las sociedades multiculturales (previas a la modernidad) se protegen mediante fronteras físicas y mentales. Define la endogamia social y cultural que constituye su “nosotros” y su “ellos”.
La endogamia se define como actitud social de rechazo a la incorporación de miembros ajenos al propio grupo o institución.
Siempre se crea un “nosotros” que rechaza a un “ellos”. El primero se considera como el auténtico, el verdadero o el que debería existir. El segundo es considerado como algo ajeno, diferente y que está por debajo del nivel, es decir, es infravalorado.
 Ejemplo: en las sociedades antiguas, los guerreros consideraban como no-humanos a la gente del exterior y se llamaban a sí mismos “humanos”.
 Ejemplo II: la Era Axial y la invención de la moral. La moral es una invención de los Imperios y, por tanto, la gente se porta bien. Digamos que es una forma de controlar el comportamiento de la gente. Sin embargo, lo amoral es aquello que queda fuera. Es decir, los „otros‟ son los no civilizados, fuera del marco moral. Tanto los imperios como la Polis Griega o la Sociedad Occidental desplazan todo lo malo fuera de su cultura. En la Era Axial, los “ellos” u “otros” eran los bárbaros, los que hablaban una lengua distinta, los que no entendían a los “nosotros” y no se podían expresar.
Por lo tanto, existe un “nosotros” que es el interior de la sociedad y un “ellos” que es el exterior considerado diferente o raro. Son estos casos cuando empiezan los conflictos y las guerras, ya que no se acepta a un “ellos” y se aplica su persecución para que sean eliminados. Por ejemplo, hay muchos conflictos entre budistas e hindúes o cristianos y musulmanes. Las religiones y otros ítems más destacados en ciertas sociedades son los elementos que más conflictos provocan.
A su vez, “ellos” son unificados, es decir, son todos “uno”. Los malos siempre son unificados, ya que se consideran un solo personaje que representa el arquetipo. Para constituir ese exterior unificado se necesita la constitución de un centro de normalidad: „nosotros lo hacemos así‟. La normalidad es la felicidad, la infelicidad está provocada por una serie de personas que desean diferenciarse y que vienen de fuera.
5 Iria Salcedo Rodríguez 5. ¿Qué problemas presenta la aparición de un hombre universal con derechos universales? ¿Es consecuencia del nuevo sistema de libre mercado? ¿Qué resistencias encuentra? El hombre universal aparece con la revolución industrial o burguesa. Este hombre universal está muy unido a la propiedad, no solo la territorial o la de bienes, sino también la intelectual. Aparece el Estado-nación que plantea la “propiedad de un solo pueblo”, Los derechos universales terminan siendo los derechos de un determinado pueblo.
Posteriormente, empiezan a desaparecer las fronteras institucionales y espaciales y, en teoría, también desaparecerán las diferencias.
Anteriormente, las comunidades se constituían como un “nosotros” que se diferenciaba de forma muy clara del “ellos”. Aquellas fronteras, empezarían a desaparecer con la creación del Estado-nación. No obstante, la necesidad de diferenciarse ha llevado a la manifestación de una serie de diferencias dentro incluso de este mismo estado. Los humanos siempre necesitamos diferenciarnos y, por ello, aparece la búsqueda de las diferencias físicas y mentales.
De aquí provienen las minorías, que son los diferentes de las mayorías. La diferenciación se centra en cómo nos vestimos, cómo nos maquillamos, cómo pensamos, cómo hablamos… Las personas nos resistimos a ser universales o completamente iguales.
Incluso, muchas veces los grupos inventan símbolos que los unen y que sirven para diferenciarse de otros, como los tatuajes.
La globalización, a pesar de todo, ha empujado a la sociedad global a enaltecer unas culturas, lo que ha llevado al aislamiento de otras culturas. Así, se pueden observar rasgos en común entre culturas de diferentes lugares del planeta, pero la necesidad de diferenciarse ha llevado al ser humano a hacerlo a través de símbolos y de formas de pensar distintas que permiten mantener una multiculturalidad que puede ser beneficiosa para la sociedad.
6 Iria Salcedo Rodríguez 6. ¿Por qué son necesarias las fronteras para la construcción de la identidad de un „nosotros‟ y qué tipo de problemas representan „ellos‟? En la antigüedad, las fronteras servían para que una comunidad que se veía como la correcta, la “humana” en algunos casos, se diferenciara de los bárbaros que se encontraban en el exterior. No obstante, las fronteras también servían para proteger aquello que identificaba a esa sociedad: una forma de ser, una cultura, un idioma… Además, las fronteras son necesarias para diferenciarnos los unos de los otros. Si no hubiese fronteras, estaríamos unificados, homogeneizados y desaparecería la interculturalidad. La globalización ha supuesto la eliminación de muchas fronteras y la imposición de una cultura poderosa sobre las culturas más pequeñas.
Este fenómeno tiene el peligro de extender una sola cultura en todo el mundo. Ante este peligro, las comunidades que forman parte de las culturas “minoritarias”, aquellas que se diferencian de la cultura poderosa y que se ven amenazadas por esta, construyen fronteras para favorecer la multiculturalidad y, así, proteger aquella cultura en la que se encuentra su identidad.
En muchos casos las culturas más pequeñas no se respetan y se consideran “malas”. Por ello, tienen que ser eliminadas para no ser discriminadas y tienen que aceptar esta cultura poderosa. Las fronteras protegen los valores, las acciones y los pensamientos de estas culturas que temen desaparecer y, por lo tanto, son muy importantes para preservar las identidades. Es erróneo pensar que “ellos”, es decir, los que son diferentes a “nosotros” son malos, ya que somos todos humanos, aunque compartamos valores diferentes. Si recurrimos al respeto, el “ellos” no tiene porque presentar algún tipo de problema.
7 Iria Salcedo Rodríguez 7. En la construcción de los relatos, los nosotros priman sus valores y desarrollan una escala de valores regresivos y negativos de los „ellos‟. ¿Cuál? Se trata de casos de exclusión, que son aquellos grupos o individuos que se consideran fuera de estos valores. Se crea un nosotros que se identifica con estos valores – y a través de ellos – constituye la identidad del grupo. Estos valores son positivos y los del „ellos‟ – es decir, los que pertenecen al grupo – son negativos. Estas características del „nosotros‟ hacen “sufrir” incluso a los miembros del „nosotros‟ que tienen miedo de no cumplirlas y, por tanto, no ser auténticos.
Por ejemplo, los varones que se consideran varoniles – pertenecientes al grupo del „nosotros los varones – no lloran. El grupo de no varoniles, que incluye mujeres y afeminados, lloran.
Hay una serie de valores que tenemos „nosotros‟ y que no tienen „ellos‟.
8 Iria Salcedo Rodríguez 8. ¿Cuáles son los límites – los „otros‟ – del humano adulto varón ciudadano productivo y libre? El humano adulto varón ciudadano productivo y libre responde al canon interpuesto por los monoteísmos en los que se les da una imagen a „imagen y semejanza‟ de Dios (En Grecia el ideal eran 7 cabezas y media y, posteriormente pasaran a ser 8. Los Dioses sufren una transformación humana en los siglos VII-VI aC y dejan de ser animales para pasar a ser figuras humanas).
Por tanto, fuera del límite del humano adulto varón ciudadano productivo y libre: Niños, mujeres, animales, ancianos, enfermos (epilepsia, locura divina, ceguere, lepra), alteraciones peligrosas (zurdos, mellizos, seisdedos, nacidos en días nefastos), animales peligrosos, siervos. Los varones pueden ser afectados por alguna de estas carencias, por lo que deben evitar:  El afeminamiento: La „amistad viril‟ no es una relación de sumisión. Las sociedades orientales son afeminadas. También la paideia (perfección) y la pederastia.
 La niñería: Defectos a superar por un adulto: las personas aniñadas, sociedades aniñadas. De Viernes (Robinson Crusoe) y el salvaje feliz a la imagen del afroamericano. Un grupo a proteger y educar (enseñarle a pescar).
 La vejez: El periodo de decadencia. Los judías y el talmud, el viejo testamento. Las sociedades imperiales (turcos y chinos). Las sociedades viejas que no entran en la joven modernidad.
 La locura: de una época mítica a una realidad despreciada. Del loco del rey al bufón del rey. “No es lo mismo una rica excéntrica que un pobre loco”. De la nave de los locos a la exclusión del hospital.
 La enfermedad: El rechazo del enfermo. La idea del virus y la contaminación. La confusión entre crisis y enfermedad en las sociedades europeas y extraeuropeas.
 El servilismo: la idea de la tiranía en occidente. Confusión entre esclavo de las „pasiones‟ y esclavo social. Las sociedades extraeuropeas como doblemente esclavas (la teoría de Ramon Llull). El occidental como liberador (la violencia justa).
 La delincuencia: la idea de una regeneración o eliminación. Deberían ser las cárceles hospitales: el paso al enfermo social. El problema de la violencia urbana a nivel mundial: macropolis o diferencia social (vivir en guetos rodeados de violencia). La violencia en una sociedad líquida.
9 Iria Salcedo Rodríguez 9. ¿El monstruo, la monstruosidad que acecha al varón ciudadano adulto productivo y libre es solo exterior o también interior? La monstruosidad que acecha al varón ciudadano adulto productivo y libre no sólo es exterior sino también interior. Nuestro miedo o el terror que tengamos a las cosas forma parte de nuestra identidad, por ello es necesario deconstruir la noción de „identidad‟ que, personalmente, es la conciencia que tenemos de nosotros mismos y, socialmente, un artefacto esencialista para explicar la realidad.
Para construir un „otros‟ primero se necesita la constitución de un centro de normalidad: „nosotros lo hacemos así‟. La normalidad es la felicidad, la infelicidad está provocada por una serie de personas que desean diferenciarse. Entonces, parte del temor individual viene por el miedo a no responder a esa normalidad, al fin y al cabo, el ciudadano auténtico es un ciudadano imposible (Por ejemplo, en algún punto un francés tendrá antepasados de otro país o un catalán auténtico debe de ser agarrado, un andaluz fiestero y vago,…). No obstante, no hay extraños en sí sino extraños para alguien, pero si me asimilo lo máximo posible a la normalidad menos extraño seré y menos probabilidad de caer en la monstruosidad.
Además, el ser humano tiende a explorar su lado oscuro porque el mal atrae y debe alejarse de él si no quiere ser visto como el „otro‟, como un monstruo.
10 Iria Salcedo Rodríguez 10. ¿Por qué el varón occidental no puede alterar su cuerpo? La cultura en la que vivimos y el sentido de grupo determinarán en gran parte la capacidad del individuo para alterar su cuerpo. Si el individuo occidental altera su cuerpo, quedará excluido del grupo del que forma parte porque este tendrá un elemento diferente al que el grupo acepta. Un ejemplo sería el tatuaje.
Los tatuajes están cada vez más aceptados por las sociedades occidentales, pero aun se consideran elementos diferenciadores. Existen los tatuados y los no tatuados.
En el momento en que el individuo se tatúa, deja de formar parte del grupo de los no tatuados.
La sociedad occidental no tatuada es la que define como “otros” a los tatuados. Aun así, existen tribus donde el tatuaje puede ser identificador y el hecho de no llevar tatuajes te identifica como “fuera del grupo”.
La pertenencia al grupo es la visión desde fuera que crea la diferencia. En esta línea, el varón occidental puede alterar su cuerpo pero al hacerlo no formará parte del estereotipo. Por lo tanto, pasará a formar parte del grupo de los tatuados, de un “otros”.
11 Iria Salcedo Rodríguez 11. Defíname las redes y nudos de una comunicación intercultural.
La interculturalidad se pone en escena a través de la transmisión de los medios, códigos, escenarios… y se estructura mediante la recepción, negociación y mediación de los participantes.
Las redes son las vías que permiten que el contenido fluya, de forma que se pueda producir la interacción entre las personas o grupos.
Los nudos son los lugares en los que se articulan los contactos y son crisoles culturales y lugares de encuentro (asociaciones, clubs…). Actualmente, vivimos en el dominio de las redes, gracias al desarrollo de herramientas como Facebook o Twitter, que han convertido nuestra vida en una interacción constante.
12 Iria Salcedo Rodríguez 12. Hibridación, crisol, mezcla, estofado cultural, traslación cultural, criollización. Elija un término y aplíquelo como definición de la interculturalidad.
La interculturalidad es la hibridación1 de las comunidades y culturas que están presentes dentro de una sociedad. Hablamos, por tanto, de un proceso de integración, y no de una situación en la que una cultura o comunidad se sitúa por encima de otra, ya que también es necesario el diálogo entre esos dos o más grupos.
Si hay varias culturas presentes en una sociedad, pero de forma „separada‟, sin diálogo entre ellas, hablamos de multiculturalidad y no de interculturalidad. Por lo tanto, entendemos esta hibridación como un proceso social y cultural por el que varios elementos, estructuras o prácticas que existían de forma separada se unen para generar nuevos elementos, estructuras o prácticas.
Las culturas o comunidades tienen una serie de rasgos característicos, pero si se unen a los de otras dan lugar a nuevas características, que son híbridas y combinan ambas culturas, dando lugar a una mayor diversidad de la población. Estas mezclas son inevitables en sociedades donde coexisten culturas, ya que es muy difícil que entre ellas no se comuniquen y, por tanto, comparten con el tiempo, de forma directa o indirecta, parte de su esencia.
La interculturalidad puede entenderse como la mezcla de diferentes culturas en un mismo lugar o territorio. Entendemos mezcla como una situación en la que confluyen diferentes personas con diversidad de culturas y en la que hay interacción. Es decir, existe la comunicación entre las culturas. Si en esta mezcla no se estableciera esta comunicación, hablaríamos de multiculturalidad. En esta relación comunicativa se considera importante la interacción de diferentes culturas porque de ella nacen nuevas prácticas y esto da sentido a la interculturalidad. Cada cultura mantiene sus elementos significativos, pero también adoptan o adaptan otros elementos que no estaban considerados anteriormente.
1 Proceso de mezclar diferentes especies o variedades de organismos para crear un híbrido. En ciencias sociales, la hibridación es un proceso de mestizaje cultural.
13 Iria Salcedo Rodríguez 13. ¿Hay que desterrar el término „identidad‟ o definir el „nosotros‟ de otra manera como diálogos en discusión y continua fusión? Es necesario deconstruir la noción de „identidad‟. A nivel individual, es la conciencia que tenemos de nosotros mismos y colectivamente se trata de un artefacto esencialista para explicar la realidad. Para diferenciarnos de los demás, creamos los conceptos de „nosotros‟ y de los „otros‟, para poder definirnos de alguna manera.
Es cierto que necesitamos el concepto de „nosotros‟ para poder tener una idea de grupo, pero con el paso de la sociedad multicultural (en la que los grupos están aislados y no se mezclan) a la sociedad intercultural (donde los grupos se integran y conviven, donde se producen fusiones culturales) hay que redefinir continuamente ese significado de „nosotros‟ y dejar de entenderlo como algo inmodificable a algo en constante evolución.
Por lo tanto, si entendemos el „nosotros‟ como un grupo que lleva consigo una cultura, está claro que necesitamos esa cultura para dar significado a nuestras vidas y establecer nuestro espacio simbólico, pero es necesario entender que no son organismos estancados, sino híbridoscon préstamos continuos que convertimos en „nuestros‟ mediante el consenso social (la fusión final que lo hace „nuestro‟).
El esencialismo o la búsqueda de la identidad son fruto del pánico que nos da este proceso continuo de construcción del „nosotros‟. Así, vamos hacia la conceptualización de una sociedad híbrida, mestiza, en construcción de un „nosotros‟ coherente e incluyente cada día, que se enriquece con lo que admite y con lo que rechaza. En este contexto, hay que admitir el conflicto y la discusión como una parte fundamental del proceso creativo de las culturas (las sociedades que no tienen conflictos es que están muertas).
14 Iria Salcedo Rodríguez 14. ¿Es posible la búsqueda de lo auténtico? Discútame el caso de las islas marquesas. ¿Es la tradición un objeto de museo o un producto turístico? Los españoles dieron nombre a las Islas Marquesas, aunque luego pasaron a pertenecer a Francia. La expansión de la Polinesia es la mayor que ha realizado nunca la humanidad.
Originalmente, eran territorios que poco tenían que ver con los lugares paradisíacos con los que actualmente identificamos a la Polinesia.
Con la llegada de los europeos, hubo una caída de la demografía a raíz de las enfermedades que estos trían de Europa. Durante 150 años, vivieron un periodo de represión bajo la administración colonial que prohibía los tatuajes, los cantos, las danzas y la lengua.
Actualmente, las Islas Marquesas han vuelto a una renovación cultural. Continúan bajo la administración francesa con un total de 9.000 habitantes aproximadamente, muchos de ellos menores de 15 años y viven del turismo. Han recuperado los tatuajes e intentan hacer lo mismo con la lengua.
Bajo mi punto de vista, la tradición son costumbres que se intentan preservar a los largo de los años. Los polinesios han perdido parte de su identidad a lo largo de estos 150 años de represión y su intento de reconstrucción de esa identidad se debe, en parte, al interés de sus habitantes y las personas que identifican las tradiciones de las Islas Marquesas como algo auténtico y diferente. Por ello, la tradición de las Islas Marquesas no puede ser objeto de museo.
El hecho de que su actividad económica principal se centre en el turismo, influirá siempre en sus tradiciones. Aquellas tradiciones previas a los 150 años de represión, sí pueden entenderse como un objeto de museo, ya que son una etapa pasada a la que difícilmente puedan volver con la influencia del turismo. La tradición de los polinesios será recuperada y adaptada a las nuevas formas que han interiorizado por obligación y por las influencias del turismo. Aun así, este proceso no es algo que se lleve a cabo de forma consciente. Por ello, la tradición de los polinesios no debe ser vista como un producto turístico, sino como una adaptación de la tradición a la situación actual de las Islas Marquesas.
15 Iria Salcedo Rodríguez 15. El jazz es „mestizo‟ al mismo tiempo que „auténtico‟. ¿Es contradictorio o es la solución del problema de la interculturalidad? Decir que el jazz es auténtico, al mismo tiempo que mestizo no es contradictorio. Este estilo musical nace de la confrontación del estilo musical africano y la música europea.
El jazz tal como lo entendemos, nace de la fusión entre América y África, de la unión de instrumentos, melodías, ritmos y tonalidades de los dos países.
De la interacción de los esclavos negros con la sociedad americana y con su evolución a lo largo del tiempo, el jazz va tomando elementos de las dos culturas. Por lo tanto, no es un préstamo africano en la cultura americana, sino que es la fusión cultural. Esto desmiente la creación del jazz como la búsqueda de lo auténtico, porque puede ser mestizo y auténtico a la vez. No se trata de romper con la tradición ni conservarla en un museo, sino de recrearla en cada nueva obra.
De hecho, el jazz se convierte en el impulsor y el elemento que activa la música norteamericana, diferenciándola de la europea y activando el cambio de la música europea mundial, incluida la africana.
Por lo tanto, podemos decir que es la solución al problema de la interculturalidad. Ser mestizo conlleva trabajar creativamente sobre las distintas tradiciones y, por tanto, esas dos culturas pasan de estar separados dentro de una misma sociedad y en conflicto a trabajar conjuntamente para crear nuevos productos culturales que enriquecen la sociedad, además de integrar a las comunidades, aunque a veces esta integración no sea total.
16 Iria Salcedo Rodríguez 16. Nuevos desafíos provocados por la globalización requieren nuevas respuestas: deme un ejemplo basado en una noticia de la prensa o las redes.
La globalización ha provocado un movimiento mundial de capital inmediato y transfronterizo, que se corresponde con un movimiento de población migrante hacia los lugares que acumulan ese capital.
El pasado 23 de febrero, la BBC publicó un estudio que recogía los 10 países que albergan a la mayor cantidad de inmigrantes en los últimos 25 años: Estados Unidos, Alemania, Rusia, Arabia Saudita, Reino Unido, Emiratos Árabes Unidos, Canadá, Francia, Australia y España.
En esta misma noticia, la investigadora Jeanne Batalova explicaba que estas migraciones se daban por “cuestiones de familia y trabajo”. Batalova señala que “La gente se desplaza buscando trabajo”. Por ejemplo, la historia mexicana a Estados Unidos o la más reciente de Medio Oriente rumbo a Alemania.
Además, esta añade que “los flujos también son determinados por la buena condición económica de los países de destino como Estados Unido, Reino Unido o Alemania”. Por ejemplo, en el caso alemán, a donde apuntan algunas personas que huyen de Medio Oriente en lugar de países que se encuentran geográficamente más cerca, como Grecia.
17 Iria Salcedo Rodríguez 17. Ante un caso de enfrentamiento étnico, cómo actuaría usted para describirlo sin contribuir al aumento del conflicto.
Ante los problemas étnicos, que son la punta del iceberg, debemos plantearnos los problemas sociales y económicos previos, que provocan conflictos de intereses entre grupos del poder que utilizan la identidad para enfrentar a las poblaciones.
Lo que se debe hacer es no caer en la trampa del enfrentamiento étnico evidente y descubrir las razones que se esconden tras las bambalinas moviendo a las multitudes a enfrentarse o provocando que se enfrenten para tapar problemas de corrupción, de lucha, de poder, de intereses económicos o de las grandes potencias.
Cualquier conflicto actual, desde Siria hasta el muro de Trump se presenta como un enfrentamiento de etnias – de culturas o de grupos religiosos – y es un problema social y económico.
La función del periodista es no aumentar la falsa percepción de enfrentamiento de identidades y sacarla a la luz.
18 ...