TEMA 1 - Introduccion a la Intervencion en Psicologia de la Salud (Resumen Lectura Obligatoria) (2016)

Resumen Español
Universidad Universidad Autónoma de Barcelona (UAB)
Grado Psicología - 4º curso
Asignatura Intervenció en Psicologia de la Salut
Año del apunte 2016
Páginas 9
Fecha de subida 23/03/2016
Descargas 17
Subido por

Descripción

Resumen de la Lectura Obligatoria del TEMA 1 - Fundamentos teoricos y evidencias cientificas, de la asignatura Intervención en Psicologia de la Salud, de la Universidad Autonoma de Barcelona (UAB). Entra en examen.

Vista previa del texto

INTERVENCIÓN EN PSICOLOGÍA DE LA SALUD (Resumen de Samuel García Lanzo) TEMA 1: INTRODUCCIÓN A LA INTERVENCIÓN EN PSICOLOGÍA DE LA SALUD (RESUMEN DE LAS LECTURAS OBLIGATORIAS) ¿QUÉ ES LA SALUD? En la existencia humana, conseguir y conservar la salud es primordial. El bienestar es una preocupación común para cualquier ser humano, grupo o sociedad. En la antigua China y la Grecia clásica la salud eran vistas como un estado de sintonía, balance o equilibrio con la naturaleza. Galeno (200-129 a.C.) se creía que los cuatro humores corporales y sus características eran: la sangre (caliente y húmeda), la flema, la bilis amarilla y la bilis negra. Se pensaba que las enfermedades eran causadas por “patógenos” externos que alteraban el equilibrio de los cuatro elementos del cuerpo: caliente, frio, seco, húmedo. El desequilibrio de estos estados podría dar el resultado de la fatiga, insomnio, desesperación, o ansiedad.
La Organización Mundial de la Salud (OMS) publicó una definición en 1946 sobre la salud: “El estado de completo bienestar físico, social y espiritual, NO simplemente la ausencia de la enfermedad”. Pero, paso por alto algunos elementos clave del bienestar, ignoran las fortalezas o debilidades económicas, los aspectos psicológicos importantes, ya que estos están arraigados en el mundo social, que es un mundo de interacción con los otros. Por tanto, es útil describir y pensar que los procesos psicológicos tienen una naturaleza “Psicosocial”, la cual realza sus raíces sociales de todo lo psicológico.
Así debería ser la frase de la OMS tomando en cuenta los aspectos anteriormente mencionados  La salud es un estado de bienestar con atributos físicos, culturales, psicosociales, económicos y espirituales, NO simplemente la ausencia de la enfermedad.
La manera de como definamos la enfermedad tiene implicaciones para la teoría, la práctica, las políticas y la promoción de la salud. El terminó “promoción de la salud” fue nombrado por Marc Lalonde (1974), que afirmaba que la salud y la enfermedad no vienen solo de condiciones médicas sino también de condiciones ambientales y de vida. La OMS (1986) definió la promoción de la salud como: “El proceso mediante el cual la gente aumente el control sobre su salud y a la vez mejore, para alcanzar un estado de completo bienestar físico, mental y social, un individuo o un grupo debe ser capaz de identificar y llevar a cabo sus aspiraciones, satisfacer sus necesidades y cambiar o enfrentar el entorno”.
El enfoque de promoción de la salud proporciona un concepto uniforme para quienes enfatizan la necesidad de realizar cambios en las formas y condiciones de vida con el fin de mejorar la salud. Los profesionales de la salud son agentes de cambio, quienes facilitan el empoderamiento de los individuos y las comunidades para incrementar el control sobre la salud y mejorarla.
Los psicólogos de la salud pueden desempeñar varios papeles: como investigador, al proporcionar y mejorar los servicios de salud en hospitales y clínicas; llevar a cabo la promoción de la salud en comunidades; trabajando de forma activa en el cambio de las políticas de salud y la sociedad para ayudar a mejorar las condiciones de vida.
EPISTEMOLOGÍAS PARA EL ESTUDIO DE LA EXPERIENCIA Y LA CONDUCTA Hay dos teorías principales de conocimiento o epistemológicas, para estudiar y tratar de comprender la conducta y la experiencia humana. La primera es el enfoque de la ciencia natural que analiza el comportamiento y la experiencia de una forma similar como los médicos y la segunda es el enfoque de la ciencia humana que explora la conducta y la experiencia con el objetivo de descubrir el significado o la comprensión subyacente. Los dos enfoques tienen objetivos diferentes, pero NO necesariamente uno excluye al otro.
El enfoque de la ciencia natural tiene como propósito identificar la relación causal entre las variables. Se pregunta ¿X causa Y? e intenta generar modelos de predicción precisos. En cambio, el enfoque de la ciencia humana analiza los significados y las razones; se pregunta ¿Cómo se siente Y ante X? o ¿Qué significa Y para X? y produce descripciones detalladas de la acción humana.
La ciencia natural representa el modelo médico y la ciencia humana el modelo biopsicosocial. En el modelo médico se considera que la salud y la enfermedad son físicas por naturaleza y se piensa que la mente es sólo una actividad del cerebro y el sistema nervioso. En cambio el modelo biopsicosocial de Engel (1977) propone que la salud y la enfermedad son consecuencia de variables físicas, psicológicas y culturales.
La segunda epistemología es la tradición de la ciencia humana representada a través de la investigación sobre el discurso, la narrativa y las representaciones sociales. El construccionismo social ha influido en gran parte de la investigación sobre las narrativas en torno a la salud y la enfermedad. Desde esta perspectiva, NO existe una realidad única y fija, sino una multiplicidad de descripciones cada uno con su propio patrón único de significados.
Contraste de los enfoques de la ciencia natural y de la ciencia humana en la psicología de la salud ASPECTO CIENCIA NATURAL CIENCIA HUMANA Objetivo Epistemología Ontología Modelo Métodos de investigación Intervenciones Identificar las causas: ¿X causa Y? Realismo: sólo una descripción verdadera de la naturaleza (realidad) Todo tiene una estructura física (mente=cuerpo) Modelo naturalista/medico (diagnostico, enfermedad, medicamentos) Cuantitativo: ejemplo; observación, experimentos, pruebas controladas Física/Farmacológica/Conductual Identificar los significados: ¿Qué significa X para Y? Constructivismo social: múltiples descripciones verdaderas de la naturaleza (pluralidad) Las experiencias psicológicas (subjetividad, consciencia, etc) NO son reductibles a la física (mente NO = cuerpo) Modelo biopsicosocial (paciente, prevención, psicología) Cualitativo: análisis del discurso, teoría con bases, análisis fenomenológico interpretativo Social/Psicológica/Cognitiva/Fenomenológica UNA PERSPECTIVA MULTICULTURAL Las teorías en la psicología de la salud ofrecen descripciones sobre cómo los procesos psicológicos afectan a la experiencia individual de la salud. Muchas de las teorías de la psicología de la salud son extensiones y adaptaciones de la psicología cognitiva y social estadounidense/europea desarrolladas desde 1950 hasta 1990. En este tiempo hubo investigaciones donde se empleaban instrumentos diseñados para encontrar los mecanismos subyacentes de la conducta humana.
La teoría psicológica estadounidense/europea es parte de una psicología autóctona la cual puede ser inaplicable en culturas ajenas, y en sociedades de EUA y Europa un valor cultural es el individualismo, el cual dicta que los individuos son responsables de su propia salud. El exceso de preocupación con la responsabilidad personal por la salud puede conducir a culpar a la víctima.
La psicología multicultural enfatiza en la diversidad cultural y dirige la mirada al etnocentrismo de la psicología contemporánea, que considera que las muestras nacionales o de grandes grupos son una unidad de análisis más que de individuos.
¿QUÉ ES LA PSICOLOGÍA DE LA SALUD? La psicología de la salud es un campo interdisciplinario que se ocupa de la aplicación de conocimientos y técnicas psicológicas para la salud, la enfermedad y el cuidado de la salud.
El objetivo de la psicología de la salud es promover y mantener el bienestar de los individuos, comunidades y poblaciones. Principalmente se enfoca en la salud física más que en la mental. Se ocupa de las interfaces conductuales y de experiencias entre el individuo, el sistema de cuidado de la salud y la sociedad. Por ello se necesita una aproximación multidisciplinar.
Joseph Matarazzo (1982) propuso una definición: “La psicología de la salud es el conjunto de las contribuciones educativas, científicas y profesionales específicas de la disciplina de la psicología para la promoción y mantenimiento de la salud, la prevención y el tratamiento de la enfermedad, la identificación de los correlatos etiológicos y diagnósticos de la salud, la enfermedad y disfunción relacionada al análisis y mejoramiento del sistema de cuidado de la salud y la formación de políticas de salubridad” Esta definición de Matarazzo fue adoptada por la American Psychological Association (APA) y funciona como la definición “oficial” de los psicólogos de la salud.
El rápido crecimiento de la psicología de la salud puede atribuirse a tres factores: El primer factor, por la creciente consciencia en los años 70 y 80 de la cantidad de enfermedades y mortalidad determinadas por la conducta. La investigación epidemiológica sugiere que todas las causas principales de muerte en las sociedades occidentales son conductuales. Esto significa que muchas muertes pueden evitarse si se encuentran intervenciones efectivas. En los últimos tiempos ha habido un creciente intento por computar las medidas de discapacidad. El estudio Carga Mundial de Enfermedades (GBD), que se basa en los Años de Vida Ajustados por Discapacidad (DALY), un indicador cuantitativo de la carga de enfermedad que refleja la cantidad total de vida sana perdida, por cualquier causa, mortalidad prematura o algún grado de discapacidad durante un periodo. El DALY es la suma de años de vida perdidos a causa de la mortalidad prematura más los años de vida con discapacidad, ajustados por la severidad de la discapacidad de todas las causas, tanto físicas como mentales.
Un segundo factor, ha sido la ideología de que los individuos son responsables de su propia salud. El individualismo asigna al individuo la responsabilidad principal por una buena salud, y por lo tanto, los individuos deben convertirse en expertos de su propia salud y estilos de vida. Para el individualismo, cada persona es una unidad autosuficiente que requiere niveles mínimos de participación, cuidado e interdependencia. Este punto de vista en su forma extrema, sugiere que en realidad no existe tal cosa como la “sociedad” o la “comunidad”, que las personas deberían cuidarse a ellas mismas y sus familias. Aunque se ha visto, que el individuo por si solo NO puede ser capaz de realizar mejoras en la conducta relacionada con la salud como consecuencia de factores económicos y políticos.
Un tercer factor, es el desencanto relacionado con el cuidado biomédico de la salud, tanto en los pacientes como entre los practicantes. La deficiente calidad de comunicación que experimentan los pacientes con los profesionales de la salud ha constituido un foco poderoso de quejas y críticas. El desencanto con el modelo médico y el creciente consciencia de la importancia de las influencias psicológicas y sociales de la salud y enfermedad han hecho que científicos sociales y de otras especialidades proponer nuevas formas de conceptuar la salud y enfermedad. Esta postura condujo al desarrollo del modelo biopsicosocial (Engel, 1977), y este nuevo modelo ha sido una influencia importante en la evolución de la psicología de la salud como un nuevo campo de estudio.
LA TEORÍA EN LA PSICOLOGÍA DE LA SALUD La teoría en la psicología de la salud consiste en tres grandes tipos que varían según el nivel de generalidad, estos son: marcos de referencia, teorías y modelos.
Los marcos de referencia se refieren a un sistema completo de pensamiento sobre un campo de investigación, los marcos de referencia son más flexibles y menos desarrollados, pero su objetivo es que su aplicación sea general.
Algunos ejemplos seria: el modelo médico y el más reciente el modelo biopsicosocial. Comúnmente se les llama modelos en la literatura, pero se les llama marcos de referencia.
Un ejemplo de marco de referencia donde se consideran las determinantes generales de salud aparece en la siguiente figura (Dahlgren y Whitehead, 1991). Este marco de referencia es útil para conceptuar las principales influencias sobre la salud. También corresponde a los distintos subcampos de la psicología de la salud.
Este marco de referencia posee una estructura con múltiples capas, como una celda que coloca al individuo, dotado con factores fijos como la edad, el sexo y la constitución genética, en el centro (sobre los cuales tenemos control mínimo o nulo), y rodeado por otras cuatro capas de influencia.
Dahlgren y Whitehead: influencias en capas (Determinantes de la salud) El modelo de Dahlgren y Whitehead explica cómo las inequidades en salud son resultado de las interacciones entre distintos niveles de condiciones causales, desde el individuo hasta las comunidades. Las personas se encuentran en el centro del diagrama. A nivel individual, la edad, el sexo y los factores genéticos condicionan su potencial de salud. La siguiente capa representa los comportamientos personales y los hábitos de vida. Las personas desfavorecidas tienden a presentar una prevalencia mayor de conductas de riesgo (como fumar, por ejemplo) y también tienen mayores barreras económicas para elegir un modo de vida más sano. Más afuera se representan las influencias sociales y de la comunidad. Las interacciones sociales y presiones de los padres influyen sobre los comportamientos personales en la capa anterior. Las personas que se encuentran en el extremo inferior de la escala social tienen menos redes y sistemas de apoyo a su disposición, lo que se ve agravado por las condiciones de deprivación de las comunidades que viven por lo general con menos servicios sociales y de apoyo. En el nivel siguiente, se encuentran los factores relacionados con las condiciones de vida y de trabajo, acceso a alimentos y servicios esenciales. Aquí, las malas condiciones de vivienda, la exposición a condiciones de trabajo más riesgosas y el acceso limitado a los servicios crean riesgos diferenciales para quienes se encuentran en una situación socialmente desfavorecida. Las condiciones económicas, culturales y ambientales prevalentes en la sociedad abarcan en su totalidad los demás niveles. Estas condiciones, como la situación económica y las relaciones de producción del país, se vinculan con cada una de las demás capas. El nivel de vida que se logra en una sociedad, por ejemplo, puede influir en la elección de una persona a la vivienda, trabajo y a sus interacciones sociales, así como también en sus hábitos de comida y bebida. De manera análoga, las creencias culturales acerca del lugar que ocupan las mujeres en la sociedad o las actitudes generalizadas con respecto a las comunidades étnicas minoritarias influyen también sobre su nivel de vida y posición socioeconómica.
Desde este punto de vista, la psicología de la salud puede estructurarse de la siguiente manera: - Centro  Edad, sexo y factores hereditarios Nivel 1  Factores del estilo de vida individual Nivel 2  Influencias sociales y comunitarias Nivel 3  Condiciones de vida y de empleo Nivel 4  Condiciones socioeconómicas, culturales y ambientales generales Este mismo marco de referencia presenta seis características: 1. Se ocupa de todas las determinantes de la salud, NO solo del desarrollo de los acontecimientos durante el tratamiento de la enfermedad.
2. Coloca al individuo en el centro, pero reconoce la influencia determinante de la sociedad sobre las personas; a través de la comunidad, las condiciones de vida y empleo, además de las condiciones socioeconómicas, culturales y ambientales circundantes.
3. Sitúa cada capa en un contexto relacionado con los vecinos, reflejando así la situación completa, incluso las posibles limitantes estructurales del cambio.
4. Es en verdad interdisciplinario y NO solamente un modelo de salud médico.
5. Es imparcial y NO se afirma que una disciplina sea más importante que otras.
6. Reconoce la naturaleza compleja de las determinantes de la salud.
Muchas de las teorías de la psicología de la salud han sido modelos de diagramas de flujo, tales modelos emplean un enfoque de “caja negra” que se enfocan en los procesos informativos en las cabezas de los individuos a medida que estos ejercen y reciben la influencia de procesos sociales y fisiológicos en una relación directa o indirecta con la salud o la enfermedad. Esto proporciona un modelo hipotético de los procesos que se dice están relacionados con la hipertensión (Spicer y Chamberlain, 1996).
El modelo propone que la hipertensión recibe influencia de la supresión de la ira, el respaldo social, el consumo de alcohol y el estatus socioeconómico. El nivel de influencia puede ser causal, en el caso más poderoso de asociación, o correlación donde es más frágil la asociación. El modelo también sugiere que el respaldo social recibe influencia de la supresión de la ira y del consumo de alcohol y que el respaldo social modera la relación entre la supresión de la ira y la hipertensión.
Es posible analizar los modelos de diagramas de flujo en tres niveles distintos: - Nivel teórico  consistente en los elementos que lo construyen y las relaciones causales.
Nivel de medición  el cual contiene las variables que se trazan sobre los factores constituyentes.
Nivel estadístico  indicador de las relaciones estadísticas entre las variables sobre las relaciones teóricas.
El modelo de hipertensión es una compleja red de constructores seleccionados de cinco dominios o niveles: 1.
2.
3.
4.
5.
La hipertensión es un constructor fisiológico La supresión de la ira es un constructor psicológico El consumo de alcohol es un constructor conductual El respaldo social es un constructor social El estatus socioeconómico es un constructor sociológico En este análisis hay preguntas filosóficas sin respuesta. Por ejemplo, ¿Cómo es que la supresión d la ira (un proceso psicológico) causa hipertensión (un proceso fisiológico)? El psicólogo de la salud intenta recopilar tantas pruebas empíricas como sea posible para confirmar o negar la hipótesis de la supresión de la ira a través de la medición de la hipertensión de forma directa y la supresión de la ira con base en cuestionarios, entrevistas u observaciones en el mismo grupo de participantes.
Un modo opcional de interpretar un diagrama de flujo es considerar que se trata de un objeto narrativo, este tipo de análisis tiene una mayor coincidencia con el enfoque de la ciencia humana.
Para darle una interpretación verdaderamente causal al modelo de hipertensión, los cinco elementos que lo construyen necesitan estar conectados y ser compatibles de tal forma que los vínculos vuelvan causales de un modo genuino. Una solución al problema de la flecha es ver que los constructores biopsicosociales pueden operar a varios niveles. Un ejemplo de constructor con múltiples niveles es la “emoción”. Se dice que la emoción opera de manera simultánea en por lo menos tres niveles distintos: sociológico, psicológico y fisiológico (Lazarus 1980).
EL MODELO BIOPSICOSOCIAL A pesar de que a menudo los psicólogos de la salud se oponen al modelo médico y apoyan el modelo biopsicosocial, la mayor parte de la práctica de la psicología de la salud aún se desarrolla en el contexto de la medicina clínica.
El modelo biopsicosocial establece que la salud y la enfermedad son: el producto de una combinación de factores; incluyendo las características biológicas (ejemplo; la predisposición genética), los factores conductuales (ejemplo; estilos de vida, estrés, creencias acerca de la salud), y condiciones sociales (ejemplo; influencias culturales, relaciones familiares y apoyo social).
George Engel (1997) propuso el modelo biopsicosocial en respuesta a lo que se pensaba era una crisis para la psiquiatría con demasiadas teorías y métodos disparatados que se consideraban perfectos como el resto de la medicina. Engel aseguró que: “Un modelo médico también debe tomar en cuenta al paciente, el contexto social en el cual vive, y el sistema complementario diseñado por la sociedad para enfrentar los efectos disruptivos de la enfermedad, es decir, el papel del médico y el sistema de cuidado de la salud”.
La división 38 de la APA describe el MBPS como “una combinación de factores” que producen salud y enfermedad.
Pero, una combinación de factores no hace un modelo. El MBPS es en realidad un conjunto de creencias y valores acerca de la salud, la enfermedad, la psicología y la cultura al que la disciplina de la psicología de la salud se ha adherido junto con su definición “oficial”. El MBPS tiene un valor simbólico al considerar que los factores psicosociales son tan importantes para entender la salud y la enfermedad como el ADN, las células y la biología.
El MBPS necesita una reconstrucción mucho más fuerte, se necesita algo mucho más sólido y concreto, teorías que den descripción coherentes de cómo es exactamente que los procesos psicosociales influyen en la salud y la enfermedad. Hoy en día el componente psicosocial recibe más atención.
Desde esta perspectiva, se considera que la psicología de la salud es un campo interdisciplinario con muchos vínculos con otras ciencias humanas y también con las humanidades y la literatura. La psicología de la salud es un campo de investigación práctico con una fuerte carga social. Los dos subtemas importantes son aspectos principales de la salud: la discapacidad y la vejez.
DISCAPACIDAD Un aspecto importante del contexto social de la salud es la discapacidad. D. Marks (1999) define la discapacidad como: “Es la compleja relación entre el ambiente, el cuerpo y la psique, la cual se usa para excluir a ciertas personas de la participación total en los asuntos interpersonales, sociales, culturales, económicos y políticos”. La discapacidad rara vez ha sido el centro de investigación dentro de la psicología de la salud.
Las razones históricas de la omisión de la investigación sobre la discapacidad de parte de las nuevas disciplinas como la psicología se detallan en D. Marks (1999): - Restricción a la esfera privada Necesidad de establecer la credibilidad científica la cual genera un prejuicio de investigación hacia la población general.
Ausencia de personas discapacitadas en la academia Estudios sobre la discapacidad que se desarrollen como una especialidad académica.
Los límites entre la enfermedad y la discapacidad no están bien definidos, además hay cierta renuncia en explorar temas específicos de la enfermedad dentro de estudios de la discapacidad, esto sitúa la discapacidad dentro de estructuras y prácticas sociales e institucionales en lugar de la realidad biológica determinada de la desventaja individual y considera el ambiente como el origen de la discapacidad.
Morris (1991) afirma que “podemos insistir en que la sociedad nos incapacita, pero negar la experiencia personal de discapacidad es pactar con nuestra opresión”.
Dejong y Basnett (2001) identifican ocho formas de cómo las necesidades de cuidado de la salud de las personas discapacitadas pueden ser distintas de la población que no sufre de discapacidad: 1.
2.
3.
4.
5.
6.
Los finos márgenes de la salud como limitaciones funcionales aumentan la vulnerabilidad.
Menos oportunidades para el mantenimiento de la salud y el cuidado preventivo de la salud.
La discapacidad en la juventud asociada con problemas de salud crónicos tempranos.
Condiciones secundarias que dan como resultado perdidas funcionales adicionales.
Tratamientos y procesos de recuperación más largos y complicados.
Apoyo farmacológico continuo, particularmente en relación con el manejo de las enfermedades mentales y del dolor.
7. Necesidad de equipo y tecnología especiales.
8. Necesidad de servicios a largo plazo como asistencia personal.
Por lo tanto, la discapacidad debe ser un asunto importante dentro de la psicología de la salud y para este fin, deben forjarse vínculos con los estudios sobre la discapacidad y promover proyectos interdisciplinarios.
ENVEJECIMIENTO Las tendencias demográficas actuales muestran que en el mundo industrializado los índices de natalidad están disminuyendo y la gente vive más. La expectativa de vida en el mundo desarrollado está en aumento y no parece que vaya a disminuir. Con tasas de natalidad en descenso, y menos gente quien se integre a la vida productiva, pagar para que los adultos mayores reciban atención es un problema importante.
La Comisión Europea (CE) lanzará el estudio “La genética del envejecimiento social” para recopilar información sobre la constitución genética, la salud y el estilo de vida. El estudio GEHA investiga que genes tienen en común los hermanos y hermanas de edad avanzada, y cuales aparecen con más frecuencia que en la población general.
Los cuatro principales elementos para un envejecimiento sano son: No fumar, reducir la ingesta de grasas saturadas, reducir la ingesta de alcohol, e incrementar la actividad en mayor nivel. Se necesita más investigación sobre las interacciones genéticas y ambientales que influyen en la longevidad.
CUATRO APROXIMACIONES A LA PSICOLOGIA DE LA SALUD Cuatro aproximaciones complementarias a la psicología de la salud están en desarrollo, cada aproximación ofrece teoría, investigación y recomendaciones para la práctica. Aunque hay diferencias en los intereses y las formas de trabajar, las aproximaciones se combinan.
Psicología de la Salud Clínica La psicología de la salud clínica busca relacionar las variables psicológicas y las condiciones biomédicas con el fin de comprender los resultados en materia de salud y la calidad de vida. Esta aproximación se traslapa con la psicología clínica. La psicología de la salud clínica se basa en la investigación y desarrolla servicios de salud diseñados para mejorar la atención para los pacientes. Es la mejor establecida de las cuatro aproximaciones.
Los psicólogos de la salud clínica están estableciendo la base de la evidencia, con lo cual demuestran a los encargados de planear los servicios de salud y a los creadores de políticas que la psicología de la salud clínica es segura, costeable y constituye un servicio que es bien recibido por los pacientes.
Psicología de la Salud Pública La psicología de la salud pública se relaciona con la epidemiologia y la promoción de la salud. Es realista, pero también es interpretativa y busca identificar y manipular las variables psicológicas que predicen la conducta sana y relacionada con la salud en la población general.
Se piensa que la salud individual es más un resultado de los determinantes sociales, económicos y políticas, que una simple consecuencia de la conducta y estilo de vida individual.
Psicología de la Salud Comunitaria La psicología de la salud comunitaria busca apoderar a las comunidades laicas para que tomen un mayor control sobre la salud y el cuidado de la salud. Se centra en el desarrollo comunitario tanto en investigación como en la acción.
La psicología comunitaria implica trabajar en coalición con los miembros de comunidades y grupos vulnerables, y su objetivo es su “empoderamiento”, es decir, lograr formas de cambios sociales que enfrenten las condiciones que los hacen vulnerables (como la exclusión social y la pobreza) y que les permita progresar en la adversidad.
Psicología de la Salud Crítica La psicología de la salud crítica se relaciona con la teoría de la crítica y otras ciencias sociales. Tiende a ser constructivista y busca analizar y criticar las suposiciones y el discurso asociado con la salud y la enfermedad.
El objetivo de la psicología de la salud critica es analizar cómo los procesos del poder, económicos y macrosociales, estructuran o influyen en la salud, el cuidado de la salud, la psicología de la salud y la sociedad en su totalidad. Se ocupa de la naturaleza política de toda existencia humana, admite compasión en la teoría y la práctica, valora la libertad de pensamiento y está consciente de la interdependencia social de los seres humanos como actores.
El psicólogo critico intenta aplica el análisis crítico y la evidencia obtenida por las otras tres aproximaciones. Se ocupa de desarrollar el conocimiento y estrategias para ayudar a construir un mundo más sano.
INVESTIGACIONES FUTURAS 1. Se necesitan investigaciones en un nivel conceptual y teórico básico para desarrollar el modelo biopsicosocial y especificar con más claridad las diferencias entre ese modelo y el médico.
2. Se necesitan estudios multiculturales sobre la salud, la enfermedad y el cuidado de la salud para facilitar la comunicación y la comprensión de los sistemas de curación.
3. Se necesitan estudios que se enfoquen en la discapacidad y su impacto e interacción con el estatus de la salud y el contexto social.
4. Se necesitan más investigaciones sistemáticas sobre las interacciones genéticas y ambientales que influyen en la longevidad, con el fin de mejorar nuestra comprensión del envejecimiento.
RESUMEN 1. La salud es un estado positivo de ser con atributos físicos, culturales, psicosociales, económicos y espirituales, NO simplemente la ausencia de enfermedad.
2. La psicología de la salud se ocupa de la aplicación del conocimiento y técnicas psicológicas a la salud, la enfermedad y el cuidado de la salud. Su objetivo principal es entender y ayudar a mejorar el bienestar de los individuos y las comunidades.
3. La psicología de la salud creció con rapidez durante los últimos 25 años del siglo XX debido a: a. La creciente evidencia de que gran parte de la enfermedad y la mortalidad es resultado de los estilos de vida y la conducta perjudicial para la salud.
b. Un fortalecimiento de la filosofía en los países industrializados la cual indica que los individuos son responsables de su propia salud.
c. Un creciente desencanto con el modelo médico y su dominio en el cuidado de la salud.
4. Es posible estructurar niveles de análisis en el cuidado de la salud en términos de puntos clave que afectan el estatus individual de la salud como la edad, el sexo y los factores hereditarios, y después cuatro niveles de influencia que consisten en: a. Estilo de vida individual (Nivel 1) b. Influencias sociales y comunitarias (Nivel 2) c. Condiciones de vida y de empleo (Nivel 3) d. Condiciones socioeconómicas, culturales y ambientales (Nivel 4) 5. Dos enfoques epistemológicos dentro de la psicología de la salud analizan la salud y la enfermedad de formas distintas: a. desde la perspectiva de la ciencia natural (realismo) y b. desde la perspectiva de la ciencia humana (constructivismo).
6. El modelo biopsicosocial sugiere que la enfermedad es creada por determinantes tanto psicosociales como biológicos. Sin embargo, puede necesitarse una revisión más radical antes de reemplazar el modelo médico.
7. La construcción de la teoría en la psicología de la salud se presenta en tres niveles de generalidad.
a. Marcos de referencia b. Teorías c. Modelos 8. Se necesita una orientación social si queremos entender el comportamiento y la experiencia relacionados con la salud en su contexto de sociedad y de cultura. Dicha orientación se enfoca en la salud y la enfermedad, en el cuidado preventivo y la cura y considera a las familias, grupos, comunidades e individuos por igual. La discapacidad y el envejecimiento se consideran temas clave del campo.
9. Se están desarrollado cuatro enfoques complementarios enfocados en temas clínicos, comunitarios, de salud pública y críticos.
10. La psicología de la salud tiene el potencial de volverse una aplicación socialmente relevante, NO etnocentrista e inmensamente practica del conocimiento acerca de la naturaleza humana, tanto en la salud como en la enfermedad.
...