Seminario 1 - Teoria del Derecho (2017)

Pràctica Español
Universidad Universidad Pompeu Fabra (UPF)
Grado Derecho - 1º curso
Asignatura Teoria del Derecho
Año del apunte 2017
Páginas 3
Fecha de subida 24/09/2017
Descargas 0
Subido por

Descripción

Seminario 1 de la asignatura de Teoria del Derecho de la UPF.

Vista previa del texto

Seminario 1. El derecho como fenómeno social PLANTEAMIENTO DEL PROBLEMA La corrupción es hoy un fenómeno de amplias dimensiones que afecta no solo a los países más pobres sino también a los más desarrollados. La corrupción tiene consecuencias negativas de índole política, económica, jurídica y moral.
En el terreno económico ha acompañado al comercio internacional y quienes la practican siempre la han considerado como un mecanismo racional para ganar cuotas de mercado.
Para hacer frente a la corrupción se han ensayado diferentes métodos. Uno de ellos es la apelación al derecho penal y la punición de ciertas conductas como el cohecho, la prevaricación, etc. La cuestión es hasta qué punto el derecho penal es un buen recurso para impedir la corrupción.
Teniendo en cuenta lo anterior, supongamos que dos empresas, una francesa y otra española, desean participar en una licitación para la construcción de una obra pública en un país latinoamericano. Sus directivos son agentes racionales y no se conocen. Y aunque prefieran un mundo sin soborno a otro con sobornos, saben que si sobornan expulsan del mercado a sus competidores haciéndose con la licitación en juego.
CUESTIONES 1. ¿Cómo se comportarían los directivos de dichas empresas? Las empresas con proyectos de carácter internacional tienden a perfeccionar en el mercado exterior frente al de su propio país, porque supone un imperativo económico mayor. Los dos directivos saben que lo mejor para sus empresas sería hacerse con la licitación, pero saben también que eso irá acompañado de actividades corruptas por parte de sus competidores. Sin embargo, sabemos que los dos prefieren un mundo sin sobornos.
Dicho esto, lo más sensato en sentido moral sería que cada empresario, por su lado, intentará hacerse con la licitación sin hacer uso de la corrupción y los sobornos. Pero su racionalidad les dice que haciendo esto lo único que conseguirán es que el otro participante consiga la obra, porque intuye que sí que hará uso de la corrupción, aun sabiendo que si ninguno de los dos lo hiciera estarían participando de forma justa y sin dañar el conjunto de la sociedad.
Eso se debe al instinto racional de supervivencia que tienen, sabiendo que si arriesgan a actuar de forma correcta perderán aquello que persiguen.
En conclusión, creo que los dos directivos harían uso de la corrupción y del soborno, y por tanto ninguno de los dos podría expulsar al otro competidor, pero sin embargo los dos irían en contra de su voluntad de tener un mundo sin sobornos porque prefirieron su bien individual al bien común de la sociedad.
2. ¿Qué condiciones debe satisfacer la decisión de las empresas para ser considerada racional? Para ser considerada racional debería cumplir dos factores: en primer lugar tendría que ser una decisión que implicara ganar la licitación y poder construir una empresa pública en Latinoamérica. En segundo lugar, tendría que ser una decisión que estuviera libre de corrupción y de soborno, porque su moral les dice que sería políticamente incorrecto e injusto, tanto para sus competidores como para el conjunto de la sociedad. Sin embargo resulta imposible una combinación de esos dos factores sabiendo que el competidor hará uso de la corrupción, y por tanta no podría tomar una decisión que cumpliera sus requisitos personales para ser considerada racional.
3. ¿Cómo se puede solucionar una situación como la precedente? La solución más lógica y racional sería que los empresarios que participan en la licitación intentaran obtener el permiso de construcción de la obra pública sin utilizar métodos de corrupción y soborno. De esa forma estarían compitiendo en igualdad de posibilidades y, además, no estarían perjudicando a la sociedad.
Pero incluyendo el factor de conocer que el competidor preferirá el bien individual de su empresa asegurado ante el hecho de competir de forma justa y sin dañar la sociedad, el directivo mirará también por su propio bien, y viceversa. De esa manera no existirá una solución, porque por mucho que pudieran ponerse de acuerdo en no utilizar la corrupción, en el momento de participar en la licitación los dos acabarían rompiendo el pacto por miedo al fracaso de su propia empresa.
4. ¿Tienen incentivos los Estados nacionales para imponer medidas punitivas a los empresarios de su nacionalidad? (Estado franceses, el español y el país latinoamericano) La corrupción no afecta de la misma manera a territorios de Latinoamérica que en Europa, por ejemplo. Se ha comprobado que tienen índices mucho más elevados en Latinoamérica, aunque también podría depender del mecanismo utilizado para predecirlo. Sin embargo la realidad no se aleja mucho de los resultados.
El Estado francés, el español y el del país latinoamericano tienen incentivos para imponer castigos a los empresarios corruptos, pero no en todos los países existe el mismo nivel de corrupción y, además, se ha de tener en cuenta que las empresas multinacionales ejercen una gran influencia sobre los gobiernos. Eso hace que aunque se tengan medidas punitivas contra esas empresas muchas veces no se utilicen debido a los intereses que hay de por medio.
Júlia Arbós Aguilar ...

Tags:
Comprar Previsualizar