Resumen Lectura Trust, Welfare and Political Economy - Lappi Seppala (2015)

Resumen Español
Universidad Universidad Pompeu Fabra (UPF)
Grado Criminología y Políticas Públicas de Prevención - 2º curso
Asignatura Estat del Benestar
Profesor S.S.
Año del apunte 2015
Páginas 9
Fecha de subida 25/03/2015
Descargas 27
Subido por

Descripción

Resumen de la lectura Trust, Welfare and Political Economy de Lappi Seppala

Vista previa del texto

CONFIANZA, ESTADO DEL BIENESTAR Y POLÍTICAS ECONÓMICAS I. MODAS Y CAMBIOS Durante la última década ha habido una expansión de control penal en los países de habla inglesa (320% en EUA) y también en países europeos como Holanda (de 20 a 130) y España triplicando de 40 a 140 la tasa de encarcelados. Los países escandinavos han tenido un desarrollo especial, pero entre ellos difieren en cuanto a estabilidad y tolerancia de las leyes penales. Durante casi un siglo han permanecido entre la tasa de 40 o 60 personas encarceladas por cada 100.000 habitantes. Finlandia, hasta los años 70 estaba entre las tasas más altas de encarcelamiento en el Oeste de Europa. Pero a partir de aquí comenzó a disminuir, incluso en la segunda guerra mundial, mientas que los demás países aumentaban sus tasas. En 1990, Finlandia alcanzó el nivel de 60 prisioneros/100.000 habitantes.
De manera global, Escandinavia tiene las menores tasas de encarcelamientos, alrededor de 7075/100.000 habitantes. En Europa Oeste esta tasa es de 110; Este de Europa 200; Países Bálticos 300; Rusia 550; EUA 700. En la entrada del nuevo milenio las tasas han subido en todos los países, incluidos los escandinavos, pero estos permanecen a la baja.
Nos planteamos las siguientes preguntas: a) qué explica el aumento de la tasa, b) qué explica el desarrollo opuesto de Finlandia, c) cuáles son las razones de la tolerancia en los países escandinavos, d) qué explica los aumentos más recientes en los últimos años en las tasas. El estudio es realizado a 25 países, con los indicadores de las circunstancias socioeconómicas, valores morales, cultura y medidas políticas.
II. TASAS DE DELINCUENCIA Y TASAS DE ENCARCELAMIENTO Parece natural asumir que el aumento en las tasas de encarcelamiento se debe al aumento de la tasa de delincuencia de un país. A continuación lo comprobaremos empíricamente: ¿Es el nivel de delincuencia diferente en Escandinavia? Según las estadísticas de victimización, los cuatro países escandinavos se encuentran sobre la media, incluso un poco más bajos, que los países europeos. La victimización se encuentra al mismo nivel que los países del Oeste de Europa (21.8), pero el número de prisioneros (105) es la mitad (59). El número elevado de los países Anglosajones (123) puede ser explicado por las altas tasas de victimización (27.7). Aún así, la elevada tasa de encarcelamiento (700) de EUA no puede deberse a las diferencias en la tasa de delincuencia, ya que la victimización (21.1) es prácticamente idéntica a la de Escandinavia (20.8).
1 Comparaciones de corte transversal en los índices de criminalidad y de prisioneros El bajo nivel de encarcelamientos no puede ser explicado por el bajo nivel de victimización o los delitos denunciados. De hecho, son opuestos: contra más altas sean las tasas de delincuencia, el nivel de prisioneros es más bajo. Aún así, cabe decir que: 1) las encuestas de victimización detectan faltas o delitos leves. En la mayoría de países del Oeste de Europa estos tienen poca importancia a nivel de índices de prisioneros. 2) Las diferencias en los delitos denunciados también son explicables por las diferencias a la hora de transcribir-los y el control policial.
Cambios en las tasas de encarcelamiento y delitos denunciados en el Oeste de Europa ( 1980-2000) Otra manera de establecer posibles asociaciones es examinando si los cambios en el índice de criminalidad se correlacionan con cambios en la tasa de encarcelamiento. Los países que van en dirección opuesta son UK, Italia, Holanda, Nueva Zelanda y Finlandia. En cambio, Francia, Suecia, Australia, Canadá, Noruega, EUA, Dinamarca, Alemania y Japón van en la misma dirección.
Cambios en las tasas de encarcelamiento y los delitos denunciados 1980-2005 En Finlandia, la tasa de encarcelamiento cae mientras que los delitos denunciados aumentan.
En Canadá, mantienen la tasa de encarcelamiento estable mientras el índice de criminalidad se mantiene o cae. En EUA, tienen el mismo sentido que Canadá en cuanto al índice de criminalidad, pero aumenta desmesuradamente la tasa de encarcelamiento.
2 Índice de criminalidad y Tasas de Encarcelamiento en Escandinavia 1950-2005 La caída del índice de encarcelamiento no estaba asociada con la caída del índice de criminalidad; al contrario. La delincuencia aumentaba cuando el número de prisioneros bajaba.
Los países nórdicos tienen una estructura social muy parecida, pero un sistema penal muy diferente, lo que nos permite ver la influencia de éste en el caso de Finlandia.
Finlandia ha reducido su tasa de encarcelamiento, pero tampoco está relacionado con el nivel de victimización. Por tanto, el índice de criminalidad no es la explicación.
III. ESTADO DEL BIENESTAR E IGUALDAD SOCIAL Existe una evidente conexión entre el Estado del Bienestar y la política penal del país. Se podría definir la relación entre Estado del Bienestar y encarcelamiento cómo: “encerrar a la gente o darles ayudas para ayudar a los pobres y marginados – represivo en un caso, generoso en el otro”. La conexión entre el nivel de represión y Estado de Bienestar es explicada por Finlandia, que en el periodo de liberalización se unió a los países nórdicos, aumentó su nivel socio económico, la seguridad, la igualdad y comenzó a disminuir el nivel de encarcelamientos.
Un generoso Estado del Bienestar debería contribuir a un bajo nivel de punitivismo y menor represión.
Ingresos desiguales y gasto social Hay una fuerte correlación positiva entre la desigualdad de ingresos y la tasa de encarcelamiento en los países del Oeste de Europa. Países que gastan más (GDP) en su estado, tienen menor tasa de encarcelamiento (Suecia y Dinamarca). Al contrario, tenemos Reino Unido, Portugal y España.
El primer indicador mide la proporción de PIB (GDP). El crecimiento de una economía puede disminuir el Estado del Bienestar, mientras que la recesión incrementa el gasto.
Cambios con el tiempo Cambios asociados con el Índice de Gini y las tasas de encarcelamiento entre 1987 y 2000 en 15 países del oeste de Europa con datos de cada año.
En general, la asociación es fuerte. En 1987 la correlación era cercana a cero, pero ha ido creciendo cada año. De todas formas, hay países que no se corresponden a la hipótesis en el año 1980 como Finlandia, Austria y Suecia, con un aumento en la diferencia de ingresos y un decrecimiento (o estable) de la tasa de encarcelamiento.
3 En Suiza, Irlanda y Holanda al contrario; disminuyendo (o estable) diferencia de ingresos pero un aumento en la tasa de encarcelamiento.
Los países que apoyan fuertemente la hipótesis son Bélgica, UK, Nueva Zelanda y EUA.
Estudios similares se pueden hacer entre la inversión social y el índice de encarcelamiento. Los países que aumentan el gasto en el Estado del Bienestar ven disminuciones en el número de prisioneros. Aquellos países que han disminuido la inversión social han aumentado su tasa de encarcelamiento. La desigualdad social y un magro estado del bienestar son factores de riesgo que han influencia en la severidad penal.
Patrones regionales y regímenes penales La relevancia de la clasificación de los Estados de Bienestar es simple: si importa el bienestar de las políticas penales (como parece), las diferencias entre los regímenes de bienestar también deberían reflejarse en éstas políticas. Existe correlación.
¿Por qué un Estado de Bienestar? La conexión entre compromiso en el estado de bienestar y tasa de encarcelamiento es explícita en este antiguo eslogan “Una buena política social es la mejor política criminal”. La sociedad hará mejor si invierte en escuelas, trabajos sociales y familias que no en prisiones.
Además, un Estado de Bienestar tiene políticas penales menos represivas. ¿Por qué el bienestar afecta a la severidad penal? a) Solidaridad. La tolerancia y el bajo nivel de desigualdad puede verse como “una manifestación de un alto nivel al empatizar con los demás”.
Los sentimientos solidarios tiendan a aliviar la carga del infractor.
b) Responsabilidad compartida vs Individualismo. Las políticas penales en los Estados de Bienestar no están formados sólo por el sentimiento de solidaridad, sino también por conceptos de responsabilidad colectiva y social. Al fin y al cabo, lo que importa es la visión de la sociedad sobre el riesgo y la asignación de culpabilidad. En culturas individualistas, los débiles serán culpables de los males que les acontecen. En otras palabras, no solo el sentimiento de solidaridad importa, sino también los orígenes y las causas de los riesgos sociales. Sólo hay un derecho humano: el derecho a no ser victimizado.
4 c) Prosperidad material y seguridad. Detrás de las sociedades menos represivas, uno encuentra sentimientos de solidaridad y una amplia comprensión, menos individualista de los orígenes de los riesgos sociales. Cabe decir que es más fácil ser tolerante y empatizar cuando uno mismo está asegurado (entre iguales). Una prosperidad así contribuye a la tolerancia. En consecuencia, las crecientes divisiones sociales crean sospechas, temores y sentimientos de alteridad (apartados).
d) Políticas alternativas. Finalmente, un fuerte Estado del Bienestar puede contribuir a niveles más bajos de represión, garantizando seguridad en contra de la marginación.
Además, si éste es generoso, puede ofrecer mejores alternativas al encarcelamiento, como sistemas correctivos e infraestructuras mejores.
IV. CONFIANZA Y LEGITIMIDAD Entre Durkheim y Weber Durkheim relaciona el nivel de represión con los sentimientos solidarios de la sociedad. En cambio Weber explica el nivel de daño penal y las políticas de Estados Unidos mediante la pérdida de confianza pública y legitimidad por usar el castigo para demostrar soberanía. Los gobiernos, incapaces de aceptar que la situación se les ha ido de las manos, lo resuelven con respuestas punitivas. La pérdida de confianza en el sistema político comporta un aumento en el populismo punitivo.
Confianza social e institucional Prevalece una fuerte asociación inversa entre el nivel de represión, la legitimidad y la confianza social. La legitimación de la política social y las instituciones permanece alta en Escandinavia y Suiza (países con tasas de encarcelamiento bajas). El lado opuesto son los países del Este de Europa y también el Reino Unido. En cuanto a la confianza social, los países centrales de Europa están al mismo nivel que los anglosajones y muy cerca de los escandinavos.
De manera más cercana, los niveles de confianza tienen una relación inversa con el miedo, el punitivismo y la desigualdad de renta. Todas incrementan cuando la confianza decae. Un alto nivel de confianza también nos indica un Estado de Bienestar más generoso.
5 Cambios con el tiempo (tasas de encarcelamiento y confianza) La asociación entre estas dos tasas se ha fortalecido entre 1981 y 2000. En Finlandia entre los 80 y los 90 hubo una caída de confianza y una caída en las tasas de encarcelamiento. Aún así, la visión general fortalece la hipótesis de que están interrelacionadas y que una caída en la confianza suele estar asociada con un aumento en la tasa de encarcelamiento.
¿Por qué confiar y legitimar? Evidentemente, la confianza y el nivel de represión están conectados. La confianza en las instituciones y en la gente es esencial para hacer funcionar las instituciones y las normas. Si esta confianza se vuelve débil, la sociedad se enfrenta contra la política. En un sistema con un alto nivel de confianza hay menos necesidad para expresarse en contra el gobierno. Por el contario, contra menos legitimación, medidas más duras harán falta para defender la posición del poder.
Dimensión social. También se incluye la debilitación de los lazos con la comunidad, el individualismo y el crecimiento de la “cultura del miedo” o inseguridad. No sabemos en quien confiar. Todos sabemos qué causa la delincuencia y sabemos cómo tratar con ella (y los políticos y los medios de comunicación saben muy bien cómo mostrarlo). Por tanto, el miedo incrementa el número de prisioneros.
La confianza es relevante también para la cohesión social y el control informal. La confianza social y en la gente son indicadores de lazos sociales y solidaridad. Si esta disminuye indica debilidad de la solidaridad y de la cohesión. Y esto implica represión. Por otro lado, comunidades con confianza están mejor protegidas contra comportamientos delincuentes.
Son colectivamente más efectivos a la hora de ejercer control (informal).
Finalmente, si el sistema se percibe como justo y legitimador, que busca complacer a los individuos, conlleva a sanciones menos severas, y no el miedo y la disuasión.
Conclusión: La asociación entre confianza y el nivel de represión está correlacionada. La ausencia de confianza institucional crea políticas represivas para mantener la autoridad política. Consecuentemente aumenta el punitivismo y la presión. Por otro lado, si hay confianza y cohesión social hay un fuerte control informal. Esto está relacionado con la no necesidad de controlar formalmente o por el sistema penal debido a la alta legitimidad.
6 V. POLÍTICA ECONÓMICA Tipologías de política económica Consensuales Mayoritarias Máxima participación.
Principio de mayoría.
Mayoría de propuestas se tienen en cuenta.
El ganador se lo lleva todo.
Busca el compromiso / negociación.
Dos competidores enfrentados.
Poder dividido.
Concentración de poder.
(Neo)Corporatism.
Dividir los ingresos Neo-Corporatist. Altamente organizados y producidos entre la sociedad (¿) y ganando con sindicatos que negocian en nombre de salarios moderados en tiempos de inflación.
todos los trabajadores.
La relevancia de la política económica Consensuales: caracterizadas por políticas mejores e igualdad económica y promueven la participación electoral. Además tienen menos gente en prisión y tienen visiones más restrictivas sobre el uso de la pena de muerte. Suele relacionarse con políticas penales tolerantes.
Midiendo la política económica Las democracias consensuales y neo corporativas están asociadas con una le penal más tolérate. La R2 indica que en los países de Europa Oeste el 50% de las tasas de encarcelamiento se debe al tipo de democracia y el nivel de corporativismo.
Explicando la relevancia de la política económica El tipo de democracia y el nivel de represión tienen relación directa e indirecta. Parece que los Estados de Bienestar sobreviven mejor en sistemas consensuales y corporativistas. Se deberá a es más flexibles, que permiten diferentes compensaciones. Todo el mundo puede involucrarse y tener oportunidades. Hay más relaciones directas entre políticas penales y estructuras tradicionales. Mientras que el modelo consensual se basa en el compromiso, los sistemas mayoritarios se basan en la competición y la confrontación.
En una democracia consensual hay que mantener buenas relaciones con tu oponente. Hay más que perder criticando al gobierno anterior. Lo mejor es incorporar el mayor número de partidos posibles en el proceso electoral.
7 En cambio, en los modelos mayoritarios vemos que la oposición dice que hay una urgente necesidad de cambiar de partido político en el poder para poder cambiar las cosas. Se atacan unos a otros. El bajo nivel de confianza puede ser en parte explicado por el modelo de conflicto, que invita a criticar. Además, los medios de comunicación también son agresivos. Es por tanto que puede explicarse que este modelo es más susceptible al populismo punitivo.
Modelos consensuales = Estabilidad y Deliberación. Es raro que salgan nuevos gobiernos con cambios radicales. Hay una consistencia en las políticas a lo largo del tiempo, que ganan soporte por parte de los ciudadanos y está consensuada por varios partidos políticos.
VI. SOCIAL, POLÍTICO, ECONÓMICO Y CULTURAL CONTEXTOS DE LAS POLÍTICAS PENALES Los análisis comparativos indican que las diferencias en las tasas de encarcelamiento no pueden ser explicadas por las diferencias en el índice de criminalidad. En cambio, la severidad penal está relacionada con el tipo de Estado de Bienestar, diferencias en el a renta, confianza y política. El análisis apoya que el modelo escandinavo tiene sus raíces en ser un modelo consensual y corporativista, con altos niveles de confianza y un alto nivel de bienestar.
La relación entre la tolerancia penal y el estado del bienestar es conceptual. Un estado de bienestar incluye solidaridad e igualdad social. Una sociedad de iguales (empatizante) está menos dispuesta a imponer penas altas entre sus miembros, comparado con una sociedad con más distancia entre estos (dónde se aplican a la clase baja). Aumentar la distancia social aumenta el punitivismo. En un estado de bienestar se necesitan políticas poco represivas, con alternativas, como trabajos sociales, medidas de prevención efectivas.
Efectos indirectos ocurren cuando hay cohesión social, menor inseguridad, menos punitivismo y más legitimación y confianza en la política, sostenida por un estado de bienestar. No ha de haber diferencias entre personas. Se ha de promover la tolerancia.
Además de estos tres factores básicos (bienestar, confianza y política económica), debería añadirse la demografía, la homogeneidad (facilidad), geografía (cooperación con países de su alrededor), etc.
Un factor que requiere más atención es el rol de los medios de comunicación. La opinión pública y los sentimientos tienen una interacción reciproca con las decisiones de los políticos.
Los modelos consensuales son menos controvertidos, con menos que hablar e inhiben cambios radicales de gobierno. La opinión pública es afectada por los medios de comunicación sensacionalistas y las decisiones políticas.
8 También hay que tener en cuenta la estructura judicial y la cultura legal. Los escandinavos y continentales tienen un legislador que decide y el resto que a discreción de jueces independientes, menos vulnerables a las intervenciones políticas miopes y mal fundadas.
Numerosos procedimientos judiciales tiene impacto en las políticas según sus sentencias, en el modelo mayoritario. En el modelo consensuado los derechos de las víctimas no están solo asociados con el ejercicio de venganza en el juzgado, sino también con la posibilidad de compensar las pérdidas y los daños. Teniendo el cuidado debido en el derecho de compensar, puede tener un efecto mitigador del castigo.
VII. POLÍTICA PENAL DE ESCANDINAVIA HOY – ¿Y MAÑANA? Los países nórdicos han sido un ejemplo pragmático y con enfoque no moralista y clara política social. Sus valores luchan contra la marginalización y la igualdad como valores para afrontar la delincuencia. Subraya que el control y las políticas aún forman parte de la justicia social y no sólo en controlar el peligro individual. Estas condiciones estructurales han permitido políticas tolerantes, dando pie a trabajar con alternativas a la prisión y promoviendo la legitimación y la confianza.
Los cambios ocurridos en los últimos 10 años formulan preguntas inevitables: Ha acabado todo? Cuál es la naturaleza de estos cambios? Son debidos a cambios externos o por preferencias políticas? Qué pasará en el futuro? 9 ...