Destrezas en Español Hablado y Escrito - Tema 1 (2015)

Apunte Español
Universidad Universidad de Oviedo
Grado Lenguas Modernas y sus Literaturas - 1º curso
Asignatura Destrezas en Español Hablado y Escrito
Año del apunte 2015
Páginas 13
Fecha de subida 20/04/2016
Descargas 8
Subido por

Descripción

TEMA 1: CARACTERÍSTICAS LINGÜÍSTICO-TEXTUALES DEL DISCURSO ORAL.

Vista previa del texto

COVADONGA SUÁREZ ARGÜELLES – KSUAREZARG TEMA 1: CARACTERÍSTICAS LINGÜÍSTICOTEXTUALES DEL DISCURSO ORAL.
1. CARACTERÍSTICAS LINGÜÍSTICO-TEXTUALES DEL DISCURSO ORAL A NIVEL FÓNICO 1. EL DISCURSO • El discurso es una acción entre personas utilizando un lenguaje oral o escrito, y es una práctica social. Su finalidad es comunicar y representar el mundo, real o imaginario.
• Es cierto que conversamos de manera distinta a la que escribimos, y por ello a nivel académico estudiamos un lenguaje ‘virtual’, puro, no real.
• ‘En fin’, o ‘Jo’, no son oraciones; pero son expresiones que utilizamos constantemente para comunicarnos, y por ello, válidas.
• Para estudiar el lenguaje oral necesitamos una perspectiva distinta de la que estudia el lenguaje en estado virtual: una perspectiva pragmática.
• Necesitamos pasar de la oración al enunciado, de la gramática al análisis del discurso, y del análisis gramatical al análisis pragmático.
• En la perspectiva pragmática es muy importante el contexto en el que emitimos el enunciado, los aspectos del entorno en el que se da el discurso, pues es parte de él.
• La unidad del análisis del discurso es el enunciado, que es una realidad tangible y concreta de un proceso de enunciación, realizado por un enunciador y dirigido a un destinatario.
• Los enunciados se combinan entre sí para formar discursos o textos orales o escritos.
• Todo texto debe ser entendido como un acontecimiento comunicativo que se da en un contexto. El contexto puede hacer que el enunciado varíe y tenga otro significado.
• Los usos del lenguaje son muy diversos, y el repertorio comunicativo muy variado: elegimos entre variaciones fónicas, gráficas, morfosintácticas o léxicas.
• A la hora de comunicar elegimos las opciones más adecuadas al momento y al lugar del hecho comunicativo. Esta elección a veces no es consciente, como ocurre en el uso de la lengua materna.
• Desde el punto de vista pragmático se tiene en cuenta que se comunica más de lo que se dice, y del contexto inferimos el significado e interpretamos el enunciado. Esto es la comunicación inferencial.
• La implicatura es el contenido que podemos inferir del enunciado en sí y del contexto.
• El análisis del discurso comienza cuando no se toma la lengua en sentido virtual, sino que se estudian las actuaciones concretas realizada por unos interlocutores concretos.
• Las ciencias que estudian el discurso son: la sociología, la antropología lingüística, el análisis filosófico, la pragmática y la etnografía de la comunicación.
• La pragmática, tradicionalmente, se planteaba como un módulo más del análisis lingüístico que trataba de explicar los aspectos del significado que la semántica no podía explicar.
• Hoy en día, se plantea como una perspectiva de estudio de la lengua que tiene en cuenta los factores contextuales.
2. LA ORALIDAD FRENTE A LA ESCRITURA • • • • • • • El uso del lenguaje se realiza en dos medios: oral y escrito.
En el lenguje oral debe haber interlocutores y participación simultánea. Además, se realiza cara a cara, con interacción y todo tipo de reacciones: se da una relación entre personas con un estatus y un papel concreto, que influye en el lenguaje.
Uno de los rasgos más característicos de la oralidad es la entonación, que puede hacer que el enunciado sea enunciativo, interrogativo o exclamativo, y afecta a la comunicación.
Además, en el lenguaje oral es muy importante la comunicación extratextual basada en los gestos, el tono o la expresión facial. Es común la pronunciación relajada y la improvisación.
Las diferencias entre el lenguaje oral y el escrito son las siguientes: ◦ El lenguaje oral es natural, propio del ser humano, y está relacionado con los órganos corporales en la cabeza. Por otro lado, el lenguaje escrito es artificial; un invento humano, y su soporte son los elementos materiales.
◦ El lenguaje oral es fugaz, mientras que el escrito es relativamente permanente.
◦ Hay elementos lingüísticos, como la pronunciación, que se dan solo en el lenguaje oral.
◦ En el lenguaje oral hay interacción entre los participantes, y por lo tanto, una influencia continua entre uno y otro que en el escrito no se produce.
◦ Además, el lenguaje oral es, por lo general, menos formal que el escrito.
Actualmente, esta situación está cambiando debido a los avances tecnológicos. Con la ‘oralidad secundaria’, que consiste en grabaciones o documentos sonoros, se capta la expresión oral y se hace permanente.
Tanto el lenguaje oral como el escrito tienen función social, psicológica, ritual, lúdica y estética.
3. LOS TIPOS DE DISCURSO ORAL • • • • • • • Existen dos tipos principales de discurso oral: los dialogales, de persona a persona, y los monologales, más elaborados y dirigidos a una audiencia.
Algunos ejemplos de discursos orales dialogales son: el coloquio; la tertulia; la conversación diaria; la mesa redonda; la consulta; la entrevista; el examen oral o el intercambio comercial.
Algunos ejemplos de discursos orales monologales son: la conferencia; la clase; el mitin o la rueda de prensa.
La forma primaria y universal de la oralidad es la conversación. En la conversación hay juegos de poder: se negocia el tema, el cambio de tema y el mantenimiento o cambio de papeles.
Además, hay mecanismos de cambio de tema, y momentos más apropiados para cambiarlo, como con una pregunta, con una entonación descendente seguida de una pausa, o un gesto.
No es lo mismo lo coloquial que lo vulgar: lo vulgar es incorrecto y lo coloquial no tiene por qué serlo, sino que es el uso más frecuente del lenguaje.
En cuanto a la adquisición de la competencia oral: ◦ El lenguaje oral no se aprende formalmente, sino al utilizarlo en las acciones cotidianas.
◦ La competencia comunicativa es la adquisición de los elementos verbales y no verbales que requiere la comunicación y la forma apropiada de utilizarlos en situaciones diversas, y nace en el seno de la etnografía de la comunicación.
◦ • El entorno sociocultural es muy importante en la adquisición de la competencia comunicativa: cuanta más variedad de ambientes, mayor cantidad de recursos lingüísticos.
En cuanto a la variación lingüística: ◦ La lengua varía, y con ella, la actividad oral.
◦ Hay cuatro variaciones fundamentales mas el idiolecto: ▪ Variación diacrónica: Relativa a los fenómenos lingüísticos a lo largo del tiempo ▪ Variación diatópica: Relativa a los fenómenos lingüísticos en la geografía ▪ Variación diafásica: Relativa a los fenómenos del habla en diferentes registros ▪ Variación diastrática: Relativa a los fenómenos del habla según el nivel sociocultural de los hablantes ▪ Idiolecto: Conjunto de rasgos propios de la forma de expresarse de un individuo 4. LOS RASGOS PROSÓDICOS DEL DISCURSO ORAL • • • • • La prosodia estudia los fenómenos fónicos que abarcan más de un fonema o segmento, como la entonación o el ritmo. Estos fenómenos se llaman fenómenos suprasegmentales.
La palabra ‘prosodia’ proviene del griego, y antiguamente se refería a una canción acompañada de música. Más tarde se aplicó a la métrica, y hoy en día, a la fonética.
Los rasgos prosódicos cumplen una función clave en la interpretación y organización del discurso, y transmiten información emotiva, dialectal y sociolingüística.
En castellano los dos rasgos prosódicos más relevantes son la acentuación y la entonación.
Otros rasgos son el ritmo y las pausas, que contribuyen a caracterizar los patrones rítmicos y entonativos de la lengua.
5. EL ACENTO • • • • • • • • El acento es un rasgo prosódico y fonológico que destaca un sonido o grupo de sonidos.
En castellano, el acento se destaca con la intensidad, es decir, la amplitud de la vibración de las cuerdas vocales. Otras lenguas lo destacan mediante la duración o la altura.
Según donde esté posicionado el acento, las lenguas se clasifican de la siguiente manera: ◦ Lenguas con el acento fijo, como el francés o el polaco.
◦ Lenguas con el acento libre, como el español o el italiano.
◦ Lenguas con el acento condicionado, como el latín.
En castellano en general solo hay una sílaba tónica, las demás son átonas.
El acento español se realiza con un ritmo silábicamente acompasado, es decir, la sílaba marca el compás, y lo que se tarda en pronunciar una frase depende del número de sílabas.
A lo largo de su historia desde el latín, el castellano ha sufrido abundantes cambios en la posición del acento. El castellano es muy sensible a la acentuación: si no se acentúa correctamente, muchas veces la palabra no se entiende.
En comparación con otras lenguas, el cento español tiene en general mayor energía artículatoria, sonoridad y por lo tanto, perceptibilidad. Es movible, flexible y expresivo, y compensa la pobreza fonológica del castellano.
Las palabras en castellano se clasifican según el acento en: ◦ Agudas o oxítonas: El acento recae sobre la última sílaba de la palabra • ◦ Llanas o paroxítonas: El acento recae sobre la penúltima sílaba ◦ Esdrújulas o preparoxítonas: El acento recae sobre la antepenúltima sílaba ◦ Sobreesdrújulas o superparoxítonas: El acento recae antes de la antepenúltima sílaba Los tipos de palabras que en castellano siempre llevan acento son: ◦ ◦ ◦ • El sustantivo: /el gáto/, /la mésa/ El adjetivo: /el gáto négro/, /la kása grís/ El pronombre tónico que funciona como sujeto o como complemento con preposición: /tú sábes póko/, /para mí i para tí/ ◦ Los indefinidos, adjetivos o pronombres, apocopados o no: /algún ónbre/, /biéne algúno/ ◦ Los pronombres posesivos: /la kúlpa és mía/, /éste lápiz és túyo/ ◦ Los demostrativos, tanto pronombres como adjetivos: /kiéro éste líbro/, /prefiéro akél/ ◦ Los numerales, tanto cardinales como ordinales: /dós kásas/, /biéne el priméro/ ◦ El verbo, aunque sea auxiliar: /el gáto kóme/, /se kásan ói/ ◦ El adverbio: /kóme póko/, /xuéga mál/ ◦ Las formas interrogativas qué, cuál, quién, dónde, cuándo, cuánto, cómo ◦ Algunas conjunciones Los tipos de palabras que no llevan acento son: ◦ ◦ ◦ ◦ ◦ • • El artículo determinado: /el álma/, /la kása/ La preposición, exceptuando ‘según’, que tanto preposición como adverbio, es tónica Algunas conjunciones Los términos de tratamiento: /don xosé/, /santo tomás/ El primer elemento de los nombres compuestos y las palabras compuestas en las que aún se sienten sus componentes: /maria xosé/, /tragalúz/ ◦ Los pronombres átonos que funcionan como complemento y el reflexivo se: /se lo dixe sériamente/, /os bímos ói/ ◦ Los adjetivos posesivos, apocopados o no: /mi pádre i mi mádre/, /nuestra kása/ ◦ Las formas que, cual, quien, donde, cuando, cuanto y como cuando no funcionan como interrogativas ni exclamativas: /lo dexé komo lo bí/, /bíno kuando salía/ ◦ En los vocativos y expresiones exclamativas cortas de cariño o reproche son inacentuados los elementos que acompañan al núcleo: /nó puédo buen ónbre/ Hay palabras que son tónicas o no dependiendo de la función que desempeñen, como luego, aún, mientras, medio, más y menos.
El acento enfático o de insistencia es aquél que sirve para hacer un énfasis especial en una palabra.
Se puede poner como segundo acento, o para reforzar un acento ya existente.
6. LAS PAUSAS • • • Las pausas son necesarias por razones fisiológicas y lingüísticas, entre otras.
Además de servir para la demarcación de unidad de habla, las pausas son muy importante en la interacción, pues señalan actitudes como seguridad, nerviosismo o duda entre otras.
Los tipos de pausas son: ◦ Pausa final absoluta: Después de un enunciado completo ◦ Pausa significativa: Cambia el significado según su presencia o ausencia ◦ Pausa enumerativa: Entre miembros de una enumeración ◦ ◦ Pausa explicativa: Al principio y al final de un enunciado explicativo introducido en un enunciado más amplio.
Pausa potencial: Pausa introducida por voluntad del hablante, no es obligatoria.
7. LA ENTONACIÓN • Todo enunciado se emite con una determinada entonación, que puede cambiar su significado con matices propios.
• Las funciones de la entonación son lingüísticas, sociolingüísticas y expresivas.
• La entonación es uno de los matices más complejos de la lengua, y hay rasgos de la entonación que comparten muchas lenguas: la alegría o el enfado se suelen expresar con tonos más agudos, y la tristeza con tonos bajos y monótonos.
• Aun así, cada lengua tiene unos rasgos de entonación propios y también las variedades dialectales.
• Suele decirse que la entonación del español es sonora, equilibrada, armónica, austera y grave.
• El castellano comienza con un tono bajo, que va elevándose hasta un nivel medio, y es muy importante el final, es decir, el tonema: a partir de la última sílaba tónica.
• En castellano tenemos tres niveles tonales: el alto (3), medio (2) y bajo (1) • Distinguimos entre grupo fónico y grupo de entonación: • • ◦ El grupo fónico es la porción del discurso situada entre dos pausas ◦ El grupo de entonación es un fragmento del habla que recibe una entonación determinada sin que haya necesariamente una pausa En cuanto a la fonología de la entonación: ◦ Lo lingüísticamente significativo de la entonación se encuentra en el tonema, la parte final del grupo fónico, a partir de la última sílaba tónica.
◦ En español son significativos tres movimientos del tonema: descendente, ascendente y horizontal.
En cuanto a la fonética de la entonación: ◦ • Hay varias realizaciones fonéticas de cada uno de los tres movimientos del tonema: ▪ Tonema descendente: Si el descenso es más bajo, es cadencia; sino, semicadencia.
▪ Tonema horizontal: Es la suspensión, a la misma alltura que el grupo fónico.
▪ Tonema ascendente: Si el ascenso es más alto es anticadencia; sino, semianticadencia.
Hay varios tipos de entonación de la frase enunciativa, que es una afirmación, un hecho: ◦ Si solo tiene un grupo fónico, el tonema es descendente.
◦ Si tiene dos grupos fónicos, el primer tonema es ascendente y el segundo descendente.
◦ Si tiene tres o más, pueden darse cinco situaciones: ▪ Si es una enumeración cuyo último grupo fónico va precedido por la conjuncion ‘y’, la entonación es: descendente, ascendente y descendente.
▪ Si es una enumeración sin la conjunción ‘y’, todos los tonemas son descendentes.
▪ SI es una enumeración donde varios grupos fónicos preceden al verbo todos son descendentes menos el penúltimo, que es ascendente.
▪ Cuando el segundo grupo fónico es una oración subordinada, el primer grupo es horizontal, el segundo ascendente y el último descendente.
▪ Si el primero o los dos primeros grupos fónicos son complementos circunstanciales, el primer grupo es horizontal, el segundo ascendente y el último descendente.
• La entonación diferencia también entre el estilo directo y el indirecto.
• En la entonación en el vocativo tenemos una pausa y un tonema en suspensión. (Ej: María, escríbele una nota.) • Pero si el vocativo está al final de la frase, tenemos antes de éste una pausa y un tonema horizontal.
(Ej: Yo no quiero morir, joven.) • Hay varios tipos de entonación en un enunciado interrogativo: ◦ Cuando empieza con partículas interrogativas, el tonema es descendente, aunque hay un caso especial. La entonación puede darle matiz de cortesía: si hay cortesía el tonema es ascendente, si no es descendente.
◦ En la interrogativa afirmativa ratificada con expresiones como ¿No? o ¿Verdad?, se forman dos grupos fónicos: el primero tiene tonema descendente y el segundo tonema ascendente.
◦ En la interrogativa disyuntiva pueden darse dos casos: ▪ Cuando se pregunta si se quiere una cosa o la otra en sentido exclusivo, el penúltimo tonema es ascendente y el último descendente. (Ej: ¿Fue Pedro o Enrique?) ▪ Cuando se pregunta con sentido inclusivo, el penúltimo tonema es ascendente y el último también. (Ej: ¿Vive en Mieres o en Aviles?) • En la frase imperativa el tonema es descendente. Cuando hay un segundo grupo fónico de cortesía como ‘por favor’ o ‘si puede’, los dos tonemas son descendentes, aunque el segundo es semicadente.
• En la frase exclamativa o vocativa el tonema es descendente. (Ej: Hola, Paco.) 8. EL PARALENGUAJE: VOZ Y VOCALIZACIONES • • • • Los elementos paraverbales de la oralidad no son lingüísticos, pero se realizan con los mismos órganos de fonación humanos. Son dos: la voz y las vocalizaciones.
La voz es un elemento paraverbal que está en la frontera entre la palabra y el gesto. La voz indica el sexo, la edad, los sentimientos como nerviosismo, alegría, duda etc. Se puede susurrar, gritar o modificar la voz para indicar distintos matices.
Las vocalizaciones son sonidos o ruidos que indican acuerdo, rechazo, impaciencia etc. No son palabras, pero comunican un mensaje, y se suelen acompañar de gestos.
Algunos ejemplos de vocalizaciones son: el carraspeo, los silbidos, los chasquidos, la tos, la risa, el alargamiento de las frases, los llantos, las onomatopeyas o los suspiros.
9. ELEMENTOS NO VERBALES DEL DISCURSO ORAL • • Los elementos no verbales del discurso oral son elementos que muchas veces no se perciben, pero que demuestran la complejidad de la comunicación humana.
Es muy conocida una lista de elementos no verbales recogida por Knapp: el aspecto, la conducta táctil, la calidad de la voz, los artefactos, adornos, ropa etc.. son elementos no verbales.
10. ELEMENTOS CINÉSICOS Y PROXÉMICOS • • • Los elementos proxémicos, del espacio, se refieren a qué papel juega el espacio en la comunicación, y los elementos cinésicos se refieren a los movimientos del cuerpo en ese espacio.
La proxemia se refiere a cómo se concibe el espacio individual y socialmente: cómo los participantes de la conversación se apropian del espacio y lo distribuyen.
En la proxemia influye el lugar que se ocupa, qué valoración cultural hay sobre esos lugares, la posibilidad de moverse o no, y la distancia y su significado. (Ej: Acercarse a una persona puede ser un acto de confianza, o de intimidación.) 11. PRONUNCIACIONES NO NORMATIVAS • Las pronunciones no normativas se producen en distintos casos: ◦ En palabras mal pronunciadas por cambiar el acento. (Ej: Líbido, élite.) ◦ En expresiones latinas mal pronunciadas. (Ej: Motu proprio, statu quo.) ◦ Errores en palabras como: síncopa, aféresis, apócope, epéntesis, prótesis.
2. CARACTERÍSTICAS LINGÜÍSTICO-TEXTUALES DEL DISCURSO ORAL A NIVEL MORFOSINTÁCTICO Y LÉXICO 1. LA ORALIDAD Y LA ESCRITURA. LOS REGISTROS.
• En el castellano existen expresiones más propias de la oralidad que de la escritura, como ‘depre’.
• Las expresiones más propias de la oralidad son: ◦ Los reguladores de la conversación ◦ Las expresiones idiomáticas ◦ El uso repetitivo de la conjunción ‘y’ ◦ Las señales de cierre enumerativo ◦ Las voces jergales ◦ Los reguladors fático-apelativos ◦ Las exclamaciones y las preguntas retóricas • Por otro lado, las expresiones más propias de la escritura son, por norma general, expresiones más técnicas como ‘online’, o ‘esnobismo’ • Algunas de las diferencias entre lo oral y lo escrito son que lo oral es fugaz, mientras que lo escrito es relativamente permanente; que en lo oral son importantes los elementos paralingüísticos, la interacción, y además, es menos formal que lo escrito.
• En esto podemos observar una pequeña paradoja: un texto oral puede estar escrito, y un texto escrito puede ser expuesto oralmente.
• Esta paradoja se soluciona atendiendo al canal o medio de comunicación. Lo más eficaz no es distinguir dos tipos de canal, sino dos tipos de registro: formal e informal.
• En general, los registros más informales se dan en la lengua oral, y los más formales en la lengua escrita, pero no es siempre así.
• Los distintos registros peuden manifestarse tanto en lo oral como en lo escrito: puede haber escritos informales como un mensaje de móvil, o un discurso oral formal como una conferencia.
• Cuando hablamos, escogemos casi inconscientemente un registro dependiendo de la situación, y lo mismo al escribir.
• En una misma conversación podemos incluso variar el registro, por ejemplo, al introducir un tema doloroso, o una declaración amorosa.
• Las diferencias entre los registros son las siguientes: ◦ El registro informal es más próximo, mientras que el registro formal es distante ◦ En el registro informal se suele dar una vinculación personal, en el informal suele haber una finalidad profesional.
◦ El registro informal es más improvisado, el formal planificado.
◦ En el registro informal hay un saber compartido, en el formal suele haber desconocimiento.
◦ Además, el registro informal trata temas más cotidianos, frente al formal, más especializado.
2. EL ESPAÑOL COLOQUIAL: LA CONVERSACIÓN • El español coloquial es un uso del registro informal que se da según la situación y las circustancias de la comunicación. No es propio de una clase social, ni homogéneo.
• Además, el español coloquial no es exclusivamente oral: puede manifestarse en el texto escrito.
• Aparece en varios tipos de discurso, pero especialmente en la conversación, y hay que entenderlo desde un punto de vista pragmático.
• Las características de la conversación son las siguientes: • ◦ Hay una relación de relativa igualdad ◦ Es espontánea, próxima e interactiva ◦ Es inmediata y actual ◦ Es dinámica, no rígida.
◦ No tiene una temática especializada ◦ No hay un turno predeterminado Algunas reglas de la conversación son las siguientes: ◦ En la conversación tiene que haber cooperación entre los participantes. Algunos ejemplos de la falta de cooperación son la insinceridad, las disculpas o la falta de cortesía.
◦ Conversar es argumentar e interactuar, negociar para llegar a un acuerdo.
◦ Es necesario tener en cuenta cada intervención: hay intervenciones de inicio como una pregunta, intervenciones de reacción como una respuesta etc.
• En el español coloquial suelen usarse peticiones de retroalimentación como ¿Eh? o ¿Verdad?, como marcadores.
• También se suelen usar expresiones fáticas que buscan asegurarse de la atención del interlocutor, sirven para controlar el contacto. (Ej: ¿Sí?, ¡Hola!) • En la conversación a veces hay solapamientos o habla simultanea, que puede servir para respaldar o confirmar un argumento del otro, o para negar o rechazarlo.
3. LOS ASPECTOS MORFOSINTÁCTICOS DEL ESPAÑOL COLOQUIAL • Los aspectos morfosintácticos del español coloquial son los siguientes: ◦ La sintaxis concatenada ◦ La parcelación ◦ El rodeo explicativo ◦ La redundancia ◦ La unión abierta ◦ El orden pragmático ◦ Los relatos y el estilo directo ◦ Los enunciados suspendidos ◦ Los tiempos y modos verbales • La sintaxis concatenada es típica de la construcción coloquial, y se opone a la sintaxis incrustada del registro formal. Se basa en una secuencia de oraciones sin conectores. (Ej: Fuí al cine. La sala estaba llena. Compré palomitas.) • La parcelación es típica de la narración coloquial. Se basa en sucesivas interrupciones con el fin de explicarlo todo con detalle y mantener el interés del interlocutor. (Ej: Ayer fuí a esa fiesta. No te imaginas cuánta gente había. Había muchísima gente, todos eran muy simpáticos.) • El rodeo explicativo se basa en la paráfrasis, los rodeos continuos y la divagaciones con detalles muy concretos. Es intentar contar algo e irse del tema. (Ej: El otro día fuí al médico al fin. Ah, me encontré a María, que resulta que está embarazada y no nos lo había dicho porque quería hacer una fiesta sorpresa. Total, que el médico me dijo...) • La redundancia se basa en repeticiones y reelaboraciones frecuentes, como mecanismo para recuperar el hilo de la comunicación. (Ej: Nunca me gustaron las botas de agua. No sé, me parecen muy feas. Bueno, que no me gustan nada.) • La redundancia peude ser de dos tipos: ◦ En la redundancia monológica, se repite un hablante.
◦ En la redundancia dialógica se producen construcciones eco, colaboraciones repetitivas que refuerzan los actos ilocutivos y el acuerdo.
• Además, la redundancia provoca cambios de voz, y hay frecuentes autocorreciones, reinicios y falsos comienzos en la conversación.
• La unión abierta se produce cuando la unión entre enunciados es abierta, sin ataduras sintácticas.
Permite ir y a venir, regresar a lo anterior... (Ej: No sé, es que como tú dijiste que a lo mejor no salías, entonces pensé que podía ser que fuese yo solo y no haber nadie, por eso, ¿Me entiendes? Eso.) • Ésta y otros aspectos parecen convertir la conversación en un caos, pero aun así el discurso sigue estando bien cohesionado y no se perjudica la comunicación.
• El orden de las palabras es relevante pragmáticamente, y en el habla, la estructura gramatical suele acomodarse al contexto.
• Utilizando el orden pragmático hay a veces adelantamiento de palabras, se usa el ‘yo’ como señal de inicio del habla o hay movimientos de palabras al final de la oración para reconocer, explicar o específicar algo. (Ej: Pasa en todas partes esto.) • Los relatos son muy frecuentes en la conversación, especialmente en estilo directo, porque le da vida a la historia y la hace actual.
• Las intervenciones se suelen introducir y separar con el verbo ‘decir’, generalmente en presente, o con el sujeto emisor. También se señalan los límites con pausas, tonemas o marcadores.
• Son frecuentes los enunciados suspendidos, que son frases inacabadas donde el tonema descendente refuerza el mensaje. Se esconde precisamente lo que se quiere destacar, y por lo tanto, se dice mas implícitamente que explícitamente. (Ej: Si lo hubiese sabido...) • Los tiempos verbales tienen algunos usos específicos del lenguaje coloquial.
• El presente de indicativo tiene dos usos peculiares: ◦ Presente con valor de pasado. (Ej: Se matricula y después no va a clase.) ◦ Presente con valor de futuro. (Ej: Me examino mañana.) • El futuro a veces indica una posibilidad. (Ej: Pensarás que no me acuerdo de ti.) • En el futuro, el aspecto verbal es más importante que el tiempo. (Ej: Ahora estarán acabando el examen.) • El imperfecto de indicativo tiene distintos casos: ◦ Imperfecto con aspecto de duración. (Ej: Hasta que me pasó aquello, fumaba mucho.) ◦ Imperfecto de deseo (Ej: Me bebía una cerveza.) ◦ Imperfecto de cortesía (Ej: Quería comentarte una cosa.) ◦ El imperfecto refuerza la implicación y obligación del hablante con más intensidad que el condicional. (Ej: Ya tenía que haber llegado.) ◦ El imperfecto es más real en la suposición que el potencial. (Ej: Yo era el rey y tu la reina.) 4. ALGUNOS MARCADORES DEL DISCURSO COLOQUIAL • Dentro del texto o discurso, que es una agrupación de enunciados, hay elementos que unen enunciados y párrafos. Estos elementos realizan su función fuera de la oración, son elementos extraoracionales: los marcadores.
• Hay diversas categorías gramaticales que funcionan como mrcadores del discurso, como las conjunciones o preposiciones.
• Los marcadores sirven para jerarquizar los elementos y partes de la oraciones, sirven como guía para interpretar el texto, para destacar lo más importante y dar coherencia y cohesión.
• ‘Además’ es un marcador conector aditivo que une dos miembros del discurso que argumentan en la misma dirección, pero el segundo proporciona consecuencias que el primero no puede dar. (Ej: Debes escribirlo todo y además, expresarte bien.) Muchas veces también refuerza el argumento. (Ej: Es un amigo y además, de confianza.) • ‘Encima’ es un marcador conector aditivo. A diferencia de además, con ‘entonces’ el primer miembro tiene suficiente fuerza para llegar a la conclusión. (Ej: No tengo tiempo. Tengo que ir todos los días, y encima, trabajar de canguro.) • A veces ‘encima’ introduce una inferencia distinta a la esperada por el primer miembro. (Ej: Todos los meses te regalo algo, y encima, lloras.) • ‘Entonces’ es un marcador conector consecutivo que se usa para aportar una consecuencia nueva, aunque débil. (Ej: Estuve enfermo, entonces no pude estudiar algunos temas.) • ‘Entonces’ también puede servir como una disculpa débil, o ocupar un turno de palabra pidiendo al interlocutor que saque sus propias conclusiones. (Ej: No llegué a tiempo / ¿Entonces? / Había tráfico) • ‘Ahora’ es un marcador conector contraargumentativo que se coloca al principio para eliminar conclusiones que pudieran sacarse de lo dicho anteriormente. (Ej: El piso es muy caro y pequeño.
Ahora, es muy céntrico.) • ‘Ahora’ también sirve para iniciar un turno de palabra. (Ej: Ahora, la verdad es que...) • ‘O sea’ es un marcador reformulador explicativo que introduce un miembro del discurso que parafrasea lo anterior y lo explica. (Ej: Es un compañero leal y amable, o sea, como debe ser.) • ‘O sea’ a veces no parafrasea lo anterior, sino que introduce otra idea que puede deducirse de lo dicho. (Ej: La crisis es muy grande, o sea, que vete llenando la hucha.) • ‘Total’ es un marcador reformulador recapitulativo que introduce un miembro del discurso como una conclusión después de una exposición que parece demasiado complicada. (Ej: No vino Luis y Juan no se entera. Total, que tengo que hacer yo el trabajo.) • ‘Total’ a veces refuerza miembros del discurso implícitos. (Ej: Coge lo que quieras. Total, lo paga el Estado.) • El marcador ‘Bueno’ tiene tres tipos de uso: ◦ El primer ‘Bueno’ es un marcador conversacional que acepta lo que se dice en otro miembro del discurso. (Ej: Yo no voy a estar. / Bueno, intentaré hacerlo yo solo.) A veces también sirve para rectificar. (Ej: Trabajaba mucho. Bueno, mucho, mucho, no.) ◦ El segundo ‘Bueno’ es un marcador conversacional que sirve para reforzar la imagen positiva del hablante. (Ej: Se dice que ganó mucho en el mercado negro. Bueno, se dicen muchas cosas.) ◦ El tercer ‘Bueno’ es un marcador conversacional que se usa para indicar que se ha recibido el mensaje, para cambiar de turno o para cambiar de tema.
• ‘Vale’ es un marcador conversacional que se usa para manifestar el acuerdo con el interlocutor (Ej: Nos vemos mañana. / Vale.) o para manifestar desacuerdo. (Ej: Vale. No quiero seguir hablando.) • ‘Vale’ a veces se combina con ‘bueno’. (Ej: Nos vemos mañana. / Bueno, vale.) • ‘Hombre’ es un marcador conversacional que hace referencia a los dos sexos, y refuerza la imagen positiva del hablante. (Ej: Quieres sustituirme. / Hombre, eso no.) • ‘Hombre’ da un tono de amistad, familiaridad o complicidad, y a veces hasta humorístico. (Ej: ¿Estás enamorado? / Hombre, no es para tanto.) También puede ser usado para expresar sorpresa. (Ej: Hombre, aquí hay una libreria.) • ‘Vamos’ es un marcador conversacional que trata de reforzar la imagen positiva del hablante. (Ej: No trabaja, no escucha, no aprende, vamos, un desastre.) • ‘Vamos’ también se usa para hacer que el otro se ponga en nuestro lugar. (Ej: Siempre te ayudé.
Vamos, eso creo yo.) • ‘Mira es un marcador conversacional que introduce un miembro del discurso que el hablante considera importante. Busca la atención del otro. (Ej: No te lo dije porque, mira, no te vi.) • ‘Oye’ es un marcador conversacional que funciona igual que mira, pero no atrayendo al otro hacia sí, sino introduciéndose en la esfera del oyente. (Ej: Oye, guapa, mañana no puedo salir contigo.) 5. LOS ASPECTOS LÉXICOS DEL DISCURSO ORAL • El léxico coloquial puede variar mucho. Podemos escoger un léxico más o menos culto dependiendo de la situación: jerga, argot, lenguaje técnico, marginal, relajado etc.
• No existe un léxico coloquial propiamente dicho, pero sí hay palabras muy frecuentes.
• En el léxico coloquial abundan las proformas o palabras comodín, que son palabras poco limitadas semánticamente que peuden ocupar el lugar de muchas otras: • ◦ Pro-verbos: tener, hacer, haber ◦ Pro-sustantivos: cosa, bicho ◦ Pro-adverbios: así, tal ◦ Pro-adjetivos: eso, ello En cuanto a frecuencias léxicas, el español coloquial prefiere, por ejemplo: ◦ Sitio a lugar / Así a de este modo / Mejor a preferible / Casi a apenas / Dejar a permitir ◦ Entrar a incluir / Tener a deber / Tener ganas a desear / A lo mejor a quizás • Al mismo tiempo que prefiere las proformas, el español coloquial también recurre a palabras con fuertes connotaciones, matices, o portadoras de metáforas. (Ej: Oler, espiar o husmear, de ver.) • Es frecuente el uso de exclamaciones intensificadoras (Ej: ¡Hostia! / ¡Jo! / ¡No fastidies!), interrogaciones exclamativas (Ej: ¿¡Qué dices?!) y frases hechas y expresiones metafóricas (Ej: Como un libro abierto / Es un gallina / Por los pelos) • La metáfoa añade contenidos que no tendría el uso metafórico. (Ej: ‘Juan es un lince’ es más fuerte que ‘Juan es listo’) • Además, son comunes las especializaciones semánticas, por ejemplo: ◦ • Meter por dar / Clavar por cobrar demasiado / Tarro por cabeza En el español coloquial encontramos diferentes frecuencias léxicas según la edad del hablante, la clase o estrato social, el dialecto o el contexto.
6. EL PRINCIPIO DE COOPERACIÓN • Paul Grice, autor que introdujo el concepto de implicatura, propuso unas reglas no normativas, sino descriptivas, que rigen la conversación.
• Estas reglas son conocidas como el principio de cooperación, basado en cuatro máximas: ◦ La máxima de cantidad dice que la contribución debe contener tanta información como se requiera, ni más ni menos.
◦ La máxima de calidad dice que no se debe afirmar lo que se crea falso ni nada de lo que no existan pruebas suficientes ◦ La máxima de relevancia dice que lo que se hable debe ser relevante ◦ La máxima de modo dice que se debe ser claro, breve y ordenado, no oscuro ni ambiguo.
• Si la conversación se rige por estas cuatro máximas, será adecuada.
...