Tema 7. La Jefatura del Estado (2014)

Apunte Español
Universidad Universidad de Málaga
Grado Trabajo Social - 1º curso
Asignatura Derecho Administrativo
Año del apunte 2014
Páginas 18
Fecha de subida 03/01/2015
Descargas 0
Subido por

Vista previa del texto

TEMA 7 LA JEFATURA DEL ESTADO El art. 1.3 de la CE’78 proclama que la forma política del Estado Español es la Monarquía parlamentaria, cuya estructura y configuración viene desarrollado en el Título II “De la Corona” La jefatura del Estado la ostenta el Rey de España, que es, según el art. 56 CE’78, “símbolo de su unidad y permanencia arbitra y modera funcionamiento regular de las instituciones asume la más alta representación del Estado español en la relaciones internacionales…y ejerce las funciones que le atribuyen expresamente la Constitución y las leyes”. Estas funciones vienen recogidas en los art. 62 y 63 CE’78, si bien el art. 64 establece todas estas funciones deberá ser refrendadas por el Presidente del Gobierno o por el Presidente de los Cortes, lo que significa que el Rey es responsable de los actos realizados en ejercicio de su cargo, al ser refrendado, el que refrenda se convierte en el responsable del acto refrendado.
El único ámbito de discrecionalidad que la CE’78 reserva al Rey se recoge en el art. 65, que permite al Rey elegir libremente a los miembros civiles y militares de su Casa y disponer con libertad de la cantidad global que recibe para el sostenimiento de su Familia y su Casa.
1. LAS CORTES GENERALES: EL CONGRESO Y SENADO 1.1 Las cortes generales (CCGG) son el órgano constitucional-- integrado por dos cámaras representativas-- al que se atribuye las funciones de elaborar las leyes, aprobar los presupuestos del estado y controlar la actuación del Gobierno de la Nación. Su organización, funciones y estructuras vienen recogidos en el Título III de la CE’78 (art. 66 y ss.). Sus características básicas son las siguientes: 1 1) Es un órgano constitucional del Estado: ya que tiene su origen en la propia CE’78 y porque además participa de forma activa en la vida política del Estado 2) Es el órgano representativo del pueblo español, que es donde reside la soberanía nacional por así lo establece el art. 66 CE’78 3) Las CCGG tienen una estructura bicameral: pues está conformada por el Congreso de los Diputados y el Senado.
4) Es un órgano colegislador: pues las leyes han de ser aprobadas por ambas Cámaras, si bien el Congreso, por el momento está dotado de mayor peso.
5) Es un órgano de carácter permanente: pues durante el periodo de vacaciones o cuando se ha producido la disolución de las CCGG, sus funciones las ejercen la Diputación Permanente del Congreso y la Diputación Permanente del Senado.
1.2 Como acabamos de señalar, las Cortes Generales están integradas por dos Cámaras: El Congreso de los Diputados y el Senado. Ambas representan a los españoles: el Congreso de los Diputados como ciudadanos del Estado Español y el Senado como ciudadanos pertenecientes a una determinada Comunidad Autónoma.
1) Congreso de los Diputados: su elección y composición está regulada en el art.
68 CE’78 (LEER) y la Ley Electoral General: a) El art. 68 CE’78 establece un número de Diputados variable: entre un mínimo de 300 y un máximo de 400, señalando que será la Ley Electoral General quien determine en cada momento el número exacto de Diputados --dentro de ese mínimo y ese máximo— dependiendo del número de habitantes que haya en España en ese momento. Actualmente son 350 Diputados.
b) La CE’78 también establece que elección de los Diputados se realiza mediante sufragio universal, libre, igual, directo y secreto, atendiendo a criterios de proporcionalidad y por circunscripciones provinciales. La regulación concreta de las elecciones, viene establecido por la Ley 2 Electoral General, que es, por ejemplo quien establece las listas cerradas y bloqueadas.
2) Senado: su elección y composición está regulado en el art. 69 CE’78 (LEER) y la Ley Electoral General: a) La CE’78 establece que el Senado que es la Cámara de representación territorial: sin embargo la realidad el Senado está un poco desdibujado, necesita una reforma para que se convierta en la verdadera Cámara de representación territorial.
b) Elecciones de Senadores: - Cada provincia elige cuatro senadores (Ceuta y Melilla: 2 cada una) mediante sufragio universal, libre, igual, directo y secreto, en los términos que establezca la Ley Electoral General.
- Además cada Parlamento Autonómico elige un Senador y uno más para cada millón de habitantes de su respectiva Comunidad Autónoma (art. 106 EAA’07) 1.3 Estatuto de los Miembros de las Cortes Generales (Congreso de los Diputados y Senado): Como establece el art. 71 CE’78, sus miembros –es decir, los Diputados y Senadores—gozan de: - Inviolabilidad: es decir, no pueden ser perseguidos judicialmente por expresar sus opiniones en el ejercicio de sus funciones parlamentarias - Inmunidad: no pueden ser detenidos más que en caso de flagrante delito y sólo podrán ser procesados previa autorización de la Cámara respectiva (suplicatorio) - Su mandato es representativo: es decir, no están sujetos a ningún mandato imperativo.
1.4 Estructura Organizativa de las Cortes Generales 3 1) Autogobierno: tanto el Congreso como el Senado se autogobiernan en base a lo establecido en sus propios Reglamentos, que tienen que ser aprobados por la mayoría absoluta de sus miembros (art. 72 CE’78), en estos Reglamentos, que están sujetos a los principios establecidos en la CE’78 se establece: su organización, funcionamiento y funciones.
2) Sesiones: a) Periodo ordinario de sesiones (art. 73.1 CE’78): Las Cortes Generales se reúnen en dos periodos ordinarios que sesiones: - Primero que va de septiembre a diciembre - Segundo que va de febrero a junio b) Reuniones Extraordinarias (art. 73.2 CE´78): Las CCGG también se pueden reunir de forma extraordinaria en cualquier momento, a petición del Gobierno de la Nación, de la Diputación Permanente del Congreso o de la Diputación Permanente del Senado o de la mayoría absoluta de los miembros de cualquier de las Cámaras.
c) Cuando las Cortes Generales no están reunidas –bien porque no están en periodo de sesiones o bien porque estamos en periodo electoral y están disueltas –sus funciones las ejercen: la Diputación Permanente del Senado (art. 78 CE´78).
3) Los órganos básicos de cada cámara son: el Presidente, la Mesa y la Junta de Portavoces (art. 72.2 CE´78).
4) Tanto el Congreso como el Senado para realizar mejor su labor se organizan en Pleno y Comisiones (art. 75 CE´78).
1.5 Funciones de las Cortes Generales 4 Las funciones de las CCGG son tres: legislativa, financiera y de control. Vamos a verlas: 1) Legislativa: Corresponde a las CCGG la discusión, enmienda y aprobación de las leyes. Una vez aprobadas son sancionadas y promulgadas por el Rey, como Jefe del Estado, son refrendadas por el Presidente del Gobierno y publicada en el Boletín Oficial del Estado (art. 91 y 64 CE´78): a) La tramitación de las leyes se realiza de forma sucesiva en cada Cámara: - En primer lugar, el proyecto de ley es enmendado, discutido y aprobado en el Congreso de los Diputados, que lo envía al Senado (art. 90.1 CE´78).
- El Senado enmienda y discute el proyecto de ley enviado por el Congreso.
Una vez discutido, el Senado tiene dos posibilidades (arto. 90.2 CE´78).
1) Aprobar la ley (sanción, promulgación, refrendo y publicación).
2) Reenviar el proyecto de ley al Congreso en el plazo de dos meses mediante un mensaje motivado: - Este mensaje motivado puede incluir un veto, que significa que el Senado se opone a la aprobación de la Ley. El Congreso puede superar el veto por mayoría absoluta, o, tras dos meses, por mayoría simple.
- El mensaje motivado puede simplemente introducir enmiendas al proyecto de ley enviado por el Congreso. En este caso, el Congreso, el plazo de dos meses tendrá que pronunciarse sobre las enmiendas presentadas por el Senado, aceptándolas o rechazándolas por mayoría simple.
b) La iniciativa legislativa, es decir, la facultad para presentar, para su discusión y aprobación, proyectos de ley, corresponde según establece el art.
87 CE´78: - al Congreso y al Senado 5 - al Gobierno de la Nación y a los Parlamentos Autonómicos - a los ciudadanos mediante el ejercicio de la iniciativa popular, que exige que la proposición de ley vaya avalado por 500.000 firmas acreditadas.
2) Financiera: La finalidad de esta función es controlar la política financiera y económica del Gobierno. Con esta finalidad las Cortes Generales son las encargadas de: - Aprobar cada año, mediante ley, los Presupuestos Generales del Estado, que incluirán la totalidad de los gastos e ingresos del sector público (art. 134 CE´78): - Además ha de aprobar (art. 135 CE´78):  Los créditos extraordinarios que impliquen modificar los Presupuestos Generales.
 La emisión de Deuda Pública.
- Para finalizar la actividad económica de todos los organismos del estado, las CCGG cuentan con un órgano específico: el Tribunal de Cuentas (art. 136 CE´78).
3) De Control: Las Cortes Generales controlan la composición y actividad del Gobierno de la Nación, siendo el papel más importante el del Congreso, corresponderle la designación del Presidente del Gobierno.
Sistemas de control de la actividad del Gobierno: para realizar su función de control del Gobierno, el Congreso de los Diputados y el Senado cuentan con: - las preguntas y las interpelaciones: ambas se realizan directamente al Gobierno, es decir, al Presidente del Gobierno y los Ministros de forma escrita u oral (como habrán visto en la TV).
- Junto a estas dos formas de control existe una tercera: las Comisiones de Investigación: están formadas por Diputados o Senadores y se crean para investigar asuntos concretos y son un medio formal, serio y eficaz de controlar la actividad del Gobierno por parte de las Cortes Generales.
Estas Comisiones de Investigación tienen poderes parecidos a los 6 Tribunales de Justicia: pueden citar testigos, exigir que se presenten documentos etc. Una vez estudiados los hechos, los miembros de la Comisión redactan un informe que será posteriormente discutido en el Pleno (bien del Congreso, o bien del Senado), que podrá proponer la adopción de medidas concretas dirigidas a evitar que se repitan las situaciones que dieron lugar a la Comisión de Investigación.
2. EL GOBIERNO DE LA NACIÓN (o Consejo de Ministros) El Gobierno o Consejo de Ministros tiene una doble dimensión: en este órgano constitucional radica el Poder Ejecutivo y al mismo tiempo es el máximo órgano de la Administración General del Estado; desempeñado por lo tanto una doble función: funciones de naturaleza política y constitucional y funciones de naturaleza estrictamente administrativa.
El Gobierno es un órgano colegiado que se compone: del Presidente del Gobierno, Vicepresidente o Vicepresidentes, en su caso, de los Ministros y de los demás miembros que establezca la Ley (art. 98 CE´78). Estos últimos miembros no han sido integrados en el Gobierno por el momento, aunque a las sesiones del Consejo de Ministros pueden asistir Secretarios de Estado cuando sean convocados (Art. 5.2 de la Ley 50/97, del Gobierno).
El procedimiento de formación y cese del Gobierno viene regulado en los arts. 99 y 100 Constitución: la formación del Gobierno se inicia mediante la designación de su Presidente, en el trámite de otorgamiento de la confianza a un determinado candidato por el Congreso de los Diputados. Investido Presidente, éste propone el nombramiento de los distintos miembros del Gobierno al Rey, quien realiza formalmente el nombramiento, (como ya sabemos el Rey carece de capacidad decisoria, no puede vetar estos nombramientos). (LO VAMOS A VER MAS DETENIDAMENTE DESPUES). De modo correlativo el cese del Gobierno se produce (según establece el art. 101.1 CE´78): tras la celebración de elecciones generales, en caso de pérdida de la confianza parlamentaria, o por dimisión o 7 fallecimiento del Presidente del Gobierno. (TAMBIÉN LO VAMOS A VER DESPUES).
Para ser miembro del Gobierno es preciso ser español, mayor de edad, disfrutar de los derechos de sufragio activo y pasivo y no estar inhabilitado para ejercer empleo o cargo público por sentencia judicial firme (Art. 11 de la Ley 50/97 del Gobierno).
Los miembros del Gobierno están obligados a guardar secreto de sus deliberaciones en Consejo de Ministros (art. 5.3 de la Ley 50/1997, del Gobierno).
Para la adopción de sus decisiones no realizan votaciones formales, decidiendo el Presidente del Gobierno en función del debate que se haya producido sobre cada asunto en el Consejo de Ministros (la Ley 30/92 de Régimen Jurídico de las Administraciones Públicas y del Procedimiento Administrativo Común, exceptúa al Gobierno y a los Consejos de Gobierno de las CCAA de la obligación que tienen todos los órganos colegiados de tomar sus decisiones mediante votaciones).
Las competencias del Gobierno o Consejo de Ministros están establecidas de manera genérica en el art. 97 CE´78, que señala el Gobierno “dirige la política exterior e interior, la Administración civil y militar y la defensa del Estado. Ejerce la función ejecutiva y la potestad reglamentaria, de acuerdo con la Constitución y las leyes”. Esta descripción de las competencias del Consejo de Ministros. Existen miles de competencias atribuidas por normas jurídicas al Gobierno que han sido sintetizadas en el art. 5.1 de la Ley del Gobierno.
2.1 El Presidente del Gobierno Dentro de la estructura del Gobierno, su Presidente ostenta una posición singular pues es la clave del mismo. La suerte del Gobierno depende de la suerte de su Presidente, ya que con su nombramiento se inicia el proceso de formación del Gobierno, y el cese del Presidente determina la inmediata extinción del mismo. El Presidente del Gobierno es quien propone al Rey, de forma absolutamente 8 discrecional, el nombramiento y cese de los miembros del Gobierno, de ahí su especial posición en el seno del mismo.
El nombramiento del Presidente se produce mediante el acto de otorgamiento de confianza por el Congreso de los Diputados o acto de investidura (art. 99 CE´78): 1) El trámite de investidura se inicia mediante la propuesta del Rey, realizada previa consulta con los representantes de los grupos políticos con representación parlamentaria, de un candidato a la Presidencia del Gobierno (es preciso señalar, que este candidato no tiene obligatoriamente que ser Diputado del Congreso, aunque hasta ahora todos los Presidentes del Gobierno lo han sido).
2) El candidato propuesto deberá exponer ante el Congreso el programa político del Gobierno que pretende formar y solicitar la confianza de la Cámara (o sea, del Congreso).
3) Previo el correspondiente debate, el Congreso manifestará en votación si otorga su confianza al candidato. Para ser investido el candidato debe obtener: a) En la primera votación, la mayoría absoluta de los votos de los miembros de la Cámara (es decir, de los Diputados del Congreso).
b) De no alcanzarse dicha mayoría, en mismo candidato se someterá a una segunda votación, en el plazo de cuarenta y ocho horas después de la anterior, entendiéndose en este segundo caso otorgada la confianza si el candidato obtuviera la mayoría simple de los votos de los miembros de la Cámara.
c) En caso contrario, es decir, no se alcanza mayoría simple en esta segunda votación, se procederá a la realización de una nueva propuesta y votación. (O sea, se vuelve a iniciar todo el proceso). Si tampoco se otorga la confianza para la investidura, se procederá a nuevas propuestas.
d) No obstante, si transcurrido el plazo de 2 meses a partir de la primera votación de investidura, ningún candidato hubiere obtenido 9 la confianza del Congreso, el Rey disolverá ambas Cámaras y convocará nuevas elecciones con el refrendo del Presidente del Congreso.
El cese del Presidente del Gobierno se produce en los supuestos de fallecimiento o dimisión del mismo, así como en caso de que expire su mandato parlamentario (según la CE´78 es obligatorio convocar elecciones cada cuatro años) y también en caso de pérdida de la confianza parlamentaria.
La pérdida de dicha confianza puede tener lugar en dos supuestos: 1) En primer lugar, el Presidente del Gobierno puede plantear ante el Congreso de los Diputados una cuestión de confianza sobre su programa o una declaración de política general; en este caso, la confianza se entenderá otorgada cuando vote a su favor la mayoría simple de los Diputados; si no se alcanza dicha mayoría simple, la cuestión de confianza se entenderá derrotada, y el Presidente del Gobierno deberá presentar su dimisión al Rey (arts. 112 y 114 CE´78).
2) En segundo lugar, la pérdida de la confianza parlamentaria se produce, también, en caso del triunfo de una moción de censura (arts. 113 y 114 CE´78). La moción de censura debe ser propuesta al menos por la décima parte de los Diputados y habrá de incluir un candidato a la Presidencia del Gobierno (moción de censura constructiva).
Tras el correspondiente debate, se procederá a la votación y si la moción y el candidato alternativo propuesto obtienen la mayoría absoluta de los votos de la Cámara, el Presidente del Gobierno censurado cesará en su cargo y quedará, automáticamente, investido el candidato alternativo propuesto en la moción.
3) En cuanto a las funciones y competencias del Presidente del Gobierno, el art.
98.2 CE´78 efectúa una genérica indicación de las mismas, señalando que “el Presidente dirige la acción del Gobierno y coordina las funciones de los demás miembros del mismo, sin perjuicio de las competencias y responsabilidades de éstos en su gestión”.
10 Estas funciones se concretan en un conjunto de normas, dispersas por el ordenamiento jurídico, y recogidas, sin ánimo de exhaustividad en el art. 2 de la Ley del Gobierno. La totalidad de las funciones que realiza el Presidente del Gobierno se pueden agrupar en los siguientes apartados: 1. Le corresponde el nombramiento y cese de los miembros del Gobierno. La confianza parlamentaria (es decir, la investidura) se le otorga personal y exclusivamente a él, porque cuando se presenta como candidato a Presidente ante el Congreso de los Diputados no se le exige que presente un esquema de cuales van a ser los Ministerios que integrarán el Gobierno, ni los nombres de los Ministros. El ulterior nombramiento y cese del Vicepresidente o Vicepresidentes y de los Ministros corresponde formalmente al Rey como Jefe del Estado, aunque al ser su propuesta vinculante (es decir, la propuesta del Presidente del Gobierno es vinculante para el Rey, o sea, el Rey no puede opinar), se puede decir que tal decisión corresponde al Presidente del Gobierno. Esta potestad es la fuente y causa de la hegemonía que el Presidente del Gobierno ostenta en el seno del Gobierno o Consejo de Ministros; pues como resulta evidente, quien tiene la potestad sobre la permanencia o no de un miembro en el Gobierno es quien indiscutiblemente manda en él.
2. El Presidente representa al Gobierno y a la política gubernamental.
De forma incuestionable el Presidente del Gobierno es quien actúa por y en nombre del Gobierno en sus relaciones con los restantes órganos constitucionales del Estado, comprometiendo en sus actuaciones la responsabilidad de aquel.
3. Finalmente la competencia fundamental del Presidente del Gobierno radia en dirigir la acción del Gobierno y coordinar las funciones de sus miembros, actividad tan trascendental como compleja, en la que cabe distinguir múltiples aspectos: a) En el plano formal: corresponde al Presidente del Gobierno convocar las sesiones del Consejo de Ministros, fijar su orden del día, presidirlo y dirigir sus deliberaciones.
11 b) Sin embargo, la dirección se manifiesta sobre todo en el plano material: es quien elabora el programa de acción del Gobierno, sobre el que el Congreso emite su confianza en la sesión de investidura, por lo que es el responsable de supuesta en práctica, a cuyo efecto puede dictar directrices de acción a cada Ministro, fijar ritmos y prioridades, vigilar el cumplimiento de los objetivos marcados y asegurar la coherencia de la actuación de todos y cada un de los Ministros, resolviendo, en su caso, los conflictos y discrepancias que pueden surgir entre ellos.
2.2 Los Ministros Los Ministros constituyen una figura clave de la organización superior del Poder Ejecutivo, ya que no sólo integran junto con el Presidente del Gobierno el Consejo de Ministros, sino que también son la cabeza de la estructura departamental propia de la Administración española: el Ministerio. Este hecho nos permite comprobar la doble naturaleza de los Ministros: política (como miembros del Gobierno) y administrativa (como Jefes de un Ministerio).
Su nombramiento y cese lo realiza el Rey, como Jefe del Estado, a propuesta del Presidente del Gobierno. Como ya hemos señalado, la propuesta del Presidente del Gobierno es vinculante para el Rey, es decir, el Monarca no puede oponerse, por ello, se puede decir, que de hecho el nombramiento y cese se lleva a cabo por el Presidente del Gobierno.
La CE´78 no señalan ningún número rígido, ni aproximado de los Ministerios que han de formar el Gobierno. El número es variable; su determinación corresponde al Presidente del Gobierno, quien deberá hacerlo mediante Real-Decreto (arts 2. k de la Ley del Gobierno y 8.2 LOFAGE).
Sus funciones vienen enumeradas en los arts. 3 de la Ley del Gobierno y 12 LOFAGE se pueden englobar en una triple función: 12 1) Es miembro del Gobierno, po lo que participa en dicho órgano, contribuyendo a la formación de sus decisiones, interviniendo especialmente en las específicas de su Departamento (o sea, Ministerio) que prepara, propone y ejecuta.
2) Es el jefe de una estructura administrativa concreta (la de su Ministerio) y como tal ejerce todos los poderes inherentes a la jefatura en orden a la organización, dirección e inspección de servicios. Además es responsable de un área concreta de gestión gubernamental, delimitada por el conjunto de competencias y servicios a éwl confiados, bajo las directrices del Presidente.
3) El Ministro es el representante del Estado en el área de las funciones de su Ministerio. Esta representación comprende tanto actuaciones de índole puramente política (por ejemplo, asistencia a actos o visitas oficiales, comparecencia ante el Congreso o el Senado etc.), actividades de representación, en sentido puramente jurídico, así actúa en nombre de la persona jurídica Administración General del Estado, imputándole decisiones (firma contratos, reconociendo su responsabilidad patrimonial, actuado como administrador de unos bienes, nombrado funcionarios etc.).
3. EL PODER JUDICIAL Constituye el tercer Poder del Estado, está formado por Jueces y Magistrados cuya función según establece el art. 117.3 CE´78, consiste en “juzgar y hacer ejecutar lo juzgado”.
Esta función se desglosa en concreto en:  Resolver los litigios entre particulares.
 Garantizar los Derechos Fundamentales frente a los excesos de autoridad.
 Asegurar a los individuos los derechos económicos y sociales reconocidos en las leyes.
13  Proteger a los débiles frente a los fuertes.
 Arbitrar en los conflictos económicos.
La característica que define al Poder Judicial es su independencia. Para garantizar esta independencia el Título VI CE´78 y la Ley Orgánica del Pode Judicial (LOPJ) articulan una serie de medidas y técnicas que dan a los Jueces y Magistrados un Estatuto especial, diferente del resto de los funcionarios públicos.
Este Estatuto especial se manifiesta en: 1) Autogobierno: para mantener la independencia de los Jueces y Magistrados, la CE´78 crea el Consejo General del Poder Judicial (CGPJ), que es el órgano encargado de gestionar y administrar las cuestiones burocráticas del Poder Judicial: es quien decide las convocatorias de oposiciones, ascensos, impone sanciones etc. PERO ¡OJO¡ El hecho de que el CGPJ sea el encargado de la gestión burocrática de Poder Judicial NO quiere decir que el CGPJ sea el titular del Poder Judicial. Los titulares del Poder Judicial son todos y cada uno de los Juzgados y Tribunales del Estado Español. Esto significa que ni el CGPJ ni el Ministerio de Justicia puede dictar instrucciones a los Jueces y Tribunales sobre el modo de resolver los asuntos judiciales (art. 12.3 LOPJ).
El Consejo General del Poder Judicial está formado por 20 vocales y 1 Presidente (art. 122 CE´78): - 20 Vocales: 12 vocales serán de origen judicial (es decir, Jueces y Magistrados de cualquier nivel) y los restantes 8 vocales serán elegidos entre juristas de reconocido prestigio. Estos 20 vocales son elegidos: por las Cortes Generales, por un período de 5 años. La forma de elección de los 12 vocales de origen judicial ha sido modificado por la Ley Orgánica 2/2001, de 28 de junio que modifica la LOPH. Hasta la aprobación de esta Ley, los vocales de origen judicial eran directamente elegidos por las Cortes Generales entre todos los jueces y magistrados de España, ahora, el Consejo General del Poder Judicial propone a las Cortes Generales un máximo de 36 jueces y magistrados previamente elegidos por los propios Jueces y Magistrados. Entonces 14 las Cortes Generales eligen 12 de esos 36 candidatos de la siguiente forma, en primer lugar, el Congreso elegirá 6 y una vez elegidos, el Senado elegirá los otros 6 entre los 30 candidatos restantes.
- El Presidente del CGPJ será el Presidente del Tribunal Supremo y es nombrado por el Rey a propuesta del propio CGPJ entre magistrados o juristas de reconocido prestigio y más de 15 años de ejercicio de su profesión, por un período de 5 años y podrá ser reelegido una sola vez (art. 123 LOPJ).
3.2 Sistema de reclutamiento: los jueces son reclutados por oposición: sistema que pretende garantizar su competencia técnica y su independencia del Gobierno.
Excepcionalmente: tercer y cuarto turno: concurso de méritos entre juristas con experiencia.
3.3 Inamovilidad: no pueden ser suspendidos, trasladados, ni separados de sus Juzgados o Tribunales, excepto por sanción impuesta por CGPJ cuando incurran en alguna de las infracciones establecidas en la LOPJ.
3.4 Ascensos: los ascensos se realizan antigüedad, mediante un procedimiento dirigido por el CGPJ.
3.5 Incompatibilidades: para garantizar la independencia, los jueces y magistrados están sujetos a un sistema muy rígido de incompatibilidades: de tal forma que no puedan realizar ninguna otra actividad económica, solo docencia e investigación, deportivas etc. No pueden tener militancia política ni sindical, sólo podrán pertenecer a asociaciones profesionales de jueces (por ejemplo: “Asociación Profesional de la Magistratura”, “Jueces para la Democracia” o “Asociación de Jueces Francisco de Vitoria).
3.6 Sometimiento a la Ley: Jueces y Magistrados no deben obediencia a nadie, sólo están sometidos a la Ley, como símbolo de la voluntad popular, es decir, no reciben instrucciones del CGPJ ni del Ministerio de Justicia.
15 3.7 Responsabilidad: son responsables de sus actuaciones en el orden penal, civil y disciplinario. Aunque el Estado responde patrimonialmente (es decir, pagando las indemnizaciones) de sus errores judiciales.
4. EL TRIBUNAL CONSTITUCIONAL El Tribunal Constitucional (TC) es un órgano jurisdiccional especial situado fuera del Poder Judicial. Es un órgano creado por la CE´78, que lo regula en su Título IX. Este Título IX es desarrollado por la Ley Orgánica 2/1979, del Tribunal Constitucional (LOTC).
La CE´78 y la LOTC definen al Tribunal Constitucional como el interprete supremo de la Constitución, independiente de todos los demás órganos constitucionales y sólo sometido a la Constitución y a su propia Ley Orgánica.
4.1 Competencias: Las competencias del Tribunal Constitucional están recogidas en el art. 161 CE´78 y desarrolladas en la LOTC y son las siguientes: - Controlar la constitucionalidad de las leyes o normas con valor de ley (tanto del Estado como de las CCAA) resolviendo los recursos y cuestiones de constitucionalidad que se le presenten (arts. 31-42 LOTC).
- Amparar los Derechos fundamentales y Libertades Públicas de los ciudadanos garantizadas en los arts. 14 a 29 CE´78 y la objeción de conciencia recogida en el art. 30 CE´78, resolviendo los recursos de amparo presentados contra disposiciones, actos jurídicos o simple vía de hecho de los Poderes Públicos del Estado, CCAA y demás entes públicos de carácter territorial, corporativo o institucional, así como sus agentes (arts. 41-59 LOTC).
- Resolver los conflictos de competencia entre el Estado y las CCAA y las CCAA entre sí (arts. 59-73 LOTC).
- Garantizar el ámbito de competencias de los distintos órganos constitucionales del Estado (arts. 73-75 LOTC).
16 - Resolver los conflictos en defensa de la autonomía local planteados entre el Estado y los Entes Locales y entre las CCAA y los Entes Locales (arts. 75 bis, 75 ter, 75 quater y 75 quinquier).
- Resolver las impugnaciones de disposiciones sin fuerza de ley y resoluciones de las CCAA previstas en el art. 161.2 CC´78 (art. 76-78 LOTC).
- Declarar sobre la Constitucionalidad de los Tratados Internacionales según los previsto en el art. 95 CE´78 (art. 78 LOTC).
4.2 Composición: (art. 159 CE´78) El Tribunal Constitucional está compuesto por 12 miembros nombrados por le Rey y elegidos entre Magistrados, Fiscales, Profesores de Universidad, funcionarios públicos y Abogados, debiendo ser todos ello juristas de reconocida competencia y con más de 15 años de ejercicio profesional.
- ¿Quién los elige? - 4 el Congreso - 4 el Senado En ambos casos por mayoría 3/5 - 2 el Gobierno de la Nación - 2 el Consejo General del Poder Judicial - ¿Quién elige al Presidente del Tribunal Constitucional? El Presidente del Tribunal Constitucional es elegido, para un período de 3 años (renovable), por los miembros del propio Tribunal Constitucional y es nombrado posteriormente por el Rey.
- Duración del mandato: Los miembros del TC pueden permanecer en sus funciones 9 años como máximo. Aunque hay que tener en cuenta que el TC nunca se renueva de una vez, sino por partes: se renueva una tercera parte del TC cada tres años. La finalidad de este tipo de renovación parcial del 17 Tribunal es evitar saltos y discrepancias en la Jurisprudencia del propio Tribunal Constitucional, es decir, se pretende que la función interpretadora tenga una coherencia en el tiempo.
- Estatus de los miembros del Tribunal Constitucional Los miembros del TC son inamovibles, independientes y están sujetos a una amplia red de incompatibilidades, todo ello previsto en la LOTC.
18 ...