TEMA 1 - LA EDUCACIÓN EN LA ANTIGUA GRECIA (2013)

Apunte Español
Universidad Universidad Nacional de Educación a Distancia (UNED)
Grado Pedagogía - 1º curso
Asignatura historia de la educación
Año del apunte 2013
Páginas 7
Fecha de subida 16/02/2015
Descargas 37
Subido por

Vista previa del texto

TEMA    1.      LA  EDUCACIÓN  EN  LA  ANTIGUA  GRECIA     1.1  CONTEXTO  HISTÓRICO     1. La  Cultura  Griega  es  la  cuna  de  la  civilización  occidental,  no  constituye  una  cultura  homogénea  ni   precisa  en  el  tiempo,  ni  en  el  espacio.       Ubicada  en  sus  orígenes  en  la  región  del  Peloponeso,  fue  denominada  inicialmente  con  el  nombre   de   Argos,   englobando   una   serie   de   pueblos   o   estirpes:   helenos,   pelasgos,   dorios,   jonios,   etc.   Se   extendió  a  partir  del  siglo  IV  con  Alejandro  M ango  por  vastas  regiones  del  M editerráneo  y  Asia.     Homero   denominó   a   esta   civilización   en   el   siglo   VIII   Hélade,   y   Aristóteles   a   partir   del   siglo   IV     Grecia.     Sus   más   de   ochocientos   años   de   historia   se   inician   con   los   escritos   de   Homero   y   Hesíodo   en   los   siglos   VII   y   VIII   antes   de   Cristo,   extendiéndose   hasta   la   caída   de   Egipto,   último   reino   heleno   conquistado  por  Roma  tras  el  suicidio  de  Cleopatra  en  el  año  30  antes  de  Cristo.         2. Estamos   ante   una   civilización,   fecunda   en   lo   intelectual   y   en   lo   cultura,   en   la   que   se   asentó   la   cultura  occidental  y  que  la  historiografía  a  d ividido  en  4  grandes  etapas:   UNA  PEDAGOGÍA  Q UE  PUEDE  D IVIDIRSE  EN  CUATRO  ETAPAS   Ø Periodo   heroico   o   caballeresco:   en   el   que   destaca   el   valor   del   honor,   del   heroísmo   y   del   espíritu  de  laboriosidad  (contado  en  los  escritos  de  H omero  y  H esíodo  en  los  siglos  VII  y  VIII).   Ø Influencia   de   la   Polis   de   Esparta:   del   s.   VII   al   V   propuso   una   cultura   militarista   y   colectiva,   donde  lo  individual  y  lo  personal  quedaba  ahogado  por  los  ideales  de  vida  comunitaria.   Ø Hegemonía   de   la   polis   de   Atenas:   del   s.   V   al   IV   el   clasicismo   griego,   propuso   una   cultura   más   humanista   y   democrática,   en   la   que   además   de   los   ideales   comunitarios,   se   defendía   el   respeto   a   la   libertad   personal,   y   el   cultivo   del   espíritu   y   la   razón.   Es   la   época   de   los   grandes   creadores  del  espíritu  griego:  SÓCRATES,  A RISTÓFANES,  ISÓCRATES,  ARISTÓTELES,  etc.   Ø Etapa   Elenística:   es   una   síntesis   de   las   anteriores,   abarca   desde   el   323   (muerte   de   Alejandro   Magno)  hasta  el  año  30  antes  de  Cristo,  fecha  de  la  caída  de  Egipto  conquistado  por  Roma,  la   influencia   helenísitca   se   extendió   durante   varios   siglos   después   a   través   de   la   influencia   romana  y  bizantina.     3. El   denominador   común   de   todo   este   devenir   sería   el   carácter   religioso,   en   Grecia   todo   se   sometía  a  la  autoridad  y  visión  de  los  dioses.  Cada  pueblo  tenía  sus  propias  divinidades  y  asumía  y   conservaba   la   del   país   conquistado,   todos   estos   dioses   tenían   un   rasgo   común   antropomorfismo   (Conjunto   de   doctrinas   que   atribuyen   a   la   divinidad   las   cualidades   del   hombre).     No   fueron   creadores  del  mundo,  esté  existía  de  siempre,  no  eran  omnipresentes  u  omniscientes  (que  conoce   todas   las   cosas   reales   y   posibles).   La   religión   griega   fue   sobre   todo   un   hecho   de   procedimiento   y   cohesión   social,   que   sirvió   en   buena   medida   para   justificar   un   determinado   tipo   de   cultura   y   sociedad.     4. La   segunda   categoría   que   definió   la   cultura   griega   fue   la   antropología   pedagógica.   Para   los   griegos   el   hombre   era   un   ser   dual   imperfecto   compuesto   de   materia   y   espíritu,   llamado   a   la   perfección  por  la  fuerza  de  la  educación  o  paideia.     El  hombre  debía  perfeccionar  5  dimensiones:     Ø La  corporal  o  física  por  m edio  del  areté  corporal  o  educación  física.   Ø La  m etafísica  o  espiritual  a  la  que  le  correspondía  la  areté  o  perfección  espiritual.   Ø La  privada  o  individual  a  través  de  la  educación  humanística.   Ø La  social  o  pública  perfeccionada  con  la  educación  política.   Ø La   dimensión   práctica,   dividida   en   dos   categorías   técnica   (el   hombre   buscaba   el   objetivo   profesional,  capacitándole  para  producir  aparatos  y  crear  belleza)  y  ética  (el  hombre  buscaba   el  objetivo  m oral,  que  le  hacia  un  ser  bueno  “educación  m oral”).     1     5. Esta   pedagogía   ponía   al   hombre   en   la   cumbre   de   la   naturaleza,   y   venía   precedida   por   un   antroponcentrismo  definido  por  4  características:   DESDE  EL  PUNTO  D E  VISTA  CULTURAL,  G RECIA  APORTÓ  A  O CCIDENTE   Ø Racionalismo   pedagógico:   los   griegos   descubrieron   el   valor   de   la   persona   como   un   ser   libre,  de  naturaleza  raciona,  llamado  a  perfeccionarse  por  la  virtualidad  de  la  educación.   Ø Personalismo:   la   radicalidad   humana   no   consiste   en   una   individualidad   enclaustrada,   sino   abierta   y   social.   El   hombre   crece   como   persona   e   individuo   en   la   sociabilidad,   sin   el   otro   no   hay  posibilidad  de  perfeccionamiento,  de  educación  ni  de  existencia.   Ø Autonomía:   el   hombre   se   sintió   autónomo,   capaz   de   dar   y   darse   leyes,   de   regular   la   sociabilidad,  de  crear  una  comunidad  y  vivir  en  ella  de  forma  estable.   Ø Ético,  estético  y  gnoseológico:  el  hombre  es  un  ser  ético,  por  la  voluntad  busca  el  bien;  es   un  ser  estético,  añora  la  belleza  y  un  ser  cognoscente,  anhela  conocer  la  verdad.  La  síntesis   de  todo  ello  es  la  felicidad  o  sabiduría,  m eta  última  de  la  cultura  griega.     6. Para   entender   todo   este   proceso,   los   griegos   acuñaron   una   serie   de   conceptos   que   marcaron   el   devenir  de  su  cultura.       • EL   LOGOS:   no   solo   se   define   como   a   lo   que   nosotros   llamamos   razón;   es   más   bien   el   espíritu   humano,  que  abarca  todo  lo  que  distingue  al  hombre  de  los  animales,  todo  lo  que  de  divino  y  noble   hay  en  el  ser  humano.   Ø Logos  como  palabra:  dará  lugar  a  la  corriente  retórica  de  la  educación.   Ø Logos  como  pensamiento:  dará  lugar  a  la  corriente  científico-­‐filosófica  de  la  educación.   Ø Logos   como   elemento   rector   de   la   acción:   da   lugar   a   la   corriente   técnica   y   moral   de   la   educación.   A   la   actualización   o   acabamiento   de   estas   tres   dimensiones   lo   denominaron   los   griegos   educación  o  perfeccionamiento.     • PAIDEIA:  expresa  el  ideal  griego  de  hombre  formado,  se  trata  de  un  concepto  muy  rico  en  matices   que   ha   ido   evolucionando,   se   sintetiza   en   tres   ideas   “crianza”   y   “cuidado”,     “formación   del   carácter”  y  “formación  intelectual”.     • ARETÉ:  originalmente  ser  refería  a  la  “excelencia”,  “valor”  en  referencia  a  cualidades  del  cuerpo  o   del   corazón,   después   se   insertó   en   un   sistema   ideológico   y   moral,   vinculado     a   la   “ciencia”   y   la   “sabiduría”.  Es  el  sabio  teórico,  el  filósofo,  quien  posee  la  verdadera  virtud  o  areté.     • TECHNE:   término   que   incluye   lo   que   nosotros   expresamos   con   las   palabras   ‘’arte’’   y   ‘’técnica’’.   Techne   hace   referencia   a   toda   operación   o   profesión   práctica,   basada   en   determinados   conocimientos   especiales;   y   acentúa   la   idea   de   que   esas   actividades   profesionales   están   dirigidas   por  normas  de  ejecución  basadas  en  conocimientos  seguros.     1.2    PAIDEIA  ARCAICA     1. Etapa   que   comienza   en   el   tercer   milenio   a.   de   C.   con   la   llamada   cultura   Cretense,   se   extendió   desde  la  isla  de  Creta  hasta  el  Peloponeso,  A  partir  del  s.  XVI  esta  cultura  fue  sometida  a  distintas   invasiones:   arios,   aqueos,   dorios,   etc.   que   la   asimilaron   pero   también   la   colapsaron   hasta   dejarla   somnolienta.   A   partir   del   s.   VIII   a.   de   C.   Homero   y   Hesiodo   revitalizaron   los   valores   de   la   cultura   arcaica  asentando  con  sus  escritos  los  cimientos  de  la  educación  griega.   2. La  paideia  de  Homero  representa  la  base  fundamental  de  la  pedagogía  griega.  Su  ideal  educativo   viene  construido  por  un  areté  de  carácter  heroico  y  caballeresco.  La  educación  del  joven  guerrero   constaba   de   dos   partes:   educación   física   (manejo   de   armas,   del   arco   y   la   flecha,   juegos   y   en   deportes   caballerescos)   y   una   formación   cultural   (canto   danza,   manejo   lira   y   otros   instrumentos   musicales,  dominio  del  lenguaje  y  de  las  formas  sociales).     2     3. La   paideia   de   Hesiodo:   frente   al   anterior   ideal   de   lucha   y   competición,   se   encontraba   la   areté   heroica   del   trabajo.   Hesiodo   es   el   cantor   de   la   laboriosidad,   de   la   sabiduría   sencilla   y   práctica,     propio   de   una   vida   corriente   y   esforzada.   La   concepción   de   la   pedagogía   de   H esiodo   conduce   a   una   democratización  de  la  educación,  la  paideia  deja  ya  no  solo  es  un  privilegio  de  la  nobleza,  sino  que   es  un  bien  del  que  pueden  beneficiarse  todos  los  ciudadanos.     1.3  PAIDEIA  ESPARTANA     1. Los   Estados-­‐Ciudades   más   conocidas   de   Grecia   son   Esparta   y   Atenas.   Pasada   la   época   heroica,   guerrean  los  Estados-­‐ciudades  griegos  y  logran  un  gran  desarrollo  y  afirmación.  Surge  entonces  un   nuevo  tipo  de  vida,  de  cultura  y  educación  representada  en  la  idea  de  politeia  o  ciudadanía.  Una   característica  que  convierte  a  la  ciudad  en  el  todo,  en  la  vida  misma;  el  lugar  donde  tiene  lugar  la   paideia  y  la  socialización.  Para  el  griego  libre  la  ciudad  y  las  leyes  son  sagradas;  el  individuo  carece   de  derechos  frete  a  ellas:  el  vacío  de  una  vida  inmortal  futura  lo  llena  la  polis;  ser  ciudadano,  forma   parte  de  la  ciudad,  participar  en  sus  asuntos,  es  el  fin  último  de  la  socialización  griega.   2. En   el   caso   de   Esparta,   se   trata   de   un   ideal   de   ciudadanía   m ilitarizado.   En   los   siglos   VII   y   VIII   a.   ce   C.   esta   polis   alcanzó   un   elevado   grado   de   cultura.   Pero   después,   debido   a   sus   conquistas   y   a   que   tenían   que   mantener   sumisos   a   los   pueblos   conquistados,   los   ciudadanos   libres   tuvieron   que   convertirse   en   soldados.   Esta   circunstancia   hizo   que   el   ideal   del   guerrero   individual   homérico   se   sustituyera  por  el  ideal  colectivo  del  estado,  al  que  todo  debía  subordinarse.   Los   espartanos   autóctonos   poseedores   de   derecho   políticos,   vivían   en   campamentos,   y   esto   fue   posible   porque   cuidaban   de   ellos   los   periecos,   hombres   libres   Vivian   en   regiones   periféricas   se   dedicaban   a   la   agricultura,   artesanía   y   comercio,   y   los   ilotas,   esclavos   sujetos   a   la   tierra   sin   derecho   alguno.   3. En   la   educación   Espartana   el   areté   heroica   individual   se   transforma   en   el   heroísmo   de   amor   a   la   patria,  amor  dirigido  y  controlado  por  el  Estado,  éste  se  encargaba  de  la  educación  de  los  niños  a   partir  de  los  siete  años.  Al  mismo  tiempo  que  militar,  la  educación  era  deportiva  y  musical  (en  los   Juegos   Olímpicos,   alcanzaron   el   mayor   número   de   victorias).   Sin   embargo,   acentuaron   el   predominio  de  las  actividades  guerreras.  Se  quedó  anclada  a  una  fase  guerrera  y  auroritaria.     1.4  PAIDEIA  ATENIENSE     1. En   oposición   al   ciudadano   socializado   y   militarizado   aparece   el   ciudadano   autónomo,   culto   y   demócrata  de  Atenas.  Una  polis  habitada  por  los  jonios  que  aunque  paso  por  las  misma  fases  que   Esparta,   llegó   a   un   estado   superior:   el   de   la   vida   política   democrática   avalada   la   filosofía   y   el   cultivo  del  espíritu.   En  este  proceso  se  distinguen  tres  periodos:   -­‐ Siglos  VIII-­‐VI  en  los  que  se  produjeron  los  valores  d el  héroe  y  caballero.   -­‐ Siglos   VI-­‐V   marcados   por   triunfos   militares   sobre   los   persas.   La   paz   y   hegemonía   militar   de   Atenas  dejó  el  ideal  guerreo  en  un  segundo  plano  y  pasar  al  ideal  político  avalado  por  la  cultura   de  la  ciencia  y  del  espíritu.   -­‐ Siglo  IV,  Esparta  con  la  ayuda  de  los  persas,  arrebata  en  la  guerra  del  Peloponeso,  la  hegemonía   milita   a   Atenas   (Sócrates   es   condenado   a   muerte).   Finalmente   los   Atenienses   y   los   griegos   en   general,  se  ven  dominados  por  los  macedonios.  Desde  el  punto  de  vista  político  es  el  fin  de  la   polis  y  de  sus  libertdes  políticas;  desde  el  punto  de  vista  cultural,  finaliza  la  época  clásica  y  se   inicia  la  helenistica.   2. La   principal   preocupación   de   la   paideia   Ateniense   fue   enseñar   a   los   ciudadanos   politeia   o   educación   ciudadana.   Se   exigía   aceptar   y   respetar   las   leyes   o   nomoi   de   la   polis.   Nadie  como  ellos   entendió   la   necesidad   de   sujetar   lo   colectivo   y   lo   privado   al   orden   de   la   naturaleza   y   es   aquí   donde   emana  la  ley  (nomos).   El   nomos   es   la   razón   común,   no   emana   el   deseo   individual   y   colectivo,   es   la   plasmación   política   del   bien.  El  reto  es  no  ignorar  el  bien  común  pero  tampoco  excluir  o  anular  lo  particular  o  privado.   3     3. La  educación  ateniense  no  ahoga  lo  individual,  a  la  vez  que  descansaba  en  el  libre  sometimiento   de  todos  los  ciudadanos  a  las  leyes  que  protegen  el  bien  común.     Una  cultura  difícil  de  implementar,  que  exigía  descansar  en  la  solidez  de  tres  pilares  o  fuerzas.   -­‐ La  eunomía:  con  su  virtualidad  los  ciudadanos  debían  ser  capaces  de  idear  buenas  leyes,  normas   fundadas  en  lo  que  es  justo.     -­‐ La   isonomía   la   fuerza   por   la   que   los   ciudadanos   se   someterían   libremente   a   leyes   idénticas   para   todos,   y   cuyo   fundamento   inmutable   reconocían   y   aceptaban   por   la   fundamentación   y     ejemplaridad   de   los   maestros  y  de  la  clase  política.     -­‐ La  eukosmía  por  ella  el  buen  orden  se  hacía  patente  en  todas  las  cosas  lo  mismo  en  el  ámbito  público   que  el  privado.   Lo  esencial  era  la  formación  moral  y  espiritual  para  la  mjora  de  uno  mismo  y  al  servicio  de  la  polis.     1.5  PAIDEIA  HELENÍSTICA     1. La  última  etapa  de  la  educación  griega  comienza  con  la  formación  del  imperio  de  Alejandro  M agno   en  el  siglo  IV  a.  de  C.  La  cultura  helénica  se  universaliza  y  se  convierte  en  helenística.    Uno  de  los   rasgos   típicos   de   esta   época   es   que  la  cultura  griega  desborda  su  ámbito  geográfico   y   los   límites   tradicionales  de  la  polis,  se  extiende  por  todo  el  Imperio  Romano  de  O riente  y  lo  civiliza.   2. La   cultura   helenística   se   hizo   urbana   y   cosmopolita.   Su   ámbito   ya   no   solo   era   local   sino   que   se   extendió   a   las   grandes   urbes   del   Mediterráneo   oriental   en   la   que   florecía   el   comercio   y   confluían   gentes  y  culturas  de  diversas  procedencias.  Por  ello  la  cultura  helenística  es  una  cultura  sincrética   en  la  que  predomina  el  elemento  griego  pero  con  influencias  romanas  y    orientales  m uy  m arcadas.   3. La  cultura  helenística  se  transforma:  tiende  a  la  especialización,  a  la  aplicación  y  a  la  divulgación.   No   crearon   ideas   o   productos   culturales   nuevos   sino   que   reprodujeron   lo   que   heredaron   de   la   cultura   clásica   y   difundieron   las   doctrinas   filosóficas.   En   esta   época   son   típicos   los   manuales   escolares   “teachnai”.   Las   ciencias   especiales   (Medicina,   Matemáticas,   Astronomía…)   sufren   un   gran   impulso,   y   surge   la   figura   del   “erudito”   (especialista   en   una   ciencia   particular   e   ignora   las   otras).   Otro   de   los   rasgos   distintivos   es   la   institucionalización   de   la   cultura,   el   saber   se   difunde   con  el  apoyo  de  las  autoridades  públicas,  pero  ya  no  ejerce  una  influencia  clara  en  la  vida  social,  la   filosofía  pierde  su  capacidad  para  orientar  la  vida  de  los  hombres.       1.6  FAMILIA,  MUJER  Y  EDUCACIÓN  FAMILIAR     1. Una   de   las   instituciones   que   mejor   simbolizó   la   cultura   griega   fue   la   familia.   Es  una  relación  que   considera  a  la  persona  en  su  dimensión  privada,  frente  a  la  pública  o  social.   Oikos  (casa)  u  oikía  era  el  primer  entorno  natural  donde  la  persona  tomaba  conciencia  de  su  realidad   psíquica  y  social.     Platón:  el  objetivo  primario  y  natural  de  toda  persona  es  la  generación  y  la  educación  de  los  hijos.     Aristóteles:   la   familia   es   la   comunidad   establecida   por   la   naturaleza   para   la   convivencia   de   todos   los  días.     2. El  principio  de  la  identidad  biológica,  se  era  alguien  en  la  medida  que  se  pertenecía  a  un  origen,   sangre  o  estirpe.  Pensar  en  una  educación  ajena  a  la  estirpe,  estaba  fuera  de  lugar.  El  origen  o  la   consanguineidad   era   símbolo   de   la   vida,   te   anclaba   a   la   vida,   daba   identidad   y   proporcionaba   un   determinado  estatus.     3. La  preeminencia  del  varón  resultaba  determinante.   Para  la  cultura  griega,  el  padre  era  el  causante   de  la  estirpe,  dando  lugar  a  una  concepción  patrilineal  de  la  familia.  La  esposa  era  sólo  el  medio  o   instrumento.   4. La   vida   familiar   se   iniciaba   con   el   matrimonio.   Era   un   pacto   fundamentalmente   de   hombres   y   la   mujer   poco   tenía   que   decir,   se   trataba   de   una   transacción   motivada   por   variados   intereses.   El   matrimonio   no   constituía   la   familia,   era   sólo   su   comienzo,     lo   que   realmente   constituía   la   casa   ‘’era   la   descendencia   legítima,   una   vez   lograda   a   satisfacción   del   padre   el   hombre   podía   romper   el   matrimonio  si  lo  estimaba  oportuno.   4     5. La  función  de  la  m ujer  era  llevar  el  interior  de  la  casa,  el  exterior  (bienes,  producción  rural,  guerras,   política…).   6. Los   griegos   entendieron   la   educación   como   un   proceso   que   debía   durar   toda   la   vida,   y   estaba   orientada  a  lograr  que  el  potencial  del  yo  personal  y  doméstico,  para  participar  en  un  bien  común.   7. El   punto   de   partida   de   la   educación   familiar   comenzaba   eligiendo   un   marido   con   buen   linaje,   es   decir,  con  personas  poderosas  o  de  igual  linaje,  pero  nunca  de  condición  social  inferior.   8. Los  esposos  debían  tener  claro  las  normas  de  procreación:  el  m atrimonio  para  los  varones  entre  los   25-­‐35   años   y   para   las   m ujeres   16-­‐20   años.   La   gestación   debía   extenderse   para   las   m ujeres   hasta   los   40,  para  los  hombres  hasta  los  50.  Los  cuerpos  no  solo  deben  estar  sanos  sino  m aduros.   9. Aristóteles  aconsejaba:  no  tener  una  constitución   ni  demasiado  delgada  ni  atlética   en   los   hombres,   y  no  fecundar  nunca  después  de  los  55,  hacerlo  a  poder  ser  en  invierno,  ser  fieles,  no  estar  ebrio  y   en   el   parto   estar   pendiente   de   las   mujeres   para   no   generar   hijos   débiles   o   deformes.   Para   las   mujeres,  tener  un  equilibrio  emocional,  una  dieta  equilibrada  y  dar  largos  paseos.   10. Tras  el  parto  comenzaba  el  primer  septenario  de  la  educación  familiar.  Era  una  tapa  heterogénea   y  guiada  por  la  m adre,  el  ama  y  la  nodriza,  con  la  vigilancia  del  padre.   11. En  los  tres  primeros  años  de  vida  tres  preocupaciones  debían  reunir  el  interés  educativo:  correcta   alimentación,   psicomotricidad   adecuada   y   equilibrio   emocional.   El   alimento   básico   era   la   leche   materna.   12. De   los   3-­‐4   años   a   los   6-­‐7   años   De   los   3-­‐4   a   los   6-­‐7   años   debía   pasarse   a   una   alimentación   sólida,   evitando  el  vino  e  insistir  en  la  importancia  psicofisiológica,  afectiva,  punitiva,  lúdica  y  moral  como   base   de   la   formación.   Debe   potenciarse   la   importancia   del   juego   que   el   niño   debe   inventar.   El   infante   debe   ser   ambidiestro.   Evitar   el   lenguaje   obsceno   y   las   estatuas   o   figuras   inmorales   fuera   de   los  templos.     13. Acabado   el   primer   septenario   de   la   vida,   la   educación   familiar   daba   un   giro   considerable.   Se   trataba  de  añadir  a  la  primea  educación  nutritiva,  la  dimensión  intelectiva.   En  todo  este  proceso  el   papel  familiar  era  sobre  todo  de  ánimo,  apoyo  y  complemento  de  la  formación,  procurando  que  los   hijos   realizasen   el   ciclo   completo   de   estudios.   El   padre   no   exigirá   la   excelencia   con   trabajos   excesivos,   pues   se   desfallece   y   odia   el   estudio.   Con   los   hijos   adolescentes   podrá   una   exigencia   y   cuidado  más  riguroso.  Se  debe  incitar  a  los  jóvenes  con  el  matrimonio  como  la  cadena  más  segura   de  la  juventud.     1.7  EDUCACIÓN  FORMAL:  AGENTES,  INSTITUCIONES,  CONTENIDOS  Y  NIVELES.     1. Tras  loa  siete  primero  años,  comienza  la  educación  fuera  del  seno  familiar.  Era  un  proceso  propio   de  hombres  libres,  al  que  ningún  ciudadano  griego  debería  renunciar.  La  m ujer  era  excluida  de  esta   formación   salvo   en   Esparta   y   utopías   platónicas,   ellas   solían   permanecer   con   las   madres   hasta   su   matrimonio.   Aunque   las   hijas   de   algunas   familias   pudientes   tuvieron   acceso   a   la   cultura   letrada   y   musical.   2. El   helenismo   dividió   esta   instrucción   en   tres   etapas   o   ciclos:   la   elemental,   impartida   la   casa   de   maestro   hasta   la   edad   de   14-­‐15   años;   la   educación   general,   se   extendería   pasta   los   20-­‐22   años   y   la   terciaria   o   superior,   de   carácter   profesionalizante   y   académica,   impartida   por   el   rhetor   y   el   philosophós.     Un   ciclo   amplio   y   largo   de   enseñanza   que   en   su   vertiente   completa   abarca   cinco   variantes   irrenunciables:       -­‐ FORMACIÓN   ELEMENTAL,   impartida   hasta   los   14-­‐15   años.   En   ella   se   proporcionaba   al   niño   una   triple  formación:  gimnástica,  poético  m usical,  y  formación  en  la  lectoescritura  y  cálculo.     Escuelas   elementales   las   hubo   en   cada   lugar   que   se   implantaba   el   helenismo,   puede   admitirse   que   todos  los  niños  de  condición  libre,  frecuentaban  la  escuela.   Se   sabe   que   la   pedagogía   era   austera   y   rígida,   el   maestro   se   limitaba   a   repetir   con   insistencia,     educación  y  castigos  resultaban  inseparables.   La  figura  del  m aestro,  no  puede  considerarse  objeto  de  alto  estatus  o  reputación.         5     -­‐ -­‐ -­‐ -­‐ EDUCACIÓN   LITERARIA,   a   la   educación   elemental   seguía   la   educación   general   y   enciclopedista,   para  adolescentes  de  13-­‐21  años.  Recibían  simultáneamente  una  formación  gimnástica  (lucha  con   armas,   boxeo,   equitación);     musical   o   artística;     filológica   (gramática,   retórica,   dialéctica)   y   científica  (aritmética,  geometría,  astronomía…).     Este  plan  de  formación  no  siempre  era  completo  ni  fue  seguido  por  igual  por  todos  los  alumnos.     La   preocupación   fundamental   del   maestro   fue   enseñar   el   dominio   del   lenguaje,   mostrar   las   técnicas  de  la  comunicación,  y  sobre  todo  potenciar  la  comprensión  y  explicación  de  las  ideas.   La  lectura  del  texto  y  la  crítica  solían  ir  unidas  (los  rollo  de  papiro  no  tenían  separación  entre  las   palabras   y   la   falta   de   puntuación   hacía   la   lectura   extremadamente   dificultosa).   A   ello   seguía   la   explicación   del   texto   por   el   m aestro.   La   tarea   culminaba   con   el   juicio   e   interpretación   de   las   obras,   una  valoración  m ás  ética  que  técnica.  Esto  cambió  en  parte  con  el  helenismo.     EDUCACIÓN   CIENTÍFICA,   junto   con   la   tendencia   literaria,   el   aprendizaje   de   las   matemáticas   o   disciplinas  científicas  fueron  notas  características  de  la  paideia  helenística.   La  Geometría  descansa  sobe  los  Elementos  de  Euclides,  cuyo  contenido  se  ha  enseñado  hasta   el   siglo   XVIII.   La   Aritmética   descansa   en   tres   referentes   que   han   marcado   la   historia   posterior   de   las   matemáticas.   La   música   era   la   tercera   de   las   ciencias   matemáticas   (debía   diferenciarse   de   la   música   popular   o   de   primera   enseñanza).   La   Astronomía   era   la   más   popular   debido   al   favor  del  que  gozó  la  astrología.     EDUCACIÓN  FÍSICA,  esta  educación  sigue  siendo,  al  principio  del  periodo  helenístico,  el  elemento   característico  de  la  educación  del  joven  griego.  Se  trata  de  un  legado  arcaico,  apenas  modificado   con   el   paso   del   tiempo.   La   m anifestación   m ás   emblemática   fueron   los   Juegos   O límpicos,   ocupando   un   lugar   muy   importante   en   la   vida   griega.   La   participación   de   las   ciudades   griegas   creaba   una   sensación  de  hermandad  y  surgía  el  sentimiento  de  una  estructura  socio-­‐política  superior  al  de  la   polis.     La   educación   física   era   todo   un   modelo   de   via,   su   preparación   se   confiaba   a   un   maestro   especializado  (paidotriba).  Era  un  verdadero  educador,  unía  competencia  deportiva  y  un  profundo   conocimiento  de  la  higiene  y  de  la  ciencia  m édica.   El  atleta  griego  se  ejercitaba  completamente  desnudo  y  descalzo  en  una  pista  tierra.  En  medio  de   los   atletas   estaba   el   paidotriba,   ataviado   con   una   capa   de   púrpura   que   subrayaba   el   carácter   de   juez  o  árbitro.     EDUCACIÓN   ARTÍSTICA,   se   sustanció   fundamentalmente   en   la   música:   aprendizaje   y   cultivo   integrado  de  la  poesía,  canto  y  danza.     Habitualmente  aprendían  al  m ismo  tiempo  a  tocar  dos  instrumentos:  la  lira  y  la  flauta.  La  flauta  fue   perdiendo   aceptación   por   la   creencia   de   que   deformaba   el   rostro.   Aristóteles   ya   lo   excluye   formalmente  de  su  plan  educativo,  a  partir  del  siglo  III  la  enseñanza  se  reduce  a  la  lira.   La   enseñanza   parece   haber   sido   en   gran   medida   empírica,   el   maestro,   con   su   propia   lira   y   el   alumno   con   la   suya,   se   sentaban   uno   frente   al   otro:   el   m aestro   tocaba   y   el   alumno   se   esforzaba   por   imitarlo.   Junto  con  la  música  instrumental  también   aprendían  el  canto,  y  en  paralelo,   cuando  no  mezclado   con  la  danza.   La  paideia  helenística  heredó  las  tradiciones  musicales  griegas,  pero  n  no  las  modificó  ni  adapto  a   los   nuevos   tiempos,   por   lo   que   con   el   paso   del   tiempo   la   música   acabó   siendo   un   elemento   recesivo  en  la  escuela  primaria.               6     -­‐ FORMAS   SUPERIORES   DE   ENSEÑANZA:   la   formación   se   culminaba   con   un   paideia   de   carácter   superior,  permanente  y  profesional.     Cabía  distinguir  estudios  m enores:     Ø Cultura  general  y  enseñanzas  profesionales:  arquitectura,  m edicina,  etc.     Ø Estudios  m ayores:  integrados  por  retórica  y  filosofía.     La  que  más  atractivo  tenía  era  la  paideia  retórica.  Un  arte  que  tenía  sobre  todo  dos  virtualidades:  la   cultural  y  la  social.   Ø La  cultural:  el  alumno  adquiría  la  sabiduría  del  espíritu  de  la  palabra,  de  la  ética,  de  la  historia,   de  la  cultura…  el  retórico  era  en  definitiva  el  hombre  culto  qu  estaba  llamado  a  la  formación  de   las  almas  por  m edio  de  la  palabra.   Ø La   social:   se   convertía   en   un   instrumento   social   de   primer   orden,   donde   la   elocuencia   facilita   participar  con  éxito  en  los  asuntos  de  la  ciudad,    se  trata  de  una  técnica  o  domino  de  la  palabra   que  da  poder,  prestigio,  en  definitiva  que  integra  social,  cultural  y  profesionalmente.     El   contenido   de   la   retórica   en   cierto   modo   había   sido   fijado   por   Aristóteles,   considerado   el   maestro   retórico   por   excelencia.   Divide   esta   enseñanza     en   tres   partes:   la   teoría,   el   estudio   de   modelos   y   los   ejercicios  de  aplicación.     A   finales   del   S.IV,   coincidiendo   sobre   todo   con   la   pérdida   de   la   libertad   política   de   Grecia,   tras   la   dominación   macedónica.   La   retórica   se   va   desligar   en   exceso   de   la   realidad   social   refugiándose   en   el   ámbito  escolar.     Además   de   la   paideia   retórica   existía   la   paideia   filosófica.   Estamos   ante   una   educación   que   ha   marcado   la   historia   de   la   cultura.   Esta   educación   se   dirigió   a   una   minoría,   que   hizo   de   la   filosofía   no   sólo   un   saber   sino   un   modelo   de   vida   que   pretendía   formar   al   hombre   en   su   totalidad.   La   enseñanza   completa  de  un  filósofo  abarcaba  tres  partes:  lógica,  física  y  ética.     La   formación   profesional,   esta   formación   no   se   transmitía   escolarmente.   Existían   una   esprice   de   corporaciones  o  gremios,  que  cuidaban  la  transmisión  de  las  destrezas  de  unas  generaciones  a  otras.     GLOSARIO     -­‐ Paideia:  formación  intelectual  o  “formación  integral”   -­‐ Areté:  originalmente  “excelencia”  y  “valor”,  con  la  filosofía  “ciencia”  y  “sabiduría”   -­‐ Logos:    espíritu  humano   -­‐ Antropocentrismo:  expresión  que  pone  al  hombre  en  la  cumbre  de  la  naturaleza  y  lo  convierte  en   motor  y  centro  del  universo.   -­‐ Nomos:  ley   -­‐ Enkyklios  paideia:  conjunto  de  conocimientos  que  conformaban  el  currículum  o  saber  del  hombre   griego.   -­‐ Politeia:  ciudadanía   -­‐ Polis:  ciudad   7     ...