3. Las reformas protestantes - PARTE I (2013)

Apunte Español
Universidad Universidad de Barcelona (UB)
Grado Historia - 2º curso
Asignatura Historia Moderna Universal
Año del apunte 2013
Páginas 10
Fecha de subida 29/05/2014
Descargas 12
Subido por

Vista previa del texto

La  Reforma  Protestante   Bibliografía:     Lortz   (historia   de   la   reforma),   Jedin   (historia   de   la   Iglesia),   García   Villoslada   (Historia   de   la   Iglesia  ;  Lutero  y  su  época),  Atrinson…     PROLEGÓMENOS  DE  LA  REFORMA  PROTESTANTE  (Ma  Vie)   Originada  en  Alemania  a  principios  del  siglo  XVI,  la  Reforma  Protestante  llevará  a  la  creación   de  varias  Iglesias  que  se  unirán  bajo  el  mismo  término,  el  protestantismo,  el  cual  provocará  un   cisma  en  la  Iglesia  Católica.   La  Reforma  Protestante  se  entiende  como  el  resultado  de  una  quiebra  en  la  unidad  religiosa,   un   cuestionamiento   de   verdades   tenidas   de   siempre,   un   rechazo   a   la     sustracción   del   control   espiritual  de  Europa  por  parte  de  Roma,  lo  que  deriva,  razonablemente,  en  la  formación  de   otras  Iglesias.   En   definitiva,   la   Reforma   Protestante   es   el   resultado   de   la  búsqueda   de   un   cambio   profundo   y   generalizado   en   los   usos   y   las   habitudes   de   la   Iglesia   Católica,   fundamentalmente   hacia   las   voluntades  papales  de  control  de  toda  la  Cristiandad.   Lutero  y  Juan  Calvino  serían  los  mayores  exponentes  de  la  Reforma  Protestante,  puesto  que   crearían  las  dos  mayores  iglesias  alternativas  a  la  Católica.   Así   pues,   la   Reforma   Protestante   dividirá   Europa   en   dos   bandos,   los   protestantes   y   los   católicos,  los  primeros  se  ubicarán  en  la  Europa  central  y  los  segundos  en  el  sur  del  continente,   comenzando  así  lo  que  serán  años  de  disputas  teológicas  entre  estas  “dos”  Europas.     La   Reforma   Protestante   propiamente   dicha   fue   iniciada   por   Martin   Lutero,   quien   no   veía   la   reforma   como   una   innovación,   simplemente   como   una   forma   de   contestación   a   la   grave   distorsión  provocada  por  la  Iglesia.   No  obstante,  no  es  Lutero  el  único  en  ejercer  la  Reforma  Protestante  en  Europa,  a  pesar  de  ser   él  el  precursor,  surgen  otros  grupos  protestantitas  en  otros  países  europeos  que  crean  lo  que   se  denomina  Iglesias  de  carácter  nacional,  es  decir,  estados  con  Iglesias  propias  basadas  en  la   fe  Cristiana  pero  que  no  deben  rendir  tributo  al  Papa  de  Roma.   Así  pues,  al  margen  de  la  reforma  Luterana  en  Alemania,  tenemos  la  reforma  de  Zwinglio  en   Suiza   y   el   posterior   Calvinismo,   el   Anglicanismo,   el   Galicanismo,   el   Regalismo   hispano   y   la   reforma  Húngara  son  los  otros  fenómenos  protestantitas  ocurridos  en  el  convulso  siglo  XVI.     1     INTRODUCCIÓN  A  LA  REFORMA  (Escartín)   La   Reforma   protestante   se   da   en   la   época   del   Renacimiento.   Erasmo   pasaba   el   tiempo   discutiendo   con   Lutero,   en   España   se   discutía   si   el   erasmismo   era   o   no   protestante,   la   Inquisición  por  en  medio…   Quien  salvó  la  Inquisición  fue  el  protestantismo,  porque  llevaba  a  necesitarla.  Por  eso  Carlos   V,   que   no   lo   veía   útil,   se   dio   cuenta   de   que   cuando   se   tenía   que   suspender   la   Inquisición,   el   protestantismo   azotaba   en   muchos   países,   y   decidió   no   quitarla   en   España   para   que   no   llegara   el  protestantismo.  En  España  no  hubo  protestantes.     La   palabra   protestante   à   contradicción:   ellos   mismo   no   se   llamaban   protestantes,   pero   al   final   lo   aceptaron.   Ellos   se   llamaban   reformados,   evangélicos.   El   término   protestante   lo   acuñaron   peyorativamente   los   príncipes   alemanes   y   los   representantes   de   las   ciudades   que   en   la   Dieta   de   Espira   (1529)   protestaron   contra   el   edicto   de   Worms,   que   prohibía   las   doctrinas   luteranas   y   autorizaba   al   clero   romano   a   combatirlas   y   perseguirlas.   Los   luteranos   rechazaron   el   término   y   se   llamaban   evangélicos   o   reformados.   En   una   dieta   con   el   Imperio,   convocada  porque  un  príncipe  era  protestante,  otros  no,  y  como  no  callaban,  protestaban,  se   les   llamó   así.   Su   nombre   era   reformistas   o   evangélicos.   En   España   ahora   hay   luteranos,   anglicanos,  baptistas,  presbiterianos…  Lo  que  más  perdura  son  los  evangélicos  luteranos.   En  vida  de  Lutero  ya  surgieron  calvinistas,  anabaptistas,  los  de  Zwinglio  (Suizo)…   à  ya  Iglesias   que  no  obedecían  a  Lutero.  División  que  creaba  problemas  para  los  protestantes.       CAUSAS  DE  LA  REFORMA   El  momento  político  es  de  crítica  a  la  Iglesia,  ya  que  ha  pasado  por  un  escándalo  (los  papas  de   Aviñón),  que  ha  dado  mala  imagen:  la  máxima  autoridad  dividida  en  2,  a  veces  incluso  en  3…   à  Aires  de  reforma.  Se  nos  abre  el  problema  de  las  causas  en  la  reforma.     En   efecto,   a   finales   de   la   Edad   Media,   había   malestar   entre   la   sociedad   respecto   al   rumbo   tomado  por  la  Iglesia.  Los  motivos  eran  el  exagerado  lujo  de  la  alta  jerarquía  eclesiástica,  el   relajamiento   en   las   costumbres   del   clero,   la   compraveda   de   cargos   eclesiásticos,   no   por   vocación,   sino   para   obtener   beneficios,   la   venda   de   indulgencias   como   medio   para   obtener   perdón  por  los  pecados.  Los  analizaremos  seguidamente.   • • La  corrupción  de  la  Iglesia  es  la  primera  explicación  a  la  que  se  recurre  al  hablar  de  las   causas,  puesto  que  no  daba  ejemplo  en  ciertas  cosas,  generaba  malestar  social  y  salían   otros  grupos  religiosos  que  salvaban  que  se  alejaban  de  esta  corrupción.   Pero   esta   no   fue   la   causa,   ya   que   podría   haberse   producido   200   años   atrás,   cuando   ya   había  corrupción.   Lógicamente,   eso   no   daba   buena   imagen,   desprestigiaba   la   Iglesia,   pero   no   vine   de   aquí.     Las   causas   son   la   aparición   de   nuevas   interpretaciones   cristianas,   y   saldrá   la   protestante,   diferente   de   la   romana.   Porque   en   un   momento   determinado   en   el   2     cristianismo   se   produce   esta   crisis,   del   mismo   modo   que   en   el   1054   se   produjo   el   cisma   de   oriente,   cuando   los   de   orientales   bizantinos   se   reunieron   con   el   papa   ortodoxo   y   rompieron   con   Roma,   formando   la   Iglesia   ortodoxa   (ortodoxa   porque   significa  que  tenían  la  razón,  la  verdadera  fe).     Puntos  en  los  que  se  criticaba  a  la  iglesia   La  crítica  al  clero:     • • • • Se   le   reprochan   cosas   que   vienen   de   antiguo   (Alfonso   X   el   sabio   ya   lo   decía   en   sus   partidas  en  el  siglo  XIII).  El  pueblo  veía  con  desagrado  aquello  de  decir:  “hacer  lo  que   yo  os  diga  pero  no  miréis  lo  que  hago”,  que  para  ellos  era  el  máximo  de  la  hipocresía.   La   iglesia,   el   clero   diocesano,   en   contacto   con   el   pueblo,   no   cumple   con   el   celibato   (que   prohíbe   el   casamiento).   Sacramento   del   matrimonio   y   el   del   orden   sagrado   son   incompatibles.   El   pueblo   sabía   si   se   incumplía.   El   cura,   el   párroco   (encargado   de   su   parroquia)  en  muchos  casos,  no  cumplía.  Vivían  con  una  seglar  (una  no  eclesiástica)  a   través  del  concubinato  (la  convivencia  matrimonial  sin  estar  casado,  vida  matrimonial   estable   pero   sin   casarse).   En   el   cura   esto   era   clarísimo,   y   todos   en   el   pueblo   sabían   quién  era  su  concubina  y  sus  hijos.  Ese  sacerdote  fallaba,  además  porque  miraba  para   su  familia.  El  celibato  permitía  dedicarse  al  pueblo,  no  estaba  la  carga  de  la  familia.  El   que  se  casa  y  tiene  familia  tiene  la  obligación  de  mantener  a  su  familia.  La  mujer  era  la   barragana  del  cura  y  daba  mal  ejemplo.  Se  pide  a  Roma  que  lo  solucione.     Incultura  del  clero.  Muchos  que  se  metían  a  curas  y  monjes  eran  incultos.  Muchos  se   limitaban   a   leer   y   escribir,   y   muchos   entraban   en   la   Iglesia   para   poder   estudiar.   De   entrada   eran   de   un   nivel   bajo,   no     sabían   explicar   bien   la   religión,   no   saben   hablar   bien,  entender  bien  la  religión.  Se  sabían  la  misa  de  memoria  y  no  explicaban  bien.  A   nivel  civil  ya  mucha  gente  sabía  escribir  y  leer,  en  parte  gracias  a  la  imprenta,  y  veían   que  muchos  clérigos  daban  pena.  Proponían  exámenes  para  entrar  a  cura,  etc.,  para   elevar  el  nivel  del  clero.     Tema   del   dinero:   la   fama,   el   hambre   del   dinero.   Esta   gente   tenía   que   alimentar   a   su   familia   à   cierto   comercio   con   la   Iglesia,   con   los   servicios   que   esta   prestaba   (matrimonio,  baptismo…).  No  vivían  de  los  diezmos  porque  se  lo  quedaba  el  obispo  y   los   canónicos.   El   clero   que   atendía   al   pueblo   y   lo   ayudaba   era   el   peor   pagado,   y   buscaban  de  sacar  dinero  entre  la  gente.     A  nivel  del  pueblo  à  los  obispos.  La  condición  episcopal  en  la  E.  Media  y  Moderna  es   autoridad   importante,   con   influencia   y   dinero.   Las   abadías   también   eran   riquísimas.   Los   conventos   de   mujeres   también   bastante.   Mientras   unos   son   muy   ricos,   los   otros   pobres.   Y   los   obispos   eran   de   rentas   apetecibles:   las   familias   ricas,   nobles,   van   a   apoderarse  de  esos  sitios  para  sus  hijos,  para  que  acaben  como  obispos.  Alguna  hija  a   monasterio   de   monjas…   Personas   sin   vocación   religiosa,   están   allí   por   las   rentas,   3     obligación  de  la  familia  (la  cual  decidía),  etc.  Esto  producía  obispos  que  rondaban  por   la  corte  que  tampoco  se  ocupaban  de  la  diócesis  à  absentismo.  No  manda  quien  ha   de  mandar,  mandan  muchos.  Isabel  la  católica  se  lo  apuntó  para  cambiarlo,  porque  los   obispos   estaban   en   Roma   y   se   tanto   se   iba   dinero   como   había   desorden   dentro   del   convento  y  la  diócesis.  Es  el  problema  del  absentismo.   Resumen:   Falta   de   disciplina   (concubinato),   incultura,   corrupción   con   el   dinero   parroquial   y   absentismo.  Los  problemas  principales  à  Desprestigio  del  clero,  la  cuestión  moral.     Ejemplos  de  crítica  en  la  Baja  Edad  Media   John  wycleff,  a  quien  quemaron,  Muss…  se  juntan  con  una  serie  de  herejías  de  las  que  había   en   la   Edad   Media,   es   decir,   la   gente   disconforme   que   criticaba   la   riqueza   y   defendía   la   disolución  de  la  Iglesia.  La  Iglesia  los  mandaba  a  la  hoguera.     Los   propios   franciscanos   eran   también   un   poco   contestatarios   al   ir   contra   la   Iglesia,   el   franciscanismo  es  la  pobreza,  la  cual  no  estaba  en  la  Iglesia.  El  monje  católico  decía  que  era   pobre,  pero  su  comunidad  era  rica.  Parecía  que  vivían  de  forma  austera,  pero  se  pegaban  la   vida.   No   tenían   hijos,   se   acumulaban   sus   riquezas   porque   no   se   podían   vender   las   propiedades   y   bienes   para   que   el   superior   no   las   vendiera   para   obtener   riqueza…   la   vida   monástica  es  que  empiezan  pobres  y  acaban  ricos,  puesto  que  sus  riquezas  se  van  acumulando   (por   su   trabajo,   las   donaciones…).   Lo   puede   utilizar   también   para   hospitales,   etc.,   obras   benéficas,   pero   la   cuestión   es   que   acaban   ricos.   Y   los   franciscanos   dicen   que   eso   no.   El   monasterio,  la  casa  donde  viven,  no  puede  acumular  tanto,  no  pueden  ser  ricos.  Su  idea  es  la   pobreza.  No  aceptar  dos  panes,  sino  uno.  Su  pobreza  se  manifiesta  con  la  limosna,  por  eso  son   las  órdenes  mendicantes.  Erasmo  también  lo  critica  porque  se  ponían  delante  de  las  casas  a   pedir.   Los   mendicantes   podían   parecer   revolucionarios,   pero   tras   su   fundación,   ya   son   decadentes  en  su  doctrina.  Los  fraticelli,  vivían  también  de  la  limosna  (era  un  franciscanismo   más   extremo)   y   la   Iglesia   los   condenó   como   herejes.   Los   dominicos   (también   mendicantes)   fueron  enviados  a  la  universidad.  La  Iglesia,  para  evitar  la  revolución  de  todos  estos  hizo  una   orden   religiosa   para   integrar   al   franciscanismo   i   los   dominicos   (predicadores),   es   decir,   los   grupos   mendicantes.   Estos   grupos   aciertan   el   diagnóstico   pero   se   equivocan   en   la   terapéutica,  catalogan  y  localizan  bien  la  enfermedad,  pero  la  medicina,  el  remedio,  lo  erran.   Esta   gente   acertaba   criticando   a   la   Iglesia,   pero   lo   que   propugnaban   para   arreglarlo   no   era   adecuado,  en  general  era  ir  contra  la  propiedad.  Querían  acabar  con  la  propiedad,  la  Iglesia,  la   jerarquía,  y  por  ello  à  represión  y  hoguera.  Caso  de  Savanorola  es  un  ejemplo.       Pero   ese   no   es   el   tema   de   la   causa   de   Lutero,   él   habría   surgido   igual.   El   representa   un   nuevo   enfoque  del  cristianismo.         4     Las  indulgencias   Luego  está  el  tema  de  las  indulgencias,  de  lo  que  Lutero  se  indignaba,  el  de  perdonar  las  penas   en   la   otra   vida,   comprar   el   cielo.   Era   como   pagar   la   multa   por   el   pecado.   La   indulgencia   es   como   un   indulto,   un   perdón   de   las   penas   temporales.   Aunque   el   perdón   del   pecado   por   el   sacramento   de   la   Penitencia   entraña   la   remisión   de   la   pena   eterna,   subsiste   aún   la   llamada   “pena   temporal”.   La   pena   temporal   es   el   sufrimiento   que   comporta   la   purificación   del   desorden  introducido  en  el  hombre  por  el  pecado.  Esta  pena  ha  de  purgarse  en  esta  vida  o  en   la   otra   (en   el   purgatorio),   para   que   el   fiel   cristiano   quede   libre   de   los   rastros   que   el   pecado   ha   dejado  en  su  vida.     La   indulgencia   está   basada   en   un   dogma   cristiano   que   sale   del   credo   de   la   comunión   de   los   santos:   una   persona   puede   limpiar   la   culpa   de   otra,   ya   que   Jesucristo   salvó   a   toda   la   humanidad   y   con   su   sufrimiento   creó   una   comunidad.   Se   ha   pasado   la   Peste   Negra,   las   guerras,…   à   pesimismo,   dios   ha   abandonado   a   la   comunidad…   pecado   y   muerte   eran   los   temas  de  los  predicadores,  artistas  y  escritores,  y  la  gente  se  dirigía  al  crucificado,  la  figura  de   Cristo   que   aguantaba   todo   ese   peso…   y   se   sacaban   consecuencias   de   la   comunión   de   los   santos:   dogma   consolador   que   permite   al   pecador   de   beneficiarse   de   los   métodos   adquiridos   por   los   elegidos,   y   con   esto   se   hace   un   tesoro   puesto   en   común,   en   el   cual   se   puede   entrar   a   las  indulgencias.  Son  meritos  de  arriba  que  el  de  abajo  puede  comprar  como  si  las  hubiera   hecho   él.   Para   la   indulgencia   había   que   confesar   y   excomulgar   y   participar   en   las   obras   de   la   Iglesia.  El  oro  es  el  tesoro  y  el  que  lo  posee  tiene  todo  lo  que  quiere  en  el  mundo,  y  el  medio   de   rescatar   las   almas   del   purgatorio   à   Compra   a   la   Iglesia   y   rescata   a   su   familia,   etc.   mentalidad  de  que  el  dinero  servía  incluso  para  rescatar  gente  de  la  otra  vida.     Pero   había   demasiada   confianza   en   ello,   se   extiende   la   incertidumbre   sobre   el   valor   de   las   indulgencias,   cuando   en   el   fondo   es   Dios   quien   decide.   Angustia   se   muestra   también   en   el   canto   mortuorio   (de   los   funerales),   a   final   del   XIV,   en   el   Dies   Irae   (réquiem,   día   de   ira,   de   sufrimiento,   de   terror,   día   de   la   muerte,   del   juicio).   Indulgencia:   Comunicación   entre   los   de   aquí   y   los   de   allá,   y   los   méritos   de   uno   pueden   pasar   a   los   otros   con   el   dinero.   Y   se   abusa   de   ello.  Lo  importante  era  recaudar  dinero.     Julio  II  inició  la  construcción  de  la  basílica  renacentista  de  San  Pedro  del  Vaticano.  Su  sucesor,   León   X,   prosiguió   su   construcción.   Los   gastos   eran   elevados   y   el   pueblo   sentía   devoción   por   el   lugar   donde   reposaban   los   restos   del   apóstol   Pedro,   primer   obispo   de   la   sede   romana.   El   dinero   de   las   indulgencias   que   tanto   criticaba   Lutero   era   para   dicha   construcción.   Para   promover  los  donativos  y  estimular  la  práctica  sacramental,  el  papa  recurrió  a  las  indulgencias   (1506).   A   los   requisitos   indispensables   de   confesión   y   comunión   se   añadía   (para   acogerse   a   los   méritos   de   la   comunión   de   los   santos,   fundamento   de   las   indulgencias)   la   entrega   de   una   limosna   para   sufragar   la   construcción   de   la   basílica.   La   indulgencia   sería   plenaria   y   podría   aplicarse  por  los  difuntos.   La  crisis  es  en  el  1517,  cuando  Lutero  ya  se  cansa  del  juego.  Así,  lo  de  las  indulgencias  lo  llevan   porque  necesitan  dinero  para  el  Vaticano.     Aquí  ya  hay  un  calentamiento  intelectual.   5     Y   luego   está   el   escándalo   que   surgió   en   el   Sacro   Imperio   Romano   Germánico   a   raíz   de   la   campaña   iniciada   por   Alberto   de   Brandeburgo   (arzobispo   de   Maguncia),   consistente   en   iniciar   una   campaña   de   venda   de   indulgencias   en   sus   territorios,   percibiendo   la   mitad   de   lo   recaudado.  Fue  llevado  a  cabo  por  el  predicador  de  indulgencias  Juan  Tetzel.     Lutero  no  resistió  al  reto  que  significaba  para  él  la  predicación  de  la  indulgencia  à  le  resultaba   inadmisible   que   unos   actos   (encima   tan   externos   como   la   limosna)   pudieran   salvar   totalmente   y,  encima,  del  acto  de  un  vivo  por  un  difunto.  Así,  propuso  discutir  públicamente  sus  95  tesis   sobre   las   indulgencias,   en   1517,   donde   se   veían   afirmaciones   ortodoxas,   demagógicas   y   algunas  ambiguas.    Las  tesis  de  Lutero  se  difundieron  rápidamente  por  Alemania  gracias  a  la   Imprenta.  Éste  documento  escrito  se  considera  el  inicio  de  la  Reforma  Protestante.     En  adelante,  con  la  disputa,  quedaría  en  evidencia  que  la  teología  luterana  iría  más  allá  de  la   pura  cuestión  de  las  indulgencias.     EL  LUTERANISMO   Martín  Lutero  fue  el  protagonista  principal  de  la  reforma  protestante.     La   Iglesia   Católica   consideró   las   ideas   de   Lutero   como   separatistas   del   catolicismo   cuando   empezaron  a  llegar  las  primeras  noticias  desde  Alemania  sobre  el  desafío  de  la  población  a  la   hegemonía  de  la  Roma  papal.   La   difusión   impulsada   por   la   imprenta   de   sus   95   tesis   por   toda   Alemania,   ayudó   a   secundar   el   Luteranismo.  Las  ideas  generales  que  se  promulgaban  en  ellas  serían  las  bases  de  la  doctrina   Luterana.     Las  ideas  más  importantes  redactadas  en  esas  tesis  eran  las  siguientes:     • • • • • La  salvación  por  la  fe   todos  los  cristianos  era  sacerdotes  sin  necesidad  de  ninguna  ordenación  especial   se  negaba  la  autoridad  suprema  del  Papa  sobre  la  cristiandad  universal.     Criticaba   los   numerosos   sacramentos  de   la   Iglesia   Católica,   reduciéndolos   a   sólo   dos,   que  él  pensaba  eran  bíblicamente  fundamentados   los  poderes  civiles  debían  tener  plena  autoridad  política  sobre  la  Iglesia  Católica.   La   repercusión   de   Lutero   fue   inmensa,   no   sólo   en   Alemania,   sino   en   toda   Europa.   Roma   declaró  hereje  a  Lutero  y  lo  excomulgó,  lo  aisló  de  la  Iglesia  Católica.     En  el  año  1521,  el  recientemente  elegido  emperador  de  Alemania,  Carlos  V,  invitó  a  Lutero  a   una  dieta  (asamblea  que  reúne  a  todas  las  autoridades  del  imperio)  en  la  ciudad  alemana  de   Wörms   para   que   explicase   su   postura   protestante.   La   dieta   se   efectuó,   pero   Carlos   V   no   quedó   convencido   de   la   doctrina   que   expuso   Lutero,   así   que   proclamó   una   declaración   de   lealtad  y  fidelidad  hacia  la  Iglesia  Católica,  siendo  la  dinastía  de  los  Habsburgo  la  pionera  en  la   defensa   del   catolicismo   en   Alemania,   y   firmando   el   Edicto   de   Wörms   (   8   de   mayo   de   1521)   en   el   cual   se   declaraba   a   Martín   Lutero   hereje   notorio   y   se   podía   leer,   textualmente,   el   siguiente   6     párrafo,  en  referencia  al  mismo  Lutero:  "Nadie  podrá  acogerlo  ni  ampararlo,  y  todos  tendrán  la   grave  obligación  de  detenerlo  y  entregarlo,  de  destruir  y  quemar  sus  libros,  panfletos,  sátiras  y   caricaturas  contra  el  papa,  contra  los  prelados  y  contra  la  fe.  Los  libreros  que  contraviniesen   estos  mandatos  serán  sometidos  también  a  las  penas  más  severas."   Por   lo   tanto,   el   edicto   de   Wörms   declaraba   a   Lutero   como   proscrito   en   el   Imperio,   pero   no   tuvo  la  suficiente  eficacia  como  para  obligar  a  los  príncipes  germanos  a  aplicarlo.  Así  pues,  la   transcendencia   del   Edicto   de   Wörms   será   inevitable,   puesto   que   su   aceptación   o   rechazo   dividirá  a  Alemania  entre  seguidores  y  enemigos  de  la  nueva  fe.   Debido   a   la   persecución   de   Lutero   en   Alemania,   se   simuló   un   secuestro   en   la   región   de   la   Sajonia.   Allí,   amparado   por   su   príncipe   territorial,   podría   vivir   y   trabajar   en   un   cierto   ambiente   de   tranquilidad   donde,   entre   otras   cosas,   tradujo   la   primera   Biblia   en   Alemán.   Lutero   vivió   en   las  dependencias  del  príncipe  hasta  el  fin  de  sus  días,  en  el  año  1946.   Lutero   recibió   el   soporte   de   los   príncipes   y   nobles   alemanes     que   ambicionaban   las   propiedades  de  la  Iglesia  y  querían  reforzar  su  autoridad  ante  el  emperador  Carlos  V  y  el  Papa.   Su  doctrina  se  difundió  rápidamente  por  Alemania,  Suecia,  Dinamarca,  Noruega,  Países  Bajos,   Inglaterra  y  Suiza.   La  muerte  de  Lutero  no  significó  el  final  de  su  doctrina  en  la  Alemania  moderna.  El  emperador   Carlos   V   seguía   persiguiendo   a   los   grupos   religiosos   que   la   apoyaban.   En   la   batalla   de   Mühlberg  cayó  la  Liga  de  Esmalcalda,  defensora  del  protestantismo,  pero  ni  siquiera  así  pudo   acabar  con  la  influencia  protestantita  en  Alemania,  lo  que  derivó  en  la  Paz  de  Augsburgo  de   1555,  la  cual  determinaba  que  cada  príncipe  alemán  podría  profesar  la  religión  que  desease   sin  estar  sujeto  a  prohibiciones  del  emperador,  el  cual  quedaba  exento  de  ese  derecho.   La   firma   de   la   Paz   de   Augsburgo   puede   interpretarse   como   un   triunfo  del   protestantismo   en   Alemania.     Lutero  (1483-­‐1546)   Lutero   nace   en   Alemania,   en   Sajonia,   a   finales   del   siglo   XV.   Es   hijo   de   un   campesino   enriquecido   dedicado   al   negocio   del   cobre,  un   pequeño   empresario   minero.   Su   familia   le   paga   estudios   y   lo   destinan   a   la   universidad   a   estudiar   derecho,   típico   de   los   campesinos   (junto   a   la   medicina).   Era   religioso   y   practicante     y   un   día   por   el   campo   le   sorprendió   una   tempestad   y   se   refugió   y   cayó   un   rayo   que   le   aterrorizó,   se   encomendó   a   dios   y   su   amigo   apareció   muerto.   Hizo  votos  y  entro  al  convento  de  los  agustinos.  Supera  a  los  otros  miembros  del  convento  y   estudia  y  llega  a  catedrático  de  las  Sagradas  Escrituras.  Viaja  a  Roma,  estudia  bien  las  sagradas   escrituras  y  confunde  la  tentación  con  el  pecado.  En  el  mundo  europeo  de  entonces  flotaba   una  común  preocupación:  la  de  la  salvación  del  hombre.  En  Lutero  también  pesaba  mucho.  Por   eso  entró  en  la  vida  religiosa    y  se  tomó  muy  en  serio  las  leyes,  normas  y  prescripciones.  Pero   aun   así   sentía   en   sí   la   concupiscencia,   la   tendencia   al   pecado,   se   sentía   culpable,   tenía   muchos   escrúpulos   de   conciencia.   Se   encontraba   que   siempre   tenía   pecados.   Y   confundía   eso,   la   7     tentación   con   el   pecado.   El   ser   humano   tiene   pasiones   incontrolables   que   tienden   a   unas   tentaciones,   que   sin   embargo,   no   son   pecado   si   no   se   consienten.   Sólo   pecado   si   hay   consentimiento,  no  por  sentirlas.  Lutero  pensaba  que  con  sentirlo  sería  condenado.  Mientras   tanto,   en   su   docencia   iban   apareciendo   síntomas   de     un   nuevo   planteamiento,   fruto   de   su   formación   nominalista,   su   postura   antiescolástica,   y   su   deseo   de   fundamentarlo   todo   en   la   Biblia.   A   partir   de   su   cristocentrismo   y   el   concepto   tan   nominalista   de   la   omnipotencia   absoluta   de   Dios,   fue   formulando   lo   que   supliría   esa   serenidad   interior   que   echaba   en   falta   en   sí  mismo:  soluciona  su  sentimiento  de  culpa  con  la  idea  de  que:  “el  justo  se  salva  por  la  fe”.   Haga  lo  que  haga  no  avanzaré,  con  tener  fe  me  salvo,  porque  Dios  quiere  a  todos  y  salvarlos   por  la  fe.  Tampoco  quiere  decir  que  uno  se  pueda  convertir  en  un  sinvergüenza,  pero  lo  que   salvará  en  última  instancia  será  la  fe.  Lutero  propone  las  buenas  obras,  pero  que  en  el  fondo   no  importan.  Una  sola  es  la  causa  de  la  salvación:  Dios;  y  uno  es  el  único  mediador,  Jesús.  La   Iglesia   es   relegada   como   simplemente   comunidad   de   creyentes.   Con   la   Iglesia   innecesaria,   también  lo  eran  los  sacramentos.       Lo  que  separa  a  Lutero  de  los  católicos   Su   hallazgo   es   la   creencia,   ante   una   conciencia   angustiada,   de   la   salvación   por   la   fe.   Representa   la   supresión   de   una   serie   de   intermediarios   entre   Dios   y   los   Hombres.   El   sacerdocio,  la  clerecía.  Su  programa  tiene  muchas  derivaciones:   Los  3  elementos  principales  que  separan  Lutero  de  los  católicos  son  à  la  salvación  por  la  fe,  el   sacerdocio  universal  y  la  autoridad  de  la  Biblia:   • • La  salvación  por  la  fe  à  “sola  fide”,  la  justificación  por  la  fe.  La  doctrina  de  la  Iglesia   católica  era  la  fe  sumada  a  las  buenas  obras.  Si  se  tiene  fe  se  está  bien  iluminado  y  de   ahí   se   tiene   que   ir   a   la   bondad.   La   Iglesia,   frente   al   protestantismo   dice   et   et   et,   no   sólo,   como   hace   Lutero   (sólo   fe).   Tampoco   propone   la   libertad   de   costumbre,   pero   solo  la  fe  salva.   Libre   examen   de   la   escritura.   Libre   interpretación   de   la   escritura,   yo   lo   leo   y   como   tengo   inteligencia   puedo   interpretarlo   por   mí   mismo.   Dios   ya   me   iluminará.   En   la   religión   cristiana   hay   que   acudir   siempre   a   la   Biblia,   pero   la   Iglesia   dice   que   no   sólo   escritura,  sino  también  tradición,  es  decir,  leo  y  entiendo  pero  no  basta,  hay  que  leer   lo  que  la  Iglesia  dice  que  es  y  significa.  Hay  que  leer  la  Biblia  pero  con  la  interpretación   de   la   Iglesia,   la   cual   se   obtiene   de   la   tradición   (la   serie   de   doctores   de   la   Iglesia,   los   padres   de   la   Iglesia   que,   como   Agustín,   la   leyeron   y   explicaron).   La   Biblia   leída   con   anotaciones.  En  resumen  à  Tú  no  puedes  leer  biblias  que  no  estén  aprobadas  por  la   Iglesia.  También  se  llegó  a  la  exageración  de  no  leer  la  Biblia  y  limitarse  a  escuchar  su   interpretación.  ¿Por  qué  hay  tantas  iglesias?  Porque  cada  uno  lee  la  Biblia  y  saca  sus   propias  conclusiones.  El  mundo  protestante  tiene  una  capacidad  de  división  tremenda:   o Luteranos:  sobretodo  en  Holanda.  También  Suecia   o Calvinistas:  franceses,  en  Suiza   o Metodistas   o Mormón   8     • o Cuáquero     o Presbiterianos   o Baptistas   o …   El   sacerdocio   universal:   no   hace   falta   la   Iglesia,   el   ser   humano   se   entiende   con   Dios   directamente.   La   iglesia   pierde   función.   No   desaparece,   pero   no   es   una   cosa   aparte,   y   quien   parece   que   es   listo   y   estudioso   se   va   a   estudiar   sobre   ello.   No   creen,   pero,   en   una   casta   que   además   tiene   el   poder   de   absolver   y   sea   el   cauce   natural   entre   Dios   y   la   humanidad.   La   responsabilidad   es   de   uno   y   no   te   pueden   absolver,   etc.   La   moral   objetiva   pasa   a   ser,   con   el   protestantismo,   moral   subjetiva,   depende   de   uno   mismo   su   salvación.  Al  protestantismo  le  sobran  la  idolatría  a  los  Santos,  las  vírgenes…  La  Iglesia   católica   defiende   que   el   ser   humano   la   necesita   como   intermediaria   de   él   y   Dios.   Lutero   crea   una   Iglesia   reformada,   pero   que   para   ellos   es   una   asamblea   de   gente   que   está   de   acuerdo,   que   reza   y   canta,   pero   que   no   es   una   institución   divina   como   la   católica.       Vistos   los   tres   puntos,   hay   otros,   como   el   casamiento   de   los   sacerdotes,   etc.   pero   ya   no   son   dogmas  o  puntos  esenciales.       Lutero  y  su  predicación   Lutero,   con   su   programa,   tras   el   escándalo   de   las   indulgencias   de   Alberto   de   Brandeburgo,   puso  sus  tesis,  las  predicó  en  1517,  y  llegaron  a  Roma.  Al  principio  creían  que  era  una  pelea   entre  frailes.  El  papa,  León  X,  a  lo  largo  de  toda  la  controversia  demostró  no  captar  en  absoluto   la  profundidad  de  los  hechos.  Pero  entonces  leyeron  las  tesis,  llegaron  a  León  X.     En     1519,   moría   Maximiliano   I   y   ascendía   a   la   corona   imperial   Carlos   V   (frente   a   las   pretensiones  de  Federico  de  Sajonia,  apoyado  por  León  X,  y  Francisco  I  de  Francia).  Desde  este   momento,   quedaron   entrelazadas   las   cuestiones   religiosas   con   las   religiosas:   a   la   voluntad   imperial  de  fortalecer  el  Imperio  y  de  que  la  religión  católica  sirviera  como  recurso  a  la  unidad,   se   contrapondría   la   alentación   de   los   señores   del   imperio   que   querían   debilitar   la   fuerza   imperial.     Resuelta   la   incógnita   sucesoria   del   emperador,   León   X   aceleró   el   proceso   contra   Lutero:   el   Papa   las   había   leído   y   condenó   a   Lutero   en   la   Bula   de   1520,   el   exurge   domine.   Muestra   la   visión  de  la  herejía,  algo  dañino  para  la  comunidad  “acude  señor  en  auxilio  nuestro  porque  nos   ha   entrado   la   mala   bestia”.   La   otra   imagen   de   la   herejía,   la   que   muestra   la   inquisición,   es   la   de   la   cizaña   (jull   en   catalán),   la   hierba   mala   que   crece   en   medio   de   un   cultivo   bueno,   y   que   es   necesario  retirar  en  seguida.  Un  hereje  es  la  mala  hierba  en  medio  de  los  buenos,  y  la  hierba   mala  se  arranca,  se  hace  un  montón,  y  se  quema.  Y  eso  se  hace  con  el  hereje.  Hay  que  destriar   el  trigo  de  la  cizaña.  Y  Lutero  es  así  condenado  en  Junio  de  1520,  con  el  emperador  Carlos.   9     La   Iglesia   le   comunicó   al   emperador   que   aquel   monje   agustino   era   un   hereje,   y   Carlos   se   encuentra  con  un  rebelde  en  el  Imperio  y  cree  que  el  tema  entre  protestantes  y  católicos  se   podía   solucionar.   Creía   posible   encontrar   soluciones,   reunir   un   concilio…   pensaba   como   emperador  de  Alemania,  porque  en  España  o  Italia  no  había  ese  problema.  Convoca  la  Dieta   Imperial  (el  gran  parlamento  alemán).   (La   Dieta   la   forman   los   príncipes   electores   y   todos   los   que  tenían  soberanía  en  Alemania,  desde  los  príncipes  hasta  las  repúblicas  urbanas,  donde  no   había   príncipe,   y   los   príncipes   arzobispos,   las   abadías…   Y   la   Dieta   elegía   al   emperador.   Alemania  era  un  puzle  de  Estados,  unos  muy  grandes  y  otros  muy  pequeños).  Carlos  convoca   Dieta,   aconsejado   por   sus   consejeros   imperiales,   para   halagar   la   corriente   más   nacionalista,   que  se  había  opuesto  a  su  elección,  para  que  le  reconozcan  (ya  había  sido  elegido  y  declarado   emperador   (pagó   a   la   Dieta   más   que   el   resto   de   candidatos,   y   lo   eligieron)   y   presentarse   como   emperador.   Asñi   nació   la   Dieta   de   Worms,   1521,   a   la   que   acudió   Lutero   provisto   de   un   salvoconducto.  En  la  agenda  estaba  el  tema  de  Lutero.  Sabe  que  está  excomulgado  y  dice  que   lo  dejen  hablar,  le  da  un  salvoconducto  para  que  no  lo  detengan.  Así  tiene  lugar  la  sesión  en   con   Lutero,   que   expuso   sus   tesis   con   cuidado.   Y   el   emperador   refuta   a   Lutero   y   le   dice   que   como   monje   está   equivocado   y   que   él,   descendiente   de   emperadores   y   personas   que   han   defensado  a  los  católicos,  etc.,  no  va  a  ir  de  su  parte.  Le  llama  hereje  y  le  da  un  salvoconducto   para  que  se  vaya.  Y  si  le  cogen  podrá  ser  juzgado.  En  resumen,  Lutero  se  negó  a  retractarse,   defiende   su   doctrina,   que   no   va   ir   en   contra   de   Dios   por   gustar   a   los   hombres.   Y   la   Dieta   dictó   su   proscripción:   Lutero   debía   ser   ajusticiado   por   cualquier   señor   que   lo   encontrara   en   sus   dominios.     Entonces   uno   de   los   electores   Mauricio   de   Sajonia   lo   rapta   a   la   salida   de   Worms,   pero   en   realidad  es  un  encubrimiento  para  salvarlo,  porque  al  hereje,  cualquiera  lo  puede  capturar.  Se   va   al   castillo   deWartburg,   y   traduce   la   Biblia   al   alemán   bajo   la   protección   de   Mauricio.   Va   saliendo   a   luz   pública   todo,   y   saca   consecuencias:   ve   que   tiene   Iglesia   y   emperador   en   su   contra  y  desarrolla  una  teoría:  buscar  la  protección  de  los  príncipes,  de  las  iglesias  nacionales,   incluso   de   principados   eclesiásticos   donde   el   obispo   quiera   casarse   o   no   enviar   dinero   al   Papa,  etc.  Ese  obispo  se  hace  laico  y  deja  la  Iglesia,  como  pasa  con  los  caballeros  teutónicos,   que  protegían  la  frontera  alemana  contra  rusos,  etc.,  que  se  vuelven  protestantes.  Protegen  a   Lutero.     Como   la   Iglesia   ha   de   ser   reducida,   las   órdenes   religiosas   tampoco   tienen   valor.   Un   poco   como  Erasmo  al  criticar  el  monacato.  Suprime  las  órdenes  religiosas  y  las  tierras  se  las  da  a   los   príncipes   à   Lutero   va   a   buscar   su   protección     mediante   los   príncipes   à   surge   el   tema   de   las   Iglesias   nacionales.   Se   hacen   Iglesias   nacionales.   Ponerse   bajo   la   protección   de   los   príncipes  era  su  única  salida,  y  por  eso  pervivió  el  protestantismo.  Los  convenció  con  tierras  y   lo   justificaba   con   que   a   la   Iglesia   le   sobraban   tierras.   Aparecerán,   pues,   Iglesias   hermanas   sometidas  cada  una  a  un  príncipe,  vinculadas  entre  ellas  por  las  doctrinas  de  Lutero.         10     ...

Tags: