Resumen lo pulido (2016)

Resumen Español
Universidad Blanquerna (URL)
Grado Periodismo y Comunicación Corporativa - 1º curso
Asignatura Estética
Año del apunte 2016
Páginas 3
Fecha de subida 25/04/2016
Descargas 1
Subido por

Vista previa del texto

Estètica 2n semestre – URL Blanquerna Irene Fenollar Morante 16/04/2016 COMENTARIO DE TEXTO: LO PULIDO Lo pulido, pulcro, liso e impecable es la seña de identidad de la época actual, ya que refleja un imperativo social general: encarna la actual sociedad positiva. Los rasgos esenciales de la estética de lo pulido es la capacidad de amoldarse y la falta de resistencia. De esta manera, lo pulido no daña y no ofrece ninguna resistencia, es decir, el objeto pulido anula lo que tiene puesto enfrente, toda negatividad resulta eliminada. Por ejemplo, el sharing, el compartir o el dar me gusta, representan un medio pulimentado comunicativo, donde aspectos negativos se eliminan y representan obstáculos para la comunicación acelerada.
En aspectos de arte, Andy Warhol, aunque era partidario de la superficie bella y satinada, en algunas de sus obras, podemos apreciar la negatividad de la muerte y el desastre. En cambio, Jeff Koons, es considerado como el maestro de las superficies pulidas, ya que en sus obras dice que el observador de su obra simplemente debe emitir un <Wow!> y añade que no es necesario que éste haga un juicio, una interpretación, una reflexión o un pensamiento de la obra. Según, el artista, el arte no es otra cosa que belleza, alegría y comunicación. Por eso, en sus obras surge el imperativo táctil de palparlas e incluso el placer de lamerlas. Es por eso, que la positividad invita al observador a la anulación de la distancia, a lo táctil, es decir, a la negatividad. Debemos tener en cuenta que un juicio estético presupone una distancia contemplativa. Otro aspecto a destacar en Koons, es el término pulidez del espejo que observamos en sus esculturas, ya que el observador puede verse reflejado en ellas. El mensaje que plasma el arte de Koons y que quiere transmitir de la misma manera al observador, es que éste aprenda a confiar en sí mismo y en su historia propia. Es decir, debe sentir su propio placer de vivir. Además, en su arte, se puede ver ejemplificada una dimensión teriológica, en la que promete una redención, porque ejerce una sacralización de lo pulido e impecable. Es por eso, que él escenifica una religión de lo pulido, de lo banal, a la vez, que es calificada como una religión del consumo, al precio de que toda negatividad debe ser eliminada. También, encontramos personas, como Hegel, que mantiene que el arte tiene un sentido, restringe lo sensible del arte a los sentidos teóricos, el de la vista y el oído. Entonces, el olfato y el gusto quedan excluidos del deleite artístico, son receptivos para lo agradable, pero no para lo bello del arte. De esta manera, el olfato, el gusto y el tacto se relacionen con lo material y con las cualidades inmediatamente sensibles. Roland Barthes suscita el nuevo modelo DS de Citroën, donde lo liso es un atributo permanente de la perfección y sin junturas, que transmiten una sensación de levedad en un sentido mágico, a la vez que, encarna una superficie perfecta y optimizada sin profundidad ni bajura. Aunque, el modelo DS y su forma general sea muy envolvente, lo que más interesa al público son Estètica 2n semestre – URL Blanquerna Irene Fenollar Morante 16/04/2016 sus ajustes. Existe la insinuación de una nueva fenomenología del ajuste, en la que se introduce la idea de una naturaleza más fácil. También argumenta que el tacto es el sentido más desmitificador de los sentidos, porqué la desmitificación convierte todo en degustable y consumible. De esta manera, el tacto destruye la negatividad de lo completamente distinto y es incapaz de asombrarse. Por ejemplo, la pulida pantalla táctil o touchscreen, es un lugar de desmitificación y de consumo total. No obstante, Gadamer, opina que la negatividad es esencial en el arte, ya que hay algo que conmociona, remueve, que pone en cuestión el rumbo de la vida de la persona.
Hoy en día, lo bello resulta satinado cuando no hay negatividad, conmoción y vulneración. La estetización demuestra ser una anestetizacion. Con esto queremos decir que en la actualidad, es imposible la experiencia de lo bello, porqué se impone el agrado mientras que la experiencia queda paralizada porque no existe negatividad. En la actualidad, se vuelve pulido lo bello y lo feo, pero éste último pierde la negatividad de lo diabólico, de lo siniestro o de lo terrible y satina convirtiéndolo en una fórmula de consumo y disfrute. En cambio, en los artistas y poetas del Fin de Siècle lo feo tenía algo abisal y demoníaco, era provocación y emancipación porque rompía de forma radical con los modelos tradicionales de percepción. Bataille percibía en lo feo una posibilidad de disolución de los límites y de liberación. Ofrece un acceso a la trascendencia. En este sentido, la industria del entretenimiento explota lo feo y lo asqueroso1. Los reality shows de supervivencia carecen de negatividad, ya que son convertidos en formato de consumo. Rosenkranz argumentaba que lo asqueroso tiene una dimensión existencial y que se asocia a aquello que se pudre y se descompone. De la misma manera, toda ambivalencia y todo secreto se perciben como sucios. Por eso los datos, se les relaciona con algo de pornográfico y obsceno al no tener intimidad. Es aquí, donde se les distingue del lenguaje, porque se le permite una nitidez total. En este sentido, el dataísmo introduce una segunda ilustración que satina la acción convirtiéndola en transacción, en proceso manejado mediante datos.
La comunicación visual pulida e impecable mantiene despierta la mirada gracias a la alternancia rítmica de presencia y de ausencia, de encubrimiento y de desvelamiento.
También, lo erótico se debe a la puesta en escena de una aparición-desaparición. La presencia pornográfica de lo visible destruye lo imaginario. La esencia de la sexualidad es exceso y transgresión, porqué disuelve los límites. El imperativo higiénico sería el final del erotismo sucio, ya que éste deja paso a la pornografía limpia.
En última instancia, debemos ser conscientes que el saber es propio de la negatividad, aunque debe conquistarse luchando contra una resistencia. El saber tiene una 1 El asco era un estado de excepción, una crisis aguda de autoafirmación frente a una alteridad inasimilable, un espasmo y un combate en el que se decide, literalmente, el ser o no ser.
Estètica 2n semestre – URL Blanquerna Irene Fenollar Morante 16/04/2016 estructura temporal distinta que abarca entre el pasado y el futuro. En cambio, la información habita un tiempo que se ha satinado a partir de puntos de presente indiferenciados.
En conclusión, lo pulido es algo que a uno meramente le gusta y que carece de negatividad, y que a día de hoy, la sociedad actual siente asco ante cualquier forma de negatividad. Es por eso, que hoy la comunicación se vuelve lisa al haber sido satinada y convertida en un intercambio sin fricciones de informaciones. De esta manera, la positividad de lo pulido acelera los circuitos de información, de comunicación y de capital.
- ¿En qué consiste la crisis de lo bello según el autor? La crisis de lo bello hace referencia a la sociedad actual, que reconoce aquello que es bonito y que le gusta, a la vez que elimina o rechaza algún elemento negativo. De esta manera, se establecen problemáticas en la comunicación entre los colectivos de la sociedad al dar importancia tan sólo a lo pulido y no también a lo negativo.
No obstante y según el autor, lo bello para él se identifica con el arte del pasado, es decir, con aquello que mostraba la belleza y la fealdad en una misma obra. Dicho arte conlleva que un autor en su obra no suprima la negatividad y, por lo tanto, la comunicación no se perdía o no era defectuosa.
...